‘CIENCIA FICCIÓN’

Gattaca (1997): el genoísmo puesto a prueba

A mi juicio Gattaca (1997) es, de lejos, la película que trata con mayor elegancia los asuntos de la privacidad de los datos genéticos, el determinismo genético, la discriminación por motivos genéticos, la eugenesia y los hijos a la carta. Esta ficción del neozelandés Andrew_Niccol (dirección y guión), también responsable de El show de Truman (1998), está cargada de simbología plástica y guiños al espectador. A mí al menos se me hizo cortísima para la cantidad de sucesos que tienen lugar en los diferentes niveles de lectura que comprende.

Hace poco he leído un interesantísimo artículo de Francisco Javier de Prada Pérez en el que se apuntan varias de las ideas que yo había perfilado y quería expresar aquí. Entre otras, que tanto la Declaración Universal sobre el Genoma Humano y los Derechos Humanos (París, 1997) como la Declaración sobre los Datos Genéticos (París, 2003), ambas de la UNESCO, casi parecen consecuencias directas de esta cinta, que no sólo no ha envejecido mal sino que se mantiene más actual que nunca. Por supuesto, las declaraciones de París no son reseñas, ni en ellas se hace mención alguna a Gattaca, pero la convergencia de ideas muestra lo acertado del planteamiento de la película respecto a los temas de estas declaraciones, que aún hoy preocupan a todos los comités de bioética internacionales.

Sólo le veo dos defectillos a Gattaca, que me dejo para el final. Ahora paso a analizar algunos aspectos de la obra (aviso: hay muchos espóilers). (más…)

Etiquetas: , ,
Categorias: CIENCIA FICCIÓN

Asunto H1N1, o cómo en realidad las cosas funcionan mejor que en la ficción…

El anterior post de JAL sobre el asunto de la gripe A (alias gripe porcina, alias gripe mexicana, alias nueva gripe, alias H1N1, nombres de los que quizá el de porcina sea el más correcto, aunque indeseable por motivos comerciales) me ha recordado al último capítulo de la última temporada de ReGenesis, rodado en 2008 y cuyo guión probablemente sea de 2007…

(más…)

Etiquetas:
Categorias: CIENCIA FICCIÓN

Lamarck, el décimo pasajero (y II)

El bicho de Alien y sus secuelas es un xenoforme, una forma de vida alienígena de origen incierto. Unos atribuyen su creación mediante tecnologías de ADN recombinante a los Space Jockeys, los extraterrestres que aparecen muertos donde los humanos encuentran los huevos por primera vez; otra teoría otorga un origen “natural” a la especie; y luego habría especulaciones que involucran a los depredadores de Predator, con o sin la connivencia de los Space Jockeys. En fin, en realidad no se sabe de dónde provienen los xenoformes pero sí que llevan miles de millones de años dedicados a cazar y reproducirse aprovechándose de cualquier incauto que ose acercarse lo suficiente a ellos o a uno de sus huevos, respectivamente. El caso es que lo que más nos importa aquí es su ciclo de vida

(más…)

Etiquetas:
Categorias: CIENCIA FICCIÓN

Lamarck, el décimo pasajero (I)

Ripley: ¿Cómo le matamos? Tiene que haber alguna forma de matarlo ¿Cómo lo hacemos?

Ash: No podéis. Aún no comprendéis a qué os enfrentáis, ¿verdad? Un organismo perfecto. Su perfección estructural es sólo comparable a su hostilidad.

Lambert: Tú le admiras.

Ash: Admiro su pureza. Es un superviviente […] No tenéis ninguna posibilidad. Pero… contáis con mi simpatía.

 

 

(más…)

Etiquetas:
Categorias: CIENCIA FICCIÓN

La Biología en la pantalla… o preparar una muestra de microscopio con una probeta de dos litros (III)

Terminaba mi anterior entrega diciendo que hay escenas bastante habituales en las que, como quien no quiere la cosa, se mete una patada a la realidad científica y los productores se quedan tan anchos. Vamos a ver unos ejemplos. Unos cuantos, hay muchos más. Estos son los que me vienen a la cabeza a bote pronto, pero seguro que los lectores podríais añadir infinidad de ellos. Y perdonad que no cite los títulos pero es que son situaciones más o menos recurrentes que se presentan como cosa hecha, se adoptan en cualquier producción como algo consensuado, se da por hecho que son situaciones comodín y, por supuesto, presentarlas así es tan lógico como ponerle una pajarita a un científico —y cara de panoli, a no ser que se trate de un joven prometedor, claro, porque entonces es superguay y megaenrollao; y apenas pisa el laboratorio pero cuando lo hace le da un repaso al de la pajarita, que no se entera de nada…

 

(más…)

Etiquetas:
Categorias: CIENCIA FICCIÓN

La Biología en la pantalla … o preparar una muestra de microscopio con una probeta de dos litros (II)

Al final de mi entrada anterior dije que, al margen del cine de serie B, había producciones costosas de cine y televisión que podían producir hilaridad a los científicos, o en ocasiones desprecio o incluso cabreo. Entre esta entrada y la siguiente veremos a qué me refería…

 

(más…)

Etiquetas:
Categorias: CIENCIA FICCIÓN

La Biología en la pantalla… o preparar una muestra de microscopio con una probeta de dos litros (I)

Todos sabemos que en el espacio nadie puede oír tus gritos, ni el estruendo de una explosión, ni ningún otro ruido. También somos conscientes de que los astronautas en realidad se tienen que desenvolver en condiciones de ausencia de gravedad, no pueden andar correteando mientras se disparan unos a otros. Los que hemos estudiado un poquito de química entendemos que, si un combustible explota en ausencia de atmósfera y, por tanto, de un agente oxidante, luego no puede echarse a arder. Y, apelando a conceptos físicos básicos como la tercera ley de Newton o la conservación de la cantidad de movimiento, podemos intuir cómo debería comportarse un objeto en el vacío del espacio y en ausencia de gravedad. Por lo tanto nos damos cuenta de que lo que se ve en las películas espaciales es una fantasía que intenta recrear la acción tal y como se desarrollaría aquí, en la Tierra, para darle más emoción al asunto o para eliminar complejidad y centrar la atención en la misma historia, cambiando sólo el escenario. Así, es frecuente ver a una nave con alas (¿¿???) comportarse como un avión, escorándose cuando tiene que virar, ardiendo si le dan de refilón en el depósito del combustible y explotando con gran estruendo y todo tipo de efectos sonoros si le dan de lleno o si algún inepto acciona el inefable mecanismo de autodestrucción que nunca falta en ninguna construcción humana que supere cierta envergadura.

< ?xml:namespace prefix = o ns = "urn:schemas-microsoft-com:office:office" /> 

Un inciso: no os habéis equivocado de blog. Es el de siempre, sí, el de Bio(Ciencia+Tecnología).

 

(más…)

Etiquetas:
Categorias: CIENCIA FICCIÓN