Archivo de febrero 11th, 2008

Alumnos españoles en los cursos de Lamarck

Entre los alumnos españoles del curso de Lamarck en el Museo de Historia Natural de Paris, algunos fueron reconocidos científicos como Carles Gimbernat y Joseph Garriga. Otros tuvieron actividades diversas en el mundo editorial y periodístico como Pedro María Olivé. Ninguno de ellos, que yo sepa, se dedicó a una función de apostolado, predicando por el mundo la “buena nueva” de la transformación de las especies. ¿Por qué?

Esto puede ser una muestra de que tanto la transformación de las especies (o, si se prefiere,  la evolución) más que la teoría científica revolucionaria que se nos ha venido ofreciendo, es otra cosa. Ni la transformación de las especies de Lamarck, ni la posterior evolución son algo que haya abierto los ojos a una manera radicalmente nueva de contemplar el mundo. Ambas han sido más bien reflejos de una misma manera, ya antigua, de ver la naturaleza; es decir, más que una novedad científica, innovaciones intelectuales con profundas connotaciones humanas y sociales que, gustarán más o menos, pero siempre han estado latentes; que, además, nunca podremos verificar experimentalmente en su totalidad y que dificilmente podrían haber servido  como fuente de algún cambio social importante, si el cambio no hubiese estado ya en marcha. Estudiar la transformación de las especies o la evolución, así en general, puede resultar en cualquier época tan útil e interesante como cualquier otra actividad, por ejemplo la litografía y quizás en aquella había menos de revolucionario y novedoso que en ésta. Mucho menos, en todo caso, de lo que se nos ha venido contando.

 

(más…)

Etiquetas: