Archivo de septiembre 19th, 2012

La explicación continúa en el párrafo centésimo septuagésimo cuarto de El Origen de las Especies

 

El autor ha representado en la gráfica lo que le ha parecido conveniente. No se ha basado en ningún ejemplo del mundo real. No distingue entre poblaciones, variedades y especies y carece de hipótesis alguna para explicar la formación de una nueva especie. No obstante, todo es probable y si hay que suponer algo, se supone lo que sea necesario sin ningún inconveniente.

 

 

174.

 

In a large genus it is probable that more than one species would vary. In the diagram I have assumed that a second species (I) has produced, by analogous steps, after ten thousand generations, either two well-marked varieties (w10 and z10) or two species, according to the amount of change supposed to be represented between the horizontal lines. After fourteen thousand generations, six new species, marked by the letters n14 to z14, are supposed to have been produced. In any genus, the species which are already very different in character from each other, will generally tend to produce the greatest number of modified descendants; for these will have the best chance of seizing on new and widely different places in the polity of nature: hence in the diagram I have chosen the extreme species (A), and the nearly extreme species (I), as those which have largely varied, and have given rise to new varieties and species. The other nine species (marked by capital letters) of our original genus, may for long but unequal periods continue to transmit unaltered descendants; and this is shown in the diagram by the dotted lines unequally prolonged upwards.

 

En un género grande es probable que más de una especie tenga que variar. En el cuadro he supuesto que otra especie I ha producido por etapas análogas, después de diez mil generaciones, dos variedades bien caracterizadas -w1O y z1O-, o dos especies, según la intensidad del cambio que se suponga representada entre las líneas horizontales. Después de catorce mil generaciones, se supone que se han producido seis especies nuevas, señaladas por las letras n14 a z14. En todo género, las especies que sean ya muy diferentes entre sí tenderán en general a producir el mayor número de descendientes modificados, pues son las que tendrán más probabilidad de ocupar puestos nuevos y muy diferentes en la economía de la naturaleza; por esto, en el cuadro he escogido la especie extrema A y la especie casi extrema I, como las que han variado más y han dado origen a nuevas variedades y especies. Las otras nueve especies -señaladas por letras mayúsculas- de nuestro género primitivo pueden continuar dando durante períodos largos, aunque desiguales, descendientes no modificados, lo que se representa en el cuadro por las líneas de puntos que se prolongan desigualmente hacia arriba

 

Etiquetas: