Un tal M. Flourens, siempre ardiente y joven, daba su lección con el mayor éxito,….

En su obra titulada Paris au XXe siècle, Julio Verne hace que su personaje principal,  Michel Dufrénoy, pasee errante a través de la ciudad de Paris en el invierno de 1962.

Al pasar por delante de la Sorbona, un tal M. Flourens, indica el autor, daba su lección con el mayor éxito, siempre ardiente y joven:

Por fin llegó, sin advertirlo, al bulevar Sebastopol, de la ribera izquierda, pasó frente a la Sorbona, donde M. Flourens dictaba todavía con gran éxito su curso, siempre ardoroso, siempre joven

Y aquí Verne hace un guiño al otro Flourens, el verdadero, el que como nosotros se atragantaba al leer los disparates contenidos en el Origen de las Especies. Pierre Jean Marie Flourens, fundador de la neurobiología experimental de quien hablaremos pronto y que había escrito, entre otros muchos,  un libro titulado:  “De la longévité humaine et de la quantité de vie sur le globe” (De la longevidad humana y de la cantidad de vida sobre el globo),  publicado por Garnier frères en  1854 y del que se publicaron cuatro ediciones antes de 1875.

El Flourens de ficción estaba (y está todavía) vivo en la novela de Verne, lamentablemente el verdadero no dispondría de  mucho tiempo para disfrutar de las ironías contenidas en las novelas de Verne o de atragantarse con las perogrulladas de Darwin.  Aquejado de una enfermedad, Flourens, el verdadero  Pierre Jean Marie Flourens,  padre de Gustave y de  Émile se retiraba en 1864 de toda actividad pública. En ese mismo año había escrito su libro titulado Examen du libre de M Darwin sus l’Origine des Espèces, del que tendremos ocasión de hablar. La enfermedad se lo llevaría a la tumba el seis de diciembre de 1867.

Pero,….¿Cómo llegué a enterarme de la existencia de Pierre Flourens?

Esta es una historia bien curiosa que les contaré enseguida,….

Referencia:

Jules Verne. Paris au XXe siècle, ch. XVI. Paris : Hachette, le cherche midi 1994, p. 193

 

 Manual para detectar la impostura científica: Examen del libro de Darwin por Flourens. Digital CSIC, 2013. 225 páginas.

Related posts:

  1. Un tal M. Flourens, militar destacado, ….¿sería este el great gun que se atragantaba con el libro de Darwin?
  2. Émile Flourens, ministro, diputado y escritor antimasónico. ¿Será este el great gun a quien se refería Darwin en su carta del quince de junio de 1864?
  3. A great gun Flourens has written a little dull book against me….
  4. Rousseau, las ideas virtuosas y el cadalso: Una lección de botánica atípica
  5. La máquina incapaz de distinguir siempre funcionando
Etiquetas:

Si te gustó esta entrada anímate a escribir un comentario o suscribirte al feed y obtener los artículos futuros en tu lector de feeds.

Comentarios

[...] Vemos que hay muchos Flourens, militares, políticos y escritores antimasónicos,  reales e inspiradores de personajes de ficción como el mismísimo Capitán Nemo,  pero ninguno de los vistos hasta ahora  es el verdadero M. Flourens, el great gun  que se atragantaba al leer el Origen de las Especies. Antes de conocer a este verdadero Flourens atragantado,  antes de escuchar sus explosiones, vamos a ver quién es, porque este existe todavía, el otro Flourens, el  Flourens de ficción……… [...]

(requerido)

(requerido)


*