Supuestas modificaciones de algunos himenópteros en el párrafo cuadrigentésimo vigésimo primero de El Origen de las Especies

¿Qué pruebas aporta el autor en favor de esta sentencia?:

en estos himenópteros se han modificado no sólo sus instintos, sino también su conformación en relación con sus costumbres parásitas

¿Conoce algún ejemplo de lo que indica, es decir de algún himenóptero antes y después de tales modificaciones?

 

Indica el autor:

 

no sé ver dificultad alguna en que la selección natural haga permanente una costumbre accidental, si es ventajosa para la especie, y si no es exterminado de este modo el insecto cuyo nido y provisión de comida se apropia traidoramente.

 

Pero esto es un gran disparate: En primer lugar hay que demostrar que una sola costumbre accidental se pueda convertir en permanente. A continuación demostrar el mecanismo que lo explica. Hecho todo esto, se demuestra que en ningún caso interviene la selección natural. Jamás.

 

 

421

 

Many bees are parasitic, and regularly lay their eggs in the nests of other kinds of bees. This case is more remarkable than that of the cuckoo; for these bees have not only had their instincts but their structure modified in accordance with their parasitic habits; for they do not possess the pollen-collecting apparatus which would have been indispensable if they had stored up food for their own young. Some species of Sphegidae (wasp-like insects) are likewise parasitic; and M. Fabre has lately shown good reason for believing that, although the Tachytes nigra generally makes its own burrow and stores it with paralysed prey for its own larvae, yet that, when this insect finds a burrow already made and stored by another sphex, it takes advantage of the prize, and becomes for the occasion parasitic. In this case, as with that of the Molothrus or cuckoo, I can see no difficulty in natural selection making an occasional habit permanent, if of advantage to the species, and if the insect whose nest and stored food are feloniously appropriated, be not thus exterminated.

 

 

Muchos himenópteros son parásitos, y ponen regularmente sus huevos en nidos de otras especies de himenópteros. Este caso es más notable que el del cuclillo, pues en estos himenópteros se han modificado no sólo sus instintos, sino también su conformación en relación con sus costumbres parásitas, pues no poseen el aparato colector del polen, que hubiera sido indispensable si recogiesen comida para sus propias crías. Algunas especies de esfégidos -insectos que parecen avispas- son también parásitos, y monsieur Fabre, recientemente, ha señalado motivos fundados para creer que, aun cuando el Tachytes nigra generalmente hace su propio agujero y lo aprovisiona con presas paralizadas para sus propias larvas, a pesar de esto, cuando este insecto encuentra un agujero ya hecho y aprovisionado por otro esfégido, se aprovecha de la ventaja y se hace accidentalmente parásito. En este caso, como en el del Molothrus o en el del cuclillo, no sé ver dificultad alguna en que la selección natural haga permanente una costumbre accidental, si es ventajosa para la especie, y si no es exterminado de este modo el insecto cuyo nido y provisión de comida se apropia traidoramente.

 

 

Lectura aconsejada:

Related posts:

  1. Falacias al descubierto en el párrafo ducentésimo vigésimo primero de El Origen de las Especies
  2. No se da definición de instinto pero se indica que hay un poco de juicio o razón en animales inferiores de la escala natural en el párrafo cuadrigentésimo primero de El Origen de las Especies
  3. El caso de Egipto, país en el cual el clima no cambia, y los animales tampoco; algunos argumentos en contra de la ciencia, y otras enseñanzas de la doctrina en el párrafo tricentésimo vigésimo séptimo de El Origen de las Especies
  4. Algunas costumbres de las gallináceas en el párrafo cuadrigentésimo vigésimo de El Origen de las Especies
  5. La selección natural, es decir, nada o acaso la naturaleza, en el párrafo centésimo vigésimo primero de El Origen de las Especies
Etiquetas:

Si te gustó esta entrada anímate a escribir un comentario o suscribirte al feed y obtener los artículos futuros en tu lector de feeds.

Comentarios

Aún no hay comentarios.

(requerido)

(requerido)


*