A gusto entre los horticultores en el párrafo cuadrigentésimo sexagésimo quinto de El Origen de las Especies

El autor se encuentra siempre más a gusto entre horticultores que entre científicos. Así es notable el comienzo del párrafo:

Los experimentos prácticos de los horticultores, aunque no estén hechos con precisión científica, merecen alguna atención.

 

En el que también nos dice:

 

Herbert afirma que un híbrido de Calceolaria integrifolia y plantaginea, especies sumamente diferentes en su constitución general, «se reproduce tan perfectamente como si fuese una especie natural de las montañas de Chile».

 

Y bien. ¿Dónde podemos consultar los experimentos y los resultados de Herbert?

 

 

 

465

The practical experiments of horticulturists, though not made with scientific precision, deserve some notice. It is notorious in how complicated a manner the species of Pelargonium, Fuchsia, Calceolaria, Petunia, Rhododendron, etc., have been crossed, yet many of these hybrids seed freely. For instance, Herbert asserts that a hybrid from Calceolaria integrifolia and plantaginea, species most widely dissimilar in general habit, “reproduces itself as perfectly as if it had been a natural species from the mountains of Chile.” I have taken some pains to ascertain the degree of fertility of some of the complex crosses of Rhododendrons, and I am assured that many of them are perfectly fertile. Mr. C. Noble, for instance, informs me that he raises stocks for grafting from a hybrid between Rhod. ponticum and catawbiense, and that this hybrid “seeds as freely as it is possible to imagine.” Had hybrids, when fairly treated, always gone on decreasing in fertility in each successive generation, as Gartner believed to be the case, the fact would have been notorious to nurserymen. Horticulturists raise large beds of the same hybrid, and such alone are fairly treated, for by insect agency the several individuals are allowed to cross freely with each other, and the injurious influence of close interbreeding is thus prevented. Any one may readily convince himself of the efficiency of insect agency by examining the flowers of the more sterile kinds of hybrid Rhododendrons, which produce no pollen, for he will find on their stigmas plenty of pollen brought from other flowers.

 

Los experimentos prácticos de los horticultores, aunque no estén hechos con precisión científica, merecen alguna atención. Es notorio de qué modo tan complicado han sido cruzadas las especies de Pelargonium, Fuchsia, Calceolaria, Petunia, Rhododendron, etc., y, sin embargo, muchos de estos híbridos producen abundantes semillas. Por ejemplo, Herbert afirma que un híbrido de Calceolaria integrifolia y plantaginea, especies sumamente diferentes en su constitución general, «se reproduce tan perfectamente como si fuese una especie natural de las montañas de Chile». Me he tomado algún trabajo para determinar el grado de fecundidad de algunos de los cruzamientos complejos de los Rhododendron, y me he convencido que muchos de ellos son perfectamente fecundos. Míster C. Noble, por ejemplo, me informa que cultiva para el injerto pies de un híbrido de Rh. ponticum y catawbiense, y que este híbrido «produce semillas tan abundantemente como pueda imaginarse». Si los híbridos, convenientemente tratados, hubiesen ido disminuyendo siempre en fecundidad en cada una de las generaciones sucesivas, como creía Gärtner, el hecho hubiera sido bien conocido de los horticultores. Los horticultores cultivan grandes tablas de los mismos híbridos, y sólo así están cuidados convenientemente, pues, por la acción de los insectos, los diferentes individuos pueden cruzarse libremente, y de este modo se evita la influencia perjudicial de los cruzamientos entre parientes próximos. Todo el mundo puede fácilmente convencerse por sí mismo de la eficacia de la acción de los insectos examinando las flores de las clases más estériles de Rhododendron, híbridos que no producen polen, pues encontrará en sus estigmas gran cantidad de polen, traído de otras flores.

Lectura aconsejada:

Related posts:

  1. Más casos de cruzamientos entre especies y una gran confusión en el párrafo cuadrigentésimo sexagésimo cuarto de El Origen de las Especies
  2. Un simple caso de fecundidad entre híbridos de dos especies en el párrafo cuadrigentésimo sexagésimo tercero de El Origen de las Especies
  3. Un autor atrevido pide nuestra confianza en el párrafo cuadrigentésimo sexagésimo segundo de El Origen de las Especies
  4. Por fin se exponen las diferencias entre variedades y especies en el párrafo cuadrigentésimo quincuagésimo noveno de El Origen de las Especies
  5. La postmodernidad desnuda y otras bromas de mal gusto
Etiquetas:

Si te gustó esta entrada anímate a escribir un comentario o suscribirte al feed y obtener los artículos futuros en tu lector de feeds.

Comentarios

Aún no hay comentarios.

(requerido)

(requerido)


*