Archivo de junio, 2015

Los órganos en estado rudimentario en el párrafo octingentésimo trigésimo de El Origen de las Especies

TweetComo estos párrafos finales vuelven a andar por lo andado toca ahora el turno, o mejor dicho el returno, de los órganos en estado rudimentario. Para empezar: ¿Cuáles eran? El apéndice tal vez, o el coxis. Pero,… un momento,  ¿Son los que Darwin consideraba órganos en estado rudimentario verdaderamente órganos en estado rudimentario? O es [...]


Razones de peso en el párrafo octingentésimo vigésimo noveno de El Origen de las Especies

TweetCon las razones de peso que presenta el autor, es decir, que todos los miembros de clases enteras están reunidos por una cadena de afinidades, no nos queda más remedio que elegir: ¿Hay evidencia suficiente para defender una comunidad de origen, es decir, el antepasado común? Algunos vamos a decir que no.       [...]


Los naturalistas y su opinión más común en el párrafo octingentésimo vigésimo octavo de El Origen de las Especies

TweetEl autor se dirige a un público general y no a un público científico. Además queda claro que él no se considera dentro del conjunto de los naturalistas, sino que es más bien, alguien especial: una especie de enviado con una misión.    828.   As a record of a former state of things, I [...]


Llegamos a una extraña conclusión en el párrafo octingentésimo vigésimo séptimo de El Origen de las Especies

TweetHay algo que han dicho algunos naturalistas que al autor le parece una extraña conclusión. El presentarlo así, de una manera confusa y ambigua, sirve para reforzar su posición. A estas alturas de la lectura, sabemos bien cuál es su posición y que no tiene defensa alguna, digan lo que quieran otros naturalistas.   827. [...]


Por completo convencido de la verdad de las opiniones dadas (fully convinced of the truth of the views given) en el párrafo octingentésimo vigésimo sexto de El Origen de las Especies

TweetEs comodísimo ocultar nuestra ignorancia bajo expresiones tales como el plan de creación, unidad de tipo, etcétera, y creer que damos una explicación cuando tan sólo repetimos la afirmación de un hecho. Esto dice el autor con otras cosas semejantes en este revelador párrafo, cuya peligrosidad para la ciencia es sólo comparable al que llamábamos [...]


Nuestra repugnancia natural en el párrafo octingentésimo vigésimo quinto de El Origen de las Especies

TweetDespués de párrafos y párrafos intentando convencer a un inocente lector, sin prueba alguna, que una especie se convierte en otra, tenemos que leer lo que sigue como argumento:   825. But the chief cause of our natural unwillingness to admit that one species has given birth to other and distinct species, is that we [...]


Hace poco tiempo que Lamarck daba sus clases en el Jardin des Plantes en el párrafo octingentésimo vigésimo cuarto de El Origen de las Especies

TweetComienza de manera imperiosa este párrafo: Puede preguntarse por qué, hasta hace poco tiempo, los naturalistas y geólogos contemporáneos más eminentes no creyeron en la mutabilidad de las especies: no puede afirmarse que los seres orgánicos en estado natural no estén sometidos a alguna variación;….   Pero…Un momento. ¿Es consciente quien esto escribe de que [...]


Ninguna razón válida en el párrafo octingentésimo vigésimo tercero de El Origen de las Especies

TweetIndica el autor: No veo ninguna razón válida para que las opiniones expuestas en este libro ofendan los sentimientos religiosos de nadie. En realidad sabe muy bien que la frase es tan cierta como esta otra: No veo ninguna razón válida para que las opiniones expuestas en este libro no ofendan los sentimientos religiosos de [...]


Hablar sin razonar en el párrafo octingentésimo vigésimo segundo de El Origen de las Especies

TweetMás que verdaderas o falsas, las teorías científicas son otra cosa: buenas o malas, aceptables o rechazables, útiles o inútiles. El propio autor de El Origen de las especies indica en este párrafo que una teoría será falsa cuando no explique nada, lo cual indica que se confunde. Donde dice falsa, quiere indicar inútil, rechazable. [...]


La lógica del pensamiento darwinista y la fuerza de la tergiversación en el párrafo octingentésimo vigésimo primero de El Origen de las Especies

TweetSigan ustedes los pasos del modo y manera como se nos indica en este párrafo:   Las especies se han modificado durante una larga serie de generaciones.   ¿Qué especies? Todas. ¿Algún ejemplo? Ninguno   Esto se ha efectuado principalmente por la selección natural de numerosas variaciones sucesivas, pequeñas y favorables, auxiliada de modo importante [...]