Archivo de julio, 2015

ESTRUCTURA DEL DEBATE CIENTÍFICO: EJEMPLOS, ELEMENTOS, TAXONOMÍA

Presento a continuación las páginas iniciales del capítulo introductorio de la obra Naturalistas en Debate, titulado: ESTRUCTURA DEL DEBATE CIENTÍFICO: EJEMPLOS, ELEMENTOS, TAXONOMÍA.

Primer ejemplo

 

 

Como dice Filebo en los diálogos de Platón, espero que no estemos discutiendo sólo para que mi visión o la tuya prevalezca, sino que según presumo ambos buscamos la verdad

 

Traducido de la discusión entre Val Turner y Robin Weiss, en las páginas web del grupo de Perth.

 

 

En la página 65 de su libro Desmontar el SIDA, Lluis Botinas incluye una Editorial publicada por la revista Diario16 el diez de abril de 1997, siendo director Juan Tomás de Salas. Titulada Debate sobre el SIDA, dice así:

 

En el debate científico lo que cuentan son los datos, las pruebas, los argumentos, las demostraciones. El virólogo Stefan Lanka aseguraba en DIARIO 16 que el virus del sida no existe y que “no se ha cumplido con ninguna de las cuatro exigencias para aislarlo”. Como es lógico, las declaraciones causaron una gran conmoción y, lo que es más positivo, abrieron un debate público sobre una materia tan importante. Lo que no parece de recibo es entrar en el insulto, la descalificación nominal y hurtar a la sociedad la discusión sobre los argumentos de Lanka. Esto es lo que, a nuestro entender, ha hecho Federico Hernández, en la carta (….) que ha dirigido a la redacción. Acusaciones sin más, negación de lo publicado sin ningún contraste de pareceres, esa es la táctica que emplea para echar por tierra una teoría que, como otras, requiere algo más que exabruptos para ser refutada. Nos parece bien que se estime errónea la tesis de Lanka, pero que se haga con razones. En este periódico hemos abierto el debate, a los científicos corresponde ahora aclarar las dudas sobre el SIDA. Con hechos, no enviando a la guardia civil.

 

Tengamos presente el párrafo y, de momento, conservemos a buen recaudo su primera frase:

 

En el debate científico lo que cuentan son los datos, las pruebas, los argumentos, las demostraciones.

 

Y la última:

 

Con hechos, no enviando a la guardia civil.

 

En relación con la ciencia y sus debates,  Sir Paul Nurse, presidente de la Royal Society, presentaba un video titulado “Science under Attack” difundido por la BBC el 24 de enero de 2011. El video, de título ya de por sí curioso, se anunciaba con la expresión no menos curiosa:

 

Science is in trouble. From global warming to GM foods and children’s vaccinations, it seems the scientist’s word is not always trusted.

 

La ciencia está en dificultades. Desde el calentamiento global a los alimentos modificados genéticamente y las vacunas infantiles, parece que no siempre se confía en la  palabra del científico.

 

No sé de quién procedería la frase pero sospecho que puede llevar a algunas conclusiones erróneas. Porque:

 

  1. La ciencia no es entidad que deba evitar especialmente o temer a las dificultades. Su misión consiste precisamente en plantear y responder preguntas, lo cual puede resultar en más dificultades. Pero no hay nada que temer. La ciencia ofrece respuestas a las preguntas, plantea hipótesis y no ofrece soluciones definitivas. Los científicos han de servir a la sociedad; su trabajo no consiste en evitar los problemas sino en buscar el conocimiento para el bien común, es decir, es una fuente de problemas.
  2. La ciencia no es infalible y menos aún lo es el lenguaje de los científicos. El objetivo no es que el público confíe siempre en la Ciencia, sino que el científico depure su lenguaje.

 

Si, como dice el anuncio del vídeo, la ciencia se encuentra en dificultades, una bien grande es la propia autoestima del científico; su arrogancia contemplándose a sí mismo como portador de soluciones, cuando en general su función consiste en proponer puntos de vista que pueden ser más o menos acertados para que otras entidades, no la ciencia, sean las responsables de tomar decisiones coherentes.

 

Pero entremos ya en el video para ver lo que dice al respecto sir Paul Nurse:

 

The authority science can claim comes from evidence and experiment and an attitude of mind that seeks to test its theories to destruction…Scepticism is very important…be the worst enemy of your own idea, always challenge it, always test it.   I think things are a little different when you have a denialist or an extreme sceptic. They are convinced that they know what’s going on and they only look for data which supports that position and they’re not really engaging in the scientific process. There is a fine line between healthy scepticism which is a fundamental part of the scientific process and denial which can stop the science moving on.  But the difference is crucial.

 

La autoridad que la ciencia pueda reclamar proviene de la evidencia y de la  experiencia y de una actitud mental que busca poner a prueba sus teorías hasta la destrucción … El escepticismo es muy importante … ser el peor enemigo de su propia idea, siempre retarla, siempre ponerla a prueba. Creo que las cosas son un poco diferentes cuando se trata de un negacionista o un escéptico extremo. Están convencidos de que saben lo que está pasando y sólo buscan los datos que apoyan esa posición y en realidad no están participando en el proceso científico. Hay una línea muy fina entre un escepticismo saludable, que es una parte fundamental del proceso científico y el rechazo que puede detener a la ciencia en su avance. Pero la diferencia es crucial.

 

Párrafo de Nurse que comparte algunas ideas sobre la naturaleza de la ciencia con la editorial de Juan Tomás de Salas tales como la importancia del escepticismo y el contraste de opiniones (debate).  No obstante, encontramos cierta discrepancia entre ambos textos que nos permite tratarlos como a esos juegos de los errores, dibujos a primera vista idénticos, que, en observación detenida, revelan diferencias.  Juguemos, pues, ahora, señalando la que es principal diferencia entre ambos párrafos. La ciencia se basa en la evidencia, el experimento y una actitud abierta y crítica, vienen a decir acertadamente ambos. De acuerdo. Ahora bien, Nurse menciona la palabra autoridad puntualmente al iniciar el párrafo:

The authority science can claim…

En el lugar equivalente al que de Salas indicaba:

En el debate científico lo que cuentan son los datos, las pruebas, los argumentos, las demostraciones.

Que podríamos completar:

En el debate científico lo que cuentan son los datos, las pruebas, los argumentos, las demostraciones. En el debate científico no cuenta autoridad alguna.

Porque, como explicaré inmediatamente, la construcción “autoridad científica” es un oxímoron, un flatus vocis o fantasma semántico. La ciencia no se basa en la autoridad sino en la razón, como muestran ambos párrafos, y por tanto la primera frase en la citada sentencia de Nurse contiene un error, basado en la supuesta existencia de algo que no existe: la autoridad científica. Expresión inestable y carente de significado por incompatibilidad de sus términos, que están en pugna uno con otro: contradictio in adiecto. La autoridad no tiene voz en un debate científico. El error de Nurse viene a confirmar la opinión ya expresada al comentar el párrafo de presentación del vídeo: Ni la ciencia es infalible ni la autoridad es propiedad de los científicos.

 

El uso del lenguaje por parte de Nurse puede anunciar ya cierta tendencia hacia una posición más autoritaria que científica, o como decía de Salas, más propia de la Guardia Civil, con todos mis respetos y vaya por delante que nada encuentro de censurable en que una institución se rija por la autoridad. Cierto es que algunas instituciones académicas han de regirse en buena medida por la autoridad, empero resulta inadecuado considerar a la ciencia como institución. Al menos a algunos nos gusta pensar que va más allá de las instituciones. Así le ocurre a de Salas, un licenciado en derecho y economista que escribe en 1997 en un diario de tirada nacional, para quien la autoridad científica cuenta menos que para Nurse, Premio Nobel y Presidente de la Royal Society, uno de los científicos más distinguidos y que, como tal, se dirige al universo mundo.  Se trata de la confrontación desigual entre un licenciado y una autoridad académica, o alternativamente y mediante su propia (y discutible) expresión (flatus vocis mediante), autoridad científica. Expresión discutible que, por ser fantasma semántico anuncia cierta irregularidad en el segundo escrito; mientras que el primero, la más humilde editorial de Diario16, permanece impecable. Porque,…¿Cómo podríamos poner a prueba las teorías hasta la destrucción, como propone Nurse, si algunas de ellas vinieran a encontrarse protegidas por la autoridad?

 

La administración del lenguaje por la autoridad sirve para delatar la ausencia de argumentos. En el debate sobre el SIDA el lenguaje se vuelve esperpéntico en el caso de otra editorial. Hablamos ahora de la titulada Politics must move mainstream on AIDS (La política debe definirse en la postura principal del AIDS),  correspondiente al South African Medical Journal de marzo de 2003 (SAMJ, vol 93, nº3: 154). Empieza de esta manera:

 

 

Medical journals have a responsibility to put all sides of important questions to Readers. However, there comes a time when continuing to pander to tangential viewpoints serves no useful purpose and may indeed be harmful. At an early stage of the propagation of the beliefs of the AIDS dissidents it could be argued that those supporting establishment views should be informed of the disidents beliefs in order to test their hypotheses, or blow them out of the water. That stage was reached some time ago when the small group of dissidents had spent their tolerance capital for space in mainstream medical journals. With the medical and scientific facts so clearly demonstrated, printing the repetitive arguments detracts from the main task dealing with the pandemic. It also takes time and effort repeatedly to have to refute outlandish claims. The SAMJ therefore does not accept such material.

 

Las revistas médicas tienen la responsabilidad de presentar todos los lados de las cuestiones importantes para los lectores. Sin embargo, llega un momento en que seguir el juego a los puntos de vista tangenciales no tiene ninguna utilidad y de hecho puede ser perjudicial. En una etapa temprana de la propagación de las creencias de los disidentes del SIDA se podría argumentar que las opiniones a favor de posiciones establecidas deben ser informadas de las creencias disidentes con el fin de poner a prueba sus hipótesis, o mandarlas a paseo. Esa etapa se alcanzó hace algún tiempo cuando el pequeño grupo de disidentes se gastó su capital de tolerancia en el espacio de las principales revistas médicas. Con los datos médicos y científicos tan claramente demostrados, imprimir argumentos repetitivos resta valor a la tarea principal de hacer frente a la pandemia. También toma tiempo y esfuerzo en repetidas ocasiones el tener que refutar las afirmaciones extravagantes. El SAMJ por lo tanto, no acepta dicho material.

 

Por si este párrafo fuese poco aclarador de la actitud que el editor de esta revista tiene en relación con los llamados disidentes (misma palabra empleada por Nurse), vayamos al final de la editorial:

 

Human minds are programmed to have beliefs, but regretably beliefs are often totally irrational. An example of a misplaced belief is that rhino horn can enhance sexual performance-consuming rhino horn is in fact akin to chewing our nails! This belief literally endangers the survival of rhino as a species through lucrative poaching. The beliefs of the HIV/AIDS dissidents may be placed in the same category…

 

Las mentes humanas están programadas para tener creencias, pero lamentablemente las creencias son, a menudo, totalmente irracionales. Un ejemplo de una creencia errónea es que el cuerno de rinoceronte puede mejorar el rendimiento sexual, ¡pero,.. comer cuerno de rinoceronte tiene un efecto similar a masticarse las uñas! Esta creencia, literalmente, pone en peligro la supervivencia del rinoceronte como especie a través de la caza furtiva con fin lucrativo. Las creencias de los disidentes del VIH / SIDA pueden ser colocadas en la misma categoría …

 

Sólo el tiempo resolverá el debate. Entretanto cuiden todos los participantes su lenguaje. Un debate correcto deberá cumplir las siguientes características:

 

  1. Presencia de datos objetivos y suficientes para la pretendida discusión. Ausencia de epítetos calificativos dirigidos a los contendientes.
  2. Lenguaje conciso. Ausencia de falacias, argumentos vacíos, expresiones absurdas, poco rigurosas o de escaso o nulo contenido semántico. Lo que he llamado antes flatus vocis o fantasmas semánticos (autoridad científica, competición democrática, experimento mental, filosofía materialista, física sobrenatural, gen egoísta, selección natural, selección inconsciente, etc., etc.) son pruebas de actitudes extra-científicas y probablemente interesadas en el debate en curso.

 

La presencia de calificativos (fallo en el punto 1), de expresiones poco rigurosas y de escaso contenido semántico (fallo en el punto 2) viene a revelar una situación de dificultad en uno de los participantes en el debate. El contendiente ha agotado sus argumentos y tiene que aludir a…… ¿Se acuerdan? Efectivamente, a la Guardia Civil. A la Policía del Pensamiento (Orwell, 1984); o, como indicaba Nurse, a la autoridad científica, algo que no existe, a no ser que se confunda la ciencia con la Policía del Pensamiento.

 

El uso del lenguaje caracterizado por los fallos de los puntos  1 y 2 se asocia con una posición de autoridad. A falta de mejores argumentos, la autoridad impone un lenguaje nuevo. Quien controla el lenguaje,  controla el pensamiento.

 

En su novela “1984”, Orwell describe el diccionario de Neolengua (Newspeak), herramienta de control basada en lo que he llamado estrategia del binomio CON-CON, confusión-control. Así existe la palabra negroblanco, mediante la cual si el súbdito ve blanco lo que quien manda desea blanco, todo va bien; pero si el súbdito ve negro aquello que quien manda desea blanco, entonces hay que aplicar la palabra y el verdadero color de lo observado es negroblanco, es decir, blanco, con lo cual gana también la autoridad. Poniendo así a funcionar el binomio CON-CON, la autoridad ejerce su poder. Pero esto no es ciencia porque la ciencia no funciona mediante la primera ni por el segundo y por eso indicaba arriba que autoridad científica es un fantasma semántico.

 

 

Ciencia y lenguaje

 

La inversión de las palabras testimonia el desarme de fuerzas de la contestación de las que se da cuenta con estas palabras. Los dueños del mundo se apoderan de los signos, los neutralizan, los invierten.

Internacional Situacionista, 2000: 342. Tomado del artículo de Toledano que se cita en las referencias.

 

Suponemos que los debates de naturalistas son confrontaciones acerca de la Naturaleza, y contienen explicaciones diversas de sus hechos: Hipótesis, Teorías y Leyes. En ellos pueden enfrentarse formas alternativas de percibirla o entenderla contemplando, de manera opuesta, las relaciones entre elementos variados, de existencia reconocida y consensuada, y a ser posible precisamente nombrados,  pudiendo tocar cuestiones más profundas, por ejemplo de índole moral, o llegando a afectar, a largo plazo a la propia constitución de la naturaleza dirigiendo sus cambios. Cubren planteamientos tan amplios que incluso, podría darse el caso de ciertas hipótesis que,  siendo incorrectas por proponer una visión de la naturaleza deficiente, parcial, semánticamente errónea o sesgada, con el tiempo ganasen terreno cobrando la influencia suficiente como para transformar la naturaleza según su dictado.  En el caso de existir hipótesis o teorías con tal capacidad de transformación del entorno, la transformación debería comenzar por la propia transformación del lenguaje. El párrafo que sigue está tomado de “1984”:

 

The Revolution will be complete when the language is perfect. “Newspeak is Ingsoc and Ingsoc is Newspeak”, he added with a sort of mystical satisfaction. ‘Has it ever occurred to you, Winston, that by the year 2050, at the very latest, not a single human being will be alive who could understand such a conversation as we are having now?’

 

La revolución será completa cuando la lengua sea perfecta. “Neolengua es Ingsoc e Ingsoc es neolengua”, añadió con una especie de satisfacción mística. “¿Se le ha ocurrido a usted, Winston, que en el año 2050, como muy tarde, no habrá un solo ser humano vivo que pueda entender una conversación como la que estamos teniendo ahora?

 

Para leer más: Naturalistas en Debate. Editorial CSIC. 2015.

 

Etiquetas:

Naturalistas en Debate

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

La obra articula diferentes debates científicos en torno a la labor de los principales naturalistas de los siglos XIX y XX: Lamarck, Darwin, Casimiro Gómez Ortega, Antonio José Cavanilles, el padre Vicente Solano, Mariano de la Paz Graells, Casiano de Prado, Víctor López Seoane, José Arévalo Baca, Ramón y Cajal, y Eduardo Hernández-Pacheco.

La Ciencia no se basa en la autoridad, sino en la razón; y, sin embargo muchos científicos a lo largo de la Historia han sido criticados, denostados, perseguidos,… en una palabra proscritos.

La situación del proscrito es el resultado de un debate anterior en el que intervienen elementos de distintos campos. Muchos investigadores se han visto involucrados en debates, disputas y polémicas en los que, los argumentos de la razón venían a mezclarse con la autoridad, ésta a interferir con aquellos. Incluso en el caso tan peculiar de los debates internos, es decir, disputas entre distintas opciones dentro de la mente de un mismo investigador, con frecuencia la autoridad se impone a la razón. A lo largo de la Historia, los debates han tenido distintos protagonistas y han versado sobre temáticas diferentes, pero en todos ellos y a pesar del transcurso del tiempo, podemos apreciar ciertas constantes. La autoridad ha ejercido a menudo su poder que, con cierta frecuencia, es incompatible con la más elemental lógica, con la más pura razón.

Etiquetas:

La felicidad de contemplar cuatro gusanos en el párrafo octingentésimo cuadragésimo y último de El Origen de las Especies

Acaba la obra que hemos leido despacio, párrafo a párrafo, día a día, durante casi cuatro años.

Acaba la obra y lloramos de emoción al leer este último párrafo.

En uno de sus largos paseos, el autor se ha sentado y contempla a la naturaleza. Naturaleza que él mismo va a transformar mediante el imperativo de su mirada. No exageramos por tanto si decimos que el momento descrito en este párrafo es el final de la edad antigua y el comienzo de la nueva. El final de la Historia Natural y el principio de la Biología. El final de un mundo en que la humildad es virtud y el principio de un mundo que exige al ser humano ser arrogante.

El autor, el profeta máximo de la arrogancia y la pseudociencia, se ha sentado y contempla un enmarañado ribazo cubierto por muchas plantas de varias clases. Si fuese un botánico o un naturalista, mencionaría las especies, pero él no distingue especies, clases o variedades. En realidad él solo estudió para clérigo y de esto hace ya mucho, mucho tiempo. Pero el estudio no cayó en saco roto.

Las aves cantan en los matorrales, tampoco importa qué aves sean, ruiseñores, canarios o …buitres. En el mundo moderno, ave es suficiente.

Diferentes insectos revolotean, pero si para las plantas y para las aves no importaba la especie, te diré lo que importa en el caso de los insectos: Nada. Un insecto ya debe conformarse con tener este nombre: Insecto. Más que suficiente.

Los gusanos que se arrastran entre la tierra húmeda nos invitan a reflexionar en todas estas formas, primorosamente construidas, tan diferentes entre sí, y que dependen mutuamente de modos tan complejos.

Todas ellas, gusanos, insectos, aves, plantas y otras incluyendo al propio observador, el autor de este desafortunado libro que nunca debió ser publicado, todas ellas han sido producidas por leyes que obran a nuestro alrededor. Leyes que son, a saber: crecimiento con reproducción; herencia; variación por la acción directa e indirecta de las condiciones de vida y por el uso y desuso.

Pero,…. Un momento: ¿Puede llamarse ley a todo esto? ¿Existe algo que pueda llamarse  Ley del crecimiento con reproducción? Sospecho que no

¿Algo que se pueda llamar Ley de la herencia? Me temo que no.

 

Sí existe, en cambio, algo que puede llamarse ley de la variación por la acción directa e indirecta de las condiciones de vida y por el uso y desuso. Estas son  leyes que estableció Lamarck a quien Darwin ha venido copiando desde el principio hasta el final de su obra.

El resto, ya saben, lo de siempre: Malthus,… Malthus y Dios. Es decir, la selección natural.

 

 

 

..una razón del aumento, tan elevada, tan grande, que conduce a una lucha por la vida, y como consecuencia a la selección natural, que determina la divergencia de caracteres y la extinción de las formas menos perfeccionadas. Así, la cosa más elevada que somos capaces de concebir, o sea la producción de los animales superiores, resulta directamente de la guerra de la naturaleza, del hambre y de la muerte. Hay grandeza en esta concepción de que la vida, con sus diferentes fuerzas, ha sido alentada por el Creador en un corto número de formas o en una sola, y que, mientras este planeta ha ido girando según la constante ley de la gravitación, se han desarrollado y se están desarrollando, a partir de un principio tan sencillo, infinidad de formas las más bellas y portentosas.

 

 

 

 

 

840.

 

It is interesting to contemplate a tangled bank, clothed with many plants of many kinds, with birds singing on the bushes, with various insects flitting about, and with worms crawling through the damp earth, and to reflect that these elaborately constructed forms, so different from each other, and dependent upon each other in so complex a manner, have all been produced by laws acting around us. These laws, taken in the largest sense, being Growth with reproduction; Inheritance which is almost implied by reproduction; Variability from the indirect and direct action of the conditions of life, and from use and disuse; a Ratio of Increase so high as to lead to a Struggle for Life, and as a consequence to Natural Selection, entailing Divergence of Character and the Extinction of less improved forms. Thus, from the war of nature, from famine and death, the most exalted object which we are capable of conceiving, namely, the production of the higher animals, directly follows. There is grandeur in this view of life, with its several powers, having been originally breathed by the Creator into a few forms or into one; and that, whilst this planet has gone circling on according to the fixed law of gravity, from so simple a beginning endless forms most beautiful and most wonderful have been, and are being evolved.

 

Es interesante contemplar un enmarañado ribazo cubierto por muchas plantas de varias clases, con aves que cantan en los matorrales, con diferentes insectos que revolotean y con gusanos que se arrastran entre la tierra húmeda, y reflexionar que estas formas, primorosamente construidas, tan diferentes entre sí, y que dependen mutuamente de modos tan complejos, han sido producidas por leyes que obran a nuestro alrededor. Estas leyes, tomadas en un sentido más amplio, son: la de crecimiento con reproducción; la de herencia, que casi está comprendida en la de reproducción; la de variación por la acción directa e indirecta de las condiciones de vida y por el uso y desuso; una razón del aumento, tan elevada, tan grande, que conduce a una lucha por la vida, y como consecuencia a la selección natural, que determina la divergencia de caracteres y la extinción de las formas menos perfeccionadas. Así, la cosa más elevada que somos capaces de concebir, o sea la producción de los animales superiores, resulta directamente de la guerra de la naturaleza, del hambre y de la muerte. Hay grandeza en esta concepción de que la vida, con sus diferentes fuerzas, ha sido alentada por el Creador en un corto número de formas o en una sola, y que, mientras este planeta ha ido girando según la constante ley de la gravitación, se han desarrollado y se están desarrollando, a partir de un principio tan sencillo, infinidad de formas las más bellas y portentosas.

Lectura aconsejada:

Etiquetas:

Mi juicio por encima del de autores eminentísimos; mi verdad por encima de todo en el párrafo octingentésimo trigésimo noveno de El Origen de las Especies

No sabemos a qué autores eminentísimos se referirá el autor al comenzar este párrafo. No creemos que sea a Lamarck.

En cualquier caso, su autoridad queda por encima. Aún habiendo escrito sin dar las debidas referencias, se ha arreglado para quedar a salvo: 1) De plagio (en su obra ha copiado de Lamark sin citarlo y 2) De escribir sin citar los demás autores a los que se refiere, aunque en este caso no importa pues son, como él dice despectivamente immobables creacionistas.

 

En cuanto a la segunda frase, me extraña que no le hayan dado ya el premio Pullitzer por semejante joya:

 

A mi juicio, se aviene mejor con lo que conocemos de las leyes fijadas por el Creador a la materia el que la producción y extinción de los habitantes pasados y presentes de la Tierra hayan sido debidas a causas secundarias, como las que determinan el nacimiento y muerte del individuo

 

Lo que viene a continuación tampoco es manco. No se lo pierdan, pero si tienen un vaso de agua a su alcance, den un sorbo pequeño para no atragantarse:

 

Cuando considero todos los seres, no como creaciones especiales, sino como los descendientes directos de un corto número de seres que vivieron mucho antes de que se depositase la primera capa del sistema cámbrico, me parece que se ennoblecen.

 

Me parece que los seres vienen a ennoblecerse a consecuencia de la manera en la que yo los considero, viene a decir un autor que a estas alturas es víctima ya de la más absoluta arrogancia.

 

Si llegan hasta el final recen conmigo:

 

Y como la selección natural obra solamente mediante el bien y para el bien de cada ser, todos los dones intelectuales y corporales tenderán a progresar hacia la perfección.

 

Amén.

 

 

 

839.

Authors of the highest eminence seem to be fully satisfied with the view that each species has been independently created. To my mind it accords better with what we know of the laws impressed on matter by the Creator, that the production and extinction of the past and present inhabitants of the world should have been due to secondary causes, like those determining the birth and death of the individual. When I view all beings not as special creations, but as the lineal descendants of some few beings which lived long before the first bed of the Cambrian system was deposited, they seem to me to become ennobled. Judging from the past, we may safely infer that not one living species will transmit its unaltered likeness to a distinct futurity. And of the species now living very few will transmit progeny of any kind to a far distant futurity; for the manner in which all organic beings are grouped, shows that the greater number of species in each genus, and all the species in many genera, have left no descendants, but have become utterly extinct. We can so far take a prophetic glance into futurity as to foretell that it will be the common and widely spread species, belonging to the larger and dominant groups within each class, which will ultimately prevail and procreate new and dominant species. As all the living forms of life are the lineal descendants of those which lived long before the Cambrian epoch, we may feel certain that the ordinary succession by generation has never once been broken, and that no cataclysm has desolated the whole world. Hence, we may look with some confidence to a secure future of great length. And as natural selection works solely by and for the good of each being, all corporeal and mental endowments will tend to progress towards perfection.

 

Autores eminentísimos parecen estar completamente satisfechos de la hipótesis de que cada especie ha sido creada independientemente. A mi juicio, se aviene mejor con lo que conocemos de las leyes fijadas por el Creador a la materia el que la producción y extinción de los habitantes pasados y presentes de la Tierra hayan sido debidas a causas secundarias, como las que determinan el nacimiento y muerte del individuo. Cuando considero todos los seres, no como creaciones especiales, sino como los descendientes directos de un corto número de seres que vivieron mucho antes de que se depositase la primera capa del sistema cámbrico, me parece que se ennoblecen. Juzgando por el pasado, podemos deducir con seguridad que ninguna especie viviente transmitirá sin alteración su semejanza hasta una época futura lejana. Y de las especies que ahora viven, poquísimas transmitirán descendientes de ninguna clase a edades remotas; pues la manera como están agrupados todos los seres orgánicos muestra que en cada género la mayor parte de las especies, y en muchos géneros todas, no han dejado descendiente alguno y se han extinguido por completo. Podemos echar una mirada profética al porvenir, hasta el punto de predecir que las especies comunes y muy extendidas, que pertenecen a los grupos mayores y predominantes, serán las que finalmente prevalecerán y procrearán especies nuevas y predominantes. Como todas las formas orgánicas vivientes son los descendientes directos de las que vivieron hace muchísimo tiempo en la época cámbrica, podemos estar seguros de que jamás se ha interrumpido la sucesión ordinaria por generación y de que ningún cataclismo ha desolado el mundo entero; por tanto, podemos contar, con alguna confianza, con un porvenir seguro de gran duración. Y como la selección natural obra solamente mediante el bien y para el bien de cada ser, todos los dones intelectuales y corporales tenderán a progresar hacia la perfección.

Lectura aconsejada:

Etiquetas:

Ancho es el campo que veo en el párrafo octingentésimo trigésimo octavo de El Origen de las Especies

Párrafo breve pero profético. Necesariamente ha de ser profético puesto que quien escribe es la voz de la autoridad y si no acertase, bien podría esa misma autoridad hacer cambiar las cosas para que pareciera que había acertado. Por ejemplo donde dice:

Se proyectará mucha luz sobre el origen del hombre y sobre su historia.

 

Si no acertase y el futuro no proyectase luz alguna sobre el origen del hombre, entonces bien podríamos inventar lo que fuese necesario y conveniente a tal fin. Lo dicho: Profético, que las profecías a la fuerza también son profecías.

 

 

838.

 

 In the future I see open fields for far more important researches. Psychology will be securely based on the foundation already well laid by Mr. Herbert Spencer, that of the necessary acquirement of each mental power and capacity by gradation. Much light will be thrown on the origin of man and his history.

 

En el porvenir veo ancho campo para investigaciones mucho más interesantes. La Psicología se basará seguramente sobre los cimientos, bien echados ya por míster Herbert Spencer, de la necesaria adquisición gradual de cada una de las facultades y aptitudes mentales. Se proyectará mucha luz sobre el origen del hombre y sobre su historia.

 

Lectura aconsejada:

Etiquetas:
Categorias: AAA (ver todas las entradas), Antropomorfismo, Binomio Con-Con, Ciencia a debate, Ciencia ficción, Concepto de Especie, confusión, Confusión mental, Conocimiento, contradicción, Creación, Creencia, Crítica, Críticos de Darwin, Curiosidades y anécdotas, Darwinismo, Debates históricos y debates de ficción, Divina Comedia, Divulgación científica, Doblepensar, Dogmas, El destino del hombre en la Naturaleza, Eugenesia, Evolución, Filosofía, Flatus vocis, Fraude, General, Historia de la biologia, Historia Natural, Humanismo, Ideas, idioma darwiniano o darvinés, Infierno, Ingsoc, Institucionalización de la ciencia, La sombra de Darwin, Lenguaje, Máquina incapaz de distinguir, Materialismo, Mitos y Leyendas de la Ciencia, Objetivos de la biología, Pseudociencia, Religión, Revoluciones, Sectarismo, Ser humano, Visión del Mundo

La noble ciencia de la Geología pierde esplendor por la extrema imperfección de sus registros. en el párrafo octingentésimo trigésimo séptimo de El Origen de las Especies

Con leer la primera frase de este párrafo uno ya ha leído suficiente:

La noble ciencia de la Geología pierde esplendor por la extrema imperfección de sus registros.

La segunda es mejor no leerla. Se trata de la más pura pseudociencia, o más precisamente anti-ciencia:

 

La corteza terrestre, con sus restos enterrados, no puede ser considerada como un rico museo, sino como una pobre colección hecha al azar y en pocas ocasiones

 

 

 

 

 

837.

The noble science of geology loses glory from the extreme imperfection of the record. The crust of the earth, with its embedded remains, must not be looked at as a well-filled museum, but as a poor collection made at hazard and at rare intervals. The accumulation of each great fossiliferous formation will be recognised as having depended on an unusual occurrence of favourable circumstances, and the blank intervals between the successive stages as having been of vast duration. But we shall be able to gauge with some security the duration of these intervals by a comparison of the preceding and succeeding organic forms. We must be cautious in attempting to correlate as strictly contemporaneous two formations, which do not include many identical species, by the general succession of the forms of life. As species are produced and exterminated by slowly acting and still existing causes, and not by miraculous acts of creation; and as the most important of all causes of organic change is one which is almost independent of altered and perhaps suddenly altered physical conditions, namely, the mutual relation of organism to organism—the improvement of one organism entailing the improvement or the extermination of others; it follows, that the amount of organic change in the fossils of consecutive formations probably serves as a fair measure of the relative, though not actual lapse of time. A number of species, however, keeping in a body might remain for a long period unchanged, whilst within the same period, several of these species, by migrating into new countries and coming into competition with foreign associates, might become modified; so that we must not overrate the accuracy of organic change as a measure of time.

 

La noble ciencia de la Geología pierde esplendor por la extrema imperfección de sus registros. La corteza terrestre, con sus restos enterrados, no puede ser considerada como un rico museo, sino como una pobre colección hecha al azar y en pocas ocasiones. Se reconocerá que la acumulación de cada formación fosilífera importante ha dependido de la coincidencia excepcional de circunstancias favorables, y que los intervalos en blanco entre los pisos sucesivos han sido de gran duración; y podemos estimar con alguna seguridad la duración de estos intervalos por la comparación de formas orgánicas precedentes y siguientes. Hemos de ser prudentes al intentar establecer, por la sucesión general de las formas orgánicas, correlación de rigurosa contemporaneidad entre dos formaciones que no comprenden muchas especies distintas. Como las especies se producen y extinguen por causas que obran lentamente y que existen todavía, y no por actos milagrosos de creación; y como la más importante de todas las causas de modificación orgánica es una que es casi independiente del cambio -y aun a veces del cambio brusco- de las condiciones físicas, o sea la relación mutua de organismo a organismo, pues el perfeccionamiento de un organismo ocasiona el perfeccionamiento o la destrucción de otro, resulta que la magnitud de las modificaciones orgánicas en los fósiles de formaciones consecutivas sirve probablemente como una buena medida del lapso de tiempo relativo, pero no del absoluto. Un cierto número de especies, sin embargo, reunidas formando un conjunto, pudieron permanecer sin variación durante un largo período, mientras que dentro del mismo período alguna de estas especies, emigrando a nuevos países y entrando en competencia con formas extranjeras, pudo modificarse; de modo que no podemos exagerar la exactitud de la variación orgánica como medida del tiempo.

Lectura aconsejada:

Etiquetas:

Alguna luz, poca, en el párrafo octingentésimo trigésimo sexto de El Origen de las Especies

El autor es escurridizo. No quiere fijar su pensamiento en las graves ideas expuestas en el párrafo anterior y nos da un quiebro. Cambia completamente de dirección. Ahora ya no le importa el precio de las producciones y no insiste en que las variedades agrícolas o de la granja vayan a ser más interesantes que las especies en la naturaleza. No vuelve a incidir en el valor de dichas producciones. Ahora su discurso se va a otras latitudes, se dispersa:

 

 

836.

When we can feel assured that all the individuals of the same species, and all the closely allied species of most genera, have, within a not very remote period descended from one parent, and have migrated from some one birth-place; and when we better know the many means of migration, then, by the light which geology now throws, and will continue to throw, on former changes of climate and of the level of the land, we shall surely be enabled to trace in an admirable manner the former migrations of the inhabitants of the whole world. Even at present, by comparing the differences between the inhabitants of the sea on the opposite sides of a continent, and the nature of the various inhabitants of that continent in relation to their apparent means of immigration, some light can be thrown on ancient geography.

 

Cuando podamos estar seguro de que todos los individuos de una misma especie y todas las especies muy afines de la mayor parte de los géneros han descendido, en un período no muy remoto, de un antepasado, y han emigrado desde un solo lugar de origen, y cuando conozcamos mejor los muchos medios de migración, entonces, mediante la luz que actualmente proyecta y que continuará proyectando la Geología sobre cambios anteriores de climas y de nivel de la tierra, podremos seguramente seguir de un modo admirable las antiguas emigraciones de los habitantes de todo el mundo. Aun actualmente, la comparación de las diferencias entre los habitantes del mar en los lados opuestos de un continente, y la naturaleza de los diferentes habitantes de este continente, en relación con sus medios aparentes de inmigración, pueden dar alguna luz sobre la Geografía antigua.

Lectura aconsejada:

Etiquetas:

Aumentando el valor de las producciones en el párrafo octingentésimo trigésimo quinto de El Origen de las Especies

Una vez que nos hayamos cargado la taxonomía, que era básicamente lo que se proponía en los párrafos anteriores, entonces… Entonces, en este párrafo podemos ver cuáles serán las consecuencias de tamaño disparate. No sorprende ver entre ellas lo siguiente:

 

El estudio de las producciones domésticas aumentará inmensamente de valor.

 

 

Efectivamente. Con las producciones domésticas empezaba la obra y con las producciones domésticas termina. Objetivo cumplido. Si los ganaderos y los granjeros aumentan el valor de sus producciones entonces el autor puede ir a dormir tranquilo. El resto le importa un bledo.

 

El disparate llega a cotas inauditas, pero proféticas:

 

Una nueva variedad formada por el hombre será un objeto de estudio más importante e interesante que una especie más añadida a la infinidad de especies ya registradas.

 

835.

A grand and almost untrodden field of inquiry will be opened, on the causes and laws of variation, on correlation, on the effects of use and disuse, on the direct action of external conditions, and so forth. The study of domestic productions will rise immensely in value. A new variety raised by man will be a far more important and interesting subject for study than one more species added to the infinitude of already recorded species. Our classifications will come to be, as far as they can be so made, genealogies; and will then truly give what may be called the plan of creation. The rules for classifying will no doubt become simpler when we have a definite object in view. We possess no pedigree or armorial bearings; and we have to discover and trace the many diverging lines of descent in our natural genealogies, by characters of any kind which have long been inherited. Rudimentary organs will speak infallibly with respect to the nature of long-lost structures. Species and groups of species which are called aberrant, and which may fancifully be called living fossils, will aid us in forming a picture of the ancient forms of life. Embryology will often reveal to us the structure, in some degree obscured, of the prototypes of each great class.

 

Se abrirá un campo de investigación, grande y casi no pisado, sobre las causas y leyes de la variación, la correlación, los efectos del uso y del desuso, la acción directa de las condiciones externas, y así sucesivamente. El estudio de las producciones domésticas aumentará inmensamente de valor. Una nueva variedad formada por el hombre será un objeto de estudio más importante e interesante que una especie más añadida a la infinidad de especies ya registradas. Nuestras clasificaciones llegarán a ser genealógicas hasta donde puedan hacerse de este modo, y entonces expresarán verdaderamente lo que puede llamarse el plan de creación. Las reglas de la clasificación, indudablemente, se simplificarán cuando tengamos a la vista un fin definido. No poseemos ni genealogías ni escudos de armas, y hemos de descubrir y seguir las numerosas líneas genealógicas divergentes en nuestras genealogías naturales, mediante los caracteres de todas clases que han sido heredados durante mucho tiempo. Los órganos rudimentarios hablarán infaliblemente sobre la naturaleza de conformaciones perdidas desde hace mucho tiempo; especies y grupos de especies llamadas aberrantes, y que pueden elegantemente llamarse fósiles vivientes, nos ayudarán a formar una representación de las antiguas formas orgánicas. La embriología nos revelará muchas veces la conformación, en algún grado obscurecida, de los prototipos de cada una de las grandes clases.

Lectura aconsejada:

Etiquetas:
Categorias: AAA (ver todas las entradas), Agricultura, Antropomorfismo, Binomio Con-Con, Biología, Ciencia a debate, Ciencia ficción, Clasificación, Concepto de Especie, confusión, Confusión mental, Conocimiento, Creencia, Crítica, Críticos de Darwin, Darwinismo, Divina Comedia, Doblepensar, El destino del hombre en la Naturaleza, Episteme, Eugenesia, Evolución, Filosofía, Fraude, Hipótesis, Historia, Historia de la biologia, Historia Natural, Humanismo, Ideas, idioma darwiniano o darvinés, Infierno, Ingsoc, Institucionalización de la ciencia, La sombra de Darwin, Materialismo, Origen de la biología, Progreso, Pseudociencia, reduccionismo, Religión, Revoluciones, Sectarismo, Selección Natural, Ser humano, Significado de biología, Taxonomía, Último Escolástico, Visión del Mundo, Zoología

Fundación de la Biología en el párrafo octingentésimo trigésimo cuarto de El Origen de las Especies

La supresión de la taxonomía propuesta en los dos párrafos anteriores acaba con la Historia Natural y deja un hueco enorme para otra ciencia distinta.

Es en el espacio resultante de la destrucción operada en los párrafos anteriores en donde nace la Biología: Una ciencia muy relacionada con la eugenesia. Vinculada a ella desde sus orígenes en el desprecio de formas de vivir y de formas de contemplar la naturaleza que no se ajusten directamente a la propuesta del autor, quien representa a la autoridad.  Sólo con los poderosos apoyos de Huxley y la Royal Society,  se podrá publicar y difundir esta obra fundamental del materialismo y del nihilismo:

 

Cuando no contemplemos ya un ser orgánico como un salvaje contempla a un barco, como algo completamente fuera de su comprensión; cuando miremos todas las producciones de la naturaleza como seres que han tenido una larga historia; cuando contemplemos todas las complicadas conformaciones e instintos como el resumen de muchas disposiciones útiles todas a su posesor, del mismo modo que una gran invención mecánica es el resumen del trabajo, la experiencia, la razón y hasta de los errores de numerosos obreros; cuando contemplemos así cada ser orgánico, ¡cuánto más interesante -hablo por experiencia- se hará el estudio de la Historia Natural!

 

Párrafo que aviva nuestra sospecha de que el autor de una parte importante de esta obra es TH Huxley.

 

 

 

834.

The other and more general departments of natural history will rise greatly in interest. The terms used by naturalists, of affinity, relationship, community of type, paternity, morphology, adaptive characters, rudimentary and aborted organs, etc., will cease to be metaphorical and will have a plain signification. When we no longer look at an organic being as a savage looks at a ship, as something wholly beyond his comprehension; when we regard every production of nature as one which has had a long history; when we contemplate every complex structure and instinct as the summing up of many contrivances, each useful to the possessor, in the same way as any great mechanical invention is the summing up of the labour, the experience, the reason, and even the blunders of numerous workmen; when we thus view each organic being, how far more interesting—I speak from experience—does the study of natural history become!

 

Las otras ramas más generales de la Historia Natural aumentarán mucho en interés. Los términos afinidad, parentesco, comunidad de tipo, paternidad, morfología, caracteres de adaptación, órganos rudimentarios y atrofiados, etc., empleados por los naturalistas, cesarán de ser metafóricos y tendrán el sentido directo. Cuando no contemplemos ya un ser orgánico como un salvaje contempla a un barco, como algo completamente fuera de su comprensión; cuando miremos todas las producciones de la naturaleza como seres que han tenido una larga historia; cuando contemplemos todas las complicadas conformaciones e instintos como el resumen de muchas disposiciones útiles todas a su posesor, del mismo modo que una gran invención mecánica es el resumen del trabajo, la experiencia, la razón y hasta de los errores de numerosos obreros; cuando contemplemos así cada ser orgánico, ¡cuánto más interesante -hablo por experiencia- se hará el estudio de la Historia Natural!

Lectura aconsejada:

Etiquetas:

Atentado contra la Taxonomía en el párrafo octingentésimo trigésimo tercero de El Origen de las Especies

Como indicaba al comentar el párrafo anterior, esta obra es una amenaza muy seria para la taxonomía y, por lo tanto, tomarla en serio constituye un grave peligro para la Historia Natural.

El párrafo presente empieza con una afirmación digna de un análisis muy profundo.

Parecería a primera vista una falsedad que el autor acepta como verdad si leyésemos sólo esto:

 

..la sola distinción entre especies y variedades bien marcadas es que de estas últimas se sabe, o se cree, que están unidas actualmente por gradaciones intermedias, mientras que las especies lo estuvieron en otro tiempo.

 

Pero es que esto tiene materia suficiente para un análisis muy profundo puesto que no es una simple afirmación sino que lleva ese complemento añadido (se cree) y la afirmación final precisamente de aquello que estamos cuestionando (mientras que las especies lo estuvieron en otro tiempo.) . Esto, que como digo merece análisis a parte, va precedido de esto otro:

 

En lo futuro nos veremos obligados a reconocer que

Y pregunto yo: ¿Acaso no es el propio autor de este libro  quien nos obligará a creer lo que él dice?

El resto es un conjunto de disparates que nunca debió ser publicado. Un verdadero atentado contra la taxonomía que, como indicaba arriba, reclama un análisis en profundidad que está todavía por hacer.

 

 

833.

 

 

Hereafter we shall be compelled to acknowledge that the only distinction between species and well-marked varieties is, that the latter are known, or believed to be connected at the present day by intermediate gradations, whereas species were formerly thus connected. Hence, without rejecting the consideration of the present existence of intermediate gradations between any two forms, we shall be led to weigh more carefully and to value higher the actual amount of difference between them. It is quite possible that forms now generally acknowledged to be merely varieties may hereafter be thought worthy of specific names; and in this case scientific and common language will come into accordance. In short, we shall have to treat species in the same manner as those naturalists treat genera, who admit that genera are merely artificial combinations made for convenience. This may not be a cheering prospect; but we shall at least be freed from the vain search for the undiscovered and undiscoverable essence of the term species.

 

En lo futuro nos veremos obligados a reconocer que la sola distinción entre especies y variedades bien marcadas es que de estas últimas se sabe, o se cree, que están unidas actualmente por gradaciones intermedias, mientras que las especies lo estuvieron en otro tiempo. Por consiguiente, sin excluir la consideración de la existencia actual de gradaciones intermedias entre dos formas, nos veremos llevados a medir más cuidadosamente la intensidad real de la diferencia entre ellas y a concederle mayor valor. Es perfectamente posible que formas reconocidas hoy generalmente como simples variedades se las pueda, en lo futuro, juzgar dignas de nombres específicos, y en este caso el lenguaje científico y el corriente se pondrán de acuerdo. En una palabra, tendremos que tratar las especies del mismo modo que tratan los géneros los naturalistas que admiten los géneros como simples combinaciones artificiales hechas por conveniencia. Esta puede no ser una perspectiva tentadora; pero, por lo menos, nos veremos libres de las infructuosas indagaciones tras la esencia indescubierta e indescubrible del término especie.

Lectura aconsejada:

Etiquetas: