Posts etiquetados con ‘ciberinformacion’

Ingeniería de la Comunicación en la Escuela Complutense Latinoamericana en Lima, Perú. Inscripciones abiertas

Desde que se crea la Escuela Complutense Latinoamericana en 2006, miles de estudiantes de múltiples nacionalidades han podido participar en sus ediciones anuales, desarrolladas en diversas localidades de Argentina, México, Brasil y Colombia. Por lo que su alumnado presenta un alto grado de internacionalización.

Tras el éxito académico y de participación obtenido durante las diecisiete ediciones de la Escuela Complutense Latinoamericana en Córdoba (Argentina), Florianópolis (Brasil), Puebla (México), La Plata (Argentina), Guadalajara (México), Cartagena de Indias (Colombia) y Buenos Aires (Argentina), la Universidad Complutense de Madrid y su Fundación General ponen en marcha la primera edición de la ECL en Perú.

Para esta ocasión, la Escuela Complutense Latinoamericana cuenta esta vez con una oferta académica de 14 cursos superiores, que se desarrollarán del 27 de octubre al 7 de noviembre de 2014 en la Universidad Nacional Mayor de San Marcos, con una duración de 60 horas lectivas.

Entre la oferta de cursos, sólo una corresponde al área de comunicación denominada Ingeniería de la Comunicación.

Ingeniería de la Comunicación es un curso focalizado en la interdisciplinariedad de la Ciencia y Tecnología en la construcción de la (ciber)comunicación y la creación de nuevos perfiles para la industria de la información. Históricamente, el trabajo desarrollado en el ámbito de la comunicación e información ha sido hecho por profesionales de conocimiento vertical (periodistas, comunicadores, reporteros, documentalistas, infografistas). Actualmente, el método utilizado en la construcción de la información ha sufrido enormes transformaciones dando lugar a la intersección entre la tecnología (ingenieros, informáticos, programadores, gestores, diseñadores) y la comunicación (periodistas, publicistas, investigadores), situación que adquiere un papel relevante puesto que dibuja un panorama con grandes oportunidades de desarrollo profesional para ambos entornos (tecnólogos y comunicadores) y, sobre todo, porque imbrica estas disciplinas en un conjunto de conocimientos que ya se conoce como la tecnocomunicación.

El curso abordará, en primer lugar, el marco conceptual y científico del CAR (Computer Assisted Reporting), su evolución y actualidad con el uso de herramientas tecnológicas (basadas en algoritmos, desarrollo de aplicaciones, mashups) como elementos fundamentales en la creación, desarrollo y expansión de nuevas especializaciones en el ecosistema informativo y del conocimiento. En segundo término, se analizará la imbricación de la Comunicación con otras ramas de las Humanidades, Ciencias Sociales e Ingenierías, generando la experiencia necesaria para la formación de equipos interdisciplinares, idóneos y con capacidad para crear y desarrollar un plan estratégico en el uso de los sistemas de información. Finalmente, el curso pretende sentar las bases para la creación de la red interdisciplinar de tecnólogos y comunicadores, bajo el modelo Hacks & Hackers (como Capítulo Lima-Perú) una comunidad de periodistas y programadores de código (fundada por Burt Herman, fundador de Storify; Rich Gordon de la Northwestern University y Aron Pilhofer inicialmente en The New York Times), como ya funcionan en Madrid y otras muchas ciudades del mundo a modo de laboratorio multidisciplinar.

Los cursos de la Escuela Complutense Latinoamericana (ECL) están dirigidos a estudiantes universitarios, graduados y profesionales de todo el mundo, que quieran ampliar sus conocimientos sobre diversas disciplinas universitarias comprendidas en las cuatro áreas fundamentales de estudio: Ciencias de la Salud, Ciencias Experimentales, Ciencias Sociales y Humanidades. Generalmente cuentan con una duración de 50 horas lectivas que se imparten a lo largo de dos semanas más 10 horas de trabajo no presencial. Para quienes lo soliciten, se oferta un notable número de ayudas económicas dirigidas a los estudiantes interesados en realizar cualquiera de sus cursos, destinadas al pago de la matrícula o el alojamiento y la manutención, gracias al patrocinio principal del Banco Santander.

La Escuela Complutense Latinoamericana es una ambiciosa iniciativa de carácter formativo cuyo propósito principal consiste en potenciar un marco de cooperación universitaria de ámbito internacional, promoviendo actividades que aumenten los lazos de unión no sólo entre las instituciones, sino especialmente entre los distintos miembros de las comunidades universitarias.

Los/as interesados/as podrán hacer la matricula online, desde la pagina de la ECL.

Este artículo forma parte de la investigación “Estudio y experimentación de nuevos medios para la consolidación del periodismo en línea”, que se lleva a cabo en el Center for Sciencie and Innovation Studies de la University of California Davis  © Jesús Miguel Flores Vivar. Fellowship Complutense del Amo. 

Etiquetas: , , , , , , , , ,

El límite entre lo público y lo privado

Ciberseguridad, ciberespionaje, ciberinformación….el debate está servido. Desde que surgiera el escándalo sobre el uso de aplicaciones espía por parte de la Agencia del Gobierno de los Estados Unidos, denunciado por el informático Edward Snowden, el Gobierno estadounidense no deja de tener sobresaltos diplomáticos.

Ver vídeoLa tarde en 24 horas - El mundo en 24 h. - 17/06/13

La presencia del programa PRISM, gestionado por la NSA (National Security Agency) en los diferentes servidores de las plataformas tecnológicas de uso ciudadano, tipo Facebook, Google, Microsoft, Twitter, ha puesto en cuestionamiento, por un lado, los intereses de la Seguridad Nacional y por otro, el Derecho a la intimidad de las personas.

Muchos se estarán preguntando hasta que punto la salvaguarda de lo público está permitido. Y, hasta que punto se deben proteger los derechos que competen a la no intromisión de la intimidad de los ciudadanos. También, en que medida, el llamado “Derecho al olvido” (“right to be forgotten”) que tiene que ver con la publicación de datos personales en la Red, puede ser el camino para la supresión de tales datos cuyo objetivo consiste en que no aparezcan en buscadores (Google) o redes sociales (Facebook). Es decir, ejercer el derecho a la cancelación de datos personales que la legislación actual ya reconoce (a través de la LOPD).

Obviamente, estos temas deben ser debatidos y consensuados por los diferentes actores sociales que directa o indirectamente, se ven implicados en su uso o aplicación. Pero, en una reflexión personal, si yo soy usuario de diferentes aplicaciones tecnológicas, de redes sociales, de blogs, de servicios gratuitos y no tengo nada que ocultar ¿Por qué debo impedir el acceso a las fuerzas de seguridad? Si es por el bien de la seguridad nacional o el simple hecho que, como ciudadano, voy a estar más seguro, probablemente no me importaría que accediesen.

En contraposición a esto, también cabría preguntarse ¿Cómo saber que el permitir dicho acceso no va a ser dañino para mi persona? ¿Podría confiar en un cien por cien? Bien, quizás tengamos que hacer uso de alguna analogía para intentar entender esta cuestión. Por ejemplo, ser usuario de una red social, por lo general, requiere registrarse gratuitamente en el servidor escogido. Ahora bien, hay que tener en cuenta que “el sitio web” es gratuito y público. Y por tanto, cualquier puede ser usuario del servicio y no con los fines idénticos a los que yo pueda tener. Aquí viene la analogía: imaginemos que las redes sociales son como las calles que utilizamos en nuestros desplazamientos diarios. ¿No son acaso más seguras las calles que tienen cámaras de vigilancia o policías rondando dichas calles que las que no tienen ningún dispositivo de este tipo?

Si yo, como usuario de las calles, puedo estar más seguro, de la misma forma, el acceso esporádico de la “policía” en la red, no debería causarme ninguna intranquilidad. Al contrario, probablemente podría hacer que nos sintamos más seguros ¿o no?.

El Gran Hermano que Orson Welles describiera en su obra, 1984, es una realidad de grandes proporciones. Hoy nos sorprendemos del alcance de PRISM. Pero, no debería causar tanta sorpresa. La intrusión y el espionaje en Internet, ya se ha dado anteriormente con otras aplicaciones, creadas, desarrolladas y gestionadas también por Agencias del gobierno estadounidense. Hablamos de Carnivore, controlada por el FBI y Echelon controlada por la Comunidad UKUSA (Estados Unidos, Reino Unido, Canadá, Australia y Nueva Zelanda).

Etiquetas: , , , ,