Growth Hacking, una profesión de futuro

Growth Hacker es un término que surge por primera vez en 2010, en el Blog de Sean Ellis “Startup Marketing” que lo define como “una persona cuyo norte es cierto crecimiento”, refiriéndose a sus conversiones o audiencia, “Todo lo que hacen es analizado por el potencial impacto en su crecimiento escalable”.

El Growth Hacking combina varias técnicas de Marketing, analítica, creatividad, diseño y métricas web y RRSS y gracias a todas ellas, pretende dar mayor visibilidad a una startup y aumentar sus ventas.  Conociendo todas estás técnicas, puedes hacer cosas a nivel de marketing que si desconoces nunca podrías llevarlas a la práctica, ese es uno de sus principales valores. Su mayor objetivo es llevar a una compañía a su máximo nivel posible.

Así el profesional del Growth Hacking es capaz de crear y desarrollar estrategias de crecimiento para emprendedores que están en fase inicial de sus startup y pretenden llegar a un gran número de usuarios.

Se lleva practicando desde hace tiempo entre los mejores vendedores de internet y gerentes de producto, puede ayudar a cambiar aspectos más allá de la comunicación, tales como el producto, el packaging o la propia tienda online para conseguir que se produzcan más conversiones y atraer a más usuarios.

En lugar del marketing tradicional que suele “interrumpir” tus actividades, el Growth Hacker te invita a tomar las decisiones, interpreta el comportamiento del usuario dándole valor para persuadirles. La gente está sobre expuesta a la gran cantidad de datos,  los usuarios se saturan y son incapaces de prestar atención a todas la acciones de marketing independientemente de lo buenas que sean.

La guía definitiva de Growth Hacking
Neil Patel

La característica esencial de un Growth Hacker es la creatividad. Su mente es su mejor herramienta, al poseer una visión tan amplia de todos los conceptos que influyen en el marketing, mira más allá de adwords o SEO para su distribución. También lo es su visión de negocio y su pensamiento analítico, anticipándose y conociendo todas las fases del proceso.

El objetivo final de un Growth Hacker es aumentar la fidelidad de nuestros usuarios o clientes. Hay que entenderlo como un proceso, sus estrategias de crecimiento no pueden ser fácilmente extrapolables de un producto a otro. Es una visión global de los datos, producto y comercialización.

Aquí os dejamos una guía que os puede dar una visión más amplia sobre el tema: Guía de Growth Hacking

 

Posts relacionados:

  1. ¿Será posible en un futuro próximo limitar la incertidumbre de la innovación y el emprendimiento?
  2. ¿Cuál es el futuro de la inversión en startups?
  3. ¿Qué es el marketing de contenidos y por qué es importante para nuestra start up?
  4. Big Data, un gran aliado para el Marketing
  5. Nanotecnología para ser empresario, y el futuro
Etiquetas: , ,

Si te gustó esta entrada anímate a escribir un comentario o suscribirte al feed y obtener los artículos futuros en tu lector de feeds.

Comentarios

Aún no hay comentarios.

(requerido)

(requerido)


*