Archivo de septiembre 28th, 2012

Identificado un factor clave del envejecimiento de la masa muscular

DSCN0159Un equipo internacional de científicos del Kings College de Londres, la Universidad de Harvard y el Hospital General de Massachusetts, han identificado por primera vez un factor clave que es responsable de la reparación de la masa muscular y que disminuye su función durante el envejecimiento. Los resultados de este estudio publicado en la revista Nature proporcionan pistas sobre cómo los músculos pierden masa con la edad, lo que puede conllevar  a la debilidad muscular que afecta a la movilidad de las personas mayores y facilita la prevalencia de caídas.

El estudio se se ha centrado en las células madre que se encuentran en el interior de los músculos (que son responsables de la reparación de daños en las fibras musculares) para averiguar por qué la capacidad de los músculos para regenerarse disminuye con la edad.

Un depósito latente de células madre está presente dentro de cada músculo, listo para ser activado por el ejercicio y  reparar cualquier daño debido a lesiones musculares. Cuando es necesario, estas células se dividen en cientos de nuevas fibras musculares que reparan el músculo. Al final del proceso de reparación de algunas de estas células también reponen la reserva de células madre latentes a fin de que el músculo mantenga la capacidad de repararse a sí mismo una y otra vez.

Los investigadores llevaron a cabo el estudio en ratones de diferentes edades y detectaron que el número de células madre latentes presentes se reduce con la edad, lo que podría explicar la disminución de la capacidad del músculo para repararse y regenerarse a medida que se envejece. Cuando estos músculos longevos se analizaron el equipo encontró altos niveles de FGF2, una proteína que tiene la capacidad de estimular a las células madre para dividirse. De esta manera en los músculos longevos existe una sobreactivación progresiva de las células madre de forma continuada, incluso cuando no se necesita. De esta manera, el reservorio de células madres en los músculo es cada vez menor con la edad y cuando se necesita realmente para reparar el músculo es incapaz de responder adecuadamente.

A raíz de este hallazgo, los investigadores trataron de inhibir FGF2 en los músculos de edad avanzada para prevenir la actuación de células madre sin necesidad. Mediante la administración de un fármaco inhibidor de FGF2,  fueron capaces de aumentar el número de células madre de músculo en los ratones más longevos. Esta investigación abre la vía para poder revertir la atrofia muscular en los seres humanos de mayor edad, para que puedan vivir con mayor movilidad e independencia a lo largo del envejecimiento.

Fuente: Joe V. Chakkalakal, Kieran M. Jones, M. Albert Basson, Andrew S. Brack. The aged niche disrupts muscle stem cell quiescenceNature, 2012; DOI: 10.1038/nature11438

Etiquetas:

La velocidad a la que se acortan los telómeros determina la longevidad en mamíferos

TelomeresUn equipo de expertos del Centro Nacional de Investigaciones Oncológicas (CNIO), encabezados por su directora, María Blasco, ha descubierto que la longevidad en mamíferos está definida molecularmente por la longitud de los telómeros.

Los cromosomas, los contenedores celulares de la información genética en los seres vivos, presentan en sus extremos unas secuencias repetitivas de ADN llamadas telómeros. Estas secuencias actúan como capuchones que protegen el material genético ante cualquier agente que lo pueda dañar, y comprometer con ello las funciones de las células. El trabajo, que se publica hoy en la edición on line de la revista Cell Reports, abre la puerta al estudio de estos componentes celulares para calcular la velocidad a la que envejecen las células y determinar así la esperanza de vida de un organismo en particular.

Varios trabajos poblacionales de tipo transversal –aquellos que miden la longitud de los telómeros una sola vez en el tiempo a un grupo grande de individuos– habían mostrado ya una relación entre la longitud de los telómeros y el riesgo de padecer enfermedades como el cáncer. Sin embargo, hasta ahora no se había evaluado el uso de las mediciones teloméricas para establecer una predicción real de la esperanza de vida en mamíferos. “En los estudios transversales se observa que los individuos con telómeros cortos tienen una probabilidad significativamente mayor de desarrollar enfermedades, incluido el cáncer. Pero esta información no es aplicable a un individuo en concreto”, precisa Blasco. Para determinar un método de predicción real de envejecimiento, los autores realizaron estudios longitudinales –los que siguen a un individuo en concreto a lo largo del tiempo– de la longitud telomérica en ratones. Después de recoger muestras periódicas de sangre a un mismo individuo, de donde extrajeron las células a estudiar, se constató que los ratones que conseguían vivir más tiempo no eran los que tenían telómeros más largos a una edad determinada, sino aquellos en los que el acortamiento telomérico en el tiempo era menor.

“Lo que importa no es tanto tener los telómeros largos en un momento dado, sino la tendencia o evolución en su longitud a lo largo del tiempo”, aclara Elsa Vera, primera autora del artículo.

Según los autores, este trabajo abre también la posibilidad de estudiar, mediante el seguimiento longitudinal de los telómeros, el efecto real de hábitos de vida, como la dieta, el tabaco o el ejercicio, sobre la velocidad de envejecimiento de los individuos. “Estos análisis pueden ser asimismo claves para la prevención de enfermedades o el desarrollo de nuevos fármacos para tratarlas”.

Fuente: sinc

Fuente: Elsa Vera, Bruno Bernades de Jesus, Miguel Foronda, Juana M. Flores, and Maria A. Blasco. “The rate of increase of short telomeres predicts longevity in mammals”. Cell Reports (2012). doi: 10.1016/j.celrep.2012.08.023

Imágen: http://www.flickr.com/photos/flickr_bioblogia/4734367653/

Etiquetas: