Posts etiquetados con ‘Aging’

El tai chi puede ayudar a prevenir caídas en personas mayores

World Tai Chi Day
Practicar ejercicios de tai chi de manera habitual, unas tres sesiones por semana, mejora el equilibrio y la flexibilidad en personas mayores de 65 años, lo que puede ayudar a reducir hasta en 64% el riesgo de caídas y fracturas, una de las principales causas de discapacidad y pérdida de autonomía asociadas al envejecimiento.

El tai chi es una antigua práctica china, centrada en la flexibilidad y la coordinación del cuerpo entero, que promueve el movimiento armonizado en el espacio. Investigaciones anteriores ya han demostrado que se trata de un ejercicio eficaz para mejorar el control del equilibrio.

Esta vez, dos nuevos trabajados confirman la utilidad de esta práctica para prevenir caídas. Uno de ellos fue realizado por el doctor Rafael Lomas-Vega, de la Universidad de Jaén, en España. En él se analizaron 10 ensayos clínicos sobre el efecto del tai chi en comparación con otras intervenciones, como fisioterapia o ejercicios de baja intensidad.

Los resultados (publicados hoy en el Diario de la Sociedad Americana de Geriatría), muestran que el tai chi redujo significativamente la tasa de caídas en 43%, al cabo de un año de seguimiento. En cuanto a caídas potencialmente perjudiciales, que habrían generado alguna fractura, el riesgo se redujo en 50% en igual período.

“La práctica de tai chi puede ser recomendada para prevenir caídas en los adultos en riesgo y en adultos mayores en general. La frecuencia de las sesiones, de una hora, puede variar de una a tres veces por semana”, explica el doctor Lomas-Vega.

El otro trabajo, realizado por investigadores de la Universidad de Guangzhou, en China, se basó en datos recogidos en 18 ensayos clínicos anteriores, que incluían un total de casi 4.000 personas mayores de 65 años.

Así observaron que hasta el 40% de los mayores sufre un accidente de este tipo a lo largo de un año, porcentaje que aumenta al 50% en los que superan los 80 años.

Gracias a la respiración y a los movimientos lentos y controlados que caracterizan el tai chi, se redujo en 20% el riesgo sufrir alguna caída, además de mejorar su equilibrio, la fuerza en las rodillas y la flexibilidad. También se comprobó que quienes realizaban esta práctica al menos tres veces por semana reducían el riesgo de caídas en 64%.

Los beneficios del tai chi se ha visto que son múltiples. En febrero pasado, durante la reunión anual de la Asociación Americana del Infarto Cerebral, se estableció que practicar tai chi, junto con evitar el tabaquismo, hacer ejercicio aeróbico, mantener una buena higiene bucal y comer saludable, ayuda a evitar un infarto cerebral, ya que mantiene la presión arterial y el colesterol normales, y las paredes de las arterias flexibles.

Fuentes: Periódico El Mercurio/ Sección Vida Ciencia y Tecnología y Medical News Today

Etiquetas: , , , , , ,

La FGCSIC reúne a científicos de diferentes disciplinas para analizar el ritmo de la senectud

Hace prácticamente cien años, se estableció en España el umbral de los 65 años como inicio de la vejez, una cifra que actualmente superan en torno a 13.000 personas a la semana -5.000 superan los 85 cada siete días-. Ninguna otra dinámica ha mostrado tal constancia en su evolución a largo plazo como lo ha hecho la longevidad: “En los últimos 50 años hemos avanzado en prolongar la vida, con condiciones muy aceptables, más que en los últimos 5.000”, ha matizado Emilio Lora-Tamayo, presidente del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC).

Lo ha hecho en la inauguración del encuentro Investigación interdisciplinar sobre envejecimiento: el ritmo de la senectud, que se celebra en el marco de los Cursos Avanzados de Verano de la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP), acompañado de Miguel García Guerrero, director general de la Fundación General CSIC, María Dolores Puga, científica titular del CSIC y Miguel Ángel Casermeiro, secretario general de la UIMP.

Lora-Tamayo, que ha atendido a los medios antes del acto inaugural, ha valorado que hoy en día se envejece mejor: “El problema está cuando este envejecimiento ya adquiere tintes de dependencia, cuya frontera se ha retrasado bastante”, concretamente hasta “los primeros años de los 80”, ha asegurado.

El presidente del CSIC ha afirmado que el avance en el conocimiento científico ha sido “el motor fundamental” del logro en el avance de la longevidad, pero que tampoco hay “tiempo para la complacencia”, porque el aumento de la expectativa de vida “está cambiando los modos en los que vivimos, trabajamos y aprendemos”. Por ello ha precisado que desde el ámbito científico se ha de seguir trabajando para abordar el reto de “marcar diferencia en las vidas de millones de futuros mayores”.

Un reto sobre el que se ha de trabajar de manera interdisciplinar, ha dicho Lora-Tamayo, “posibilitando una aproximación más ancha y profunda a los rincones que nos quedan por conocer sobre las etapas avanzadas”. “Existe probablemente demasiada fragmentación en el abordaje científico de un fenómeno tan amplio y tan complejo” como el del envejecimiento, ha subrayado el presidente del CSIC.

Vivir más, pero también mejor

Por su parte, Miguel García Guerrero ha vuelto a incidir en esa interdisciplinariedad, pues el reto del envejecimiento es “una carrera de fondo” y una situación que plantea “nuevos retos sociales, económicos, tecnológicos y sanitarios”. Al mismo tiempo, el director general de la Fundación CSIC ha destacado que el fenómeno de la senectud genera “nuevas necesidades y en consecuencia también nuevas oportunidades”, porque “se trata de vivir más, pero sobre todo de vivir mejor”.

Vivir más, porque como Puga ha detallado, “durante el último siglo y medio hemos ganado seis horas de vida por cada día que sobrevivimos”. Sin embargo, el aumento en la expectativa de vida “nos está transformando en sociedades más añejas, lo que nos permite transitar por periodos de vida apenas explorados por generaciones previas”, ha afirmado la científica titular del CSIC. “Este escenario ofrece algunos de los más sugestivos retos a los que se enfrenta la investigación científica en la actualidad”, ha concluido la también directora del curso.

Conclusiones del Encuentro (PDF)

Fuente: www.fgcsic.es

Etiquetas: , , , , , , , ,
Categorias: Eventos

La composición de la microbiota intestinal podría ayudar a ralentizar el proceso de envejecimiento

Retardar el proceso de envejecimiento podría ser posible algún día mediante suplementos alimenticios derivados de las bacterias intestinales. Con esta estrategia es cómo un grupo de investigadores del Baylor College of Medicine de la Universidad de Texas hacen una hipótesis sobre cómo luchar contra el envejecimiento después de haber identificado genes y compuestos bacterianos en gusanos C. elegans que promueven la supervivencia de ciertos tumores y la acumulación de la proteína beta amiloide, un compuesto asociado con la enfermedad de Alzheimer.

La comunidad científica es cada vez más consciente de que las interacciones de nuestro cuerpo con los millones de bacterias y microbios, el microbioma, pueden influir en muchas de nuestras funciones fisiológicas, que van desde las actividades cognitivas y metabólicas hasta el proceso de envejecimiento.

Este planteamiento en la investigación es difícil de explorar en los mamíferos debido a una gran cantidad de barreras técnicas, por lo que los investigadores dirigieron sus investigaciones hacia un modelo animal como es el gusano de laboratorio C. elegans, un organismo transparente, simple que es tan pequeño como una cabeza de alfiler y comparte características esenciales con la biología humana. Durante su vida útil de 2 a 3 semanas, el gusano se alimenta de bacterias, se convierte en un adulto, se reproduce y envejece progresivamente, pierde fuerza, salud y muere. Muchos laboratorios de investigación de todo el mundo, trabajan con C. elegans para aprender sobre los procesos biológicos básicos en un tiempo relativamente corto.

Prueba con miles de genes bacterianos

Para estudiar el efecto de los genes bacterianos individuales en la vida del modelo animal de C. elegans, los científicos emplearon una biblioteca de deleción génica completa de la bacteria E. coli con cerca de 4.000 genes. En el experimento, se alimentó a C. elegans con las bacterias de E. Coli y luego se observó su desarrollo. De los cerca de 4.000 genes bacterianos que se probaron en la alimentación dirigida de los gusanos, se comprobó que cuando se suprimían ciertos “mutantes” bacterianos, se producía un aumento de la vida útil de los gusanos. También se observó una protección del crecimiento tumoral y la acumulación de la beta amiloide.

Los investigadores proponen que, sobre la base de estos resultados, podría ser posible en el futuro diseñar preparaciones de bacterias o sus compuestos que podrían ayudar a ralentizar el proceso de envejecimiento.

El ácido colánico mediador entre las bacterias y las mitocondrias

Curiosamente, en el mismo proceso experimental, los científicos descubrieron que el ácido colánico regula la dinámica mitocondrial, las estructuras que proporcionan la energía para las funciones celulares.

Estos hallazgos también son interesantes y tienen implicaciones desde el punto de vista biológico en la forma en que entendemos la comunicación entre el huésped y los microbios. Las mitocondrias parecen haber evolucionado a partir de bacterias que hace millones de años entraron en las células primitivas. Esta observación podría sugerir que los subproductos de las bacterias hoy en día todavía puede estar influyendo en la comunicación entre las mitocondrias en nuestros sistemas célulares. Los investigadores creen que este tipo de comunicación es importante tratar de entenderla completamente para ayudarnos a comprender a un nivel más profundo las interacciones entre los microbios y sus huéspedes y su potencial terapéutico durante el proceso de envejecimiento.

Referencia: Bing Han, Priya Sivaramakrishnan, Chih-Chun J. Lin, Isaiah A.A. Neve, Jingquan He, Li Wei Rachel Tay, Jessica N. Sowa, Antons Sizovs, Guangwei Du, Jin Wang, Christophe Herman, Meng C. Wang. Microbial Genetic Composition Tunes Host LongevityCell, 2017; 169 (7): 1249 DOI: 10.1016/j.cell.2017.05.036

Etiquetas: , , , , ,

¿Cuando será el punto de inflexión del envejecimiento poblacional?

Envejecimiento de la población podría alcanzar su punto máximo de crecimiento en el 2040 en el caso de Alemania y en el 2070 en China, de acuerdo con un nuevo estudio publicado en la revista PLoS ONE , que combina las nuevas estrategias de medición del envejecimiento con las proyecciones de población de la ONU.

El envejecimiento de la población ha sido una gran preocupación para muchos países. Son amplios los debates sobre el número creciente de personas mayores en comparación con los más jóvenes que pueden crear tensiones de sostenibilidad en los sistemas financieros, sociales y de salud actuales debido a que un mayor número de personas mayores son dependientes de una proporción cada vez menor de personas en edad laboral.

En este sentido las proyecciones de población tradicionales categorizan la “vejez” como un corte poblacional a partir de los 60-65 años, pero como la esperanza de vida ha aumentado, también lo han hecho los años que la gente puede estar más saludable, activa y productiva. En la última década, los investigadores del International Institute for Applied Systems Analysis (IIASA) han publicado una gran cantidad de investigaciones que intentan demostrar que el límite de la “edad avanzada” debe cambiar en función de los cambios en la esperanza de vida, y pretenden introducir nuevas medidas de envejecimiento que se basan en características de la población, dando una más amplia visión del envejecimiento de la población.

Este estudio combina estas nuevas medidas del envejecimiento con las proyecciones probabilísticas de población de la ONU para producir una nueva serie de proyecciones sobre la estructura de edades aplicadas a cuatro países: China, Alemania, Irán, y los EE.UU. Estos países fueron elegidos para el proyecto debido a que tienen muy diferentes estructuras de población y por tanto sus proyecciones esperadas pueden ser igualmente diferentes.

“Ambas técnicas demográficas son relativamente nuevas, y trabajando juntas nos dan una imagen muy diferente, y más detallada de lo que el futuro del envejecimiento podría traernos” dice Warren Sanderson, un investigador en la Universidad de IIASA y Stony Brook en los EE.UU., que escribió el artículo con Sergei Scherbov, líder del Proyecto Re-Aging en IIASA, y Patrick Gerland, jefe de la sección de la mortalidad de la División de Población de Naciones Unidas. 

Una de las medidas utilizadas en el proyecto analiza la esperanza de vida, así como los años vividos para ajustar la definición de la vejez. Las proyecciones probabilísticas producen una gama de miles de escenarios posibles, de modo que pueden mostrar un gran abanico de posibilidades en los resultados del envejecimiento demográfico.

Para China, Alemania y los EE.UU., el estudio mostró que el envejecimiento de la población llegaría a su punto de inflexión y comenzando posteriormente a disminuir progresivamente antes del final del siglo.

Referencia: Sanderson W, Scherbov S, & Gerland P (2017). Probabilistic Population Aging. PLoS ONE 12 (6): e0179171. DOI:10.1371/journal.pone.0179171.

Etiquetas: , , , , ,

La música como herramienta antienvejecimiento

Tony and EddieUn reciente estudio desarrollado por la academia de ciencias de la salud de Baycrest (Universidad de Toronto) concluye que aprender a tocar un instrumento musical puede ayudar a personas mayores a conservar sus habilidades auditivas y retrasar el declive cognitivo relacionado con la edad. Este hallazgo podría llevar al desarrollo de intervenciones de rehabilitación neuronal a través de la formación musical.

El estudio, publicado en Journal of Neuroscience, intenta demostrar que aprender a tocar un instrumento musical altera las ondas cerebrales de una manera que influye en mejorar las capacidades auditivas y de concentración de una persona a corto plazo. Este cambio en la actividad cerebral demuestra la capacidad del cerebro para generar nuevas conexiones neuronales y compensar las lesiones o alteraciones que pueden dificultar la capacidad de una persona para realizar distintas tareas que pueden ser más propias de una edad avanzada.

Desde hace muchos años se conoce o intuye que la música tiene efectos beneficiosos en el cerebro, pero existe una comprensión limitada de por qué se produce. El estudio pretende demostrar que aprender el proceso necesario para reproducir un sonido en un instrumento cambia la percepción del sonido del cerebro de una manera que no se produce al escuchar simplemente música.

Los siguientes pasos del estudio incluyen el análisis de la recuperación entre pacientes con Ictus con formación musical en comparación con la fisioterapia y el impacto de la formación musical en los cerebros de los adultos mayores. Con fondos económico adicionales, el estudio podría abordar el desarrollo de programas de rehabilitación de formación musical para otras condiciones que impactan la función motora, como la lesión cerebral traumática.

Los científicos de la academia Baycrest tienen un importante historial de investigaciones sobre cómo el fondo musical de una persona impacta sobre las capacidades de audición y la función cognitiva a medida que se envejece. Los investigadores de esta institución continúan explorando cómo los cambios cerebrales durante la audición impactan sobre el envejecimiento.

Referencia: Bernhard Ross, Masihullah Barat, Takako Fujioka. Sound-making actions lead to immediate plastic changes of neuromagnetic evoked responses and induced beta-band oscillations during perceptionThe Journal of Neuroscience, 2017; 3613-16 DOI: 10.1523/JNEUROSCI.3613-16.2017

Etiquetas: , , , , , , ,

¿Dónde se investiga sobre envejecimiento en España?

Sí se realiza un análisis de indicadores geográficos de la producción científica sobre envejecimiento desarrollada en España en el periodo 2009-2015 a nivel de comunidad autónoma (CA), muestra que las cuatro con mayor producción en el ámbito del envejecimiento coinciden con las de mayor producción científica en general. En primer lugar, aparece Madrid, responsable de un tercio de las publicaciones españolas sobre envejecimiento. La siguen muy de cerca Cataluña y, a continuación, Andalucía y la Comunidad Valenciana.

Pero si se considera el peso de la producción científica en envejecimiento sobre el total de publicaciones en cada una de las CCAA, se observa una cierta especialización en el caso de Castilla la Mancha y Navarra (3,80% y 3,22%, respectivamente). En cambio, Andalucía, que en términos absolutos es el tercer productor en investigación en envejecimiento, ocupa el último lugar en términos relativos, con sólo un 1,75%. El peso de la investigación en envejecimiento en Madrid es del 2,98% y en Cataluña del 2,85%.

Fuente: Informe sobre la investigación en envejecimiento 2016

Etiquetas: , , , , , ,

La investigación española sobre envejecimiento “progresa adecuadamente”

Desgranando los datos aparecidos en el informe que recientemente a publicado la Fundación General CSIC sobre la evolución de la investigación en envejecimiento y tras un análisis bibliométrico de las publicaciones científicas de la Web of Science, centrado sobre los investigadores que trabajan en entidades ubicadas en España, se ha tratado de medir la producción española en envejecimiento y su evolución durante el período 2009 – 2015, y valorar su proporción respecto del total de los artículos publicados en todos los ámbitos científicos. En este análisis se aprecia una tendencia de crecimiento constante, habiéndose pasado de 1.300 artículos al año en 2009, a casi 2.250 en 2015, lo que supone un 72% de aumento. Por su parte, las publicaciones resultantes de la investigación en todos los ámbitos del conocimiento crecieron sólo un 31%. Se puede afirmar, por tanto que, en España y en el período considerado, la producción de artículos sobre envejecimiento ha crecido a un ritmo más de dos veces superior al del total de las publicaciones científicas.

En España el número de artículos sobre envejecimiento ha crecido dos veces más rápido que el número total de artículos científicos

También se ha podido analizar la producción investigadora española frente al total mundial, de tal manera que el número de artículos sobre envejecimiento ha crecido, también en este caso, a mayor ritmo en España que en el conjunto del mundo. De hecho, la contribución de España a la investigación mundial en envejecimiento, considerada en función de los artículos publicados, ha crecido en el período considerado desde el 3,46% en 2009 al 4% en 2015.

El número de artículos sobre envejecimiento en España ha crecido a mayor ritmo que en el conjunto del mundo. En 2015, la contribución española a la producción mundial se elevó al 4%

Fuente: Informe sobre investigación en envejecimiento 2016 de la FGCSIC

Etiquetas: , , , , ,