Archivo de agosto, 2012

MIRÁNDONOS EL OMBLIGO

Como alguno sabrá son ya casi seis años escribiendo aquí. Y, créanme, no faltan los momentos en los que se nos escapan las ganas de seguir haciéndolo. Tal vez sorpresas fortuítas como la de hoy nos mantengan interesados en continuar con esta particular difusión de la Fisioterapia…y de otras cosas.

Hemos hecho un ejercicio de curiosidad, llevados quizás por un exceso de ociosidad, o por la pereza de emprender una tarea pendiente, y hemos buscado en Google  la palabra “fisioterapia” en su apartado de blogs (http://xurl.es/x4wtj)*. Y, hete aquí, aparecemos “a la cabeza”,  y tras de Fisioterapia encontramos la web del Consejo De Fisioterapia y la del Colegio de Galicia.

Perdonad la ignorancia sobre cómo se posicionan los enlaces en los buscadores, pero en cualquier caso nuestra vanidad (sana) se ve alimentada. Premios como los del pasado junio supusieron un aliento para continuar. Pero, si cabe, vernos en la primera página de una búsqueda en Google ( y en Bing o Yahoo) nos hace suponer que lo que decimos tiene alguna repercusión. Y ese es el mejor premio. Como hemos expuesto en otras entradas (1) son muchos ya los fisioterapeutas unidos a la blogosfera. Unos cuantos muestran facilidad verbal, claridad, y un gran caudal de conocimiento. Son una “dura competencia” que nos hace pensar que, en caso de dejación por nuestra parte, la Fisioterapia cuenta con excelentes propagadores de sus logros, propósitos y beneficios.

*Los resustados de esta búsqueda se refieren a 8/8/2012 y podrán variar en el tiempo.

LEER MÁS FISIOTERAPIA.

Referencias:

1. Gonzálea García, Juan Antonio. En la variedad está el gusto (II). http://www.madrimasd.org/blogs/fisioterapia/2012/06/21/en-la-variedad-esta-el-gusto-ii/. Acceso 8 de agosto de 2012.

Etiquetas:
Categorias: General

ACLARACIÓN (O CONFUSIÓN) SOBRE EL I.V.A. Y LA FISIOTERAPIA

Las redes sociales y demás canales de la 2.0 son instrumentos a veces incómodos para personas, grupos o poderes. Propagan noticias de manera meteórica, provocando  respuesta equivalente e instando a correcciones de posibles impropiedades. Este es el caso de la noticia que ha provocado un aluvión de comentarios sobre el IVA en determinados servicios sanitarios.

El fisioterapeuta Carlos Castaño publicaba ayer una entrada (1) sobre el tipo  impositivo aplicable a determinadas  prestaciones de servicios, entre los que se encuentran la la asistencia sanitaria, dental y curas termales (BOE nº 187, del 6 de agosto de 2012). En la disposión se dice textualmente (pág, 56058) “tributarán al tipo general del 21 por ciento los servicios prestados por profesionales médicos y sanitarios que no consistan en el diagnóstico, prevención y tratamiento de enfermedades, incluido análisis clínicos y exploraciones radiológicas, que se encuentren exentos de conformidad con lo dispuesto en el artículo 20 de la Ley 37/1992″. Lo que hace imprescindible acudir a esta última ley (3), en cuyo título II, capítulo 1, art. 20 (pág. 44257) se considera exento el IVA “la asistencia a personas físicas por profesionales médicos o sanitarios, cualquiera que sea la persona destinataria de dichos servicios”. Sin entender la clasificación en “médicos” y “sanitarios” (obviando la tarea de inclusión de clases) recurrimos a otra norma, la LEY 44/2003, de 21 de noviembre, de ordenación de las profesiones sanitarias (4), que en su título preliminar, art. 2, b) dice que la Fisioterapia es una profesión sanitaria, y por tanto el fisioterapeuta es un profesional sanitario (dícese obvio, evidente o irrevatible). Finalmente, la ORDEN CIN/2135/2008, de 3 de julio (5), describe, entre las competencias que el estudiante de Fisioterapia debe adquirir (pág. 31686) “Conocer, diseñar y aplicar las distintas modalidades y procedimientos generales de intervención en Fisioterapia: Masoterapia, Electroterapia, Magnetoterapia, Hidroterapia, Balneoterapia, Climatoterapia, Talasoterapia, Termoterapia, Crioterapia, Vibroterapia, Fototerapia,Presoterapia, terapias derivadas de otros agentes físicos, así como aspectos fundamentales de la Ergoterapia y otras terapias afines al ámbito de competencia de la fisioterapia”.

Como podemos ver, desde la disposición que ha originado esta marea en la red hasta las descritas, todas han sido publicadas en Boletín Oficial del Estado. Desconocemos cuál tiene preeminencia, pero existe aparente (sólo aparente) contradicción. El masaje aplicado por fisioterapeutas es, en principio, terapéutico. Es un tratamiento que encaja perfectamente en las exenciones dispuestas por ley. Si leemos la disposición del 6 de agosto requieren tributación de IVA los “masajes prestados por fisioterapeutas, servicios de nutrición y dietética, prestados por profesionales médicos o sanitarios debidamente reconocidos, y realizados al margen del servicio médico de diagnóstico, prevención o tratamiento de enfermedades“. Es decir, interpretamos que sí tributarían los masajes que no tengan como fin diagnóstico, prevención o tratamiento. Personalmente creemos que cualquier masaje que aplicamos tiene esos fines. El aplicar “otro tipo” de masajes pertenence a la decisión particular de cada uno. Eso sí, contribuyendo a las maltrechas arcas del Estado.

LEER MÁS FISIOTERAPIA.

Referencias:

1. Castaño, Carlos. Estonotienebuenapinta. http://estonotienebuenapinta.blogspot.com.es/2012/08/iva-si-iva-no.html. Acceso 7/8/2012.

2. BOE nº 187, del 6 de agosto de 2012. http://www.boe.es/boe/dias/2012/08/06/pdfs/BOE-A-2012-10534.pdf

3. BOE nº 312, del 29 de diciembre de 1992. http://www.boe.es/boe/dias/1992/12/29/pdfs/A44247-44305.pdf

4. BOE nº 280, del 22 de noviembre de 2003. http://www.boe.es/boe/dias/2003/11/22/pdfs/A41442-41458.pdf

5. BOE nº 174, del 19 de julio de 2008.http://www.boe.es/boe/dias/2008/07/19/pdfs/A31684-31687.pdf

Etiquetas:

ENDEMISMO UNIVERSITARIO

En esta época de interregno académico nos ha dado por pensar, azuzados por alguna lectura (1), en alguna de las circunstancias en las que se desenvuelve la universidad española. No se trata de la expansión de la crisis a este ámbito, aunque, inevitablemente, alguna conexión hay.

Hace pocas fechas una conocido de cuyo nombre no quiero acordarme hablaba con palabras muy gruesas sobre la situación en su universidad. Podríamos recurrir a palabras más selectas como nepotismo, enchufismo, servilismo, endogamia, caciquismo, cuyo significado todos sabemos que no tienen una connotación precisamente positiva. Y todo ello en el contexto de la universidad pública, aunque no albergamos dudas que también se aplicarían a muchas privadas.

Los comentarios de nuestro conocido y los de algún catedrático (1) o profesor asociado (2) no son novedosos. Los llevamos escuchando hace años, como las advertencias sobre esta crisis, y en ambos casos los responsables de la gestión de esos errores no tomaron las medidas correctoras pertinentes. Como viene a decir el profesor Azcárraga (1) se es víctima de los favores debidos, lo que cierra un círculo que dificulta el cambio hacia modelos verdaderamente democráticos, que propicien el desarrollo de los profesionales motivados y mejor cualificados. Nos gustaría pensar que la situación actual servirá para cambiar maneras y aprender de otros que son puestos como ejemplo. Pero lo dudamos.

Referencias:

1.. El País, 24 de marzo de 2012. http://ccaa.elpais.com/ccaa/2012/03/24/valencia/1332617725_171884.html. Acceso 6 de agosto de 2012.

2. Pedro Luis Pérez Guerrero. http://micolumna.blogia.com/2010/072301-algunos-males-de-la-universidad-espanola.php. Acceso 6 de agosto de 2012.

 

Etiquetas:
Categorias: Formación

PRÓTESIS DE CABEZA DE RADIO

 

Durante el ejercicio de la fisioterapia en un centro de atención espacializada hay problemas más o menos prevalentes. En nuestra experiencia hay procesos o patologías que podríamos calificar como raras. Este es uno de esos casos. Se trata de un paciente con fractura de cabeza radial al que se le ha implantado una prótesis de la misma tres meses atrás.

En los quince años que llevamos trabajando en este ámbito asistencial era la primera vez que veíamos un caso así. Esto tiene sus ventajas e inconvenientes. Entre las primeras que suspone una oportunidad de aprendizaje personal o compartido. Entre las segundas la incertidumbre ante la probable evolución y el resultado funcional para el paciente. Expondremos ahora cuáles han sido estos. Contamos, además, con una potente herramienta diagnóstica que facilita el trabajo del médico traumatólogo a la hora de la intervención. Se trata de la tomografía con la que se hace una reconstrucción tridimensional  de la estructura estudiada. Podemos ver la fractura con un fragmento volteado hacia posterior:

Reconstrucción de fractura conminuta de cabeza radial

En la intervención se implantó un prótesis tal y como se aprecia en la radiografía:

Prótesis de cabeza radial

El paciente mantuvo una férula 13 días e inició la fisioterapia un mes después de la intervención con una amplitud de movimiento de E/F: 172º/172º/152º, S 45º, P 30º. El resultado funcional tras un mes de fisioterapia formal más los ejercicios desarrollados por el paciente en domicilio es el que se aprecia en el video:

Una vez visto el resultado hemos hecho un ejercicio simple de búsqueda en Pubmed, y hemos escogido 2 referencias de utilidad (1,2). En ambos casos se habla de movilización precoz. Así se hizo con este paciente aunque la fisioterapia dirigida no comenzara hasta un mes después de la intervención. También se habla de la posibilidad de lesiones asociadas y su reparación. Así, cuando hay lesión del ligamento lateral la extensión se ha de trabajar en pronación, y cuando el damnificado es el  ligamento medial en supinación.

Se nos ocurren algunas cuestiones a raíz de este caso. En primer lugar,  dada la nula experiencia del fisioterapeuta en este problema, ¿no hubiera sido adecuado buscar antes que tratar? Sin duda la manera de afrontar el mismo hubiera sido distinta. Esta es una de los hábitos que tendríamos que tener e inculcar en el caso de los docentes del pregrado.

Otra cuestión, en segundo lugar,  es el hecho de la tardanza en el inicio de la fisioterapia. Creemos que el paciente se beneficiaría de la misma sobre todo en los periodos iniciales tras la cirugía, en los que la incertidumbre y los miedos tienen más presencia. Ocurre en múltiples procesos posquirúrgicos y las cuestiones gerenciales (lista de espera, burocracia, estructuras organizativas que difieren el acceso a fisioterapia) dificultan el abordaje precoz.

Finalmente, en tercer lugar, decir que el paciente continuaba 3 meses después en fisioterapia ambulatoria. Los resultados vistos se alcanzaron el el primer mes de fisioterapia y, con un programa de ejercicio, la asistencia al fisioterapeuta no parece aumentar los resultados. De nuevo la limitación en la toma de decisiones del fisioterapeuta en ceses o bajas en el tratamiento prodiga los recursos, sean estos escasos o abundantes.

LEER MÁS FISIOTERAPIA.

 Referencias:

1. El Sallakh S. Radial head replacement for radial head fractures. J Orthop Trauma. 2012 Jul 24. [Epub ahead of print] PubMed PMID: 22832434.

2. Pike JM, Athwal GS, Faber KJ, King GJ. Radial head fractures–an update. J Hand Surg Am. 2009 Mar;34(3):557-65. PubMed PMID: 19258159.

Etiquetas: ,
Categorias: Práctica clínica