CÓMO HEMOS CAMBIADO

Hoy hace 10 años que iniciamos un camino como otra parte más de nuestra faceta profesional. Seguro que sin tener nada claro hasta donde nos llevaría. Como en tantas ocasiones hemos dicho nuestra intención no era otra que dirigir la mirada de los lectores que nos encontraran hacia la Fisioterapia como profesión y como disciplina científica. Tal vez éramos, y somos, ingenuamente pretenciosos e inmodestos.

En esta década han pasado muchas cosas en el mundo, en nuestro entorno inmediato, en la sociedad y en la sanidad españolas. Internet, el medio natural de las bitácoras, también ha cambiado, creciendo de manera exponencial y haciéndose algo normal y cotidiano para casi todos. Nuestra intención divulgadora se ha potenciado, o dispersado, con las redes sociales. Hemos escrito sobre muchos temas, algunos de ellos con reiteración más o menos intencionada. Hemos divulgado nuestras pretensiones con este blog en alguna que otra ponencia.

Tras diez años tenemos la sensación de que hemos dicho todo lo que queríamos decir. Tal vez estamos cansados, o nuestras prioridades y necesidades son distintas. La Fisioterapia ha evolucionado, sobre todo en el ámbito académico y científico. Sin embargo, lo decimos con cierta amargura, en el medio clínico público queda mucho por hacer. La profesión ha de profundizar aún más en el cientificismo bien entendido, no como un dogma que eluda el papel de la experiencia del clínico, del paciente y del siempre complejo contexto. También hay que ahondar en la autonomía profesional, no como deseo vacío, sino como camino para propiciar una atención más eficiente y sujeta a la realidad cambiante del paciente o usuario. El trabajo interdiciplinar, en el ámbito de la atención especializada y primaria, pero también en el de la consulta privada, se ha de ver como una manera de que el paciente se sienta siempre, o casi siempre, bien atendido en su globalidad, en las distintas derivadas de su problema. Eso exige la búsqueda del encuentro, la colaboración, entre las distintas disciplinas, sin altiveces y con espíritu cooperativo.

Es obligado agradecer a la plataforma Madrimasd la posibilidad que nos brinda de exponer nuestra visión de la ciencia y la sanidad desde la Fisioterapia.  Compartir ese espacio con otras disciplinas de mucha más tradición, presencia y consideración social es todo un privilegio por  el que a veces nos sentimos un poco apabullados.

Como dijo el filósofo “Yo soy yo y mi circunstancia”, no sólo lo inmediato, lo actual, sino nuestra historia y lo lejano.  Quizá esas circunstancias nos empujen a seguir escribiendo. Hay mucho de lo que hablar, mucho que hacer, mucho que discutir. Esperamos, en todo caso, hacerlo con entusiasmo y satisfacción. La que sentimos después de estos diez años. Gracias a los que en algún momento han encontrado en nuestras palabras algún acierto, enseñanza o punto de partida para la reflexión, aunque fuera desde la discrepancia.

Salud.

LEER MÁS FISIOTERAPIA.

Related Posts

No related posts.

Etiquetas: ,

Si te gustó esta entrada anímate a escribir un comentario o suscribirte al feed y obtener los artículos futuros en tu lector de feeds.

Comentarios

Aún no hay comentarios.

Escribe un comentario

(requerido)

(requerido)


*