Libros a 79 $ o el inevitable derrumbe de una industria

Veamos: si un libro electrónico me cuesta 79 $ (56.9932 € al cambio de hoy, quién sabe después de las turbulencias financieras que arrecien todavía las próximas semanas); si quien me lo vende renuncia a obtener un margen notable con la venta del artilugio en beneficio de los servicios y contenidos que pueda venderme; si quien me lo vende resulta que es, además, el primer librero del mundo (suma del catálogo de Amazon más el catálogo de Abebooks; si la disponibilidad por tanto de novedades y libros de fondo es mucho más copiosa que en otra red o plataforma cualquiera; si me subvenciona la inclusión de la conexión 3G de por vida si adquiero el modelo que lo lleva integrado; si el formato de los textos que puedo consultar es propietario y se llama MobiPocket y es incompatible con cualquier otro estándar; si la experiencia del proceso de compra es satisfactoria por la facilidad de la transacción y la calidad de las sugerencias aportadas, además del hilo de conversaciones y críticas de la comunidad de lectores interesada en los mismos títulos; si los algoritmos que maneja esa plataforma comercial son ya capaces de generar ofertas específicas para cada tipo de cliente y comprador, en función de sus hábitos de compra, la regularidad de sus adquisiciones , etc. ; si el lector medio percibe que la integración vertical de todos estos productos y servicios redunda, aparentemente, en su beneficio, en su comodidad,  ¿a alguien le cabe la menor duda de que las librerías, tal como las conocemos, a penas aportarán valor distinguible y palpable para el comprador medio, para el lector general?

Amazon, junto con el resto de los grandes agentes gemelos (Google, Apple), representa una singularidad espacial que, como los agujeros negros, generará un campo gravitatorio a su alrededor que absorberá todo el negocio de la red de librerías tradicionales.

George Orwell, en “Recuerdos de un librero“, reflexionando en voz alta sobre lo que parecía hacer inmortales a las librerías, decía: “los grandes grupos no podrán asfixiar al pequeño librero independiente hasta arrebatarle la existencia, tal como han hecho ya con el tendero de ultramarinos y el lechero”. Me temo que esto pudiera ser así en 1936, pero que ha llegado el aciago momento de compartir nuestro destino con el de tenderos y comerciantes de ultramarinos, a menos que…. A menos que los libreros sepan utilizar en su beneficio las mismas herramientas que Amazon utiliza, empezando por lo que Damià Gallardo apunta en “Nada debe cambiar el espíritu del librero“: “Nuestra aspiración”, dice, “no es copiar a Amazon, sino trasladar la experiencia de pasear por la librería a internet. Por esa razón, muchos libreros, como los de Laie, que sienten pasión por los libros, se ocupan ellos mismos de la actividad en las redes sociales (blogs, Twitter y Facebook) en lugar de encargarlo a empresas externas”. Saber generar y gestionar una comunidad de intereses compartidos donde las conversaciones entre los interesados, sus gustos y apetencias, sirvan para construir el catálogo de la librería, es una de las estrategias de comunicación y fidelización fundamentales del librero.

Hay más cosas que hacer, muchas más, pero lo primero quizás sea reflexionar sobre el significado y las secuelas de vender libros electrónicos a 79 $.

Etiquetas: , ,

Si te gustó esta entrada anímate a escribir un comentario o suscribirte al feed y obtener los artículos futuros en tu lector de feeds.

Comentarios

Muchas gracias por citarme.

Está claro que Amazon es un referente que hay que tener en cuenta a la hora de diseñar la estrategia futura de cualquier librería. Nosotros contamos con una ventaja: la especialización, y la interacción con nuestros clientes durante décadas.

Lo que ocurra con el Kindle es todavía una incógnita. Hasta ahora, la inmensa mayoría de los poseedores de un dispositivo de lectura aspiraban a compensar el precio del aparato con las descargas de libros gratis total, aun cuando el ‘valor’ de los libros descargados multiplicara por mucho ese precio. Hay quien todavía es tan ingenuo que sostiene que si se vendieran sin DRM y a un precio menor todo el mundo se lanzaría al consumo de libros digitales: por mi experiencia en la atención al cliente sé que no sería así y que dificilmente cambiará este habitus. Todos los poseedores de un aparato tienen libros pirata, ilegales, alegales o como se quieran llamar para que nadie se ofenda. La oferta de libros pirata, ilegales o alegales en MobiPocket es inmensa. ¿Se reproducirá el mismo comportamiento? Quién sabe. Tal vez el desembarco de los gigantes Amazon, Apple, Kobo, Google, etc. en el mercado del libro digital signifique más presión para equiparar la legislación española a la norteamericana y que la ley Sinde parezca un cuento de hadas.

Saludos

Dedicado a Joaquín Rodríguez y los Futuros del Libro

http://www.madrimasd.org/blogs/universo/2011/10/17/138831#more-138831

Joaquín eso si te anuncio que EarthScan ya ha sido abducida por Taylor and Francis.

Saludos y sigue así

Juan José Ibáñez

Buenos días, Joaquín:

Soy Javier Casado,m un antiguo alumno del Máster de Edición, creo que de la tercera edición. Antes de nada, quiero agradecerte que nos tengas actualizados del interesante mundo editorial en este blog. Los sigo desde hace años.

Supongo que conoces al amigo J. Pons, de Melusina, ¿no? Estudié con él y con Samuel. ¡Qué tiempos aquellos! Ahora, casi diez años después, me he lanzado a una locura editorial que no sabría decir hacia dónde me va a llevar de momento. Edito libros ilustrados de distintos géneros. De momento solo es una idea que comienza a gatear.

El bebé se llama Impresioneslasjustas. Vengo del mundo de la edición y de las AA. GG. y me pareció un juego de palabras divertido. Editamos bajo licencia de Creative Commons, así que, muy ricos no nos haremos.

Me gustaría que me aconsejaras sobre los comienzos, sobre cómo hacer interesante un blog, etc. Me he metido en un océano editorial con una barquita sin remos. En fin, locuras que hace uno…

Te dejo el vínculo por si quieres echarle un vistazo.

Un millón de gracias.

Un abrazo,
Javier Casado

Buenas tardes, Joaquín:

El otro día se me olvidó dejarte el link. Esta cabeza mía…

El link del blog es:

http://impresioneslasjustasimpresiones.blogspot.com/

También te dejo el vínculo al primer poemario ilustrado que Impresiones comparte con el público. Lo encuentras en la siguiente dirección:

http://es.scribd.com/doc/68784025/mujeres

Siempre me parece interesante tu opinión.

Pasa una buena tarde.
Javier

(requerido)

(requerido)


*