Ubicuas, numerosas y diversas: bacterias, las dueñas del universo


Entre cien mil millones y un billón, ese es el número que arrojan los cálculos más recientes sobre cuántas especies diferentes de microbios habitan en el planeta. Tras contabilizar las especies de arqueas, bacterias y hongos microscópicos de 35.000 lugares distribuidos por todo el mundo y de estimar su número en los océanos, un equipo de investigadores de la Universidad de Indiana concluye que de todas las especies de microbios que hay en la Tierra solo conocemos una ínfima proporción, por cada una de ellas hay cien mil de cuya existencia no tenemos noticias directas, tan solo conjeturas. Los cálculos elevan el número de distintas especies de microbios terrestres a un billón (billón español, o sea un millón de millones).

Una imagen de los fósiles de Oregón que se ha comparado con trazas encontradas en Marte por el explorador Curiosity. Fuente: enlace

Seguir leyendo »

Etiquetas:

¿Quedará algún lugar sin bacterias?


Parece que no hay sitio en el mundo que se libre de la presencia de bacterias, poco a poco se descubren en lugares sorprendentes. Se creía que la placenta y la leche materna estaban libres de ellas, pero parece ser que no. Según los resultados de un estudio que incluye mas de trescientos casos, realizado por investigadores de Houston, el microbioma presente en la placenta puede albergar una variada población de bacterias cuya composición se asemeja a la de la boca. Con una diferencia, que las bacterias identificadas en la placenta tienen un metabolismo de cofactores y vitaminas más activo que el de otras zonas del cuerpo, incluido el intestino y la boca. En consecuencia, que ya antes de nacer entramos en contacto con las bacterias.

  Placenta_umbilical_cord

Imagen de una ecografía fetal mostrando la placenta humana y el cordón umbilical. Coloreadas en rojo las arterias y en azul las venas, Fuente: W. Moroder. Wikimedia commons.

Seguir leyendo »

Etiquetas:
Categorias: Bacterias

Nueva arma contra las superbacterias: aspergilomarasmina A


Los antibióticos son muy buenos como medicinas, y todavía curan la mayoría de las infecciones, pero son muy poco rentables como productos de consumo, precisamente por sus propiedades curativas. Aunque cada vez se encuentren menos antibióticos, la inversión para descubrirlos es menor. Los que eran fáciles de encontrar son los que ya hemos estado usando y su eficacia ha quedado mermada al propagarse las bacterias resistentes. Parece poco probable que ahora se produzca una afortunada coincidencia como la que ayudó a Fleming a descubrir la penicilina. Por eso el descubrimiento, realizado por un equipo canadiense y británico, de que hay un compuesto, la aspergilomarasmina A, que puede ayudar a anular la resistencia de varias bacterias Gram-negativas frente a los antibióticos del tipo de la penicilina, los llamados por su estructura molecular betalactámicos, además de ser una buena noticia, tiene un cierto grado de buena suerte. Porque el nuevo compuesto no es realmente nuevo, sino que se ha vuelto a encontrar.

AspergillusVersicolorMicroscope1

 

El moho que nos puede salvar de las superbacterias. Aspergillus versicolor se une al grupo de hongos que como ya ocurrió con Penicillium rubens, productor de penicilina, nos ayudan a curar las infecciones bacterianas.

Seguir leyendo »

Etiquetas:

Una epidemia universal: ¿perderemos los antibióticos?


Quedar a merced de las infecciones. que en el pasado convertían con frecuencia las heridas en graves dolencias y a cualquier diarrea en una peligrosa enfermedad, es lo que nos ocurrirá si, como hace un mes alertó la Organización Mundial de la Salud (OMS), no ponemos el remedio para frenar la extensión de las bacterias resistentes a los antibióticos. La situación sobre la que la OMS llama la atención no nos puede ser ajena, ya que si bien vivimos un espejismo en el que nos creemos liberados de las peligrosas infecciones de antaño, la realidad es muy distinta. No percibimos el peligro porque por lo normal las muertes por infecciones que no se pueden tratar no ocurren todas a la vez ni en el mismo lugar. Pero si lo pensamos bien, un gran número de personas acaban su vida siendo víctimas de una infección pulmonar imposible de tratar en las difíciles circunstancias de las fases terminales de muchas enfermedades. Podríamos decir por eso que la neumonía, por poner un ejemplo, es una epidemia individual, que no se concentra en el tiempo histórico, pero si en el tiempo personal ocurriendo al final de la vida de numerosas personas. La pérdida de eficacia de los antibióticos podría en este sentido amplio considerarse como la epidemia más grave que, incluso en los países ricos, ya está padeciendo la humanidad.

  Pavarotti_Mercury

Luciano Pavarotti y Freddie Mercury. Los dos padecían graves enfermedades, el primero un  cáncer de páncreas, y SIDA el segundo, pero los dos murieron víctimas de una neumonía que en su delicado estado no pudieron superar.

Seguir leyendo »

Etiquetas:

¿El dinero perjudica la salud?


¡Quién lo diría! Cuando te dan un billete no solo recibes su valor monetario, también recoges una increíble colección de microbios que pones en contacto con tus manos y luego atesoras en tu billetero. Es lo que ha encontrado un equipo de investigadores del Centro de Genómica y Biología de Sistemas de la Universidad de Nueva York tras analizar el ADN recogido de 80 billetes de un dólar.

  People playing Monopoly

¿Un juego inofensivo? No tanto si los billetes han circulado por la ciudad.

Seguir leyendo »

Etiquetas:

Montaje de nanomáquinas en tubos fabricados con bacterias


Para investigar cómo funcionan las máquinas microscópicas que mantienen vivas a las células, muchos científicos intentan reproducir en el tubo de ensayo los procesos que suceden en los seres vivos. En mi laboratorio decidimos hace unos años convertir a una bacteria en un tubo de ensayo para añadirle los ingredientes cuya actividad se quiera ensayar.

Bottled__test_tube_slimes_by_emla-d4z0229

El tubo de ensayo es un ambiente artificial pero sirve para investigar y reproducir parte de lo que sucede en un ser vivo.

 

Seguir leyendo »

Etiquetas:

Los microbios de los edificios


Piso céntrico con dos dormitorios, baño, cocina y microbios saludables, se alquila. Podría pronto ser un anuncio en la sección de alquiler de pisos en cualquier periódico, porque todos preferimos vivir en un ambiente saludable, y la composición de los microbios de un edificio es sin duda uno de los factores que pueden contribuir a ello. Hace unas semanas se publicó un análisis de las bacterias que habitan en un edificio de la Universidad de Oregón que alberga aulas y oficinas junto con los servicios adecuados, en total 155 recintos. Las técnicas de análisis han avanzado tanto en lo que va de siglo que hacen relativamente sencillo el obtener catálogos pormenorizados de los microbios que habitan en cualquier lugar, desde las cuevas con pinturas rupestres hasta los hielos polares, por lo que identificar los microbios de un edificio universitario ya no es difícil.

Lo3744_2

Las construcciones, además de ladrillos cables y tuberías, continen una variada colección de microbios. Juego infantil de construcción con bloques que representtan microbios.

Seguir leyendo »

Etiquetas:
Categorias: Ambiente, Bacterias

Yo soy yo y mi úlcera: Helicobacter y el cáncer de estómago


¿Por qué el cáncer de estómago afecta a 150 de cada 100.000 habitantes de la ciudad de Túquerres en la Colombia andina, mientras que doscientos kilómetros más al oeste en la población costera de Tumaco la frecuencia de la misma enfermedad es de 6 casos por cada 100.000 habitantes, o sea 25 veces más baja? Acaba de publicarse en la revista de la Academia de Ciencias de los Estados Unidos (edición previa en la red) un trabajo en el que se correlaciona la capacidad de distintas variantes de la bacteria Helicobacter pylori para producir cáncer de estómago según sea tanto su procedencia como el linaje de los pacientes que lo sufren. Podría decirse que cuanto más han convivido los ancestros del patógeno y del paciente la convivencia resulta menos dañina. Los habitantes de las dos poblaciones de Colombia son de distintas procedencias y las bacterias de sus estómagos también.

 

WEB_1.14501_42-31108440

Imagen artística de la bacteria Helicobacter pylori. Sciepro/Science Photo Library/Corbis.

Seguir leyendo »

Etiquetas: , ,

¿Somos lo que nuestras bacterias nos ordenan?


A veces se dice que somos lo que comemos, pero a la vista de varios descubrimientos publicados a lo largo de 2013 sería más acertado decir que somos lo que determinan las bacterias de nuestro aparato digestivo. Y como cada día eliminamos con las heces un enorme número de ellas, más de un billón, casi podemos decir, como contrapunto a nuestra arrogancia como reyes del universo, que más bien somos lo que evacuamos.

SOMELQUEMENGEM__noticies_web_640x360_CAT.v1386593799

¿Somos lo que comemos? Llevado a extremos cualquiera podría convertirse en un famoso futbolista o, por qué no, en una cocinera con tres estrellas Michelin, simplemente eligiendo la dieta indicada.

Seguir leyendo »

Etiquetas:

Aprender a leer el genoma: Fred Sanger


Fred Sanger falleció a los 95 años el pasado martes 19 de noviembre. Sus obituarios destacan que obtuvo dos premios Nobel. Prefiero decir que es sin duda una de las personas que más ha hecho por la salud y el bienestar de la humanidad. Sanger diseñó primero procedimientos para obtener la secuencia de los aminoácidos que componen las proteínas y los utilizó para definir la estructura de la insulina, por ello, a los cuarenta años, obtuvo el Nobel en Química en 1958. Conocer en detalle la estructura de la insulina permitió, antes de que se extendiesen las técnicas de Ingeniería Genética, que la empresa Novo modificase la insulina porcina para inyectarla en los enfermos de diabetes sin que produjese efectos adversos. Para ello fue crucial el saber que solo se diferenciaban en un aminoácido.

  Frederick-Sanger-620x330

Fred Sanger. A su izquierda está montado un gel de secuenciación de ADN como los usados para secuenciar en la década de los 80.

Seguir leyendo »

Etiquetas: