Archivo de enero, 2018

¿Necesita la Responsabilidad Social Corporativa un Algoritmo?

Como profesora y consultora en Responsabilidad Social Corporativa, llevo bastantes años impartiendo clases de RSC, tanto para empresas, como impartiendo clases para profesionales y alumnos/as. Asimismo escribo diferentes posts que hacen referencia a la importancia estratégica e internacionalización de la RSC o artículos en prensa. Recientemente asistía a una conferencia donde los ponentes explicaban a en qué consiste la RSC, como si fuese una recién llegada e incluso confundiendo su verdadero contenido.

Esta situación, me ha hecho reflexionar que esto no ocurra tal vez la solución esté en diseñar un algoritmo que ayude a comprender a los profesionales ¿Qué es y cómo aplicar la RSC? Pues en las últimas semanas leía que existe: Un algoritmo mejora la integración de refugiados o el algoritmo que permite saber qué aspecto tendrás a los 60 años, pues los algoritmos “son un conjunto prescrito de instrucciones o reglas bien definidas, ordenadas y finitas que permite llevar a cabo una actividad mediante pasos sucesivos que no generen dudas a quien deba hacer dicha actividad. Dados un estado inicial y una entrada, siguiendo los pasos sucesivos se llega a un estado final y se obtiene una solución”.

 Con lo cual los algoritmos nos podrían ayudar a evitar la RSC aparezca y desparezca como el Guadiana,y sobre todo que aquellas personas que se autodefinen como expertas en Responsabilidad, realmente comuniquen bien el valor de la RSC.

 Para finalizar, indicar que René Descartes, afirmó La matemática es la ciencia del orden y la medida, de bellas cadenas de razonamientos, todos sencillos y fáciles”. Y que yo parafrasearía los algoritmos tal vez puede servirnos para llegar a un razonamiento, sencillo y fácil de la RSC.

Me gustaría conocer vuestras opiniones…

Etiquetas: ,
Categorias: RSC

Cuatro Décadas de Innovación

Tengo en mis manos la Revista de Perspectiva de CDTI, cuyo número está dedicado a la Innovación, de hecho se menciona: Desde hace cuatro décadas el CDTI sigue siendo un motor en el apoyo y la financiación de la I+D y la innovación empresarial española.

Sin embargo, cuando he comenzado a leerla me he encontrado con el artículo ¿Qué os  pasa con la I+D+i? donde Francisco Marín. Director General del CDTI, reflexiona  afirmando que “la I+D+i sigue quedando atrapada en el olimpo de los expertos, de los creyentes o de los adictos, a pesar de que los resultados que se cocinan al amparo de estas palabras mágicas depende no solo el incremento en los factores de la calidad de vida sino el progreso de las sociedades hacía los límites posibles del bienestar. La innovación nos permite vivir mejor y más”

Este comentario me ha desconcertado, porque si después de tantos años hablando de innovación, aún no es entendida como el verdadero motor del avance de las sociedades y sus ciudadanos la valoran y apoyan. Mi pregunta sería ¿por qué ? ¿no se ha explicado adecuadamente? Pues tras la lectura, tengo una cierta sensación un tanto agridulce, sobre todo cuando el Director General del CDTI concluye… y alguien te pregunta “pero ¿de qué va eso de la I+D+i?”, no dudes en contestar que “la I+D+i va de ti también”.

Personalmente me gustaría llamar la atención a esos expertos, creyentes o adictos a la innovación (que se mencionan en el artículo) para que salgan de sus urnas de cristal, y comiencen a acercarse a la realidad y comuniquen de forma transparente en que consiste la innovación para que todas las personas comprendamos su importancia ayer, hoy y mañana.

Para finalizar, solamente señalar  lo que afirmó Vicent Van  Gogh ¿Qué sería de la vida, si no tuviéramos el valor de intentar algo nuevo?” No puedo estar más de acuerdo, aprovecharé para ver la película Loving Vicent sobre este extraordinario pintor.

Etiquetas: ,
Categorias: CDTI, General, Innovacion