La Academia Contra Un Blogger

Desde hace tiempo me toca sufrir las consecuencias profesionales de ser heterodoxo. La verdad es que el precio de la libertad de expresión resulta ser bastante caro en muchos momentos. Ahora bien, la desagradable situación que viví hace pocos días, con motivo de la celebración de un Congreso sobre Degradación de Suelos que se celebró en Fuerteventura (Islas Canarias), fue más allá de lo que mi mente calenturienta pudiera haber imaginado jamás. Expongo los hechos y valorar vosotros mismos lo ocurrido. Desde que llegué al hotel en donde se iba a celebrar el evento mencionado, constaté como diversos colegas me saludaban con frialdad o simplemente no me contestaban. Tras preguntar, se me espetó que la razón era este blog. Eso sí, tan solo uno de ellos me comentó algo a la cara. De todo lo demás fui informado por “otros amigos de verdad” que concurrieron allí. Me habían acusado de todo, incluso se me dijo que el “establishment” discutía si debía tomar medidas contra mi persona. Lo que os voy a narrar, por esperpéntico, pudiera dar lugar a que creáis que Juanjo se está demenciando, pero no es así. Ya entenderéis este comentario al comenzar a leer el post.

La verdad es que he dudado el encabezamiento que debía tener este post. Por ejemplo, también podía haberlo titulado: “La Academia Intenta Linchar a un Blogger”. ¿Qué exagero? La frase no es mía. Uno de mis amigos la utilizó en un intento de describir lo que ocurría a mis espaldas. Otro de ellos me comentó: ¿Cómo te las arreglas para estar siempre en el ojo del huracán? Un tercero simplemente exclamó: ¡van a por ti!. Y así ad nausean, ya que compañeros que me aprecian también tengo. Eso sí, nadie aludió a los contenidos de la bitácora, o por lo menos no fui informado de ello.

 

Al parecer, un buen día, alguien entró en Internet para visitar la página web de la “Sociedad Española de la Ciencia del Suelo”, y al escribir esta frase en el buscador tan solo aparecían dos post de nuestro blog que había escrito sobre aquella (más concretamente este y este). Ahora bien, en otros cuatro también la había citado. Quizás pudiera haber molestado alguno de los contenidos de este otro post. En cualquier caso, ni he faltado a la verdad ni he molestado a nadie, como vosotros mismos podréis comprobar. Según tengo entendido, tal colega u otro, al intentar buscar por el acrónimo SECS, le ocurrió lo mismo. Existe otra sociedad española que atiende al mismo acrónimo de SECS pero su página web no les molestó (faltaría más). Pues bien, yo no se si lo comprobaron muchos o pocos colegas, pero con motivo de otro evento realizado en Durango por el susodicho colectivo (junio de 2007 “SECS07”; cuyo contenido, por cierto, aparece mejor posicionado en la Web que la página oficial “en este momento”: 30 de septiembre de 2007) un grupo de socios se reunieron en camarilla y empezaron a bramar contra mi persona y esta weblog. Tan solo narraré frases entrecortadas que “mis camaradas” escuchaban en Fuerteventura.

 

·         Es imposible entrar en la página de la SECS sin pasar antes por la “taquilla del blog de Juanjo”

·         Juanjo se está aprovechando de la SECS para hacerse publicidad a nuestra costa

·         Ibáñez intenta deliberadamente confundir a los que buscan la web de la sociedad introduciendo “un nombre erróneo”

·         Juanjo intenta socavar la imagen y/o el prestigio del Presidente de la SEC

·         Igual lo que pretende Juanjo es preparar otra candidatura para las próximas elecciones y se está haciendo un marketing tendencioso y maniqueo

·         Etc., etc.

 

Sinceramente me quedé primero boquiabierto, luego indignado, y finalmente furioso. La única queja que podría atesorar alguna razón consistió que en el primer post que dediqué a la Sociedad Española de la Ciencia del Suelo” por error escribí “de las ciencias” en lugar “de la ciencia del”. En él se aludía a ella correctamente, pero no en el título. ¡Mil perdones compañeros!, pero todo se podía haber solucionado con un comentario al post en el que se me señalara mi error. Empero no lo hicisteis ¿verdad? Mucho mejor poner a parir a Juanjo a sus espaldas, ya que a la cara la cosa cambia ¿verdad? En esta bitácora han escrito varios miembros de la SECS, incluido su vicepresidente, y ninguno de ellos percibió tampoco mi “perverso” equívoco. Por supuesto, inmediatamente corregí el título mentado.

 

Pues bien, en el Hotel escribí en tres buscadores, tanto el nombre completo como las siglas de la Sociedad. Y resulta que todo era mentira, al menos ahora. Podéis comprobarlo vosotros mismos. Bien pudiera ser que como esta bitácora ya ha cumplido dos años, mientras que la Web de la Sociedad es más joven, al principio, no la encontraran con facilidad, al contrario que los enlaces a nuestra bitácora. Empero ese no es mi problema. Los compañeros que me atacan deberían saber como mínimo como funcionan los posicionamientos en Google y otros buscadores. Para los que entendéis de esto lo dicho basta, pero a mis críticos había que darles un cursillo sobre internet, blogs y el ciberespacio. Hasta aquí, podéis comprobar vosotros mismos que todo fueron infamias, injurias y descalificaciones que debo recordar son razón más que suficiente para llevarles a juicio. La razón es obvia, si en sus comienzos pudiera haber ocurrido lo que comentaban, pero hace meses que ya no es así. ¿Qué ha pasado desde entonces? ¿Nadie de ellos ha utilizado un buscador en los últimos tiempos? Resulta triste ver el comportamiento de parte de la Academia.

 

Debo recalcar que este post no va ni dirigido a la Sociedad ni a su Presidencia, sino contra todos aquellos cobardes que solo saben difamar por la espalda, intentando dañar la imagen de alguien que no se ha entrometido jamás en sus asuntos.

 

Me consta que al Presidente de la Sociedad le estaban calentando la cabeza. En primer lugar, tanto éste (Felipe Macías) como el Vicepresidente (José Torrent) de la SECS son dos de nuestros mejores edafólogos. Ambos andan “sobraos” para que les cuenten que intento pasar por encima de ellos. Sin embargo, otros no pueden decir lo mismo. El último día del congreso recibí dos comentarios en el blog que venían a decir “eres un edafólogo fracasado”. Obviamente los borré pero aquí va mi respuesta. Quizá de lo que padezcan es de envidia malsana ya que:

 

·         En el Ultimo Congreso Mundial de la IUSS se me invitó a impartir dos conferencias magistrales

·         Que se invitó a 15 expertos (aunque finalmente fueron unos 40) a discutir sobre “El futuro de la edafología”, siendo yo uno de los dos únicos edafólogos hispanoparlantes que recibimos tal reconocimiento.

·         Que en una revista del prestigio como es Geoderma, he sido el único españolito invitado a escribir un “discussion paper”,

·         Etc. etc.

 

En cualquier caso, Felipe Macias y Pepe Torrent atesoran otros muchos meritos, empero el grupillo de marras parece no aceptar que a mi se me pueda reconocer más que a algunos de ellos.

 

Por lo que respecta a mi presunta “candidatura a Presidente de la SECS” podéis estaros tranquilos. Si he rechazado ser director de centros europeos, no veo razón alguna para intentar presentarme a una sociedad en la que al parecer parte de sus miembros me detesta. Durante años varios amigos de profesión me han animado y siempre les he contestado lo mismo: Ni tengo el temperamento adecuado, ni el entusiasmo necesario para ser la cabeza de un colectivo del cual muchos de sus miembros sólo entienden la meritocracia y las jerarquías decimonónicas. Si es cierto que hace unos años intenté aglutinar a unos cuantos edafólogos para presentar la candidatura de un amigo que pudiera haber sido un excelente Presidente de la SECS (sin desmerecer al actual). Buscábamos otro modelo de Sociedad, más dinámico y participativo. Empero el edafólogo en cuestión declinó tal proposición y ahí acabó todo.

 

Hace unos meses recibí otra nota anónima a mi post sobre la SECS en el que se me decía: “raja menos y colabora más”. Y allí está mi respuesta. Jamás me he negado a colaborar con ellos. Si no lo hago con más frecuencia es porque no se me requiere para ello. Más aún, en la pasada Asamblea General de la SECS (febrero de 2007) anuncié que renunciaba a mi puesto en el European Soil Buro (ESB), instando a su presidencia públicamente a buscar un candidato del gusto de la mayoría. Yo mismo me comprometí a convencer al Secretario General del ESB (Luca Montanarella) para que aceptara a quien la SECS propusiera. Hace unas semanas, con motivo de la Reunión sobre el Convenio de de Desertificación celebrado en Madrid, tuve el placer de tomar unas cervezas con Luca. Volvió a salir el mismo tema y le reiteré idénticos argumentos. Felipe Macias también tiene constancia de ello, ya que lo hemos hablado no hace mucho tiempo de este asunto. ¿Es eso un síntoma de intentar socavar al Presidente de la SEC o a todo su colectivo?

 

Pensemos ahora que yo tuviera el talante de alguno de los que me atacan. En la página Web de la Sociedad Española de la Ciencia del Suelo se muestra una pestaña en la que aparece la palabra “enlaces”. Si pincháis a día de hoy (30 de septiembre de 2007) observaréis que se contempla mi bitácora y añaden: “un blog verdaderamente interesante”. Gracias de todo corazón, pues observo que no todos piensan igual. Sin embargo si pincho, no aparece mi bitácora (no está bien enlazada). De ser uno de estos cobardes bramaría alegando que se burlan de mí. Entiendo que se trata de un error tan nimio como el que ya comenté al escribir “ciencias del suelo”. En consecuencia se lo agradezco igualmente y estoy seguro de que lo cambiarán cuando se percaten. Si alguien me pregunta porqué no pongo en mis enlaces favoritos la página de la SECS, se lo comentaré, ya que se trata de un tema nada trivial. Si que estoy en deuda con Carlos Dorronsoro (Universidad de Granada), pionero en abrir a internet todo el material de los cursos que imparten en el departamento de edafología de esta universidad, hace ya ¡diez años!. Eso sí al pinchar por la Web de la SEC, tampoco se abría su página personal. Obviamente al insertar muchos enlaces se cometen errores (y quien no). Ya se solucionarán.

 

Finalmente señalaros que la página web de la SECS se va enriqueciendo en contenido y os recomiendo que analicéis el material que han colgado sobre enlaces, por cuanto comienza a ser sumamente rico y, posiblemente del interés de muchos de vosotros. En breve colocaré en mis enlaces favoritos los cursos on-line de le Universidad de Granada, así como los de la de Badajoz. Hasta la fecha son los únicos que conozco en España con contenidos didácticos, cosa que es de agradecer debido a la escasa información de suelos de la web española.

 

Una bitácora o página de divulgación científica suele ser más visitada por estudiantes y ciudadanos que la Web de una Sociedad por motivos obvios: “los contenidos”. Y se trata de algo normal de comprender para todos los que conozcan mínimamente Internet. Las últimas solo suelen ser visitadas por profesionales, mientras que las primeras incumben a un público mucho más amplio cuando tienen éxito. Empero algunos consideran que todo debería estar regulado por jerarquías rígidas controladas por un ente inquisitorial. Afortunadamente ya “casi” (pero no del todo) hemos sobrepasado la época feudal. pero algunas mentes parecen añorarla.

 

Y para los que me atacan difamando un comentario más. Felipe Macias me comentó en Fuerteventura que debía aclararse el tema de mi blog en la próxima reunión de la SECS, a lo que accedí complacido. Empero habría que impartir una charla previa acerca de de que es un blog o bitácora, el ciberespacio, el e-learning, el movimiento wikipediado, el Open Access, Creative Commons, etc., ya que de no ser así muchos de los colegas que me atacan injustificadamente no se van a enterar de nada. Ya sabemos que no hay más sordo que el que no quiere oír, ni más ciego que el que no quiere ver. De ser así, espero que allí tengan la gallardía de decirme a la cara las blasfemias que escupen a mis espaldas. Y mientras tanto que vayan leyendo en este post de un blog vecino, las razones por la que la mayoría de ellos terminarán escribiendo un blog si no se jubilan pronto. 

 

Juan José Ibáñez

Harto de tener que bailar con tanto mal intencionado, por no utilizar otro calificativo. Eso sí, para todos aquellos cuya única intención consistía en hacerme daño, tan solo decirles que lo han conseguido. ¡En hora buena! Me siento profundamente triste y decepcionado por la actitud de muchos colegas.  

Etiquetas:

Si te gustó esta entrada anímate a escribir un comentario o suscribirte al feed y obtener los artículos futuros en tu lector de feeds.

Comentarios

Hola Juanjo:

No deberías estar triste, más bien, muy pero que muy orgulloso. Tu blog personal ha logrado que los buscadores lo indexen en una posición muy alta (superior a la de la web oficial) y eso se traduce, para los que no tienen idea, en enlaces y tráfico en tus contenidos.

El hecho que una bitácora en español, que trata temas científicos dentro de una rama muy particular y poco popular, haya logrado mas un millón de visitas en dos años es muestra del tremendo éxito que tu bitácora y de un tremendo mérito para ti. Estamos hablando de Internet, y todavía aquí queda algo de democracia, es decir, si la gente te visita es porque realmente quiere hacerlo no porque nadie lo obliga.

Te digo más, ya muchos blogs profesionales quisieran tener el éxito de "Un universo invisible…, y seguramente que muchos de los que ahora te critican ya hubiesen pensado la posibilidad de rentabilizar la actividad migrando el blog para un dominio propio y poniéndole unos cuantos anuncios. Teniendo en cuenta el éxito de "Un universo…", se podría ganar buena pasta con esto.

Sin embargo tu sigues aquí, dedicando un buen tiempo a tu blog, contribuyendo a una causa absolutamente noble como es aportar información de primera a muchos estudiantes del tercer mundo, y todo esto de manera absolutamente desinteresada. Que puedo decir que no sea Felicitarte.

Los que te critican deben aprender que posicionar un blog en Internet es muy difícil, que hace falta, entre muchas otras cosas, enlaces y tráfico; y eso solo logra en un blog como este con BUENOS CONTENIDOS, no hay otra forma.

Saludos,

Gracias Pepe4 es un Consuelo. Pero es justamente la incomprensión y amenazas de los compañeros (cuyas acusaciones a demás son rotundamente falsas) lo que me duele. Se supone que no es científico acuar sin verig¡ficar las noticias pero (….). Lo de difama que algo queda es cierto y ambos lo sabemos. Y por una razón o por otra parece que a uno se le quiere impedir hasta este tipo de actividades. Mientras en la Weblog de la página de la sociedad Argentina de las CC. del Suelo aparece en su carátula algo así como "no te pierdas el blog de Juanjo Ibáñez", en España te quieren linchar. Cada uno que saque sus propias consecuencias, pero ya sabemos que con estas "credenciales" luego te evaluan productividad y promoción y uno comienza a pensar que haga lo que haga va a dar igual lo que nhaga o publique, ya que estás juzgado y condenado por los que van a estar en tribunales que muy bien pueden ser más inquisitoriales que de otro tipo. Y no es la primera vez pero no me gustaría tener que sacar otros temas pasados si no es necesario.

Gracias por tus ánimos

Juanjo

Estoy totalmente de acuerdo con Pepe.

Es difícil no hacer caso a las malas lenguas y difamadores, pero si lo consiguieses sería fantástico. La ponzoña de los demás que les sirva para envenenarse cuando se muerdan la lengua, no para envenenar a una persona por cumplir una buena función en la sociedad del conocimiento.

Saludos

Estimado Juanjo:

Lo que te acaba de suceder pasa mucho entre los españoles. No deberías darle demasiada importancia. Seguimos siendo un país de envidías, si no lo haces tú seguro que nadie lo haría, pero si lo haces terminarán por criticarlo.

Te felicito porque algunos de los temas que has tratado nos permiten a inexpertos en esa ciencia, conocer algo más. Mi especialdiad es la documentación, http://weblogs.madrimasd.org/documentacion, pero creo que has cosechado un éxito increible con tu blog. Acercar la ciencia a los demás, es más importante que creerse dueño de ella.

Ánimo y cun cordial saludo.

Hola hermano,

Yo fui testigo y oyente involuntaria de muchas conversaciones, gestos y cosas de las que comentas en este post. Doy fe de que no cuentas nada que no haya sucedido.

Pero……….el mayor desprecio es no hacer aprecio. Ignóralos.

Ánimo y besos

Ok. Gracias a todos por vuestros comentarios de ánimo.

Juanjo

Juanjo, alguien inventó que una conversación de Sancho y Don Quijote.

Donde Sancho le dice a su amo, "señor los perros ladran" y el supuestamente le contesta "Es que vamos cabalgando Sancho".

Nada duele mas a los mediocres, que los éxitos de los locos que pensamos por nuestra cuenta. Estoy seguro que habeis tenido experiencias similares en vuestra vida y sin animo de fastidiar, habrá mas.

Hasta puede suceder como dice el caballero de la triste figura:

Que dios esta con los malos cuando son mas que los buenos. Os lo digo por amargas experiencias, pero mal haríamos con anteponer sus impotencias, a nuestras expectativas.

Un Abrazo Fraterno

Hola, tenía esta página localizada en referencia a un artículo suyo sobe holones, y caos. Me pareció clara, precisa y cuando la leí pensé porque no hay más articulos divulgativos como este, de claro.

Hoy he vuelto a entrar en su página, y me encuentro con este post.

No le conozco ni se qué es eso del Sec, ni lo que es la edafología, pero le aseguro que a partir de ahora, le voy a seguir desde mi carpetas de blogs favoritos.

Adelante, con su blog ya que creo que puede aportar y divulgar conceptos científicos de forma muy clara y precisa.

Animo!!!

Como ya se ha escrito, ladran luego cabalgamos.

Antonio

Me ha gustado mucho eso de :ladran luego cabalgamos.

Me recuerda lo que decía mi madre:si la envidia fuera tiña……………cuantos tiñosos habría.

Animo!!! que son pocos y cobardes, porque si no lo fueran sería un debate abierto e incluso podrían colaborar en estas páginas.

Yo tampoco entiendo nada de este tema y sinembargo, no solo estoy aprendiendo mucho leyendo su blog, si no que hasta me atrevo a opinar, sin miedo a equivocarme sobre alguno de los temas tan expléndidamente tratados.

Animo!!! una vez más

"¿Qué te parece desto, Sancho? -dijo don Quijote-.

¿Hay encantos que valgan contra la verdadera valentía?

Bien podrán los encantadores quitarme la ventura, pero el esfuerzo y el ánimo será imposible."

No se puede ser ni más certero ni conciso que Cervantes…

Mucho ánimo,

Daniel

mucho ánimo juanjo. tienes mucha gente que te apoya….abrazo

Ánimo.

La difusión que estás haciendo de la edafología supera con creces la que se hace desde la SECS. Y eso te lo deberían de agradecer, en vez de todo lo contrario.

Estoy seguro que los buenos edafólogos están a tu favor, y a favor de esta gran divulgación. Los demás, lo único que demuestran es envidia e ignorancia (que no se que es peor a estas alturas).

Saludos y ánimo.

PD: me estoy intentando imaginar el careto que se te quedaría con semejante movida.

Ánimo, sólo hay futuro, y el futuro es nuestro

Hola Juanjo, cuando me lo contaste me pareció increíble. Creo que hay un refrán que dice "A palabras necias, oidos sordos".

Como miembro de la SECS, te doy las gracias por el gran esfuerzo que supone mantener esta blog activa difundiendo tal cantidad de conocimientos e información sobre suelos para todos los públicos.

Ánimo, ya sabes que aunque no escribamos, te apoyamos.

Juanjo:

En todos lados se cuecen habas.

No debe haber mucha diferencia entre las riñas entre colegas de diversas disciplinas en todos los paises y en todas las comarcas.

Tu tienes tanto fervientes, admiradores como archienemigos.

Ocurre siempre con quienes hacen ruidos que perturban la calma establecida.

Tu página es consultada por ambos "bandos", unos lo hacen a la luz y otros " a escondidas"

Si es que me permites darte un consejo: Sigue adelante y no te olvides que alguien, hace ya muchos siglos dijo que la tierra giraba en derredor del sol y fue condenado !!!

Hola Juanjo, no te preocupes, debes saber que en este lado del charco te queremos mucho. Siempre he pensado que eres genial y esta situacion genera dos sentimientos: admiracion y odio. Un amigo dice que la situacion que estas pasando es como con las moscas cuando estas comiendo, fastidian pero no hacen daño.

Para darle de comer a tus enemigos, en el proximo congreso colombiano voy a proponer tu nombre como socio honorario y son muy pocos.

Un abrazo de quien te valora y aprecia mucho.

Raul

Hola Juanjo. Como te dije el otro día cuando comentaste el caso en la reunión: sencillamente delirante. De tan absurdo que es, resultaría incluso cómico si no fuera porque este tipo de actitudes ignorantes acarrean consecuencias no deseadas y te ha hecho daño. Un abrazo y mucho ánimo.

¡jajaja!

Perdona que me ría, debe ser por aquello de "mal de muchos…" pero me ha hecho gracia reencontrarme con algunos argumentos que también han orbitado a veces a mi alrededor…

En fin, un regalo para subir los ánimos: seguro que, haciendo las extrapolaciones necesarias, ves muchas coincidencias:

http://youtube.com/watch?v=4pyjRj3UMRM

Realmente es muy bueno y me he reido mucho.

Gracias Ismael.

Os mando el enlace con subtítulos en español para los que no sepamos swahili:

http://www.youtube.com/watch?v=93SgXeu-SeY&eurl=http://www.navegapolis.net/content/view/623/65/

Ánimi juanjo ya sabes que no tienen razón y al final la razón supera a la sin razón.

Tienes todo mi agradecimiento, apoyo y cariño

Gracias Juanjo,

Un abrazo y mucho ánimo

Hola! Me he encontrado de repente con este post, soy una edafóloga bien intencionada y bien informada gracias a tu blog. Tu blog ha conseguido dar ese paso, con frecuencia tan díficil, de hacer que el hermético mundo científico se acerque al mundo real. Felicidades y sigue escribiendo!!!

(requerido)

(requerido)


*

Responsable del tratamiento: FUNDACIÓN PARA EL CONOCIMIENTO MADRIMASD con domicilio en C/ Maestro Ángel Llorca 6, 3ª planta 28003 Madrid. Puede contactar con el delegado de protección de datos en dpd@madrimasd.org. Finalidad: Contestar a su solicitud. Por qué puede hacerlo: Por el interés legítimo de la Fundación por contestarle al haberse dirigido a nosotros. Comunicación de datos: Sus datos no se facilitan a terceros. Derechos: Acceso, rectificación, supresión, oposición y limitación del tratamiento. Puede presentar una reclamación ante la Agencia Española de Protección de datos (AEPD). Más información: En el enlace Política de Privacidad..