Sobre lo Continuo y lo Contiguo: (¿Cuántos Lagos hay en el Mundo?) y la Naturaleza de los Suelos

Ya hemos hablado numerosas veces sobre el dilema del continuo, como en este y este post, entre otros muchos. Vimos que el lobby de los edafometras ha atacado reiteradamente las clasificaciones tradicionales de suelos en base a que la edafosfera es un continuo y su categorización en edafotaxa una actividad subjetiva de los edafotaxónomos. Demostramos como este problema también aparece en las clasificaciones biológicas, sin que nadie cuestione su validez. El filósofo de la biología Sattler lo narra a la perfección, mentando que no se trata de un continuo en el sentido estricto del término, sino que las “cosas” o “entidades” de la naturaleza son como picos de un continuo (patterned continuum). Del mismo modo, comentamos que tales descalificaciones se derivan de un pensamiento realismo ingenuo descartado de la filosofía de la ciencia desde hace muchos decenios (ver por ejemplo el post sobre pensamiento analógico versus digital, entre otros).  Pero si bien los constructos taxonómicos tradicionales y la categorización del continuo puede defenderse desde distintos puntos de vista, ya que la antonimia discreto continuo no deja de ser una falacia lógica, desde numerosas perspectivas en realidad los edafometras se equivocan de cabo a rabo ya que se les olvidó un término de la ecuación. No se trata tanto del dilema del continuo como de la continuidad junto a la adyacencia (contiguo). Y vamos a demostrar tal hecho apelando a un ejemplo procedente de otro ámbito de los recursos naturales. ¿Cuantos lagos hay en el mundo o cual es el mayor lago del mundo?

 

 

 

Los Grandes Lagos

Entre Estados Unidos y Canadá

Imaginémonos que se le muestre una foto aérea a un ciudadano con diversas masas de agua y después le pregunten ¿Cuántos lagos hay? Lógicamente contará su número y ofrecerá una cifra.   ¿Será la respuesta correcta suponiendo que sabe sumar? Posiblemente no. Más aun, ¿podemos cuantificar a ciencia cierta el número de lagos que hoy en día existen en el mundo? La respuesta es categórica: ¡No! ¿Y si se le pregunta aun experto por el tamaño de un lago? La mayor parte de ellos ofrecerán una cifra concreta. ¿Se equivocarán? Probablemente. Y ¿Por qué?

 

 

 

Desecación de los lagos y Desertificación: Mar de Aral

ha descendido su extensión a consecuencia de la desviación

de las aguas sus principales afluentes para el riego. Nótese

que de descender un poco más su nivel se fragmentaría en

Varios cuerpos de agua.

 

Las fronteras de un lago fluctúan conforme albergue un mayor o menos volumen de este líquido elemento. Tal circunstancia dependerá de la cuantía de las precipitaciones en años precedentes. Si hay sido generosas sus fronteras serán amplias. Sin embargo, cuando el área se encuentra inmersa en un ciclo de sequía, su extensión será considerablemente menor. No obstante, también suele ocurrir otro fenómeno simultáneamente que no suele tenerse en cuenta. Me refiero a que, conforme se reduce el volumen de agua se fragmente en varios lagos menores como consecuencia de la fisiografía de su lecho. No es infrecuente que bajo tales circunstancias un lago de grandes dimensiones se fragmente en muchos de menor tamaño. ¿Entonces, cuantos lagos debemos decir que hay: uno o varios? La respuesta no es trivial.  En mayor o menor medida, el clima cambia constantemente, por lo que hablar de medias tan solo nos ofrece una información relativa a unos pocos decenios precedentes.

 

De este ejemplo podemos extraer tres conclusiones obvias y otra que no lo es tanto.

 

  • Los lagos tienen fronteras difusas que solo son discernibles cuando se le monitoriza a lo largo de varios años
  • No podemos decir “a ciencia cierta” si estamos en presencia de uno o varios cuerpos de agua, si soslayamos el marco de referencia temporal con vistas a acotar el problema
  • Las fronteras difusas de una entidad no implican ambigüedad a la hora de contar el número de ellas (de un recurso natural en un momento dado).
  • El problema de categorizar los suelos, o por ejemplo, los ecosistemas naturales en zonas no perturbadas, no derivan tanto de su continuidad como de su “contigüidad o adyacencia

 

Lago Chad Pérdida de extensión y fragmentación de

parte de ella en lagos diminutos “en la imagen satelital”

 

Y es aquí por donde transcurre el nudo gordiano de la falacia de los edafometras. La adyacencia era el elemento que le falta en la ecuación de su discurso. Si los edafotaxa fueran como los lagos (y lo son en determinados paisajes, aunque en otros no) su delimitación espacial, en un momento dado, no albergaría problemas. Sin embargo aparecería otro nuevo: “no podríamos enumerarlos de una manera no-ambigua”. Los ecosistemas, como los suelos, también atesoran fronteras difusas. Más aun, en regiones poco perturbadas, como las selvas tropicales más virginales, la transición entre unos y otros adolece de los problemas de continuidad y contigüidad.  Tan solo cuando existe un abrupto cambio fisiográfico y/o litológico muy contrastado (en la naturaleza de los materiales), que dé lugar a otro paralelo en los suelos que allí se ubican, podremos delimitar las fronteras con precisión. En cambio, aunque todos los ecólogos reconocen el problema, ninguno de ellos duda (o debería hacerlo) de la necesidad de categorizar y cuantificar el número de los ecosistemas. El problema estriba, en que las razones aludidas impedirán que realicemos tales tareas de forma no discutible. En otras palabras, los constructos taxonómicos serán un tanto imperfectos. No hay escapatoria.

 

 

Desecación de los lagos, sequías y Desertificación

Hoy no hay lago pero, ¿Y si vuelve a llover? ¿Lago o no lago?

 

Muchas controversias científicas se generan debido a que los investigadores no plantean adecuadamente el problema. El caso ya aludido de los edafometras es un ejemplo palmario. Pero podrían exponerse otros muchos. El problema de la medida acecha a las ciencias de los recursos naturales (y otras muchas) por doquier. Debido a ello, frases como las siguientes deben considerarse con suma prudencia en un contexto muy concreto (por lo que debe cuidarse cualquier generalización) 

 

 

Lagos árticos: Su disminución en número y extensión, a causa del calentamiento climático, en Alaska y Siberia

 

En este último estudio, comparando información de 1973 con descubrimientos de 1997-98, el número total de lagos mayores disminuyó en un 11 por ciento. Aunque la mayoría no desapareció del todo, se encogieron de manera notable. La pérdida total de superficie lacustre está en torno al 6 por ciento. Además, 125 lagos desaparecieron por completo y están ahora revegetados

 

 

Juan José Ibáñez

Continuará…….

 

Sumario de los post editados en “Curso Básico sobre Filosofía y Sociología de la Ciencia hasta este post (pinchar en los números para desplegar los post)

 

¿Qué es esa cosa llamada Ciencia?

El Método Científico

Curso Básico sobre Filosofía y Sociología de la Ciencia

Reduccionismo Epistemológico

Ciencia e Inducción [1, 2, 3, 4, 5, 6, 7, 8, 9, 10, 11, 12, 13,]

El Círculo de Viena y el Positivismo Lógico [41]

Filosofía de Karl Poper: El Falsacionismo [14, 15, 16, 19, 20, 21, 23, 24, 25, 26]

Filosofía de la Teoría de la Evolución y Sociedad   [17, 18],

Naturaleza y enseñanza de la Ciencia [22]

Las Teorías Científicas Como Estructuras Complejas

La Filosofía de Imre Lakatos  [28, 29, 30, 31, 32]

La Filosofía de Thomás Kuhn [33, 34, 35, 36, 37]

Filosofías Radicales de la Ciencia: Feyerabend y más  [38]

Filosofía de la Ciencia versus filosofías científicas [39]

¿Es la mente fractal? [40]

¿Filosofía Cuántica? [42]

Seredipidad o Serendipia y la Lógica de los Descubrimientos Científicos [43]

El Dudoso Estatus de los Ciencia Modelos de Simulación Predicativos [44]

Filosofía de la Tecnología y Ortega y Gasset [45]

Los Conceptos y Sus Limitaciones: Vivir en la Incertidumbre [46]

Nominalismo, Realismo y Conceptualismo: Sobre el significado de concepto [47]

Pensamiento Analógico y Pensamiento Digital: Acerca de lo Continuo y lo Discreto [48]

El Discurso Científico, Conceptos Contrarios y Jean-Marc Lévy-Leblond [49]

Sobre Ciencia, Filosofía de la ciencia y religión : [50]

Clasificaciones, la Percepción del Mundo y el Progreso Acumulativo de la Ciencia [51]

El Concepto de Especie, Tipos de Suelo y la Filosofía de la Ciencia: Realismo Promiscuo [52]

Números mágicos [53]

Bruno Latour y los Estudios Sociales de la Ciencia [54, 55]

Reduccionismo epistemológico y ontológico (las teorías del todo) [56]

Sobre lo continuo y lo contiguo  [57]

 

 

Etiquetas:

Si te gustó esta entrada anímate a escribir un comentario o suscribirte al feed y obtener los artículos futuros en tu lector de feeds.

Comentarios

[...]  Sobre lo Continuo y lo Contiguo: (¿Cuántos Lagos hay en el Mundo?) y la Naturaleza de los Suelos [...]

[...] Sobre lo Continuo y lo Contiguo: (¿Cuántos Lagos hay en el Mundo?) y la Naturaleza de los Suelos [...]

[...] Sobre lo Continuo y lo Contiguo: (¿Cuántos Lagos hay en el Mundo?) y la Naturaleza de los Suelos [...]

(requerido)

(requerido)


*