La Degradación de los Suelos en Cuba (por Dilier Olivera Viciedo)

La degradación de los suelos es un proceso complejo, en el cual, varios factores naturales o inducidos por el hombre contribuyen a la pérdida de su capacidad productiva. El proceso de degradación de los suelos se extiende más allá del sitio original y representa un alto costo para la sociedad (Plasentís, 1997). La degradación del suelo no solo provoca afectaciones en el aspecto socio-político, con la inmigración de personas hacia lugares más productivos, sino también en el orden medio ambiental con la contaminación de las aguas, la extinción de las especies, el incremento de áreas desérticas, entre otras. En el orden económico, también son necesarias inversiones cada vez mayores para mantener los niveles de producción que demanda hoy la sociedad.

cuba-degradacion-1

Suelo Ferralitico Rojo (Nitisol), erosionado por mal manejo del riego, en condiciones de premontaña. Banao; Sancti Spíritus. Cuba. Cultivo de la cebolla (Allium cepa L) Foto: Manuel Rodríguez y Dilier Olivera Viciedo.

Caracterización nacional de la degradación del suelo

En Cuba (como en la mayoría de los países), el proceso de degradación se manifiesta en un alto porcentaje, por el inadecuado manejo y explotación de los suelos, además de las condiciones climáticas, topográficas  y edafológicas existentes, que han dado lugar a la erosión entre fuerte a media, afectando una extensión aproximada que ronda los 2.9 millones de hectáreas (MMha), la salinidad y sodicidad se encuentra afectando alrededor de 1 MMha, la compactación a 1.6 MMha, pérdida de materia orgánica y la fertilidad con alrededor de 4.7 MMha, y 3.0 MMha respectivamente, entre otras (Riverol et al., 2001).

La degradación de los suelos por erosión

En la actualidad, más del 40% de los suelos cubanos presentan afectaciones por erosión y si nos referimos a la erosión potencial, ese porcentaje se eleva hasta el 56%, lo cual es alarmante si se considera que el primer signo de la reacción en cadena desatada por la erosión es la disminución del rendimiento agrícola.

En algunas regiones del país se manifiestan con fuerza los procesos erosivos. Como resultado de los primeros estudios relacionados con el diagnóstico de la erosión en Cuba, se determinó que las áreas dedicadas al cultivo del tabaco en Pinar del Río, generalmente sobre suelos Ferralíticos Cuarcíticos Amarillos Lixiviados (Ultisoles) figuran entre  las más afectadas por dicho proceso. Por otra parte, los suelos Pardos Sialíticos (Cambisoles)de las regiones centrales y orientales, dedicadas a tabaco y cultivos varios, donde las abundantes precipitaciones, unidas a la susceptibilidad de estos suelos al proceso y los problemas de manejo existentes, hacen que éstas zonas también sean consideradas como áreas críticas en relación con la degradación.

Existen varias formas de la degradación de los suelos, que se aprecian a simple vista. Todos, en algún momento, hemos visto cómo, en las pendientes, los suelos han perdido la capa  más oscura, que se encuentra en la parte superior y aparece un color más claro, llegando muchas veces a colores amarillentos o blanquecinos. En los lugares más críticos, se puede observar que la roca aflora a la superficie y sólo queda una capa muy delgada de suelo. Puede darse el caso que esas condiciones, se deban a factores naturales, pero, en la mayoría de los casos, lo que ha ocurrido es que el agua se ha llevado la parte superior del suelo y lo ha empobrecido, de forma que ha perdido su capacidad para sostener a las plantas y, a través de ellas, a deteriorado su estructura y biodiversidad (micro y macro-organismos).

La erosión del suelo no solamente se circunscribe a las regiones previamente aludidas. En lo que concierne a los suelos Pardos del sur y norte de La Habana, centro y oriente de Cuba el proceso toma lugar con cierta magnitud, principalmente influenciado por factores topográficos, climáticos y de manejo. Estudios realizados por el Instituto de Suelos reportan pérdidas incluso superiores a las 30 t/ha por año en los suelos Pardos Sialíticos de la finca“La Rosita”, al norte de la provincia de La Habana.

Esa pérdida de la parte superior del suelo, al ser arrastrada por las aguas, se conoce como erosión hídrica y es uno de los procesos más dañinos y extensivo, que ha ocurrido en nuestro país y en el mundo, a lo largo de cientos de años. Debido a él, se han perdido millones de hectáreas de suelos que, en la actualidad, han quedado totalmente improductivos. En las siguientes imágenes podremos ver como el mal manejo de los cultivos, en este caso el Pepino (Cucumis sativu L), han provocado la pérdida de gran parte del horizonte A en suelos Pardos; debido al riego por surco a favor de la mayor pendiente, esto también lo vieron en las imágenes antes expuesta, pero en el cultivo de la cebolla.

cuba-degradacion-2

Suelo Pardo Sialítico (Cambisol), sembrado de Pepino (Cucumis sativu L); Entronque de  Guasimal. Sancti Spíritus. Cuba. Propenso a erosión por mal manejo. Foto: Dilier Olivera Viciedo

Las investigaciones llevadas a cabo por diferentes instituciones, entre las cuales se podría citar al Instituto de Suelos, el Instituto de Investigaciones Forestales, la Universidad Agraria de la Habana, la Universidad de Sancti Spíritus etc, indican que el problema de la erosión en Cuba no tiene carácter local, sino que aunque con diferente magnitud, se extiende por ampias extensiones de nuestro espacio geográfico, reportándose un total de 4 millones de hectáreas afectadas, cifra que por demás tiene la tendencia a seguir incrementándose si no se toman las medidas necesarias para su control.

La degradación de los suelos por salinización

Los suelos salinos pueden ser de origen natural (salinización primaria) o inducidos por el hombre (salinización secundaria), la cual está íntimamente relacionada a un mal manejo del riego que afecta negativamente al régimen hídrico del suelo. El control de esta forma de degradación es de vital importancia en la lucha por detener éste proceso, pues es responsable de la extensión acelerada de éste fenómeno en el mundo.

En Cuba, se ha producido un incremento de las áreas afectadas en el tiempo debido a la incidencia de errores conocidos relacionados con los problemas de manejo, como por ejemplo, extender el área de cultivos por encima de la cota de los 10 msnm, el riego con agua de mala calidad y la ausencia de sistemas de drenaje entre otras causas.

Según estudios del Instituto de Suelos los cultivos más afectados por ésta problemática son: la caña de azúcar (Saccharum officinarum L), los pastos y el arroz (Oriza sativa L), aunque la salinización se extiende a otros cultivos. En relación con el suelo, el fenómeno no solamente se presenta en un solo tipo genético definido pues además de los Solanchak, existe salinidad potencial o real, también en los suelos Gley, Vérticos y Aluviales, e incluso en los suelos Pardos y Ferralíticos compactados.

De acuerdo con la información del Instituto de Suelos existen en Cuba más de un millón de hectáreas salinas o salinizadas, de las cuales se calcula que 300 000 hectáreas se dañaron con el riego con aguas de mala calidad, lo que representa  aproximadamente el 14 % del área agrícola del país. A continuación mostramos un área con salinización secundaria,  debido a la mala calidad del agua de riego.

cuba-degradacion-3

Suelo Gley Vertico, Salinizado por el empleo de agua de mala calidad, en el cultivo del arroz.  (Tomado de Rafael Sanzo 1974). Sur de la provincia de Sancti Spíritus. Cuba

La degradación de los suelos por compactación

Hasta finales de los 90, la labranza limpia y la intensificación de las actividades agrícolas predominaron en la agricultura cubana, debido entre otras causas a la modernización que se introdujo en las últimas décadas. La utilización de implementos y maquinarias potentes para la preparación de las tierras, agravadas por el uso de sistemas de riego de alta productividad (DDA-100 M, Fregat, etc.), unida al progresivo abandono de la utilización de diferentes fuentes orgánicas y al incremento del uso de agroquímicos, conllevaron a un deterioro físico y químico gradual de la estructura, manifestada en la disminución de la materia orgánica, desaparición de la actividad faunística (macrofauna), incremento del pH, disminución de la flora edáfica y como corolario, la aparición de capas compactas al nivel de los 13-17cm.

La compactación es una forma de degradación que afecta principalmente los suelos Ferralíticos Rojos de la llanura Habana- Matanzas, Ciego de Ávila (Ultisoles), así como los suelos Pardos (Cambisoles), del centro del país, siendo responsable de la caída de los rendimientos en cultivo como la papa (Solanum tuberosum L), la caña de azúcar (Saccharum officinarum L), viandas, vegetales, etc. La extensión de ésta forma de degradación resulta ser considerable por lo que su es imprescindible, lo cual se facilita por la existencia de las tecnologías apropiadas, derivadas  de las investigaciones precedentes. A continuación podremos observar como el cultivo continuado (Monocultivo), de la caña de azúcar, ha conllevado a un piso de arado (o “suela de laboreo”) en superficie, indicador palmario de una alta compactación, debido a la maquinaria pesada y malas prácticas de preparación del suelo.

cuba-degradacion-4

Finca la esperanza Banao. Izquiera Foto Manuel Rodriguez. Derecha Perfil de suelo Ferralítico Rojo ( Agrogénico),  por el uso continuado de monocultivo de la cebolla. Banao S.S. Cuba. Foto Manuel Rodríguez.

cuba-degradacion-5

Suelo Pardo Sialítico (Cambisol), sembrado de Caña de Azúcar, Entronque de  Guasimal. Sancti Spíritus. Cuba Foto: Dilier Olivera Viciedo. Foto central de Arley Montesino 2011

La lucha contra el fenómeno de la degradación del suelo por compactación, se fundamenta en el empleo de un sistema de labranza mínima, con un cambio en el tipo de implemento, el uso de la asociación de cultivos que conlleva a la aplicación del abonado verde, así como el uso racional de los fertilizantes minerales.

MSc. Dilier Olivera Viciedo. Profesor de Ciencias del Suelo y Proyecto Agrícola. Facultad de Ciencias Agropecuarias. Universidad de Sancti Spíritus José Martí Pérez

 

 

Etiquetas:

Si te gustó esta entrada anímate a escribir un comentario o suscribirte al feed y obtener los artículos futuros en tu lector de feeds.

Comentarios

[...] que ya ha escrito dos post para nuestra bitácora en los últimos meses: Los Suelos de Cuba y La Degradación de los Suelos en Cuba. No responde por mail y me encuentro inquieto, muy preocupado. Al margen de impartir dos [...]

Hola, tengo una duda, quien hizo la relacion de suelos a la WRB 2010 para el salvador.

[...] barbecho o descanso durante algunos ciclos anuales pudiera ser recomendable. En el post precedente La Degradación de los Suelos en Cuba, Dilier Olivera Viciedo os muestra varias fotos ilustrativas acerca de la degradación de los [...]

[...] imagen jQuery(document).ready(function($) { window.comment_tab_width = [...]

Necesito de su ayuda si podria enviarme o ver si en la web hay acceso a un mapa o esquema del municipio La Lisa de la dregradacion de los suelos y la desertificación es para realizar un trabajo orientado
Muchas gracias
Damaris

Muy bueno

Necesito que me envíe él documento a mi correo por favor

(requerido)

(requerido)


*