‘Procesos Superficiales terrestres: Relieve, Geomorfología y Cuencas de Drenaje:’

El Guano, una genuina piedra preciosa: ¿Gaia y Gea son una sola unidad indivisible

triazolita-guano

¿La triazolita es el Guano?. Fuente Colega imágenes Google: Triazolita, descubierta en Chile, se cree que derivó del guano de cormoranes

 Ya os explique en otro post el hermoso, fructifero y heurístico  progreso científico del que goza actualmente la mineralogía. ¿Lo sabías?. Claro que la mayoría posiblemente no, ya que este tipo de estudios no interesan a los medios de comunicación de masas. Sin embargo, lo he venido explicando en post como el siguiente: “Diversidad de los minerales de La Tierra y sus relaciones con la vida”. Redactando esta entradilla, así como recopilando el material suplementario (que no menor ni en cantidad ni en calidad) que os expongo abajo, hoy si he disfrutado a lo grande. Espero que a vosotros os ocurra lo mismo.

Ciertamente este post podía haber dado lugar a tres o cuatro adicionales, sin embargo a fecha de su redacción (14 de noviembre de 2019) me he visto obligado a evitarlo, por cuanto una parte muy interesante del mismo, aunque no la mayoritaria, ha sido publicado bajo copyright en un fascinante artículo de National Geographic. Más concretamente hablo del siguiente: “Las rocas de la Tierra pueden absorber una cantidad de carbono impresionante”. Os recomiendo que lo leáis completo, sin perderos detalle. Personalmente editaré mi post reproduciendo unos pequeños fragmentos de este último exclusivamente. No se trata de hacer competencia ilegal (yo saldría perdiendo y además detesto tales actitudes) sino recordar a los amantes de las ciencias del suelo unos descubrimientos que me han fascinado, especialmente por su belleza. Esa es la razón por la que suelo dilatar un año, o más, muchos de mis post sobre las noticias originales. No intento aprovecharme de nadie, sino reflexionar sobre ciertos hechos científicos reemplazando la novedad del tema, por la reflexión e informaciones posteriores que pudieran contradecir a los cazadores de noticias de última hora. Espero que desde National Geographic se entienda mi posición. Tampoco hago uso de su maravilloso museo de fotografías. Eso si, gran parte del texto ,lo he obtenido de páginas Web y traducido por mi incompetente amigo Google Translate, retocado un poco. Pero a lo que vamos.

En un post previo ya hablé de la importancia de ese formidable fertilizante natural al que en España se denomina Nitrato de Chile (Las Aves y los Suelos (Suelos Ornitogénico): El valor del Guano). Por casualidad, repasando otras notas de prensa topé con una que mostraba un mineral precioso, de nombre estrambótico y el vocablo guano. Me despertó la curiosidad, indagué …. y esta vez (¡uno de esos casos excepcionales que me ocurren de vez en cuando!) causó mi regocijo.  Dado que tenéis material más que de sobra como para entender el valor de lo descubierto, me limitaré a elaborar unos breves comentarios.

Cuando este abono o suelo ornitogenético se deposita en los fondos marinos, cerca de las zonas de subducción de la tectónica de placas, se sumerge en el manto terrestre, sufriendo todo tipo de transformaciones hasta convertirse en un mineral hermoso. Se han descubierto otros muchos en ese ambiente, como podréis leer tanto abajo, como  en el post sobre diversidad mineral previamente enlazado y que redacté hace ya más de tres años. Curiosamente, uno de los interlocutores vuelve a ser el mismo. Reitero que me fascina este tipo llamado Robert Hazen, en su forma de capitanear la mineralogía por unos derroteros que los denominados expertos en geodiversidad debían seguir, aunque ni siquiera lo citan, como en el caso de la edafodiversidad. Si se quiere inventariar la geodiversidad, hay que seguir sus pasos y los míos, antes de acomodarse sobre unas plataformas teóricas enclenques que no conducen, se mire por donde se mire, al progreso de la ciencia. Pues sí, Gea convierte las heces del guano del cormorán en piedras preciosas y otras sustancias cerrando un círculo fascinante, si las conclusiones obtenidas hasta la fecha por el proyecto DCO (Deep carbón Observatory) son corroboradas.

Como veréis abajo,  los autores dicen constatar que existe mucha más vida y biomasa en las profundidades de la litosfera y el manto terrestre (debajo del suelo), que entre este los recursos edáficos y biosféricos conjuntamente. Del mismo modo, postulan la génesis abiótica de ingentes considerables cantidades de hidrocarburos como el metano, o que también en el seno de este planeta existe más agua acumulada que en su superficie.   Pues bien la génesis del mineral que procede del guano, se produce justamente en donde la ciencia cree que se genera la mayor concentración de diamantes.

La documentación que he leído da lugar a preguntase cuestiones muy relevantes que, en un futuro necesitarán respuesta por parte de la ciencia. Por ejemplo: (i) ¿la vida se originó y evolucionó en las profundidades del planeta?; (ii) ¿realmente podemos defender que el ecosistema más grande de la Tierra se encuentre a decenas y centenares de Km de profundidad?; (iii) puede ser este cosmos subterráneo el lugar donde pudo/puede originarse la vida en otros planetas?. Finalmente Robert Hazen afirma, quizás con cierta ligereza: “Ahora comprendemos que la biosfera y la geosfera terrestres son un sistema integrado y complejo, y que el carbono es la clave. Idea más que sugerente pero que habrá que plantearse con más datos y reflexión.

Os dejo con el material mentado, estando seguro que os fascinará.

Juan José Ibáñez

Continua……….

(más…)

Etiquetas: , , , , , , , , ,

Holoceno: Erosión y Actividad Antrópica (A vueltas con el Supuesto Antropoceno)

holoceno-eosion-y-antropoceno

Holoceno, Erosión y Antropoceno y Erosión Fuente: Imágenes Google

La noticia sobre la que versa el post de hoy atesora su interés, si bien cabrían matizar las conclusiones a las que llegan sus los autores. Según el estudio, se han detectado claros síntomas de que (i) la erosión del suelo a escala mundial ha aumentado ostensiblemente desde hace 10.000 años, es decir desde los albores del Holoceno y (ii) tal perdida de suelo se aceleró dramáticamente durante los últimos 3.000-4000 años, debido a la deforestación y enormes cambios de los usos del suelo alrededor de todo el mundo. Por ejemplo, uno de los autores del artículo científico, manifestó al entrevistarle: “Mucho antes de las influencias más recientes y abruptas de las emisiones de gases de efecto invernadero, las actividades humanas deben haber influido en el medio ambiente mundial hace ya 4.000 años“. ¡Como mínimo diría yo!. La investigación llevada a cabo analiza la cronoestratigrafía de lagos, ya que a ellos van a parar los sedimentos erosionados de las laderas. También datos y fechas se antojan coherentes por lo que conocemos de nuestra historia hasta la fecha. Nada que objetar. No obstante habría que matizar algunas cuestiones que vertidas en la nota de prensa. Tan solo reseño cinco: (i) los sedimentos lacustres, como los suelos, sufren procesos de bioturbación que pueden llegar a enmascarar o alterar ciertas rasgos relevantes por alterarse la cronosecuencia estratigráfica; (ii) los sedimentos sufren una decantación granulométrica desde los bordes de las lagunas hacía sus centros, no siendo pues homogénea en toda la extensión de la masa de agua; (iii) Los lagos y lagunas se encuentran fundamentalmente en paisajes montañosos y/o fuertemente ondulados, no siendo “exactamente” representativos del impacto del hombre sobre la edafosfera global; (iv) cambios climáticos menores, como también los propios usos del suelo por la acción del hombre alteran las fronteras de estos cuerpos de agua con el tiempo, por lo que la instantánea que ofrecen hoy no tiene porqué ser representativa de morfologías previas, cuando no han sido borradas totalmente al colmatarse de materiales; (v) en la nota de prensa no se menta nada en absoluto de restos orgánicos como carbones, indicativos del uso del territorio incluido el fuego e incendios forestales en las laderas. Del mismo modo, en los espacios geográficos planos este tipo de proceso erosivo, es mucho menos representativo, pudiendo ser la erosión eólica la más relevante.  En otras palabras, la detección de la erosión en sedimentos lacustres es un aceptable indicador del impacto del hombre sobre la cobertura de suelos, pero no el único. Es decir nos da una imagen, que debiera ser completada por otro tipo de estudios.

El aumento de tal erosión, es lógica desde el origen de la agricultura, tanto por su  impacto directo, como por permitir un crecimiento demográfico casi explosivo respecto a los poblamientos de cazadores/recolectores. Cabría recapacitar acerca de si el Neolítico surgió tan sincrónicamente en todos los continentes como sugieren las fechas “citadas en la nota de prensa”.

Y como corolario de todo ello, volemos una vez más al tema del Antropoceno (ver relación de post previos abajo). Una de dos, o hacemos equivaler el Antropoceno con el Neolítico o cambiamos a este último la denominación por el primero, soslayando la plausible posibilidad de fijar su límite en el propio Holoceno, según otras evidencias científicas.  Personalmente, defiendo borrar del mapa “formal” el  concepto del Antropoceno o usarlo simplemente de forma coloquial. Cuando los científicos nos ponemos a rizar el rizo, la sociedad termina confundida, perdiéndose de paso financiación y energía que debería dirigirse hacia fines más útiles, ya sea de ciencia básica y/o aplicada. Antropoceno = capricho de moda y oportunidad mediática, sin una base científica clara.  En el siglo XIX, no cabe duda, la transformeción de la biosfera se recrudeció brutalmente, empero la faz de la Tiarra ya había cambiado miles de años antes.

Juan José Ibáñez

Continúa…….

(más…)

Etiquetas: , , , ,

Paleosuelos de las Islas Canarias y el Origen del Sahara

paleosuelos-canarias-sahara

El secreto de los paleosuelos de Canarias y el Origen del Sahara. Fuente: Imágenes Google

La noticia que os ofrecemos hoy aborda el tema de como los paleosuelos pueden albergar información valiosísima sobre los climas del pasado que incumben al lugar, pero también a otros que pueden ser muy distantes. Los investigadores que han realizado el estudio, intentan esclarecer cuando se formó el gran desierto del Sahara.  Y con tan motivo analizaron los restos y evidencias que se encuentran bien guardados en los paleosuelos enterrados de las Islas Canarias, y más concretamente en los de Fuerteventura y Gran Canaria. Los resultados, francamente interesantes, que podéis leer tras esta entradilla, no los discutiré aquí, aunque adelantaré que varios millones de años. Ahora bien, digan lo que digan los autores, otros estudios han constatado un Sahara verde y al parecer de carácter mediterráneo hará unos pocos miles de años.  No se trata de hipótesis contrapuestas ya que una cuestión estriba en saber cuándo los patrones generales de circulación de la atmósfera comenzaron a establecerse como ahora, y otra bien distinta que cambios climáticos menores ocurren de vez en cuando, cíclicamente o no, los regímenes de humedad y temperatura regionales. En consecuencia, personalmente, considero que una de las hipótesis que describen estos científicos, entre otras muchas, se me antoja la más acertada: “También existe otra evidencia que sugiere que  el desierto ha tomado descansos y ha tenido períodos más verdes y húmedos intercalados con épocas áridas. Es esta sensibilidad al clima, y el papel del Sahara en el clima global, lo que hace que la región sea tan interesante (….)”.

 Existen zonas del planeta que son exportadoras natas de materiales y tanto el Sahara como su sureño vecino Sahel, son dos de ellas. Y tal mercancía suele beneficiar a ecosistemas tan lejanos como los americanos, fertilizando sus suelos y, según algunos, causando a los humanos problemas de salud respiratorios hasta en américa. De todo esto ya hemos hablado en varios post anteriores que os muestro abajo, aunque en algunos de los títulos no pueda infeirse.

 Ya comentamos también que, entre otras valiosas informaciones, los suelos y más aún los paleosuelos que se encuentran enterrados, y como corolario mejor preservados, son un archivo de memoria de la vida y los ambientes del pasado. Hoy seré breve, aunque os proporciono información abundante. Espero que sea del interés de algunos de vosotros.

 Juan José Ibáñez

Continua…….

(más…)

Etiquetas: , , , , ,

Suelos y Vegetación de las Montañas en el Mundo: ¿Por qué su diversidad y edafodiversidad es tal elevada

catenas-de-montana

Catenas de montaña del Chimborazo y Teide: Fuente: Imágenes Google

En septiembre de 2019 recibí una Noticia científica que llevaba el sugestivo título de “La Vida en las Montañas del Planeta” (Mountains of life across Planet Earth). Empero cuando lo leí me quedé boquiabierto, y no precisamente por su novedad. Al buscar el artículo original me percaté que era un número especial en honor de uno de mis ídolos, Alexander von Humboldt, quien descubrió por primera vez los pisos de vegetación de las montañas y su maravillosa diversidad escalonada. También fue determinante en la conceptualización de los gradientes latitudinales.  Según las fuentes, la imagen de concatenación en altura de los pisos de vegetación se le ocurrió visitando las islas Canarias en España, o ese imponente Chimborazo, en los andes ecuatorianos. (viajaba en una expedición del antiguo Imperio Español).  De ahí que en la imagen de presentación de esta entradilla muestre los dos. Empero en realidad la nota de prensa versaba sobre  varios trabajos dedicados a von Humboldt, mientras que la nota de prensa “debe” dar cuenta de todos ellos.

 Y este material publicado en una de las revistas más importantes del mundo, en mi opinión deja bastante que desear. Gracias a von Humboldt, sabemos que la diversidad de la vida y de los suelos es mucho mayor en las montañosas que en las zonas bajas circundantes. Se han debatido mucho las razones, varias de las cuales son obvias y otras descabelladas. Ninguno de los tres artículo que revisé aportaba nada de sustancia, debatir por enésima vez lo que sabemos y lo que seguimos sin saber. Por lo tanto sorprende leer frases como esta: Otra explicación de la riqueza de las montañas, dice el estudio, puede estar en la interacción entre geología y biología. Los científicos informan de un hallazgo novedoso y sorprendente: la gran diversidad se encuentra en la mayoría de las montañas tropicales estrechamente ligadas a la geología del lecho rocoso”. En fin mejor me callo. ¿Novedoso y sorprendente?: tan solo para los más ignorantes sobre estos asuntos.

 Al subir desde la base de una montaña (zona baja, llanura) hasta las cimas van sustituyéndose unos ecosistemas por otros, al disminuir las temperaturas y por lo general aumentar las precipitaciones, por lo que al proyectar estas áreas “planimetricamente” se observa que en espacios geográficos pequeños se acumula una gran cantidad de especies. De hecho existe una relación entre cliseries altitudinales y gradientes latitudinales. En cualquier caso, los autores patéticamente se sorprenden de estos puntos calientes de biodiversidad, cuando su asombro debiera haber sido que no fuera así. Conceptos como: Catena altitudinal, Cliserie altitudinal, Pisos altitudinales y pisos de vegetación, toposecuencias en laderas montañosas, son ideas por las que podéis seguir tirando del hilo e informaros mejor.  Es sencillo, debatir, punto por punto, la nota de prensa y los resúmenes de los trabajos traducidos que dejo abajo, aunque muchas aseveraciones sean ciertas, también son sobradamente conocidas. Sin embargo tal análisis daría lugar a una novela, que no a un post.

 Personalmente me ha sorprendido muchísimo de que no se mente nada de los suelos y la edafodiversidad en las mismas condiciones. Lo cual implica que no se han informado debidamente, por cuanto apelar a ejemplos de las rocas, como en el párrafo que he incluido en la entradilla, y dejar al margen los edafotaxa no deja de ser más que un craso error. ¡Gravísimo!. Me explico.

 Existen numerosos trabajos sobre el tema, aunque al hablar de edafodiversidad bastará con citar algunos de los míos, aunque hay más, y también de otros autores. Si ustedes analizan los siguientes, sin exponer una lista exhaustiva de todo lo que publicado: (I) Pedodiversity and global soil patterns at coarse scales (with discussion); (ii) Soil geography and diversity of the European biogeographical regions; (iii) Global Relationships of Pedodiversity and Biodiversity; (iv) Pedodiversity deserves attention in plant biodiversity research, observará que, a nivel planetario, la mayor edafodiversidad se produce en las regiones montañosas, mientras que en Europa ocurre lo mismo. Sin embargo el patrón es de naturaleza casi fractal, ya que también se detecta tal relación e nivel regional.  Dicho de otro modo, no ocurre tan solo en el mundo biótico, sino abiótico. Del mismo modo, se ha demostrado que biodiversidad, edafodiversidad, diversidad del modelado, y diversidad climática, son las principales fuerzas que determinan la biodiversidad estando generalmente todas ellas correlacionadas. Y resulta palmario que, por término general, en la montaña se ofrezca mayor variedad de todas ellas que en las extensas llanuras que las rodean, cuyos climas, formas del relieve, suelos y geomorfología suelen ser más homogéneos.  Obviamente, un cambio climático puede producir, otros correspondientes en la zonación de los pisos bioclimáticos, permitiendo que las especies asciendan o desciendan en altitud (dependiendo de las modificaciones en los regímenes de precipitación y temperatura). No debe soslayarse que tampoco la zonación e incluso que algunos ecosistemas cambien entre las orientaciones de las diferentes laderas montañosas (efecto de pantalla), lo cual es otro factor que incrementa la heterogeneidad. Y finalmente nadie duda de que la especiación, en estos ambientes y por las causas aludidas sea muy elevada. Resumiendo, ninguno de los tres artículos ofrece nada especialmente relevante. “viejo vino en nuevas botellas”. Todo esto ya se sabía desde hace muchísimas décadas.

 Sobre estos temas, ya al comienzo de la andadura de nuestro blog en 2005, editamos 14 posts sobre el tema, abundando acerca del mismo desde entonces en varias ocasiones. Todo este material está incluido en nuestra Categoría: Diversidad, Complejidad y Fractales’. E este documento, también encontraréis detalles e ideas de interés sobre este mentado asunto: “El paisaje mediterráneo a través del espacio y del tiempo : implicaciones en la desertificación”.

 Eso sí, algo suele pasarse siempre por alto en este tipo de análisis, y estriba en la  maldita Planimetroifilia (página 26; de la revista Biólogos). Un espacio montañoso es mucho más rugoso que uno llano, por lo que su proyección en el plano euclidiano (léase mapa) subestima considerablemente el área que realmente abarca. Os dejo pues ya con el abundante material aludido.

 Juan José Ibáñez

 Continúa…..

(más…)

Etiquetas: , , , ,

Antropoceno y Analfabetismo (Época geológica afortunadamente cuestionada)

antropoceno-holoceno

Antropoceno Holoceno Fuente: Colaje Imágenes Google

Antropoceno = Paleolítico + Neolítico = Holoceno = Antropoceno.. ¿?

El tránsito de la ciencia a la tecnociencia ha dado lugar a un gran número de dislates científicos, muchos de los cuales han ido en detrimento del bienestar de los ciudadanos. Hoy hablaremos de uno que, aunque  no ha causado estragos, si da mucho que pensar de la praxis científica actual. Hablamos del Antropoceno. La noticia que os vamos a mostrar hoy, como veréis, ha desmontado el dislate que ha ocupado a una parte considerable de la comunidad científica. Entre la vanidad  e ignorancia del  premio Nobel de química, Paul Crutzen, quien popularizó un término que de hecho ya fue propuesto un poco antes en “términos geológicos, es decir, “1867” y quizás con más tino, se sumó rápidamente el arribismo de abundantes científicos, que, con razón o sin ella, defienden que a partir de la revolución industrial deberíamos hablar de una nueva época geología, es decir del Antropoceno. ¿Razón?: la devastación del Planeta Tierra por las actividades humanas desde el Siglo XIX.  Rápidamente el tema permeó hasta las más altas instancias de la Geología y se debate sobre ello. Al mismo tiempo, y dada la naturaleza del vocablo y su irresistible poder mediático, los medios de comunicación de masas se ocuparon de hacer saber al mundo, esta iniciativa, tan inútil, como intelectualmente ridícula.  Inútil, porque acuñar vocablos no conlleva solución alguna. Ridícula al poner de manifiesto el analfabetismo de los que se arrogan falazmente el derecho de hablar en nombre de la comunidad científica. Pues bien, la nota de prensa que os mostramos hoy pone los puntos sobre las íes. Antes de terminar la entradilla, os dejo mis puntos de vista plasmados en post escritos desde hace ya casi 13 años. Se corrobora todo lo que he ido afirmando e incluso pueden llegar a quedarse cortos. Lo que los autores constatan es que desde hace 10.000 años, como mínimo, el ser humano ha ido cambiando rápidamente la faz del planeta, y más aun considerando que hablamos de épocas geológicas. Si este fuera el caso, el Antropoceno incluiría todo el neolítico, posiblemente el paleolítico y quizás habría que retroceder bastante más en el tiempo, como comprobareis en parte de los post que os muestro.  Mal asunto cuando los ecólogos presionan a los geólogos desde la más absoluta ignorancia de nuestro pasado y que todo el mundo de palmas con las orejas. Cuando un científico se introduce en otros ámbitos ajenos, sin ni tan siquiera informarse de que el pasado condiciona y conduce al presente, habría mucho que reprochar. Hablamos de ciencia que no de ocurrencias. Como veréis, el Antropoceno resulta ser un vocablo sobrelapante al de neolítico y posiblemente al paleolítico, aunque posiblemente hubiera que retroceder hasta el Pleistoceno. Y a las pruebas me remito (ver post de lo ocurriendo en el continente austral y la polinesia).

Del mismo modo, considero incómodo y hasta estúpido discurir y clasificar im periodo geológico cuando estamos en su eno y no sabemos como terminará. La geología histórica se hace desde una profunda observación retrospectiva. ¿Somos vanidosos hasta en nuestros actos más indignos?. Incluso la editorial Elsevier acaba de editar una nueva revista denominada, ¡cómo no!, “Anthropocene”. Pues ya tienen tema para discutir, pero no del vocablo y sus repercusiones ecológicas, sino de arqueología, antropología, etc. ¿Y qué decir ahora de todos los arribistas que se encuentran luchando por proponer esa nueva época?: “zapatero a tus zapatos”.   He buscado en Wikipedia y me he quedado atónito. La versión del Antropoceno que yo leía no tiene nada que ver con la actual, ya que este última comienza a recoger lo que llevo defendiendo desde hace años, no porque sea muy listo, sino porque leía sobre los paisajes del pasado y la acción humana, noble actividad que parece entrar en desuso entre muchos colegas ¡Lamentable!.

Seguidamente termino la entradilla colocando los post que he escrito sobre el tema cronológicamente, para reproducir a continuación lo que expone a dia de hoy Wikipedia (octubre de 2019) y luego os reproduzco el trabajo realizado por multitud de colegas que desmonta las argumentaciones “antropocentricas al uso” por aquellos que más que ciencia solo pretenden ser famosos y alcanzar la gloria, incluso con argumentos peregrinos.

Antropoceno = Paleolítico + Neolítico = Holoceno  

Post Previos sobre el Antropoceno y los suelos

El Antropoceno: ¿Una Nueva época Geológica? (15 de agosto de 2007)

El Antropoceno y la Sexta Extinción (6 de mayo de 2010) …

Neocatastrofismo Ecológico y Evidencias Científicas (Las Grandes Extinciones de la Megafauna Durante el Paleolítico) (2 de septiembre de 2015)

El Hombre Paleolítico y la Transformación de la Biosfera y Edafosfera (24 de febrero de 2016)

Mamuts, Cultura Clovis, Estepas y su Impacto sobre los Suelos (4 de noviembre de 2015)

La Gran Extinción de la Megafauna Terrestre: Australia (8 de Octubre de 2015)

Extinción de la Megafauna de Australia y sus Repercusiones Clima, Suelos y Ecosistemas (2 de octubre de 2015)

Mamuts, Cultura Clovis, Estepas y su Impacto sobre los Suelos (4 de noviembre de 2015).

Juan José Ibáñez

Continúa………

(más…)

Etiquetas: , , , , ,

Las plantas también absorben agua debajo del suelo, si la necesitan (resistencia a los periodos de sequía)

absorbiendo-agua-de-regolitos-y-rocas-fracs 

Absorbiendo agua de regolitos y rocas fracturadas. Fuente: Google imágenes

 Es bien sabido por la comunidad científica, que el agua se almacena tanto en el suelo, como en el subsuelo. En el seno del último, de profundidad muy variable, el agua suele ser asequible a las especies vegetales que atesoran sistemas radicales que penetran varios metros  en el continuo formado por suelos-regolitos, aunque también alcanzan las grietas de las rocas que pueden contener el líquido elemento.  No se trata de plantas raras o singulares, sino que acaece con relativa frecuencia.

 La ortodoxia, impresa a sangre y fuego en nuestras cabezas y manuales, suele restringir el agua asequible a la biota con la almacenada en los suelos (hasta uno o dos metros de profundidad), cuando no es cierto. Bajo ella aparecen las denominadas zona vadosa y más. Justamente fue la falta de atención de la edafología clásica hacia tal ambiente subterráneo y los procesos biogeoquímicos subyacentes la que dio lugar a la “zona crítica terrestre: El nuevo paradigma de la edafología (ZCT)”. Debemos tener encuentra que, desde numerosos puntos de vista y con variopintos propósitos, incluidos la modelización del sistema climático, contaminación, y otra gran cantidad de procesos que afectan a la superficie terrestre emergida, se requiere información abundante y precisa  de todo el espesor de la litosfera que interacciona con la biota y el clima. Por estas razones nació hace casi quince años, la Critical Zone Exploration Network o red de observatorios de la  ZCT. Con el tiempo, se han ido sumando toda una serie de enclaves repartidos por el mundo, con sus grupos de trabajo, proyectos, simposios, congresos, etc. Lamentablemente la mayor parte de los expertos en ciencias del suelo siguen ajenos a tal fascinante aventura, dando la espalda, a una realizad que reclama a gritos una mayor atención.  

 La Noticia que os vamos a ofrecer hoy y que lleva por título: Subsurface plant-accessible water in mountain ecosystems with a Mediterranean climate, es fruto de una investigación llevada a cabo en uno de los mentados observatorios, y más concretamente en el ubicado en los ambientes mediterráneos de Sierra Nevada, en EE.UU. En ella, se nos informa de lo que muchos edafólogos de campo ya conocen sobradamente, aunque no se interesen o puedan interesarse, debido a la complejidad logística e instrumental inherente para poder indagar hasta decenas de metros de profundidad. Me refiero más concretamente a que la vegetación hace uso de esa agua y en especial cuando el suelo se encuentra seco, ya sea fruto de un estío concreto ya tras  varios años de sequía.  De este modo, se alcanza una considerable resiliencia a los estreses causados por la falta de agua. No se trata de una tarea fácil, ya que a la sofisticación de los diversos métodos empleados y la instrumentación necesaria, debe añadirse que los estudios en sitios concretos deben extrapolase a escala de paisaje con vistas a entender, cuantificar y modelizar sus repercusiones sobre los ecosistemas naturales, agrarios, disponibilidad de recursos hídricos, etc. Por esta razón, algunos comentarios que he traducido abajo del resumen del artículo de investigación original, que no de una nota de prensa divulgativa, pueden resultar incomprensibles al lector que no se encuentre versado en estos temas. Sin embargo, no es importante en nuestro contexto y pueden pasarse aquí por alto.

 He comentado anteriormente que los edafólogos de campo, con larga experiencia y abundantes observaciones, saben sobradamente que las raíces de la vegetación y su biota asociada alcanza profundidades que a menudo exceden con creces los límites más someros, que son el foco de interés de los edafólogos. No resulta difícil observar en cortes o zanjas recientes de carreteras, ferrocarriles, etc., hasta qué punto penetran las raíces en los regolitos y estratos sedimentarios subyacentes, como también  en los sistemas de fragmentación de rocas consolidadas. Eso sí, en materia de investigación, reitero, que se requiere una logística e instrumentación bastante sofisticada, de la que carecemos la mayoría de nosotros.

 Tales hallazgos no son exclusivos de los ambientes mediterráneos, sino de todos aquellos en donde el suelo se seca totalmente durante parte del ciclo anual, como los semiáridos, y por qué no, también en los desérticos. De hecho, ya os mostré en un post precedente un caso mucho más asombroso y singular: “ Los Suelos de los Lechos Fluviales: Las Ramblas y los Uadi y su Biodiversidad de Plantas Vasculares”. Se trataba de un breve resumen de un artículo que publiqué sobre el tema en una revista científica (Islands of biogeodiversity in arid lands on a polygons map study: Detecting scale invariance patterns from natural resources maps). En este último se relata un caso concreto absolutamente sorprendente (explicado en el post) y que entra de lleno en el contexto de esa iniciativa a la que denominamos la  “Zona Crítica terrestre”. Lamentablemente toda esta información no aparece ni en los mapas ni en las bases de datos de suelos georreferenciadas. O cambiamos de chip, o nos van a adelantar desde otras disciplinas por la derecha, la izquierda, delante y atrás, por arriba y por abajo. 

Juan José Ibáñez

Continúa…….

(más…)

Etiquetas: , , , , , , , ,

Softwares Estadísticos y Mentes Perezosas

gis-y-fragstat 

GIS  y FRAGSTATS Fuente: Imágenes Google

Cuando tecnologías sencillas de usar generan mentes perezosas

Acabo de remitir a la editorial el informe  de un documento que tenía que revisar para una revista científica indexada y me vuelve e invadir la desesperación. Nadie duda de la utilidad de potentes programas para el análisis estadístico de la información. Ahora bien, una cuestión es acelerar todas las operaciones de cálculo, y otra bien distinta, atesorar unos datos, apretar un par de teclas y obtener simultáneamente o en cascada decenas o cientos  de análisis estadísticos de los primeros, más aun cuando en la mayoría de las ocasiones los usuarios desconocen su racionalidad y como son calculadas. Ante tamaña cantidad de información, resulta fácil caer en la tentación de analizar los resultados y escoger los que consideres “oportunos”, con una actitud “oportunista”.   Y así ocurre. Nuestros  jóvenes investigadores, y otros que no lo son tanto, elaboran documentos, aferrándose a resultados y significaciones estadísticas concretas que no tienen ni pies ni cabeza. Un caso dramático y archirrepetido estriba en observar como los autores se afanan de dar racionalidad a patéticas correlaciones espurias.

La ciencia se basa en la creatividad de sus practicantes, estando la estadística al servicio de la primera.  Sin embargo la segunda no puede, ni no podrá reemplazar a la primera. A menudo estos software son pensados para ofrecer las soluciones que más demandan los usuarios que, con harta frecuencia, no son las más adecuadas en muchos estudios, como seguidamente explicaremos. Tras décadas de trabajo en estos menesteres, es fácil extraer conclusiones. Nos creemos muy modernos por utilizar unos sofisticados hardware y software informáticos. Empero estos no pueden sustituir los conocimientos clave de cada disciplina, el trabajo de campo, la bibliografía adecuada y sobre todo la reflexión. Nuestros jóvenes investigadores, atraídos por estos paquetes de programas, se olvidan de lo fundamental, es decir de casi todo lo previamente mentado.  Y como es tan fácil……. Darle al teclado y ¡¡¡flash!!!…. te aparecen las consabidas riadas de estadísticas. Este modo de proceder modela mentes perezosas y descuidadas de aprender todo lo que realmente necesitan. Reitero que estamos formando mentes perezosas, y lo que es peor, con cierta adición a hablar de lo que desconocen. Pero pongamos un ejemplo, de colegas más maduritos tiempo atrás.

Cuando comenzaron a aparecer los sistemas de información geográfica –SIG- (como también la teledetección), allá por los años 80 del Siglo XX, yo adquirí uno, que por aquel entonces solían ser muy caros, demandando estaciones de trabajo más sofisticadas que un PC normal. Inmediatamente puse a un par de becarios a instruirse y trabajar con ellos. En un congreso, me encontré con un antiguo colega que se acercó a saludarme afablemente. Al preguntarle a que dedicaba sus esfuerzos en los últimos años me comentó textualmente (aun me acuerdo): “Ahora investigo sobre sistemas de información geográfica”. Inmediatamente le pregunté: ¿estas desarrollando un programa? ¿Qué características atesora?. El respondió: “No, ufff eso es muy complicado…. Yo me he comprado uno y lo aplico a lo que me ofrezcan”. ¿Se trata de investigación?. No simplemente era un mero usuario de la tecnología de moda, la cual desconocía casi por completo. Inmediatamente me reuní con mis becarios y les hablé muy claro, es decir le explique lo que aquí os cuento: Si utilizáis un hardware y/o un software comercial, no sois investigadores, sino como máximo técnicos, que es algo muy distinto. 

En mi caso, es habitual, por ejemplo, que los editores me soliciten que revise estudios en los que la información geoespacial resulta ser extremadamente relevante. Pondré un ejemplo.

La multinacional ESRI es famosa por sus sistemas de información geográfica y paquetes estadísticos asociados. Pues bien, se realizan las operaciones oportunas sobre mapas e información georreferenciada en general, para a la postre meterla en la batidora/coctelera de esos softwares. También en mi caso concreto suelo toparme casi siempre con el mismo producto comercial, es decir FRAGSTATS. Personalmente no critico este software en sí mismo, sino a los usuarios que creen que se trata de una especie de barita mágica y que lo que nos ofrece “va a misa” Ahora bien, nada más lejos de la realidad. FRAGSTATS, es un paquete de programas  enfocado a los investigadores de ecología del paisaje. Este ofrece un montón de métricas diferentes incluidas muchas que conciernen a los análisis de diversidad, que también son de interés de los expertos que estudian los patrones espaciales que acaecen en los paisajes preferentemente biológicos. Ahora bien, mi tema central de estudio resulta ser la geodiversidad (aunque no de la manera constreñida y sesgada que nos ofrece Wikipedia) y más específicamente la edafodiversidad o diversidad de suelos. Pues bien, son ya muchos, demasiados, los manuscritos que he tenido que rechazar, o en el mejor de los casos devolver a los autores para una profunda reorganización del trabajo por hacer un uso acrítico e indiscriminado de FRAGSTATS, que iba más allá del rigor científico y lo que es peor aún, del sentido común. No entraremos en detalles.

Buena parte de los trabajos que me veo obligado a rechazar es debido a la aplicación indiscriminada de tales estadísticas a casos y objeto de estudio que carecen de sentido científico. Observar cómo se usan esta tecnología y herramientas estadísticas para extraer conclusiones, ya no criticables, sino incomprensibles y carentes de sentido me hiela la sangre. Y son dignas de reprimenda. por cuanto los autores suelen hacer gala de un palmario desconocimiento del objeto de estudio.

Juan José Ibáñez 

Etiquetas: , , , , , ,

¿Originaron los procesos de erosión a gran escala la tectónica de placas?

tectonica-de-placas-y-denudacion-continental 

Tectónica de placas y denudación continental. Fuente: Colaje google imágenes

La prensa científica ofrece noticias tan fascinantes como equívocas. Aunque no creo que sea el caso, francamente se asemeja a un empeño desenfrenado, tanto de los periodistas y gabinetes de prensa, como por parte de los propios investigadores con sus problemas y necesidad de auto-marketing en su promoción científica, Pues sí, el título, más o menos, es fiel reflejo de la noticia, aunque los autores, a la postre, indican que la erosión de la superficie terrestre (geodinámica externa) pudiera tener tanta importancia como la dinámica que ocultan bajo ella (geodinámica interna) en los movimientos de las placas  continentales. Ya hemos hablado en algunos post incluidos en la categoría Historia de la Tierra y de los suelos acerca de estos temas. Veamos: podríamos ser más serios y reemplazar el título de la noticia por el de: “El ciclo de denudación continental condiciona la tectónica de placas”. Sin embargo, desde hace más de medio siglo, se ha argumentado que La Tierra puede haber sufrido varios cambios de estilo tectónicoproducidos por la vida y la geodinámica externa. También queda aún por aclarar ese fascinante Ciclo de Wilson, por el cual los continentes se separan y vuelven a reunirse en un supercontinente repetidamente. Vean la misma noticia que he traducido personalmente de un noticiero anglosajón, en otro en español: “Sedimentos lubricantes fueron claves para iniciar la deriva continental”. Como mucho podríamos alegar que “pudieron” ser determinantes en uno de esos “cambios de estilo”, pero no más. La razón es trivial. Cuando un material muy caliente tiene como frontera otro mucho más frío, la difusión del calor hacia la superficie no basta, iniciándose un proceso denominado convención, e incluso se han formulado ecuaciones matemáticas aceptadas y contrastadas que dan cuenta de ello. De hecho, ocurre por doquier, como en las circulaciones atmosféricas y oceánicas. En consecuencia la novedad de la noticia estribaría en…… ¿qué? Actualmente, a diferencia de decenios atrás, cuando no se disponía de una gran capacidad de cómputo y un arsenal de algoritmos “ad hoc” con vistas a jugar con modelos de simulación, se lanzaba la conjetura hasta que pudiera ser probada. Pero no nos engañemos, los modelos “cantan de forma variopinta, en función de las premisas que los investigadores incluyan y los datos con que se alimenten sus modelitos informáticos.  Empero en busca de fama y gloria, actualmente nos olvidamos que muchas novedades no dejan de ser vino viejo en nuevas botellas. De hecho, el final de la nota de prensa se me antoja hilarante:  “(…)” Se necesitan más datos geoquímicos con vistas a corroborar la hipótesis (….) “se requerirá la construcción de nuevos tipos de modelos que vinculen estrechamente los procesos profundos de la Tierra y la superficie“. Parece ser que soslayamos que la ciencia actual todavía no ha alcanzado modelos fiables sobre el cambio climático, por lo que la espera hasta que logremos diseñar otros que logren tamaña proeza, se me antoja muy, pero que muy lejana. Es decir, como mínimo tardaremos varios decenios. Los autores de esta audaz noticia, podrán posiblemente pasar a mejor vida antes de que se refute su fabulosa  hipótesis. ¡Un momento!. ¿Habéis leído esta otra noticia, que da cuenta de un trabajo publicado con un año de anterioridad?: “La vida en la Tierra influye en la deriva de los continentes”.  Por favor, abordar este apasionante relato, que os mostrará que, ni tan inquiera se trata de un estudio atrevido, sino otra variante sobre de un mismo monólogo. Reitero que los resultados de los modelos aun siendo razonables, no tienen por qué ser ciertos.  Tampoco lo son las coincidencias en el tiempo que podréis leer abajo, ya que, pueden ser eso: “simples coincidencias” y en términos estadísticos lo que se denominan correlaciones espurias.

Reitero que el relato es hermoso, pero de ahí a que sea corroborado algún día, dista un abismo.

Os dejo pues ya con la noticia.

Juan José Ibáñez

Continua……

(más…)

Etiquetas: , , ,

Mercurio como contaminante global y posibles vías para la mitigación de su impacto

mercurio-contaminacion-deposicion

Fuente Colaje imágenes Google

La nota de prensa que os mostraremos hoy lleva por título: “Identifican un proceso que reduce la presencia de mercurio oxidado en la atmósfera”. En ella se expone una nueva propuesta metodógica con vistas a paliar sus dramáticos efectos sobre la biosfera, salud humana y, como no, los suelos que tanto nos interesan. En ella puede leerse por ejemplo, como: El nuevo proceso de fotólisis solar reduce el mercurio oxidado a mercurio elemental, dando lugar a un incremento importante del tiempo de vida de este metal en nuestra atmósfera y, por tanto, un aumento en las distancias que puede alcanzar desde los puntos de origen. El trabajo, que se publica en la revista Nature Communications, plantea una nueva opción para destruir este metal en la atmósfera y aportar cambios en su ciclo de vida en los ecosistemas terrestres y marinos. Ahora bien, se trata especialmente de evitar o mitigar sus efectos a larga distancia. También os exponemos otra noticia en la que los autores defienden que las cenizas, blancas o negras, que se depositan sobre el medio edáfico, tras los incendios forestales, podrían unirse a las formas reactivas de este elemento químico (especialmente en la ceniza a la que denominamos carbón negro o carbón vegetal), transformándolo en otras no reactivas, manteniéndolo en suelos y sedimentos, evitando así su liberación y contaminación en las aguas.

Ya hemos hablado de la contaminación por mercurio en diversas ocasiones. Incluso en algunos post explicamos que sus efectos dañan la salud humana desde tiempos ancestrales. Empero el impacto humado ha generados enormes emisiones de tal metal pesado hasta límites alarmantes. Dado el ciclo del mercurio y su transporte a enormes distancias de las fuentes de emisión, algunos expertos lo califican como contaminante global.  Abajo os exponemos ambas notas de prensa, así como bastante material con vistas a que entendáis, tanto de forma didáctica como técnica, cuales son las fuentes de mercurio, sus procesos de deposición en suelos y sedimentos, pero también lo efectos e impactos en los suelos, la vegetación etc.  Obviamente, del mismo modo os detallamos los post más relevantes que hemos publicado por el tema (no se trata de repetirse una y otra vez). Tener presente que, aunque, en el título de estas últimas no aparezca, en sus contenidos sin hablamos del mercurio, metal pesado, pero que muy pesado, en todos los sentidos. Espero que os sirva de introducción a alguno de vosotros. Gracias al Portal troposfera que, junto con Wikipedia, son las fuentes del material más didáctico que podréis leer abajo.

Juan José Ibáñez

Continúa…….

(más…)

Etiquetas: , , , , , , ,

Erosión del suelo debido a la recogida de las cosechas de tubérculos

erosion-por-cochecha

Fuente: JOINT RESEARCH CENTRE; European Soil Data Centre (ESDAC)

Cuando hablamos de erosión del suelo, solemos tener en mente y/o explícitamente nos referimos a las inducidas por el agua (hídrica), el viento (eólica) y en menor medida a la debida por las avalanchas y deslizamientos. Más raros son los estudios de la pérdida de suelo que afectan a la denominada erosión por laboreo, (ver material que os sorprenderá de los estudios realizados por Satur de Alba) y la que afecta a los márgenes fluviales. Así pues, sin ser exhaustivos, existen  numerosos tipos de procesos erosivos.  Sin embargo, entre los que suelen pasar por alto se encuentra la perdida de suelo inducida por la cohecha de ciertos productos agrarios como son las raíces y tubérculos (remolacha, patata, etc.).  Ahora bien, estudios recientes llevados a cabo en Europa, parecen constatar que esta última modalidad erosiva puede ser muy importante en aquellos países y espacios geográficos en los que tales tipos de cosechas cubren grandes extensiones.  Como se señala en el estudio que os presentamos hoy: “Las observaciones y mediciones de campo han demostrado que se pueden eliminar cantidades considerables de suelo del campo debido a que el suelo se adhiere a las raíces cosechadas y la exportación de terrones durante la cosecha del cultivo”  Como todos sabéis, la obtención de remolacha y especialmente la de las papas es de considerable importancia en Latinoamérica. El estudio que os mostraremos hoy, se ha llevado a cabo en Europa. Sin embargo, el problema afecta a otros muchos continentes y, como no,  a muchos de los habitados por parte de la comunidad hispanoparlante. Así pues más que las cifras, lo que interesa es que comencemos a tener cuidado y cuantificar esta pérdida de suelos agrarios olvidada por la ciencia.

Como veréis, en Europa ese tipo de erosión de suelos ha disminuido en los últimos decenios, si bien las causas principalmente se deben a que la producción de patatas y remolacha azucarera han decrecido por las veleidades de la economía. No obstante, el uso de nueva maquinaria, según los autores, también ha contribuido en alguna medida. La Investigación realizada por la Unión Europea ha sido publicada en la página Web vinculada a la imagen que encabeza este post, así como en una relevante revista de impacto. Ya sabéis que estás últimas tienen copyright, por lo que tan solo expongo aquí mi traducción al español-castellano, dejando el enlace al “paper” original, en donde la podréis leer en inglés y posiblemente tengáis la posibilidad de bajaros el artículo original gratuitamente. Empero la página Web tiene también otros ficheros y datos asociados que os podrían ser útiles.

Lo dicho, debemos comenzar a analizar este tipo de pérdidas de suelo ya que podría depararnos alguna sorpresa desagradable. Os dejo ya con el material mentado.

Juan José Ibáñez

Continúa…….

(más…)

Etiquetas: , , , , ,