‘Suelos y Cambio Climático’

Agricultura Regenerativa, Agricultura Orgánica, Agriculturas Ecológicas y Bioeconomía

agricultura-regenerativa

Fuentes: Soilforlife y Elements-Eco design

¡Vaya líos! ¡Vaya líos! Hace poco tiempo edité un post titulado: La Nueva Revolución Verde del Siglo XXI: Todo Preparado, pero, ¿para qué?. Evidentemente el propósito estriba en reemplazar la filosofía de los sistemas agrarios, basados en la clásica revolución verde que, tras su éxito inicial, tanto daño a causado al medio ambiente. ¿Por cuál?: otro que nos guie hacia la ansiada sustentabilidad ambientalmente amigable. La inmensa mayoría de las propuestas pretenden desacoplar agricultura y economía del petróleo, incluyendo la reducción drástica, cuando no supresión total, de los fertilizantes químicos y pesticidas, para ser reemplazados por enmiendas orgánicas y manejo integrado de las plagas sobre bases ecológicas.  Buena parte también de las propuestas pretenden erradicar, en la medida de lo posible, el uso de los organismos modificados genéticamente, aunque en otros muchos textos no se menta nada al respecto, o se habla de la agricultura de conservación, tras las que se escudan los amantes de ir tocando los genes a toda la biosfera (los archiconocidos  “tocagenes” por los lectores de esta bitácora). Y todo ello, principalmente en base a lo que se denomina agricultura orgánica. Personalmente, llevo años intentarme aclararme acerca de las diferencias entre agricultura ecológica y agricultura orgánica, pero sin mucho éxito.

En vista de que en el mundo anglosajón y germano los productos que proceden de la agricultura orgánica son los que tienden a ser legislados mediante las certificaciones gubernamentales pertinentes, no podía discernir claramente cuál era la diferencia clave entre lo orgánico y lo ecológico, hasta la lectura de una noticia que os ofrezco abajo, entre otras. Desconocía el significado preciso de estos vocablos en USA. La Administración Obama se encuentrba dando un impulso inusitado al universo de la agricultura orgánica, con vistas a reemplazar la clásica, como os comente en el post de la “Nueva Revolución Verde”. Sin embargo en palabras de Obama, tal encomiable empresa debería dar paso a una bioeconomía que incluyera los biocombustibles (¿pero sin son de primera generación, no aparecen los transgénicos en la ecuación?). Y es aquí, a través de un artículo editorial del New York Times, de donde he logrado vislumbrar algo mejor todo este galimatías. Pensaba, equivocadamente que los hijos del Tío SAM, para variar, tenían sus propios problemas, nomenclaturas, etc., y en parte era cierto, pero en parte no, al menos respecto a Europa. EE.UU. ya atesora una legislación de los productos orgánicos y los fomentan mediante sus gubernamentales “farm bills”. Ahora bien, también reconocen que hay distintos tipos de agriculturas alternativas, muchas de las cuales cumplen las especificaciones orgánicas, pero van mucho más allá en lo que respecta a sus consideraciones restrictivas, con vistas a que los alimentos no sean tan solo más saludables, sino plenamente naturales. Eso si, luego llegaron  las “Trump”etas del Apocalipsis y USA retornó a la ceremonia de la confusión.

Sin embargo, el tema se complica, al añadir otras demandas sociales y ambientales a la aludida ecuación. Si en un primer momento, el objetivo estribó en obtener alimentos más saludables, ahora otras propuestas llegan a hacer más énfasis en mejorar la calidad o la salud de los suelo. Esta última perspectiva es la que se ha denominado “regenerativa”, por lo que merecería una mayor atención en nuestra bitácora. Empero otras propuestas priorizan en secuestro de carbono por el medio edáfico, con vistas a paliar el cambio climático.

Resulta palmario que estos tres objetivos son plenamente compatibles. Sin embargo, algunas propuestas son más laxas que otras. Las certificaciones orgánicas, como ocurre en Europa, dan cuenta de las agriculturas más permisibles desde un punto de vista ambiental, frente a lo que solemos definir como agricultura ecológica. Por lo tanto, lo orgánico incluye a lo ecológico, pero no al revés. Y es justamente en este punto en el que los defensores de las últimas discrepan de las susodichas “certificaciones orgánicas”. Bajo todo este galimatías subyacen factores socioeconómicos de suma importancia, pero que no dejan de ser nuevas variables a contemplar, abundando una vez más en la confusión. Hablaremos luego de ellas.

Del mismo modo “como cada maestrillo tiene su librillo” se acuñan más y más vocablos que, aunque sobre el papel debieran servir  para clarificar, en la práctica ocurre todo lo contrario. Por ejemplo, dentro de lo que denominamos agricultura ecológica, también existen escuelas bastante variopintas, como la apelada  agricultura biodinámica, la ya mencionada agricultura regenerativa, la agricultura natural de no intervención y la agricultura mesiánica, entre otras muchas.

Seguramente todas ellas, por compartir objetivos similares son aceptables, siendo unas más que otras en función del espacio geográfico, tipo de suelo, cultivo a sembrar, clima, sociología de sus practicantes, etc., etc. Empero, al mismo tiempo, parte de estas escuelas abrazan ciertos principios ajenos a la ciencia, como las aptitudes/sensibilidades ante el mundo que nos rodea: modos de vida natural, la granja como un ente vivo, surgiendo esporádicamente palabros como homeopatía en agricultura ¿¿??, el seguimiento de los ciclos lunares ¿?, etc. Más aun, algunas de estas propuestas fueron lanzadas en el siglo XX, aunque también en el XIX.  Del mismo modo, algunas son sustentadas por ciertas fundaciones privadas o no, que como el Instituto Rodale, desde la distancia, personalmente no sabría deciros si se trata de centros de investigación serios, o agrupaciones sectarias o simplemente sectas, al estilo de ciertos movimientos místicos.

Pongamos un ejemplo, la agricultura biodinámica, ya propuesta en 1924, considera que las granjas deben ser tratadas como “un ente vivo”, demandándose de ellas que sean lo más autárquicas que sea posible. El concepto resulta ser sugestivo, pero llevarlo a la práctica ya es otra cuestión. Con vistas a poder seguir las directrices de esta escuela, la granja o predio debería albergar una gran diversidad de hábitats, que dieran lugar a poder atesorar diversos cultivos, tipos de ganadería, etc. Y este condicionante es difícil de alcanzar dificultando su implantación por cuanto se requieren amplios espacios heterogéneos desde el punto de vista ambiental (heterogeneidad de hábitats).

Y ahora vamos a intentar sintetizar el problema socioeconómico que personalmente más me preocupa, muy parecido al de Europa. Los pequeños agricultores, que en su día decidieron apostar por algún tipo de agricultura ecológica, se lamentan de que las grandes empresas y multinacionales,  bajo el amparo de las certificaciones orgánicas oficiales, excesivamente laxas, a menudo cumplen la ley, pero no su espíritu, lanzando al mercado productos menos saludables, no siendo tan respetuosos con el medio ambiente como proclaman. Reconocen que tal certificación es positiva, aunque debiera irse mucho más allá, con vistas a alcanzar la sustentabilidad. De este modo, por ejemplo (al menos en USA), los seguidores de la agricultura biodinámica van reemplazando las etiquetas certificadas orgánicas por las que ellos consideran que dan cuenta de la bondad de sus productos: es decir las.  Biodynamic Certification Marks”.

“Intentando resumir”: existen tres razones que están promoviendo rápidamente la emergencia de una agricultura ¿natural, ecológica, orgánica, biodinámica, regenerativa?, a saber: (i) conseguir alimentos saludables, (ii) paliar o revertir la degradación ambiental que sufre la biosfera como resultado de la revolución verde y (iii) incrementar en secuestro del carbono atmosférico por los suelos, paliando el previsible calentamiento climático y mejorando la calidad de los suelos simultáneamente. Del mismo modo, en ocasiones se introducen cosmologías e incluso factores “aparentemente místicos o esotéricos”, como los ciclos lunares, y más aún el mentado de la “homeopatía ¿¿??. Y Para terminar se encuentre abierta una guerra entre los pequeños agricultores que creen en lo que hacen, y las grandes compañías que se escudarán en los mínimos requerimientos, incluso haciendo fraude con vistas a obtener el máximo beneficio.

Una vez reconocido que el modelo agronómico de la revolución verde no puede seguir vigente y debe ser reemplazado por los motivos ya aludidos, me temo que la ceremonia de la confusión irá “in crescendo”, conforme a los intereses de los gobiernos y el yugo del imperialismo financiero. Parafraseando al entrañable Antonio Bello, la agricultura que necesitamos no requiere etiquetas, tan solo hace falta que sea amigable ambientalmente; que esté “bien hecha”,

Abajo os dejo abundante material (parte del cual he traducido desde el suajili)  para que os intentéis aclarar vosotros mismos, ya que ante tal marasmo de vocablos, perspectivas y enfoques, lo dicho hasta aquí tan solo puedo considéralo como una síntesis provisional.

Juan José Ibáñez

(más…)

Etiquetas: , , , ,

El cambio climático, la Conquista de las Américas y los Mongoles

 colonizacion-america

Colonización de las Américas. Fuente: Gordon Miller Sailing Into History

 El estudio de los cambios climáticos en el pasado resulta ser apasionantes cuando nos informa de algo que realmente sucedió. Ahora bien, si uno lee noticias como esta, no sabe que pensar. Nos referimos a la siguiente nota de prensa: La conquista de América no influyó en el clima. ¿Y la pregunta del millón sería: ¿Y por qué debía haberlo hecho. Leí su contenido interesado y (….) ¿¿??. ¿La deforestación y puesta en cultivo de amplios espacios geográficos? Acaso resulta que las culturas precolombinas no cultivan extensas extensiones de terreno? ¿Cuánto incrementó el  especio cultivado en detrimento de los bosques al comenzar a instalarse los europeos allí? Esta última, de hecho, hubiera sido la primera pregunta a contestar antes de realizar la investigación cuyos resultados os mostramos hoy abajo. La segunda sería: ¿Cómo el cambio del modelo productivo agrario precolombino/postcolombino afectó las emisiones de gases de invernadero en América? Los autores, usando los denominados testigos de hielo, intentaban averiguar si grandes acontecimientos históricos del pasado afectaron el clima terrestre, ya fuera por enormes deforestaciones, ya por cambios abruptos de la demografía humana.  Y con tal motivo seleccionaron varios acontecimientos de ¿envergadura?, aunque personalmente no entiendo los criterios, o si por un casual fue una tómbola.  Pues bien, los elegidos fueron: la invasión mongola, la conquista de América y la caída de la Dinastía Ming. Conforme a estos autores: “(….)  durante los acontecimientos de corta duración, como la peste negra y la caída de la dinastía Ming, el crecimiento de los árboles no fue suficiente para contrarrestar las emisiones normales” (….) Sin embargo, durante la conquista de América y la invasión mongola sí hubo tiempo suficiente“. Al parecer los autores no eran muy doctos en lo concerniente a la historia y cultura  de las Américas Precolombinas, ya que como os mostramos en  post precedentes, diversos territorios actualmente forestados, eran cultivados con anterioridad a la llegada a las Américas de los Europeos, y no solo por bajo los Imperios Azteca y Mayas, sino también en los bosques tropicales húmedos del continente por culturas aborígenes menos conocidas/estudiadas. Me temo, que lo mismo les ocurre con la de los Mongoles y la enigmática  y poco conocida  “dinastía Ming” en China. Ahora bien, la conclusión de la nota de prensa es como para llevarse las manos a la cabeza. El párrafo reza así: “Los resultados indican que, como se siguió produciendo deforestación, solo la invasión mongola, el acontecimiento de mayor impacto, pudo llegar a producir una disminución neta del dióxido de carbono, cifrada en 700 millones de toneladas de carbono, equivalente a la actual demanda anual de gasolina en el mundo. Sin embargo, es tan poca cantidad que no se puede detectar en los testigos de hielo, reconocen los investigadores”. Tal cual se encuentra redactada la noticia, debe suponerse que la cuantificación de las emisiones de la invasión mongola fue llevada a cabo por otros autores ya que luego reconocen que no pudo detectarse en los testigos de hielo. Y si es así, ¿de qué nos informa la noticia? Pues estos geniales investigadores consideran que “De hecho, los humanos empezaron a influenciar el ambiente hace miles de años al cambiar la cubierta vegetal, cuando talaban bosques para convertir los terrenos en espacios agrarios”.  Ahhhhh. ¿Y tal descubrimiento es nuevo para la ciencia?. Les ruego por favor que lean los numerosos post incluidos en nuestra categoría: “etnoedafología,y conocimiento campesino” y tendrán mucha y mejor documentación sobre el tema. No obstante, como también mostramos en nuestra categoría  “historia de la Tierra y de los suelos”, existen evidencias de que incluso antes del nacimiento de la agricultura, el hombre paleolítico se empeñó en alterar en clima, al ensañarse con la megafauna, como os muestro en una relación de post previos debajo de la noticia aludida.

 Resumiendo. ¿Desea usted publicar en un revista científica?.  Pues bien, escoja unos instrumentos sofisticados, plantéese la hipótesis que le pete, haga malabarismos con la retórica,  escriba algo y ¡ya está! Fácil. Fácil!

 Juan José Ibáñez

(más…)

Etiquetas: , , , , ,

La Predicción Del Cambio Climático a Nivel Regional (y su más que dudosa precisión)

prediccion-del-cambio-climatico-regional 

Global climate models do not easily downscale for regional predictions Fuente. Terradaily

 Allá por la década de los años 90 del siglo XX, el CSIC decidió que este impresentable administrador participara en el Primer Programa Nacional del Clima de España, y seguidamente que fuera Miembro de la Primera Comisión Nacional del Clima, que dicho sea de paso tan solo se reunió una vez.  En el grupo de trabajo en el que participaba, conocí a un famoso experto español que formó parte del IPCC durante más de un decenio, entablando una gran amistad que aun perdura. Hace pocos días cenábamos juntos, comentándome que los modelos de circulación general (para hablar en términos sencillos) no iban ya a aportar mucho más de lo publicado hasta la fecha. Si retrocedemos a aquellos años 90, cabe mencionar que el tamaño de los píxeles de tales modelos eran enormes, de unos 200 o 300 km de lado (si no recuerdo mal), por lo que las predicciones a escala regional, debían hacerse, por ejemplo, anidando los denominados “downscaling” estadísticos, que de hecho ya arrastraban las incertidumbres de los globales, añadiéndose pues otras nuevas, por lo que eran escasamente fiables, menor en el caso de las temperaturas y mucho más acusado a la hora de predecir las precipitaciones.

 Pues bien, en este sentido, los mentados constructos numéricos, no parecen haber mejorado mucho, como veremos a continuación, siendo un hecho que ha acabado  por reconocerse por los expertos en la materia, aunque no por sus usuarios, ya sean científicos o políticos.

  Ya os he comentado en post previos, mis serias dudas acerca de las proyecciones de estos modelos predictivos, lo cual no significa que niegue que “nos estemos calentando”.  Sin embargo, los modelos de circulación general a escala regional no soy útiles con vistas a predecir los futuros climas de un país o territorio, por lo que la creencia popular de que van a aumentar la temperatura y disminuir las precipitaciones por doquier no deja de ser más que una leyenda urbana, si nos referimos a espacios geográficos concretos aunque sean considerablemente extensos. Os expongo tan solo un ejemplo escrito en nuestra bitácora: “Cambio Climático: Hacía una Península Más Cálida o Más Fría. La Teoría del Recalentón”. Pero leer literalmente los siguientes fragmentos  lo redactado por los autores en agosto de 2016, es decir en la noticia que os mostramos completa al final de este post:

 “(…) Encontraron que las proyecciones de los cambios de temperatura con los modelos climáticos globales se hicieron cada vez más inciertos a escalas por debajo de aproximadamente 600 millas horizontales, una distancia equivalente a las anchuras combinadas de Pennsylvania, Ohio e Indiana. Mientras que los modelos climáticos podrían proporcionar información útil sobre el calentamiento global previsto para, por ejemplo, el Medio Oeste, la predicción de la diferencia entre el calentamiento de Indianápolis y Pittsburgh podría resultar inútil. Los cambios regionales en las precipitaciones resultan aún más difíciles de predecir, con estimaciones altamente inciertas a escalas inferiores a aproximadamente 1.200 millas, lo que equivale a la anchura combinada de todos los estados del océano Atlántico desde Nueva Jersey hasta Nebraska. La diferencia entre los cambios totales de lluvia en Filadelfia y Omaha debido al calentamiento global, por ejemplo, serían difíciles de evaluar. Los investigadores informan de los resultados de su estudio en la edición de agosto de “Advances in Atmospheric Sciences (…)”Los responsables políticos y partes interesadas usan la información de estos modelos para informar de sus decisiones”, dijo Mann. “Es crucial que entiendan la limitación de la información de las proyecciones de los modelos que pueden proporcionar a escala local.”.

  Si tiene dudas, mire en Internet un Mapa de los Estados de EE.UU. y calcule a ojo de pájaro las enormes distancias a las que se refieren los autores.

 Sorprende pues que en reuniones y convenciones internacionales, se siga soslayando gravísimamente este hecho. También resulta asombroso que una buena parte de los estudios científicos publicados acerca de los efectos del calentamiento climático en muchas regiones y países se soslaye también tal problema, dando por cierta, le mentada leyenda urbana. ¿No saben los investigadores la precisión de los ingenios sobre os que basan sus estudios y conclusiones?. Desgraciadamente parece ser que no, ya que de otro modo estarían incurriendo en un soberano fraude científico. Ahora bien, cuando más alarmistas sean los resultados de sus estudios antes se publicarán y en revistas de mayor impacto. Seamos claros, si en promedio el clima global del Planeta se calienta, bien pudiera suceder que en la región en la que usted vive, centro de unos años arrecie el frío o las precipitaciones, todo lo contrario de lo que la mayoría de los ciudadanos creen cierto, al leer la prensa.

 Ahora les ruego que relean el primer párrafo de este post, fruto de mi paupérrima experiencia, hará más de veinte años, y reflexionen en qué mundo vivimos, así como la cacareada objetividad de que hacen gala muchos de los que se autodenominan expertos sobre cambio climático. ¿Sin comentarios!.

 Juan José Ibáñez

(más…)

Etiquetas: , , ,

Los pastos y prados pluriespecíficos aumentan la producción de forraje mediante la mejora de las propiedades del suelo

pastos-pluriespecifivos-vs-monoespecificos

Ya os hemos ido relatando que durante la denominada revolución agraria del siglo pasado, las empresas mintieron tanto como para que los campesinos y ciudadanos en general comulgaran con ruedas de molino. Y así se taló el arbolado y arrancaron setos, convirtiendo agro-ecosistemas silvopastorales (pastos, prados y árboles) hermosos, productivos y ricos en especies, en aburridos y monótonos espacios carentes de belleza y biodiversidad, eso si fácilmente mecanizables.  Se nos convenció de que serían mucho más productivos y rentables. Si se les tocaban los genes, mejor que mejor. Y en aras del progreso muchos gobiernos se lanzaron a destrozar nuestro entorno. ¡Todo mentirá!

 R. Howard Skinner, investigador de la USDA, ha llevado a cabo un sencillo experimento durante 10 años desmontando tanta falacia. Todo ello me recuerda a una experiencia muy sencilla y un tanto pedestre que llevé a cabo personalmente hace pocos años y que os narraba en este post: Los Huertos y Jardines Domésticos: la preservación de la biodiversidad y el cuidado del suelo. Los resultados son exactamente los mismos.

 A falta de más verificaciones, lo que Skinner detecta es que la composición pluriespecífica del pasto secuestra más carbono, mientras que los compuestos de descomposición de tal materia orgánica en el suelo mejoran la estructura del medio edáfico que, como corolario, retiene más agua y nutrientes, incluso cuando alguna de las especies pratenses seleccionadas se pierde por el camino. He traducido por completo la nota de prensa original que abajo os proporciono, por lo que no abundaré más. La diversidad nos proporciona, resiliencia ecosistémica, sostenibilidad, mayor productividad de biomasa, y si es bien conducida, mejores beneficios para los ganaderos.   Todo era una pura patraña, algo que no debe extrañarnos de la agroindustria, tan embustera como la farmaindustria.

 Os dejo con la noticia original y la versión traducida al español-castellano. Y ya sabe, ¡ponga muchas especies en su vida!

 Juan José Ibáñez

  (más…)

Etiquetas: , , ,

El Fuego y su Ineludible Importancia en los Ecosistemas (Incendios Forestales)

fuego-en-el-mundo

El Fuego en el MIndo; Fuente: Managing the human component of fire regimes: lessons from Africa By Sally Archibald; http://rstb.royalsocietypublishing.org/content/371/1696/20150346

 Hoy es un lunes de verano cualquiera. El domingo anterior pase varias horas buscando una tabla que había utilizado en alguna conferencia, hace más de 20 años, con vistas a demostrar a los asistentes que los incendios son recurrentes en todos los biomas del mundo desde hace cientos de millones de años, si bien las cifras que buscaba tan solo daban cuenta de los periodos de retorno en ecosistemas representativos de los mentados biomas (tundra, taiga, bosques templados, mediterráneos, subtropicales, tropicales, etc.). Lamentablemente no la encontré, ya que era antigua y no debí digitalizar la diapositiva. ¡Lo lamento!, no obstante los contenidos que os ofrecemos hoy dan cuenta de todo ello.

La diferencia entre unos ecosistemas y otros no estriba en que unos sean eventualmente pasto de las llamas y otros no, sino en los respectivos periodos medios de recurrencia o retorno. Así, en los bosques boreales, o en los templados la frecuencia es obviamente mucho menor que en los mediterráneos. Empero cabe señalar que si la memoria no me falla,  no ningún caso superaban los cien años. En algunos ambientes, como en los bosques subtropicales secos y en los aludidos mediterráneos, los periodos de retorno no superaban más que unos pocos decenios. Por lo tanto, la existencia de grandes bosques muy longevos sería más cuestión de serendipia (acontecimientos afortunados) y/o condiciones microclimáticas muy longevas que de sus propiedades idiosincrásicas.

De hecho, el artículo que ha dado lugar a la noticia de hoy ha sido publicado en la revista Fire Ecology, con un modesto factor de impacto de 1.4. Sorprende pues que un hecho que debía ser archiconocido por los expertos, sea publicado a bombo y platillo como si fuera un descubrimiento relevante. La revista en cuestión es estadounidense, lo cual no deja de ser una paradoja. Los investigadores y técnicos forestales yanquis, han sido pioneros en el uso del fuego para el control de la biomasa de los Chaparrales americanos, parte de cuyas limpiezas eran realizados por reclusos vigilados. Obviamente, en los bosques templados de aquél país los periodos de retorno son más prolongados que en los matorrales y bosques mediterráneos de California. El objetivo de un incendio controlado resulta doble (i) mantener los ciclos naturales del fuego y (ii) evitar que una excesiva acumulación de la biomasa, excedido tal periodo de retorno, diera lugar a incendios devastadores y mucho más peligrosos que los naturales. De hecho, en el susodicho artículo se defiende que el fuego es necesario para mantener la salud de los ecosistemas forestales a largo plazo, dictamen que ya defendimos aquí hace más de diez años, ya que las evidencias ya eran palmarias en las décadas de los años 80  y 90 del siglo pasado.

Obviamente, la acción humana ha alterado los ciclos naturales del fuego en numerosos ecosistemas, generalmente incrementando su frecuencia, aunque a veces induciendo el proceso contrario, especialmente en parques naturales y espacios protegidos, que nos gustaría que no fueran pasto de las llamas, hasta que les correspondiera de promedio. En este último caso, tendemos a proteger/aislar el combustible de la mecha, por lo que a la larga el problema resulta ser más grave. El abandono de tierras, la expansión urbana hasta el límite de los bosques, la construcción de residencias y urbanizaciones rodeadas de masas arboladas, turistas sin la debida cultura, etc.,  son algunas de las razones que generan gravísimos incendios, así como la pérdida de vidas humanas e infraestructuras, que no el fuego en si mismo. Ya escribimos sobre estos temas hace varios años, como podéis constatar en esta bitácora.

 A la vista de lo expuesto, los investigadores, armados con nuevas instrumentaciones no disponles cuando se elaboró la tabla aludida, deberían ir afinando los periodos de recurrencia y actuar en consecuencia cuando llega el momento. Del mismo modo los gestores de urbanismo necesitan inexcusablemente impedir que las construcciones humanas sobrepasaran los límites a los que anteriormente nos referíamos.  Más aún, tampoco se debía dejar que ciertos propietarios o instituciones oficiales reforestaran sin elaborar planes previos acerca de la ecología del paisaje que eviten que las llamas se propaguen a lo largo y ancho de grandes extensiones. Ahora bien, el fuego ha sido compañero, que no enemigo de la naturaleza, cientos de millones de años antes de que el hombre apareciera sobre la faz del Planeta.

 Junto con la nota de prensa que ha dado lugar a este post, os mostramos el enlace a un artículo que nos informa del papel del fuego en la biosfera desde tiempos remotos, así como otros datos de interés.  Y reflexionemos, el fuego no es el problema, sino que casi como siempre los conflictos los generamos nosotros, mediante nuestras acciones e inacciones.

Juan José Ibáñez

(más…)

Etiquetas: , , , , ,

Cambio Climático: ¿Una Guerra Ecológica o Económica?

trump-y-el-cambio-climatico 

Yo nunca he dudado de que se el ser humano se encuentra modificando el clima. Ahora bien, existen muchos motivos para cuestionar las predicciones de los modelos de cambio climático, como hemos reiterado en diversas ocasiones. Redacto este post el día después de que ese personaje llamado Donald Trump ha escandalizado al mundo por su negativa a firmar los acuerdos de cambio climático a los que se adhería la administración Obama.  Y así hoy podéis leer, en todos los idiomas, noticias como estas:

Trump retira a EE UU del Acuerdo de París contra el cambio climático

Donald Trump da la espalda al cambio climático y el Acuerdo de París

8 frases de Donald Trump sobre el cambio climático y el Acuerdo de …

Donald Trump anuncia que Estados Unidos abandonará el Acuerdo …

Y en este sentido puede entenderse lo bien que se llevan los dirigentes de USA y Rusia, que disponen de ingentes reservas de combustibles fósiles.  Y aparte de vender armas, ¿no hablaría también el dirigente norteamericano de este tema con su homónimo de Arabia Saudí?,  país que como sabéis todos no atesora recursos energéticos fósiles ¿?. ¿Debemos alarmarnos? Francamente yo no. Me explico, personalmente estoy preocupado desde hace mucho tiempo, empero los acuerdos de esta naturaleza (léase cambio climático) se firman para no cumplirse. ¿Acaso los países de la ONU siguen a rajatabla “La declaración Universal de derechos Humanos?.  

No se engañen, la gobernanza mundial no se encuentra preocupada ni por el bienestar de los ciudadanos ni por cuestiones medioambientales. Y como “no hay más ciego que el que no quiere ver”, solo piensan en los negocios y finanzas (la dictadura financiara que sufrimos), para beneficio de unos pocos y el martirio de los demás.  Y aquí surge la contienda. Unos países disponen de grandes reservas de combustibles fósiles y otros no, como es son los casos de la Unión Europea, o Japón, y el menos comentado de la India, y China, es decir los emergentes dragones asiáticos que amenazan el tradicional “imperio” occidental. En consecuencia, aquí nos encontramos con el meollo de la cuestión: cuestión de energía y poder, que no de cambio climático. Y Donald, que ya sabemos cómo piensa ¿?, razonará así: “si se aumenta la temperatura enciendan ustedes los aparatos de aire acondicionado, “made in USA”. Es decir la pasta ante todo, por lo que él ve una oportunidad derestablecer el orden mundial que le interesa”.  Obviamente Rusia le respaldará a ciegas y más aun cuando sus frías tundras y taigas, pudieran convertirse en los futuros graneros mundiales, si el clima se calienta como predicen los modelos, aunque, ya sabéis mi opinión.

Sobre el cambio climático se ha ido edificando en las dos últimas décadas una parte muy importante de la economía y desarrollo tecnológico, al menos en muchos países, especialmente los dependientes de la importación de los combustibles fósiles. ¡Que se fastidien! espetarán al unísono Trump y Putin. Recordemos por ejemplo, y solo es uno entre ellos, la ingente cantidad de billones de euros o dólares que basculan entorno a las denominadas energías renovables.

Como anécdota os comentaré que UBER es una multinacional que pretende destruir el tradicional modelo del transporte de viajeros por taxi, del cual dependen tan solo en España miles de familias. Los profesionales de este y otros países, varios de ellos latinoamericanos, se encuentran ya soliviantados, habiendo comenzado movilizaciones y huelgas contra este nuevo modelo de negocio (conflicto entre Uber y los taxistas). Ante tal panorama, visioné el otro día en TVE. Pues bien, en su defensa, los sicarios de UBER en España argumentaron  apostar por los coches eléctricos, y que así paliarían el cambio climático. Y luego apostillaban, tan solo el 20% del dinero generado va fuera de España. ¿Y porque se tiene que perder pasta en negocios como este?. Pero es aquí en donde los cálculos pueden fallarle a Trump. Uber es una multinacional estadounidense.

La economía USA perdería pingues beneficios y puestos de trabajos si deja de deambular por el mundo de las energías alternativas y el gran negocio del cambio climático. USA perdería ingentes ganancias si se mantiene al margen de diversos tipos de producciones industriales en la que actualmente anda tan implicada, como muchos Estados. Pero ni las petroleras ven claro el movimiento ajedrecista de Trump. Aún no sabemos si tiene algún sentido estratégico o simplemente es otra “ocurrencia” de …..

Dicen que la “política hace extraños compañeros de cama”. Hubiera sido difícil imaginar (y aun me cuesta) que en el futuro Europa se conchabara con China y Rusia con El Tio Sam. ¡Vivir para ver!. Personalmente trabajar como un chino no es el porvenir que deseo para nadie.

El “tiempo dictara” sentencia, que no el clima

Os dejo con la patética noticia que nos deja el Noticiero de la USDA “pos Obama” y otra que da cuenta de la mentada resistencia de otros países, como la UE y China, a seguir el sendero por el que nos invita a transitar cua, cua, cua. ¡Jesús iba todo mal y aterrizó Donald como un gran meteorito!. Leer por favor la nota de prensa que ha dejado la administración Trump en la USDA y veréis…….

Juan José Ibáñez

(más…)

Etiquetas: , , , , ,

Las “Trump”etas del Apocalipsis (Donald Trump, Medio Ambiente y Espacios Protegidos)

trmpetas-del-apocalipsis 

Donald Trump se ha convertido en el personaje más desconcertante y temido de la escena mundial en muy pocos meses. Sus posibles decisiones  mantienen las más dispares facetas de la sociedad, economía, geopolítica (incluyendo potenciales conflictos armados) y medio ambiente. Particularmente me alegro que la dictadura financiera que nos atormenta al 99,99% de la población, tiemblen de terror. Ahora bien en el resto de los temas todos estamos expectantes ante sus alocadas proclamas, que podrían terminar por poner patas arriba a nuestra sociedad y la propia biosfera.  Hasta el propio Partido Republicano debe encontrarse desconcertado. Empero nuestra bitácora versa sobre suelos, ecología y medio ambiente, por lo que nos centraremos en estos temas.

 Desde hace años recibo los boletines de la USDA que dan cuenta de las iniciativas en materia de agricultura y medio ambiente de las administraciones norteamericanas. Generalmente recibía entre tres y cinco alertas diarias. Tras su toma de posesión como presidente de EE.UU., la USDA enmudeció. Semanas después y desde entonces, las noticias nos llegan con cuenta gotas, siendo las que conciernen al medio ambiente y sustentabilidad prácticamente inexistentes.

 Si por el fuera, sin el freno del poder judicial, congreso de diputados y senado de aquel país, nadie sabe ya que habría ocurrido. Empero por sus palabras, por no hablar de continuas amenazas,  el medio ambiente y los objetivos por alcanzar un desarrollo sostenible se encontrarían en peligro de muerte. Del mismo modo, los intentos de administraciones posteriores por paliar la contaminación y degradación ambiental en general se han cortado por lo sano. Del mismo modo, ahora que los grandes lobbies de la agroindustria, acorralados ya por la ONU, FAO y gobiernos de diversos países pueden encontrar frotándose las manos, ante suculentos negocios    que dejarían el solar estadounidense convertido en un estercolero. No hablaré en este post sobre el terror/histeria que actualmente padecen los expertos y políticos implicados en frenar el cambio climático antropogenicamente inducido.  Como los lectores más asiduos sabéis, yo soy escéptico en todo lo que concierne a los acuerdos internacionales sobre el clima, ya que no dejan de ceñirse al refrán de “mucho ruido y pocas nueces” por no apelar al de obras son amores, que no buenas razones (palabras).

Y así, al perecer la administración (por llamarla de alguna manera) Trump ya no informa sobre el saneamiento ambiental al promover un uso menos masivo de los agroquímicos, el fomento de los policultivos y la agricultura ecológica, etc. Empero en su lugar la prensa nos ofrece noticias como estas. (i) Donald Trump con Bayer y Monsanto: Alianza antiecológica; (ii) Bayer y Monsanto también invertirán en EU en la era Trump | El … (iii) Bayer y Monsanto anuncian millonaria inversión tras reunirse con Donald Trum. Y así, el mundo occidental parece partirse en dos en estos momentos. El tiempo dictará sentencia de si un modelo destructivo del medioambiente, u otro que intenta frenar la degradación de la Biosfera saldrá adelante. Otra vez con estos malditos lobbies algunos de ellos acusados de ecocidio.

 Pero al nuevo y temido Presidente de EE.UU., todo le parece poco, por lo que también desea colaborar en la demolición de los espacios protegidos de aquel país. Para Donald, es indecente que no se utilicen para fines más productivos, como podréis leer en las noticias que os muestro abajo, tanto en suajili como en español—castellano. Sin embargo, y ya que las notas de prensa hablan por si solas, os muestro los dos primeros párrafos de lo que Wikipedia nos informa sobre las

Áreas protegidas de Estados Unidos de Norteamérica:  con vistas a que comprendáis la magnitud, del problema, que no conciernen solo a aquel país, sino que puede afectarnos a todos.  Donald Trump llegó al poder por el hastío del pueblo estadounidense contra esa dictadura financiara a la que se denomina la globalización económica.  Es decir ellos son los culpables y Trump el resultado, un caballo de Atila que amenaza con no dejar títere con cabeza. Que ahora tal dictadura del capital no se lave las manos.  El pueblo estadounidense se ha encolerizado, como antes el británico, parte del francés, etc. La diferencia estriba en que mientras en el sur de Europa la izquierda comenzó a ganar fuerza con movimientos antisistema falazmente denominados populistas, en otros han sido los temibles y renacientes neonazis y xenófobos los que amenazan a los poderes preestablecidos que nos han llevado hasta este punto que esperemos que no alcance el calificativo de no retorno.  Ya sean movimientos antisistema, ya los viejos y magnicidas neonazis, ahora denominados de ultraderecha, ambos son el resultado de la indignación popular en el mundo occidental por la precariedad y pobreza a la que estamos siendo avocados. Según la manipulación de los medios de comunicación y políticos oportunistas, en unos Estados ganan los fascistas y en otros ideologías que intentan reemplazar al caduco comunismo, auque sin margen de maniobra, por desgracia.  Pues bien Wikipedia nos dice sobre estos espacios protegidos de USA:

Las áreas protegidas de los Estados Unidos son aquellas áreas, naturales o humanizadas, en las que legalmente se ha establecido algún régimen de protección para salvaguardar sus valores, ya sean culturales, históricos, naturales o de cualquier otra índole, y que son administradas por una variedad de autoridades federales, estatales, tribales y locales.

Estados Unidos es un país joven, con una historia relativamente corta y por ello todos los bienes históricos son especialmente valorados. Además, es el tercer país más extenso del mundo y tiene un conjunto de espacios naturales amplio y muy diverso. La protección histórico-cultural y la protección de la naturaleza han ido desarrollándose de una forma parecida al resto de los países occidentales, aunque sin estar tan claramente separadas como en muchos de los países europeos.

De acuerdo a las definiciones internacionales, los EE.UU. tenían, en el año 2002, 7.448 áreas protegidas, sin contar las zonas marinas. Estas áreas protegidas cubren 1.500.000 km², casi el 16% de la superficie terrestre de los EE.UU.[1] y casi también una décima parte de la superficie protegida del mundo. Las áreas marinas protegidas de EE.UU. cubren unos 900.000 km² adicionales, con diferentes niveles de protección.

El problema estriba en quien pone el cascabel este feroz gato: Bajo la dictadura financiara nos dirigíamos sin prisas pero sin pausas hacia el colapso. Sin embargo, bajo el mandato de Donald Trump, de cumplir todas sus locas ocurrencias, el tan meneado como absurdo Antropoceno llegaría a su fin en un abrir y cerrar de ojos.

Lo dicho las Trompetas del Apocalipsis amenazan seriamente nuestros tímpanos.   

Juan José Ibáñez

Continua………….

(más…)

Etiquetas: , , , ,

La misteriosa supervivencia de los corales en la historia de la Tierra (y el cambio climático)

corales

Corales y arrecifes coralinos (Fuente: Google imágenes)

La naturaleza de la Tierra se encuentra repleta de maravillas. Sin embargo por su belleza y diversidad los corales sobresalen como pocas. Si en el futuro los fondos marinos son considerados suelos, tengan toda la seguridad que los arrecifes de coral serán clasificados como tales “de algún modo”, siguiendo una lógica parecida a la de las turberas terrestres o Histosoles. De hecho los archipiélagos de origen volcánico, cuya vida se puede considerarse breve en términos geológicos, terminan siendo sumergidos tras colapsase los edificios que dejaron sus juveniles erupciones, dando paso en su senectud, es decir antes de que las islas desaparezca (como es el conocido caso de los atolones) a unos suelos aéreos sobre la escasa y menguante superficie de coral  que coronaba las antaño imponentes montañas de basalto, etc. emergidas que finalmente serán enterradas bajo el mar. ¡Amén!. Como ya reiteramos en post precedentes, en los denominados estudios acerca del calentamiento climático,  se han publicado demasiadas cosas, ¡demasiadas!, que a mi modo de ver carecen de mucho sentido, o simplemente no atesoran ninguno. Sin embargo, ¡en primera instancia!, la degradación y pérdida de las masas coralinas resulta ser uno de esos casos que pudiera encontrarse justificado, siendo motivo de una honda preocupación. La degradación de los corales y los arrecifes coralinos (como por ejemplo el denominado blanqueamiento de los corales) puede ser debida a diversas causas, como el cambio de la temperatura de las aguas, su composición química, la contaminación de los vertidos generados por los humanos en la tierra emergida, enfermedades, el incremento de la carga sedimentaria de los cauces fluviales, debido al aumento de la erosión de la superficie terrestre que emerge sobre las aguas, materiales tóxicos que vertemos los humanos,  etc.   Obviamente, en lo que respecta a la temperatura y química de las aguas el mentado calentamiento climático puede afectarlos negativamente y en gran medida. ¡No lo dudo!. Sin embargo, llevaba tiempo pensando en explicar en un post que a mi ¡algo no me cuadraba!.

Estas estructuras han vivido en el Planeta durante cientos de millones de años, habiéndose detectado fósiles con la venerable edad de 548 cientos de millones de años en el desierto de Namibia. Algunas estructuras actuales comenzaron de hecho a formarse hace decenios de millones. Como se trata de un tema que vende mucho, por combinarse la gravedad del problema con su productividad económica y la aludida hermosura, los estudios y notas de prensa han proliferado, como la miríada de pólipos y las micro-algas que conforman estas formas de vida simbióticas. Y de este modo, se ha ido embutiendo en la mente de los ciudadanos que se encontraban bajo un serio peligro de extinción. Debo suponer que diversos colegas también serán de la misma opinión porque si no…… Empero reitero que algo no me cuadraba. Veamos el porqué.

 A lo largo de cientos de millones de años la Tierra ha sufrido algunas glaciaciones globales, inmensos y prolongados periodos de erupciones volcánicas, el impacto de ciertos cuerpos extraterrestres que, como algunos meteoritos, cambiaron el clima abruptamente, condicionando la posterior evolución de la vida, provocando la acidificación de los océanos, periodos mucho más cálidos que los actuales, y un largo etc. Y todo este tipo de avatares fueron superados por las masas coralinas.  ¿Por qué ahora si la temperatura media del Planeta asciende uno o dos grados no iban a sobrellevar y resistir, tal menudencia? Francamente no lograba entenderlo.

Hace ya muchos meses o quizás algún año, leí una noticia en la que ya decía los autores decían haber comprobado lo que la nota de prensa que os muestro hoy dice “haber descubierto”:Promiscuity may help some corals survive bleaching events” En esta nota, y como ya pueden entender los que tengan algún conocimiento de esa endiablada lengua a la que denominamos suajili, los arrecifes lograron sortear tanto ajetreo debido a su “promiscuidad” ¿¿??. ¡hasta bajo del agua la naturaleza parece ser sexualmente incorrecta!: ¡cochinas ellas!, o mejor sería decir. “cuánto titular calenturiento.

Básicamente la denominada “promiscuidad” de estas criaturas, da cuenta que cuando la asociación entre el pólipo y el alga se ve seriamente perturbada por un cambio en las condiciones ambientales, como la temperatura o la química del agua, en la colonia, el alga que contenía es sustituida por otra especie, que mejora la respuesta del cuerpo simbiótico, adaptando toda la estructura a las nuevas condiciones ambientales. Este tipo de procesos, no es  ni mucho menos singular, existiendo ejemplos, que ya hemos descrito, en el suelo, como por ejemplo entre una especie arbórea y sus micorrizas, entre otros. ¿Y eso es todo?. Francamente no lo sé, pero el mecanismo, por pura lógica, parece ser lo suficientemente razonable como para explicar, que tanta preocupación seguramente no se encuentra justificada. Obviamente el mundo de los corales es lo suficientemente complejo como para que existan algunas excepciones, por lo que podrían extinguirse algunos tipos y afectarse temporalmente amplias regiones. Por lo tanto, posiblemente en algunos lugares, la polución, exceso de sedimentos erosionados tierra adentro que acarrean los ríos al mar y algunas, así como otras actividades humanas, puedan dañar o arrasar algunas formaciones coralinas, sin embargo, esos maravillosos corales permanecerán entre nosotros y seguramente después de que nos extingamos.

Os reitero que, por mucho que la nota de prensa diga lo contrario, yo ya había leído este proceso con anterioridad. Punto y final al misterio de los corales. Abajo os dejo la nota de prensa, así como otra relacionada con el zooplancton, que da cuenta de lo poco que sabemos sobre la vida en el mar, por mucho que los científicos pretendamos aparentar lo contrario. También os dejo unas notas preliminares extraídas de Wikipedia, “National Geographic”, y algún que otro sitio Web más, con vistas a que no tengáis que buscar material básico acerca de la naturaleza de los corales. Espero haber eliminado algo de estrés ambiental de vuestras mentes. Pero………

Sin embargo, como algunos  hoy terminaré otro post con una noticia casi coetánea que nos advierte que el ascenso de medio grado de temperatura en el planeta es decir 2 en lugar de 1.5 ºC  pondría en amenaza a los corales. En fin que parece ser que no leemos y cada científico dispara por donde le peta.

Juan José Ibáñez

(más…)

Etiquetas: , , , , , ,

La Importancia de los suelos en las predicciones de la productividad de los cultivos a escala global.

modelizacion-cultivos-global-helmholtz-community-of-german-research-centres

Usos del Suelo/vegetación real de los suelos del mundo. Fuente: Helmholtz Community of German Research Centres.

 Hoy os ofrecemos otra información que pudo haberse publicado hace mucho más de treinta años. De hecho la podíamos haber redactado cientos de expertos en edafología hace casi un siglo. ¿Expertos?. ¡Tampoco debemos ser muy exigentes!: basta con un alumno universitario mediocre. Ahora bien, para la grandiosa revista Nature resulta ser una novedad. ¡Colosal equipo de revisores!. Dentro de poco nos informarán de que se acaba de descubrir que el Neolítico consistió en el descubrimiento de la agricultura por parte de algunos de nuestros antecesores paleolíticos. ¡Bravo, genial, colosal, idea digna de Einstein!.  ¿Qué pretenden los autores (ya que los revisores, una vez más, demuestran una supina ignorancia ¿Triásica?). Pues bien, al margen de publicar y vanagloriarse de tanta estupidez, hacer ver a la comunidad científica que no entienden nada de edafología, que se necesita prestar una mayor atención a los suelos y la recolección de su información, si queremos “correr” modelos agroclimáticos más precisos. Y eso lo sabe hasta un becario que acabe de entrar hace un par de semanas en el IIAS. Veamos si me explico, ya que también aparece el JRC de la UE. Hará unos 25 años, que me incorporé a un grupo de expertos de la Unión Europea, con vistas a mejorar el mapa de Suelos de Europa en el contexto de un macro-proyecto continental denominado MARS. ¿Qué significan tales siglas”: “Monitorización de la agricultura por sensores Remotos”, y recalquemos que haciendo uso de  modelos agroclimáticos. Y para alcanzar tal objetico se demandaba información de suelos armonizada a escala continental.  Aquello termino hará unos 20 años.   Pues bien la rabiosa, furiosa y furibunda novedad de este estudio estriba en reconocer lo mismo a escala global y, reescribiendo falazmente la historia …..escribir  haciendo pensar al lector inexperto que son pioneros por haber descubierto que la producción de los cultivos no solo depende del clima, sino también de los tipos de suelos sobre los que crecen, algo que aunque se sabía desde hace unos 10.000 años, algunos/muchos parecen ¡haberlo olvidado!. Y para rematar tan espeluznante hallazgo, nos informan que cuando se fertilizan y riegan los suelos, su tipología influye menos que si no se hace. ¡Glorioso!. Eso sí, reconocen que los suelos menos fertilizados y pobremente o nada irrigados suelen acaecer en los países más pobres. Por lo menos ¡han visionado algo de TV!.

 La verdadera cuestión a responder, sería como tras haberse gastado enormes sumas de dinero en modelizaciones de esta guisa, nadie se había percatado hasta ahora que los modelos agroclimáticos, a cualquier escala, reclaman más datos que los climáticos, y entre ellos lógicamente los de suelos. Alguna vez he dicho en broma que en Europa parecía no quedar vida inteligente, y tras leer esta noticia la hago extensiva hasta sus supuestas mentes pensantes y próceres de la ciencia continental. ¡Qué lástima!. He traducido el texto de la nota de prensa de estos sacerdotes del paleolítico al cristiano, con vistas a que podías entender, la magnitud de este descubrimiento en todas sus vertientes y que cambiarán el mundo, garantizando de paso la soberanía alimentaria.    El artículo también podéis leerlo en acceso abierto, pinchando sobre el enlace del resumen.

 Y antes de dar paso a la noticia fijaros en la siguiente frase: “En los modelos de cultivos, como en la realidad, los suelos tienen la capacidad de amortiguar o amplificar los efectos del clima”. Reiteremos: “En los modelos de cultivos, como en la realidad”. ¿Y si los resultados de los modelos de cultivo no concuerdan con la realidad?. ¿Qué debemos creernos?: ¿La realidad o las predicciones de un modelo que debiera dar cuenta de ella?. Tengan por seguro que estos modelizadores defenderán los modelos, ya que la realidad virtual es políticamente correcta pero la que vivimos/sufrimios los demás puro espejismo de nustra supina ignorancia.

Pasen pues y lean la antología del disparate publicada en verano de 2016. Lo dicho….

la fuga de cerebros se ha convertido en pandemia global”.

Pesen, lean y diviértanse de lo lindo…….

Juan José Ibáñez

(más…)

Etiquetas: , ,

Nuestro futuro Está en Peligro: Salvar el Suelo (Una Iniciativa Ciudadana)

nuetsro-futuro-esta-en-peligro-salva-el-suelo 

Este post tan solo pretende animar a todos los ciudadanos a que nos ayuden a salvarse ellos mismos y a todos. Como ya os comentamos en otro post: “Materia orgánica del suelo y cambio climático: La Iniciativa 4×1.000 (Misión Imposible)”, considero que no se trata de una de las acciones más acertadas que podrían haberse llevado a cabo. En cualquier caso, más vale algo que nada. Yo ya firmé hace unas semanas. Sin embargo, hace pocos días, la Sociedad Española de la Ciencia del Suelo nos ha enviado a todos los socios la carta que os reproduzco abajo.  Esta habla por si sola, por lo que no voy a abundar más en el tema. Eso sí, esperemos que en Latinoamérica se lancen iniciativas de este tipo, si no lo han hecho ya.

Una firmita por favor……

Juan José Ibáñez

Carta de la SECS

Estimados socios,

 El coordinador de la campaña People4Soil se ha puesto en contacto con la SECS para solicitar nuestro apoyo y conseguir un millón de firmas para septiembre 2017.

 People4Soil es una Iniciativa Ciudadana Europea (ICE) sostenida por más de 400 asociaciones, que solicitan a la UE legislación específica para conservar el suelo, ya que no hay ninguna directiva ni reglamento común europeo que proteja el suelo. La creación de esta iniciativa surge de la necesidad de canalizar esta demanda mediante la única herramienta oficial de la UE para que los ciudadanos propongan nuevas leyes. Para conseguirlo, la CE exige un millón de firmas procedentes de al menos siete países.

 Podéis encontrar más información en el enlace: https://www.people4soil.eu/es. En este enlace podéis ver el número de firmas que se van recogiendo.   Aquí debajo tenéis la “Newsletter” completa que han enviado

 Hola,
Hay algo que nos rodea y es esencial para la vida, aunque pocas veces nos acordemos de ello: la tierra. La tierra es un recurso valioso que alimenta el planeta pero vive bajo la amenaza constante de la industria, la sobreexplotación agrícola, los pesticidas y la pérdida de biodiversidad.
A pesar de su gran importancia, y aunque parezca mentira, todavía no existe una ley europea que proteja la tierra. Debemos salvaguardarla para proteger a las personas, plantas y animales. Al fin y al cabo, todas las formas de vida dependen del estado de la tierra. Sin ella, no hay futuro.
Pedimos a la Unión Europea que proteja la tierra del cemento, la contaminación y los intereses especulativos de multinacionales y naciones. Para ello, nuestra comunidad junto a más de 400 asociaciones de toda Europa formamos la coalición “People 4 Soil“. Juntos, hemos canalizado nuestra demanda a través de una iniciativa ciudadana europea, la herramienta oficial de la UE para que los ciudadanos propongan nuevas leyes. Para este tipo de iniciativas, necesitamos que nos des más información de la requerida para firmar una petición corriente, debido a las estrictas normas estipuladas por la UE. ¿Nos ayudarías añadiendo tu nombre a la iniciativa ciudadana?

En Europa, durante los últimos 50 años, se ha recubierto con cemento una zona del tamaño de Hungría para construir viviendas y crear más industria. La situación empeora día a día. con la urbanización desenfrenada, la industria y la agricultura intensiva. Estamos acabando con la tierra de nuestro planeta a un ritmo alarmante. La tierra que se destina a la urbanización es solo la punta del iceberg, ya que las amenazas son múltiples

Más de 250.000 emplazamientos están contaminados con químicos.

Casi la mitad de suelo agrícola está amenazado por la reducción de las capas de humus.

Millones de hectáreas están dañadas por la erosión del viento y las lluvias.

En muchos países mediterráneos la desertificación está ganando terreno.

 Europa tiene la obligación de conservar su recurso natural más preciado: la tierra.

La iniciativa ciudadana europea es el canal oficial para que los europeos de a pié puedan instar a los legisladores europeos a que actúen sobre un asunto. Para lograrlo, la Comisión exige un millón de firmas procedentes de al menos siete países. Si queremos proteger la tierra en Europa, os necesitamos a todos y cada uno de vosotrosLa iniciativa ciudadana europea es una de nuestras nuevas estrategias de acción. ¿Nos ayudarías a proteger la tierra firmando esta iniciativa ciudadana?

Raúl Zornoza

Secretario General de la Sociedad Española de la Ciencia del Suelo

Departamento de Ciencia y Tecnología Agraria; Universidad Politécnica de Cartagena; Paseo Alfonso XIII 48, 30203 Cartagena; Email: secs@upct.es

Etiquetas: , , ,