Posts etiquetados con ‘agricultura sin labranza’

Efectos del Laboreo sobre las lombrices de Tierra (Como labrar)

 ingenieros-del-suelo-agricultura-sin-labranza

Los Ingenieros del suelo. Fuente: pinchar el enlace

Las conclusiones obtenidas en las noticias que vamos a analizar hoy se me antojan razonables y lógicas. A veces me sorprendo/desconcierto de que ciertas novedades se traten de indagaciones constatadas desde hace décadas, pero ese es otro tema del que ya hemos hablado y lo seguiremos haciendo. Hoy nos centraremos en las lombrices de tierra. Mientras en los ambientes tropicales y subtropicales, la labor de estos ingenieros del suelo, es reemplazada o enriquecida por la de las colonias de hormigas y/o termitas, como mínimo en los ambientes templados, los  aludidos gusanos atesoran una importancia radical. Fruto de su actividad, por ejemplo es bien conocida la  enorme fertilidad de los suelos de las praderas,  estepas y pampas.

 El laboreo del suelo, y cuando más profundo peor, remueve los centímetros superficiales de este recurso natural, por lo que “ineludiblemente” afecta a la fauna y flora del suelo. Por lo tanto, también lo son el metabolismo del medio edáfico y sus servicios ecosistémicos. Ya hemos comentado que el uso del arado puede ser razonable y aconsejable en ciertas condiciones de suelo y clima, pero no en muchas otras. Y a pesar de lo que menten los autores, en base a los resultados que obtuvieron, ya advertimos que los pesticidas son también un serio problema, como os mostramos abajo en uno de los numerosos post que hemos escrito sobre la ecología del suelo y sus ingenieros.

 Pues bien, en un amplio estudio, desde el punto de vista geográfico, los investigadores implicados constatan que el arado afecta muy negativamente a estos bichitos y por lo tanto a su innegable trabajo en el medio edáfico. Y así, aunque resulte paradójico, en principio, las especies más afectadas son aquellas que habitan emigrando entre los horizontes profundos y superficiales del perfil edáfico, es decir las que mezclan por bioturbación sus materiales. En otras palabras, nos referimos a aquellas de mayor importancia en lo que concierne a la estructura del suelo (agregados y porosidad) y como corolario a la aireación y retención de agua de todo el susodicho perfil.

 A partir de sus indagaciones, los autores proponen el laboreo sin labranza o al menos otro somero. Sin embargo, por favor no confundiros. Las denominadas prácticas de conservación del suelo asociadas a herbicidas como el glifosato nunca son aconsejables. Se ha constatado hasta la saciedad sus efectos dañinos sobre la agricultura, calidad de aguas, salud humana y un largo etc. Como podréis observar enlos post que os muestro abajo: el remedio sería peor que la enfermedad. Así pues retornamos a los consabidos beneficios de llevar a cabo una agricultura sin labranza respecto a la convencional, pero también sin pesticidas, es decir a una de tipo ecológico de la que tanto hemos hablado en post anteriores.

 Juan José Ibáñez (más…)

Etiquetas: , , , , ,

Efectos de la agricultura sin labranza sobre el agua del suelo en climas fríos y áreas de montaña

Casi todas las investigaciones van poniendo en evidencia que la agricultura sin labranza (o “0″ labranza) atesora grandes beneficios. Sin embargo, reiteramos una vez más desde un punto de vista ambiental, siempre debemos discernir entre dos prácticas muy distintas. La mejor consiste en hacer uso de una agricultura  ecológica sustentada en evitar las enmiendas con abonos minerales y pesticidas, mientras que la otra, denominada de conservación, tiende a justificar el uso de transgénicos y abundantes agroquímicos comercializados por las consabidas multinacionales del agronegocio. La primera resulta ser mucho menos contaminante y más respetuosa con el medio ambiente que a segunda. Eso sí, ambas recubren el suelo de residuos de las cosechas precedentes, que, de este modo colaboran la protección del medio edáfico frente a los riesgos de la erosión. En las áreas abruptas y/o montañosas, frenar la erosión resulta ser una actividad prioritaria. En las regiones del globo con climas fríos  y en las altas montañas, parte de la precipitación se produce en forma de nieve, como todos sabéis. Pues bien, la noticia de prensa que os ofrecemos hoy, extraída del noticiero ARS de la USDA, nos informa que los residuos depositados sobre el suelo de las cosechas anteriores favorece, tanto una distribución de la nieve más uniforme, como también su abundancia. Tal hecho tiene como resultado una infiltración del agua muy homogénea a lo largo y ancho de las parcelas cultivadas, que a la postre redundará en que el suelo almacene más agua y durante más tiempo. Como corolario, la producción de las cosechas será mayor respecto a los campos sometidos a una agricultura convencional con laboreo.  Tales resultados deben ayudar a fomentar la expansión de las prácticas de “labranza 0”, también en estos ambientes.  Sin embargo, la nota de prensa no nos indica si los resultados fueron obtenidos con una genuina agricultura ecológica, o si por el contrario se apeló a la mal denominada agricultura de conservación, que protege el suelo, pero resulta ser más contaminante e irrespetuosa con el medio ambiente, generando a la par que los campesinos dependan de las caprichosas veleidades de la agroindustria que atenta contra la soberanía alimentaria de muchos granjeros y países. Se podría aducir que los residuos mentados se comportan como un andamiaje surpra-edáfico con vistas a retener más nieve y uniformizar su distribución sobre la superficie del suelo y así obtener mayores rendimientos agrarios. Os dejo con la Noticia de ARS; cuya traducción al español, esta vez, resulta ser mucho mejor de lo habitual en el mentado boletín, por lo que poco queda por aclarar.

06wheatnotillvsconv

La agricultura sin labranza o Labranza 0 y la nieve. Fuente Labranza O nueve fuente: exactrix.com

agricultura-con-labranza-conventionalwheat-hardnosno

La agricultura con labranza y la nieve. Fuente Labranza O nueve fuente: exactrix.com

Juan José Ibáñez

(más…)

Etiquetas: , , , ,

Erosión Eólica, Calidad del Aire, Tipos de Laboreo y Alternativas al Barbecho

Cuando un campo de cultivo se despoja de vegetación con ciertos propósitos agronómicos, la superficie del suelo suele ser  presa de los fenómenos erosivos, ya sean de naturaleza hídrica o eólica. Tal práctica es denominada en España “barbecho”, o más concretamente “barbecho blanco”, en contraposición al barbecho semillado (en el que siembran ciertas plantas que beneficiarán la calidad del suelo con vistas a la cosecha siguiente). Adelantemos que en ciertos países de Latinoamérica, tal vocablo atesora otro significado. En estas breves líneas lo utilizamos como es empleado, tanto en la Península Ibérica, como en la siguiente nota de prensa del Noticiero ARS de la USDA. Más adelante os ofrecemos una definición algo más precisa. Ambos procesos erosivos perjudican al suelo, si bien sus repercusiones no son exactamente las mismas. La erosión eólica, al arrancar las partículas del medio edáfico y trasportarlas suspendidas por el aire, puede generar (si el viento alcanza grandes velocidades) terribles tormentas de polvo. Un caso paradigmático fue la “dust bowl” de los años 20 del siglo XX en EE.UU. Tal catástrofe dio lugar a una gran hambruna, así como a una epidemia de enfermedades respiratorias que incidieron gravemente sobre las tasas de morbilidad y  mortalidad (ver por ejemplo nuestro post sobre la Figura de Hugh Hammond Bennett). Las partículas finas en suspensión (con independencia de que procedan del suelo, emisiones volcánicas, vehículos e industrias, etc.) empeoran la calidad del aire induciendo los problemas de salud pública mentados. Cuando tal hecho ocurre en pequeñas parcelas, la incidencia no es ni seria ni peligrosa. Sin embargo, no puede decirse lo mismo si afecta a grandes extensiones territoriales, ya que en esta situación la calidad del aire puede verse afectada durante semanas, repercutiendo sobre cientos de miles de personas, como fue el caso de la “dust bowl”. Pues bien, a menudo, aun sigue haciéndose uso de tal práctica en regiones agrarias extensas como lo es el denominado granero de los Estados Unidos, es decir los “great plains”. Aun hoy en día este proceso preocupa tanto a los servicios  de conservación de suelos, como a las autoridades sanitarias.  No debe por tanto extrañarnos que se busquen alternativas al barbecho blanco”. La investigación sobre la que versa la noticia que mentamos hoy constata como la “labranza 0”, o laboreo sin labranza, puede ayudar a prescindir del barbecho blanco, sin afectar negativamente ni la producción agraria, ni la salud pública. Eso sí, ya os advertimos que tras la denominada agricultura de conservación, subyacen intereses agroindustriales que dan lugar a paliar la erosión eólica, pero a costa de generar otros problemas medioambientales y sanitarios, como la contaminación del suelo por fertilizantes y pesticidas, y la peligrosa introducción de cultivares transgénicos (plantas modificadas genéticamente). Por favor no caigáis en la trampa, ya que no resulta necesaria con vistas a paliar los efectos del barbecho: “el remedio puede ser peor que la enfermedad”  Os dejamos pues con el contenido de este estudio científico.

Juan José Ibáñez

erosion-eolica-suelo-desnudo-barbecho

Erosión eólica en campos cultivados con barbecho (tormenta de polvo y “bacterias”). Fuente: newswise  (más…)

Etiquetas: , , , , ,