Posts etiquetados con ‘Biodiversidad’

La Otra Cara de la Moneda en los Estudios de Geodiversidad (Geodiversidad como Hipótesis Nula de los Estudios de Biodiversidad)

geodiversidadblog 

Una imagen de la geodiversidad y sus componentes: Fuente: Juan José Ibáñez

Como ya hemos comentado en los post previos de esta “miniserie” (ver ítems relacionados abajo), intentamos relatar el estado del arte en lo concerniente al análisis de la geodiversidad y la preservación del patrimonio geológico. Ya mostramos que las investigaciones sobre la diversidad biológica surgieron con dos propósitos totalmente diferentes, aunque íntimamente relacionados: (i) detectar los patrones espacio-temporales de los ecosistemas y en especial como se ensamblan las especies en su seno y (ii) elaborar y aplicar aquellos criterios y bagajes de conocimientos con vistas a la preservación del patrimonio biológico. De hecho, las indagaciones sobre el primer ítem fueron en gran medida el punto de partida del segundo.   Muy por el contrario, en materia de geodiversidad, la mayoría de los expertos se han volcado sobre el segundo soslayando palmariamente el primero. Y al hacerlo se ha perdido (al menos hasta la fecha) una gran oportunidad de penetrar y divulgar sus hallazgos en otras disciplinas afines, así como consolidar los criterios científicamente más rigurosos en los esfuerzo de preservación del patrimonio geológico. También os explicamos como un compomponente de la geodiversidad, la edafodiversidad, inició su andadura con anterioridad a todos los restantes, partiendo de la filosofía alternativa, es decir la señalada en el ítem (i), e incluso en algunos artículos se estudiaban cuantitativamente, al margen de la diversidad de tipos de suelos, los de litología y geomorfología. Sin embargo, la mayor parte de los estudiosos soslayaron tales aportaciones por razones difíciles de entender, ya que una disciplina escasamente formalizada tan solo puede progresar si se transforma en otra de carácter más riguroso, en la que las matemáticas deben atesorar un papel capital. En nuestra categoría “diversidad, complejidad y fractales” os hemos mostrado numerosas evidencias de que, al menos en gran medida, los patrones espaciales de los suelos en el paisaje se asemejan asombrosamente a los detectados durante décadas en las investigaciones sobre biodiversidad, por asombroso que parezca. Dado que los ecólogos aplicados al análisis de la biodiversidad atribuyen las estructuras matemáticas observadas a causas biológicas, se encuentran con la refutación empírica de que si ocurre lo mismo cuando estudiamos los tipos de suelos, tendrán que demostrar, de alguna forma, porqué sus descubrimientos dan cuenta de lo que ocurre en el mundo vivo, pero no son válidos para el abiótico o inerte, es decir refutar las evidencias que los investigadores que trabajan en edafodiversidad han constatado en numerosas ocasiones. Y dudo que puedan. No se encuentran preparados para ello.  Pero antes de continuar, volvamos a hacernos una pregunta trivial: ¿A qué patrones se ajusta la distribución espacial en el paisaje de geología, geomorfología y suelos?. No existen respuestas claras debido a que casi ningún investigador del ámbito de la geodiversidad se ha hecho la pregunta, con las salvedades aludidas.

Vuelvo a reiterar que los edafológos, en varios artículos, han detectado indicios de que las formas del terreno y la litología parecen seguir leyes semejantes a las halladas en los análisis de biodiversidad y edafodiversidad, pero son escasos; aún faltan evidencias más numerosas con vistas a retar a los ecólogos con el arsenal empírico adecuado. Este tipo de debates en ciencia suelen ser sumamente fructíferos, ya que obligan a los investigadores de otras disciplinas a tener siempre presente los estudios de aquellos que cuestionan sus ideas e hipótesis (a menudo equívocamente denominadas teorías). Así por ejemplo, si los ecosistemas, suelos, modelados geomorfológicos y litologías fueran conformes a las mismas (o una gran parte)  regularidades matemáticas, cabría pensar en la existencia de una teoría unificada de las diversidades cuya razón de ser sería necesario investigar y comprender. A la hora de detectar un patrón espacial y/o temporal en los estudios de biodiversidad, los ecólogos suelen asumir que la hipótesis nula  deviene en la ausencia de patrón alguno, es decir que no existe ninguna regularidad matemática semejante en otros recursos naturales, conjetura sobradamente refutada en el ámbito de la edafodiversidad y posiblemente también en geodiversidad, aunque permanece por demostrarse.   Por lo tanto, de acuerdo a los cánones de la ciencia, deberían estar obligados a abandonar su hipótesis nula y constatar que existen patrones de la biodiversidad que no pueden hallarse en el estudio, “con las mismas herramientas”, de los ítems que aborda la geodiversidad. ¿Por qué ocurren este tipo de actitudes en ciencia?.

Veámoslo……..

(más…)

Etiquetas: , , ,

Calidad del Aire, Nitrógeno del Suelo y Biodiversidad de Plantas

estacion-experimental-de-rothamsted

Estación Experimental de Rothamsted (uente: Google imágenes)

 La Estación Experimental de Rothamsted es única en el mundo. Su singularidad estriba en que desde el siglo XIX (1856), se viene monitorizando  la dinámica de ecosistemas de pastizal y sus suelos. Algún día hablaremos más en detalle de esta joya de la corona edafológica, que estuvo a punto de desaparecer gracias a la insensatez de la primera ministra Margaret Thatcher. La comunidad internacional de edafólogos tuvimos que intervenir tras la llamada de auxilio de los investigadores que allí trabajaban.   La Dama de Hierro era como el cabello de Atila (por donde ella andaba o pisaba no crecía la hierba y se degradaban los suelos). Ella fue uno de los primeros frutos que alcanzó el poder siguiendo los dictados de la escuela económica de Chicago, que hoy castiga a los moradores de este planeta. Casi dos décadas después, en una escuela de verano de la Unión Europea para formar a jóvenes edafólogos de los países del Este que se iban incorporando a esta mancomunidad de países, observé a un edafólogo británico animar al público con la siguiente frase, más o menos: “chicos(as) y cuando yo diga Margater Tacher, vosotros gritáis, pataleáis, abucheáis y todo lo lo que se os ocurra”. Gracias a que se pudo salvar de la “barbarie” la Estación, hoy os podemos narrar esta noticia. Tuve el placer de que me mostraran este centro y las mencionadas parcelas en 1988. Espero que con mi entradilla y el contenido de la nota de prensa que os ofrecemos hoy, entendáis el inmenso valor de las monitorizaciones a largo plazo, ya que sin ellas, no podría haberse llegado a las conclusiones que podréis leer, y las que la seguirán, sobre este y otros temas, en el futuro.

Las parcelas fueron sometidas a diferentes tratamientos con fertilizantes, mientras los investigadores y técnicos, apuntaban los cambios de vegetación tomando adicionalmente muestras de suelo, y otras variables ambientales. Una de las curiosidades que deberían resaltarse estriba en que la vegetación de las parcelas nunca se estabilizó, apareciendo y desapareciendo incesantemente especies vegetales en mayor o menor medida, por lo que cabe inferir que lo mismo podría ocurrir en ecosistemas naturales. En la naturaleza, las fotos fijas, la estabilidad pura y dura seguramente no existan. Pero a lo que vamos…..

 Según la noticia, al parecer, la contaminación del aire, especialmente intensa entre las décadas de los años  70 y 80 del siglo XX, afectó más o menos severamente a las especies vegetales parcelas, desapareciendo algunas de ellas. A finales de la última década mentada (justo cuando nos explicaron in situ los experimentos) el Gobierno Británico adoptó medidas con vistas a mejorar la calidad del aire. Lo que nos narran en esta nota de prensa es que tal medida ha tenido efectos positivos restaurándose parte de la biodiversidad que atesoraban con antelación al deterioro del aire.

 Como sabéis la mayoría de vosotros, por su escasez en formas asimilables o biodisponibles para los vegetales, en nitrógeno es uno de los principales factores limitantes de la producción agraria. Sin embargo, los excesos también son dañinos, ya que generan la eutrofización de las aguas (corrientes y subterráneas), propiciando la proliferación de las algas (floraciones algales, incluso en los cuerpos de agua del litoral). Como ocurre con la alimentación humana, el exceso o carencia de sustancias que necesitamos terminan dañando la salud, ya sea de animales o vegetales.

 Debo suponer que las deposiciones atmosféricas también acarreaban otros contaminantes, como los metales pesados, y compuestos orgánicos persistentes, entre otros muchos. Sin embargo, la nota de prensa solo menta el nitrógeno y a ello nos atenemos.

 Lo que si resulta palmario es que la calidad del aire daña los ecosistemas, a menudo aumentando en el suelo la concentración de elementos tóxicos o el exceso de otros esenciales para el crecimiento de las plantas. Fijaros en la nota de prensa que, de las cuatro especies pratenses citadas, dos son leguminosas, una no tolera muy bien el exceso de nitrógeno pero la otra sí. Ya se sabe que las leguminosas absorben nitrógeno de la atmósfera beneficiando a las  especies que cohabitan con ella y que no atesoran tal facultad. Empero si este elemento químico resulta ser excesivo por la adición de enmiendas, la presencia de las leguminosas no es necesaria, siendo desplazadas por otras especies. Otra de estas herbáceas no tolera los suelos ricos en nutrientes pero la cuarta sí.

 En cualquier caso, ese aire que respiramos en las ciudades no es tan solo veneno para los urbanitas y los animales, sino para ecosistemas que como los prados han sido una bendición fomentada por el hombre para criar ganado. Pues bien, en las ciudades enfermamos, pero en su entorno, más o menos lejanos, también. Lástima que cuando en algunas urbes se restringe el tráfico rodado, muchos ciudadanos protesten, cuando es por su bien. Enfermar por las prisas, no está recomendado ¿vale?

 Juan José Ibáñez

 Os dejó ya con el contenido de la nota de prensa…….

(más…)

Etiquetas: , ,

Los Humedales, su biodiversidad y servicios ecosistémicos al borde del colapso mundial

humedales-tablas-de-daimiel-espala-mncn-csic 

Tablas de Daimiel en España. Fuente MNCN Blog, CSIC

Resulta muy difícil entender que mientras devastamos los humedales de todo el mundo,  a pesar del papel esencial que desempeñan tanto para el mantenimiento de la vida, como para eliminar la contaminación  y mejorar la salud humana, muchas de las tecnologías que proponen actualmente los científicos, pero especialmente las industrias, resulten ser caras y onerosas, ya sea con vistas a la depuración de aguas residuales, ya para paliar la polución causada por la sobrefertilización de los paisajes rurales. En google abundan las noticias sobre el poder depurador de los humedades (naturales y artificiales), por lo que hoy no abundaremos en el tema, y menos aún en su relación con el cambio climático, como harían otros muchos colegas. En este post damos cuenta de una nota de prensa aparecida el rotativo Público y que lleva por título: Humedales, los ecosistemas más amenazados del mundo. Esta noticia se encuentra tan bien expuesta (extraordinaria y rara buena nueva, dicho sea de paso) que facilita que no nos extendamos en demasía. Justamente en febrero de 2016, apareció en la Revista Investigación y Ciencia, un artículo muy interesante y bien tratado que extiende la perspectiva de lo expuesto en el “Diario Publico”, ya que abunda esencialmente en la creación de humedales artificiales en los países en vías de desarrollo y entornos rurales en general, ofreciendo a su vez más datos escalofriantes acerca de la mortalidad y morbilidad tanto humana como de la vida silvestre, causadas en el mundo debido a la falta de agua potable y la contaminación de la existente. El último artículo es de pago. Sin embargo merece la pena que los técnicos  y ambientalistas dedicados/interesados en estos temas le echen un vistazo. Por tanto tan solo reproducimos los párrafos que se encuentran en acceso abierto del mentado artículo que lleva por título: Depuración natural de aguas residuales 

Para finalizar comentemos tan solo algunos aspectos adicionales. El Departamento de Agricultura de los Estados Unidos, es decir la USDA, comienza a divulgar  y subvencionar la creación de lagunas y pequeños embalses, así como el mantenimiento  de lagunas y charcas ya existentes con vistas a mejorar la calidad ambiental y paliar la contaminación, ofreciendo de paso directrices con vistas a que los granjeros obtengan también de ellos beneficios económicos adicionales. También ha implementado un  programa con vistas a crear reservas de humedales (Wetlands Reserve Program) y mucho más. En España, como, en otros muchos países del mundo, incluyendo Latinoamérica, la situación es lamentable por no decir dramática, incluso cuando nos referimos a los humedales protegidos. Abajo podrías entender el indignante desinterés del gobierno Español, entre otros.  

 Desde un punto de vista edafológico, los norteamericanos, una vez más, van a la cabeza, mal que nos pese, estudiando los suelos de los humedales (wetland Soils o hydric soils), su inventario, clasificación, estructura, procesos, estados de degradación, servicios ecosistémicos, etc. Las propia USDA reconoce que:

 En 1984, más de la mitad (54%) de todos los humedales de los EE.UU. había sido drenado o rellenado (desacado) para el desarrollo o la agricultura. El Congreso respondió a estas cifras alarmantes que pasa por dos programas críticos de conservación y restauración de humedales federales administrados por el NRCS con vistas a frenar o revertir esta alarmante tendencia. Estos dos programas son las Disposiciones Conservación de los Humedales (WC) (Wetland Conservation Provisions (WC)) que fue autorizado por la Ley Agrícola de 1985 y el Programa de Reserva de Humedales (WRP), que más tarde llegó a ser autorizado por la Ley Agrícola de 1990. La promulgación de la Ley Agrícola de 1985 redujo drásticamente los efectos agrícolas, en comparación con los impactos de humedales pre-1985. A través de estos dos programas, la NRCS (el Servicio de Conservación de los Recursos Naturales de EE.UU trabaja con junto con los agricultores y ganaderos con vistas a mantener o incrementar los beneficios de los humedales más importantes, garantizando al mismo tiempo su capacidad para seguir produciendo alimentos y fibras.

 Pues bien, la escandalosa cifra quede perdida de zonas húmedas de USA, como veréis más abajo. no resulta ser excepcional sino la norma.  Por último llamar la atención de los taxónomos de suelos para que realicen un inventario de los idiosincráticos suelos de estos ecosistemas que permanecen aún en el mundo y que, vistas las cifras, también se encuentran en riesgos de extinción.      

 Os dejo sin más dilación con las noticias, cuyo contenido, esta vez, habla por sí solo. ¡Por fin!. No dejéis de leerlos ¡Por favor!.

 Juan José Ibáñez

(más…)

Etiquetas: , , , , , , , , , , ,

Ingenieros del suelo y ecología de la restauración de las praderas

estadosunidos_greatplainsprairiefront

Praderas americanas (sello de correos). Fuente: hormigas.org

 Ya hemos hablado en numerosas ocasiones de los ingenieros del suelo, con especial atención a hormigas, termitas y lombrices.  En nuestra categoría biología y ecología del suelo, podéis encontrar abundante material. Por un lado, los edafólogos intentan detectar y proponer que taxa biológicos pueden ser indicadores de la calidad del suelo, mientras que por otro los ecólogos indagan sobre posibles factores bióticos y abióticos que puedan servir para monitorizar como los ecosistemas se recuperan o degradan tras el impacto humano (ecología de la restauración). Habría mucho que decir sobre estos temas. Existen especies en el medio edáficos que son ubicuas en todos los suelos del mundo, mientras que otras tan solo aparecen bajo ciertas condiciones. Biotaxa como los nematodos, colémbolos etc., pertenecen al primer grupo, mientras que los ingenieros del suelo suelen serlo al segundo. Muy a menudo estos últimos resultan ser de gran tamaño y más fáciles de extraer e identificar, pero tan solo aportan información de los ambientes concretos en donde habitan, no siendo extrapolables a otros.

Lamentablemente en el mundo anglosajón, que adora a su “Dios Darwin”, pretenden imponer el uso de las lombrices como el mejor de los indicadores a nivel universal, cuando en realidad no se presentan en muchos ambientes. Se trata de una iniciativa/actitud que oscila entre el nacionalismo mal entendido y la obsesión/divinización de todo dicho y hecho por Carlitos Darwin. Mal ejemplo para la ciencia. Pero vayamos al asunto.  

Investigaciones recientes señalan que en las praderas americanas, o en parte de ellas, la diversidad de hormigas puede ser utilizada como indicadora de la restauración (recuperación) de las praderas degradadas y sus suelos. No entraremos aquí a buscar las razones (algunas son aportadas por la nota de prensa que os reproduzco abajo) ya que hemos abundado en este asunto hasta la saciedad en la categoría previamente mencionada de nuestra bitácora (biología y ecología del suelo) blog (pero ver también relación de post que os mostramos al final de esta entrega).   

Lo que la investigadora del estudio, que ha dado lugar a la noticia que hoy analizamos, defiende es que la diversidad y abundancia de las especies de hormigas aumenta conforme los ecosistemas van  recuperándose. Del mismo modo, las especies de estos organismos, al principio generalistas, van siendo reemplazadas y/o enriquecidas por otras denominadas especialistas. Se trata de algo muy habitual en el proceso de sucesión ecológica. De este modo, también aumenta el número de nichos ecológicos (heterogeneidad ambiental) dando lugar a la instalación de otras especies que benefician la propia recuperación de los ecosistemas degradados. Como ya señalamos con anterioridad, las colonias de ciertas hormigas también poseen una cohorte de biotaxa de otras especies que viven simbióticamente con ellas, las depredan o simplemente las parasitan.  Del mismo modo estos ingenieros remueven el suelo y evitan el lavado de nutrientes, mejorando sus propiedades físicas. En consecuencia, no es de extrañar que si los resultados de esta investigación son corroborados, la diversidad de hormigas pueda, efectivamente, ser un buen indicador de la restauración ecológica de las praderas, o lo que es lo mismo, de su retorno a unos estadios ecológicos más próximos a los que acaecían previamente a la degradación.   Partiendo de la teoría ecológica clásica, estos resultados son más que previsibles.

No obstante, debemos advertir, que cada ambiente o grupos de ecosistemas que habitan en algunos de estos, atesoran frecuentemente distintos ingenieros del suelo, o en su defecto unos son más abundantes y/o importantes que otros a la hora de mantener o incrementar la denominada calidad del suelo. En consecuencia, los resultados obtenidos no son extrapolables a otros territorios.

Antes de seleccionar y utilizar alguno de los diversos taxa que son identificados como ingenieros del suelo, son imprescindibles estudios previos en ecosistemas prístinos (o escasamente) perturbados incluyendo su medio edáfico, por cuanto estos nos permitirán discernir que ingenieros del suelo habitan en ellos y su papel a la hora de mejorar las propiedades edáficas que, a su vez, facilitarán la restauración de la vegetación y fauna aéreas. En unos territorios serán las termitas, en otros las hormigas, en otros las lombrices y probablemente en muchos la combinación de algunas especies que pertenezcan a algunos de los variados grupos taxonómicos de los ingenieros que nos ofrece la naturaleza.  Extrapolar resulta ser una iniciativa, en el mejor de los casos, poco fructífera si no se conoce adecuadamente la ecología del suelo y la fauna que allí habita. Empero en el caso de desear perder el tiempo les aconsejo, escoger las  lombrices ya que la ciencia actual sigue los dictados del mundo anglosajón.  Probablemente el indicador elegido no sirva para nada, empero será más fácil que la investigación sea publicada en una revista de prestigio, al menos en Europa. Os dejo pues con la noticia y los post previos mencionados.

Juan José Ibáñez  (más…)

Etiquetas: , , , , ,

Fármacos del Suelo en Beneficio de la Humanidad (nuevas técnicas genómicas, e investigación participativa)

farmacos-del-suelo 

Drugs From Dirt: a citizen science project

 Buena parte de los ciudadanos desconocen la gran variedad de fármacos descubiertos en el suelo, así como que estos han salvado cientos o miles de millones de vidas. Gran parte de estas drogas dieron lugar a antibióticos (como por ejemplo la tetraciclina y la vancomicina, etc.). La Medicina tiene una deuda importante a los microorganismos edáficos y especialmente con las bacterias y hongos. Estos pequeños bichitos también han proporcionado o inspirado medicamentos contra el cáncer y terapias inmunosupresoras utilizadas en los trasplantes de órganos. Y todo ello a pesar de que, como os menos narrado en post precedentes, apenas conocemos la diversidad que habita en el medio edáfico. Hasta no hace mucho tiempo, los microbios que habitan en los suelos debían aislarse tras crecer en placas Petri. Sin embargo el problema estriba en que hoy sabemos que la mayor parte de ellos no se desarrollaban en tales medios de cultivo, pasando inadvertidos a los científicos. Sin embargo las actuales técnicas de secuenciamiento genómico permiten ahora detectar genes o grupos de genes que los investigadores pueden identificar como fármacos potenciales, directamente sobre las muestras de tierra.  Obviamente, tales sofisticados procedimientos logran detectar enormes cantidades de moléculas, algo que hace una década parecía impensable.  La nota de prensa del artículo que analizamos hoy ofrece resultados más que interesantes, y no solo desde el punto de vista farmacológico.  Omitiré referirme a los procedimientos utilizados ya que se encuentran más allá de los escasos conocimientos que tengo en tales materias. Abajo podréis consultaros en la nota de prensa y el resumen del trabajo original, publicado en el PNAS.  Sin embargo el avance es desorbitante ya que, a día de hoy, la bioprospección de unas pocas muestras de suelo puede dar lugar a identificar una ingente cantidad de compuestos, algunos de los cuales servirán para la producción de nuevos fármacos.

No obstante el trabajo nos informa de muchos más temas. Por ejemplo, Los autores compararon la riqueza y diversidad de genes biosintéticos de 96 microbiomas de los suelos muestreados en una gran variedad de ambientes pertenecientes a todas las regiones del suroeste y noreste de los Estados Unidos. Más aun, como veremos, desean ampliar su colección demandando a los edafólogos interesados y al público en general el muestreo de perfiles de suelos de todos los Estados de la Unión (USA), como manifiestan en su página Web. Se trata pues también de animar al ciudadano a que lleve a cabo la denominada investigación participativa. Más aun los autores del trabajo sesearían llevar a cabo mapas de diversidad genómica alrededor de todo el mundo. Traduciendo literalmente su frase: “The Brady Lab quisiera extender este estudio y espera animar a los científicos y ciudadanos para contribuir a esta iniciativa. El laboratorio ha creado un sitio web: www.drugsfromdirt.org en el que los ciudadanos y edafólogos interesados, después de registrarse, recibirán información acerca de cómo tomar muestras y enviarlas a nuestros laboratorios. El proceso es simple, dice Brady: “Tome una bolsa de sándwich, una cuchara o una espátula, y vierta un par de cucharadas de la bolsa, enviándonoslas después.”. Barrunto que si los compuestos que resulten de interés serán después patentados, y hasta los participantes tendrán que pagar para consumirlos cuando los necesiten. Puro capitalismo neoliberal. Pero sigamos. 

Los autores compararon la riqueza y diversidad de genes biosintéticos de 96 microbiomas de los suelos muestreados en una gran variedad de ambientes de todas las regiones del suroeste y noroeste de los Estados Unidos.

Ellos encontraron una relación entre el tipo de suelo y el tipo de moléculas que sus microbios residentes tenían la capacidad de producir. Por razones que no entendemos, los suelos áridos resultaron albergar microbios capaces de producir una mayor diversidad de compuestos. Seguidamente tales investigadores comentan: “Esperamos poder ampliar a otras regiones del país y del mundo, para incorporar muchas más muestras con el fin de crear mapas de la diversidad biosintética de los microorganismos del suelo“.

La sentencia en la que se indica una relación entre los tipos de suelos y las sustancias metabólicas segregadas o que atesoraban los microrganismos me resulta intriganteHasta el momento, no existen evidencias científicas contundentes para poder afirmar que tipos de suelos distintos atesoran comunidades microbianas idiosincrásicas. Se han publicado artículos que decían corroborar tal correspondencia mientras que en otros se negaba. ¿Cabría pues la posibilidad de que llegaran a obtenerse evidencias más firmes al respecto por esta vía?. Sinceramente permanezco a la espectativa.

Finalmente los autores apuntan a que: “Esperamos poder ampliar nuestro estudio a otras regiones del país y del mundo, para incorporar muchas más muestras con el fin de elaborar mapas de la diversidad biosintética de los microorganismos del suelo”. Ya sabemos que las ciencias del suelo captan escasos fondos en comparación con otras muchas disciplinas científicas. Pero si comparamos las ingentes cantidades de dinero que se invierten en medicina, salud pública e investigación farmacéutica, con la calderilla con la que nos vemos obligados a investigar los edafólogos, las diferencias son abismales. Cuando inicié la andadura en esta bitácora ya os comente en diversos post que la bioprospección de suelos y regolitos debía ser una línea a explorar.  Y el estudio así lo sugiere. Si realmente estos investigadores obtienen resultados exitosos el estrecho y sinuoso camino por el que actualmente transcurre la biología, genética y bioquímica del suelo actual se convertiría en una enorme autopista. Esperemos que así sea.

Os dejo ya con la información comentada, aunque escrita en suajili……

Juan José Ibáñez

(más…)

Etiquetas: , , , , , , ,

Biodiversidad de Especies del Suelo y Genómica (Tipos de Taxónomos: Lumpers and Splitters)

Ya os he comentado en diversos post precedentes, como la biodiversidad que albergan los suelos aún es muy poco conocida. Generalmente, en los hábitats mejor y más intensamente muestreados se detectan más especies que en los que no lo han sido. Del mismo modo, existen dos tipos de taxónomos: (i) los que  escarban y abundan en las singularidades con vistas a proponer nuevas especies y (ii) aquellos que intentan reagrupar las primeras en menos taxa, por cuanto consideran que tales diferencias no son lo suficientemente conspiras como para dividirlas en taxones distintos. A los primeros se les denominan  splitters y a los segundos lumpers (ver nuestro post: El dilemma Naturalia/artificialia and the splitters and lumpers). Abajo os dejo un enlace para que abundéis en Wikipedia sobre este tema. Ciertamente cabe la posibilidad de que en el medio edáfico, como en otros muchos, organismos dispares sean agrupados como una especie cuando en realidad no lo sabemos. Ya hemos hablado de mi primer mentor en materia de investigación, es decir del fitopatólogo y taxónomo del suelo Antonio Bello Pérez. Su actitud era la de un Lumper.

colembolos-reproduccion

Reproducción de los colémbolos. Fuente: Frans Janssens, Department of Biology, University of Antwerp, Antwerp, B-2020, Belgium

(más…)

Etiquetas: , , , , , , ,

Diversidad de Suelos y Diversidad de las Especies

Soy de esos investigadores a los que no les gusta enviar sus papers a los gabinetes de prensa con bombo y plantillo intentando a toda costa que le den publicidad para que aparezca en la prensa de carácter general. Siento un poco de vergüenza ajena ante este tipo de actitudes, por mucho que estén de moda. Hace unas semanas, en la página Web de la “Soil Science Society of America (SSSA)” apareció en portada la reseña de un artículo de mi propia cosecha aparecida en una revista de esta sociedad. Fue la que recibió más comentarios positivos, por lo que la editorial me escribió un mail felicitándome. Hasta aquí la historia que se suele contar, ocultando los verdaderos entresijos que subyacen bajo estas pomposas propagandas. Finalmente serán, con el tiempo, los propios colegas, con sus citaciones o desdén, los que emitan un verdadero veredicto. Os contaré en otro post la historia de este y otro paper con vistas a que  valoréis la tan cacareada objetividad de la revisión por pares. ¡No os lo perdáis!. Vivimos en un mundo repleto de parafernalias en donde el contenido es fagocitado por él continente, hecho que detesto. Sin embargo, hace unas horas pensé que si hubiera procedido de otro autor, la habría comentado, por lo que finalmente he decidido escribir un post de la misma. La reseña o nota de prensa de la SSSA os la proporciono abajo.

mapa-de-suelos-del-mundo-mi-post-de-vzj

Mapa de los suelos del Mundo que apareció en la noticia de la SSSA acompañando, en su día, a la nota de prensa

Investigadores españoles (léase este impresentable administrador de esta bitácora) e Italianos (Enrico Feoli, sí es realmente un gran científico) han publicado un estudio en el que dicen demostrar que la diversidad de especies biológicas a escala mundial se encuentra principalmente determinada por la diversidad de los suelos a escala global. Estos científicos llevaron a cabo un análisis del número de especies de plantas vasculares, anfibios, reptiles, aves y mamíferos de todos los países del mundo, cotejándolos con el área y número de tipos de suelos (edafotaxa) de los mismos, detectando resultados sorprendentes ¿¿??. Hasta el momento, en esta clase de estudios, la comunidad científica había detectado una clara correlación entre el área y la diversidad de especies. Sin embargo, en el artículo de marras, los autores añadieron también los suelos.

sssa-pedodiv-feoli-e-ibanez-2013

Imagen (pantallazo) de la página Web de la SSSA en donde apareció la noticia

Los resultados obtenidos por estos investigadores constaron, en primera instancia, que todas las variables se encontraban correlacionadas positivamente con un alto nivel de significación estadística. De aquí, podía haberse inferido que el área también era la principal fuerza determinante de la diversidad los países, ya fuera de especies o edafotaxa. En otras a mayor extensión de un Estado, mayor riqueza de especies. Más aún, en todos los casos, los ajustes obtenidos para cada una de estas variables, incrementaban con el área conforme a una ley de escala o distribución potencial, siendo por tanto huella de una presunta estructura fractal. Tal patrón ya ha sido corroborado en multitud de ocasiones. Sin embargo, la correlación de las especies de todos los grupos taxonómicos se correlacionaban más con los suelos que con el área, lo que sugiere que posiblemente la extensión superficial sea una mera variable subrogada de la heterogeneidad ambiental de un territorio. En otras palabras a mayor área, mayor heterogeneidad ambiental, siendo esta última la que inducirá a que se generen más nichos ecológicos, mayor número de especies y clases de suelos. En consecuencia los autores infieren que, la diversidad de suelos, obtenidos por inventarios georeferenciados y mapas, debiera ser un mejor predictor del número de especies biológicas que el área, siendo esta última la que más utilizada por muchos expertos en biodiversidad al contrario que los edafotaxa. No obstante (…)

(más…)

Etiquetas: , , , , ,

Biodiversidad, Tamaño y Abundancia en la Naturaleza

Ya os hemos comentado en otro post, que el punto caliente jamás detectado de la biodiversidad vírica, hasta la fecha, resultan ser las aguas residuales de nuestras ciudades. Las cifras que os mostramos acerca de tal variedad y abundancia en este elixir antrópico resultaban ser escalofriantes. Cuando escribí estas líneas, Miguel Ángel Jiménez Clavero acababa de estrenar su blog: Virus Emergentes y Cambio Global en el sistema mi+d, con el post titulado: ¿Qué son los virus emergentes?. En él dedica un par de párrafos, que abajo os reproduzco (aunque merece la pena leer todo el texto), a la diversidad y abundancia de estas “criaturas” en la naturaleza. Me encuentro plenamente identificado con Miguel cuando defiende que se trata de organismos vivos, por mucho que otros lo nieguen. Pero va más allá y alega que su diversidad, abundancia y quizás biomasa sea la mayor entre todas las criaturas que habitan en este planeta. Posiblemente sea cierto, si es que alguno de los más de 20 conceptos de especie propuestos hasta la fecha, resulta adecuado con vistas a describir la variedad de estos “organismos”, como también ocurre en el caso de los procariotas (bacterias y arqueas), dilema del ya hemos discutido en varios post precedentes. También reiteramos hasta la saciedad que el número de “especies” descrito de cada taxa se encuentra estrechamente vinculado con el interés que despierta a la especie humana (sesgo utilitarista). Por lo tanto, los inventarios actuales de diversidad, distan mucho de ofrecer un panorama adecuado de la vida, como se demostró en el post, ya aludido a cerca de las aguas residuales. Del mismo modo, os hemos comentado “ad nauseam” que tanto en la naturaleza, como en la sociedad y artefactos tecnológicos, los rangos de tamaño-abundancia y diversidad-abundancia siguen la inexorable Ley de Willis. Esta nos informa, entre otros aspectos, que lo pequeño es mucho más abundante que lo grande conforme a una ley potencial que, al extenderla varios órdenes de magnitud, resulta ser la huella dactilar de una estructura fractal. Evidencias de ello acaecen desde los ecosistemas terrestres (incluidos los suelos) y marinos hasta el propio ser humano, que por la abundancia y variedad que albergan cada uno de sus individuos, de microorganismos imprescindibles para la vida, se asemejan más a ecosistemas que a entidades estrictamente individuales, desde muchos puntos de vista. Por todo ello, podemos conjeturar que en la biosfera, la biodiversidad y abundancia de sus criaturas debe ser conforme a una estructura fractal anidada, en la cual, según se asciende en su grado de complejidad, también lo hacen en su grado de anidamiento como ecosistemas de derecho propio. En otras palabras, cuanto más compleja es una especie-ecosistema, los organismos que aparecen en su seno o adheridos a ella, serán a su vez más abundantes y diversos (de menor complejidad estructural). Hablamos pues de una doble estructura fractal, la de los las especies en función de su tamaño-complejidad, como la que atesoran en su seno de otros organismos diminutos habitando en sus propias comunidades (aparato digestivo, bucal, etc.). Tal vez esta vía, no exenta de problemas, pudiera ser un paso adelante con vistas a estimar “algo mejor” de lo que se hace actualmente la maravillosa biodiversidad de nuestra biosfera. Ya os ofrecimos de paso las razones para defender que los suelos pudieran situarse en el número uno de tal ranking. ¿Pero no ocurre lo mismo en el mundo inanimado?. Ya os mostramos que sí. Os dejamos pues dos párrafos del post aludido animando a su lectura.

diversidad-viral-fuente-the-path-whispererflu-virus-avian

Diversidad viral: Lo pequeño es más abundante y diverso que lo grande: Fuente: The Path Whisperer

(más…)

Etiquetas: , , ,

La Lluvia artificial y sus Impactos Ambientales

La mayor parte de vosotros sabéis que, durante varias décadas, la comunidad científica ha investigado acerca de como generar lluvia por vías artificiales con vistas a poder irrigar en amientes áridos y semiáridos o sujetos a sequías eventuales. Sin embargo, hasta la fecha, los frutos obtenidos no pueden considerarse exitosos. No albergo la menor duda de que se trata de una línea de investigación interesante a la hora de expandir las zonas de cultivo en donde el déficit hídrico resulta, hoy por hoy, el principal factor limitante para la producción agropecuaria. De hecho, podría ayudar paliar hambrunas en regiones del planeta que sufren tal infortunio climático, desde el punto de vista humano.  Sin embargo, nada he leído del impacto ambiental que podría generarse si finalmente los investigadores lograran producir tal ansiada lluvia artificial. La noticia de hoy da cuenta de un nuevo procedimiento, aun en fase experimental. En este post tan solo deseo ofreceros unas reflexiones que no suelen tenerse en cuenta cuando se habla de este tema.

artifitial-rainjpg

Lluvia artificial. Fuente: Rainbow Maker’s World (más…)

Etiquetas: , , , ,

Conservación de Especies y Chauvinismo Humano

Las cifras ofrecidas por las instituciones, medios de comunicación y organizaciones ecologistas, acerca de las especies en riesgo de extinción no dejan de estar sesgadas, por no hacer uso de “palabros” más mordaces e insidiosos. Es asombroso que los expertos en biodiversidad caigan en el mismo pecado  que la cultura propiciada por los documentales televisivos sobre estos temas. No se trata de una apreciación personal. Diversos y afamados expertos en la materia hacen uso de expresiones del sesgo de lo conspicuo o el chauvinismo de los vertebrados (Sir Robert May, para no ir más lejos). Habría que clarificar aquí que ¿suele entenderse por animales?. Ni más ni menos que, por lo general, suelen referirse a los pertenecientes  a los niveles de organización y complejidad elevados, como son los vertebrados, y en el mejor de los casos especies de bellas maripositas, etc. Francamente yo hablaría de “chauvinismo humano”, aderezado de la estulticia crónica propia de la sociedad en la que vivimos. Resulta que sabemos que ni los bosques tropicales húmedos, ni las más áridas sabanas podrían vivir sin la innegable labor que llevan a cabo organismos como las termitas y hormigas. Eso si, probablemente la extinción de algunos vertebrados no les causaría más que pequeños y temporales contratiempos. Simplemente sin los primeros los ecosistemas se colapsarían, mientras que sin bastantes (que no todos) de los vertebrados no. Se trata tan solo de un ejemplo. Del mismo modo, otros animalitos como las lombrices resultan esenciales con vistas a la supervivencia de diversos ecosistemas templados. Por cierto, todos ellos son los que hemos denominado ingenieros del suelo en diversos post precedentes. Más aun, sin microorganismos como las bacterias, la biosfera se extinguiría. ¡Ya se, ya se! Estos últimos no son animales. Efectivamente, los animales somos nosotros. Resulta que la mayor parte de la biodiversidad animal permanece por ser identificada, por lo que ni tan siquiera conocemos su rol en la estructura y dinámica de los ecosistemas. Como señala la noticia que comentamos hoy,  existen muy pocos invertebrados catalogados como en riesgo de extinción, cuando son más bastantes más numerosos que los vertebrados. Y como se puede observar, casi todo el énfasis y cobertura mediática se la llevan mamíferos y aves, los últimos taxa animales que aparecieron en la biosfera. Esta última existía rebosante de vida sin su presencia. Por tanto, ¿que prioridades deberíamos tener en materia de conservación de la biodiversidad?. Fijarnos en especies aisladas deviene en la peor de las estrategias. A falta de conocer realmente (aunque ya existen abundantes pruebas, pero no inventarios), el papel desempeñado por los animales diminutos, mejor sería fijar nuestra atención en hábitats y ecosistemas. Y aquí también los ecólogos y ecologistas pecan, una y otra vez, del mismo sesgo que los documentales televisivos. ¡Lo grande importa, lo pequeño no! (…).     

  el-amor-por-los-animales-fuente-blog-la-burbuja-transparente

El amor por los animales. Fuente: Blog La Burbuja Transparente

(más…)

Etiquetas: , , ,