Posts etiquetados con ‘Edafología y Política’

Las Viejas Glorias de la Ciencia y la Gerontocracia Científica

medea-o-gaia

La Gerontocracia Científica y sus Problemas. Fuente: ViralFlood

Es bien sabido que cuando un científico alcanza su plenitud intelectual, en muchas otras actividades de la cultura coincide con su declive. Una saludable comunidad científica debería atesorar una pirámide de edades equilibrada, aunque hasta donde yo sé, no se han realizado los estudios pertinentes.  Antaño, los investigadores más veteranos reducían su producción científica, dedicando sus esfuerzos a redactar libros, asesorar a jóvenes investigadores, dirigir sociedades científicas etc., todas ellas actividades tan esenciales como respetables. Nadie les nada pedía más un nada menos. Los científicos consagrados no necesitan demostrar día tras día su productividad, pero tampoco adheriste con pegamento a sus cargos e ir dando paso a colegas más jóvenes, a la par que se les asiste. Obviamente en disciplinas científicas distintas pueden existir hábitos colectivos diferentes, aunque en términos generales así funcionaban las cosas. Sin embargo, todo cambia, y en el caso que hoy nos ocupa, yo diría que las cosas van a peor. ¿Razón?: El brusco viraje de la notoriedad hacia la productividad, es decir el aludido “publica o perece” (publish or perish). El lema ya lo dice todo.

Y así algunos de ellos se resisten a “perecer” redactando artículo,tras artículo, que suelen ser aceptados para su publicación más por la notoriedad de estas viejas glorias que por la novedad de los contenidos que escriben. Tal hecho podría considerase como un mal menor cuando en términos de Thomas Kuhn, una determinada rama de la ciencia se encuentra en lo que se denomina ciencia normal. Sin embargo, cuando una disciplina entra en crisis, es decir cae en el descrédito, acosada por anomalías teóricas o su impotencia con vistas a resolver los problemas que la sociedad les demanda, surge un saldable y necesario cambio de paradigma. En otras palabras, el problema se agudiza, ya que son necesarias nuevas ideas, muchas de ellas frescas y revolucionarias. Justamente en esos momentos, Kuhn defiende que la racionalidad en la elección entre paradigmas rivales resulta ser más competencia de psicólogos e historiadores, que de los propios investigadores y filósofos de la ciencia, La historia de la ciencia muestra que tales crisis terminan resolviéndose gracias a propuestas heurísticas y transgresivas, a las que obviamente nuestros venerables popes son más que reaciosa aceptar. Y en este punto, estos últimos devienen en obstáculos, que no en dinamizadores de sus disciplinas.   

Este es el caso, por ejemplo de muchas ramas de la ciencia, como las asociadas a los recursos naturales y la agronomía (entre otras muchas). Todos somos propensos a una cierta adición a la adrenalina laboral, aunque esta pueda ser cubierta por las actividades que antes mentamos, propias para nuestras veteranas figuras, reflejo de un pasado más próspero o no. Ahora bien, entre los egos desproporcionados y la necesidad de publicar para poder seguir atesorando poder y un despacho institucional, bajo la figura de cargos honoríficos como los de Profesores o Doctores “eméritos” y “ad honorem”, uno debe tragarse artículos insustanciales, pulcros, pero totalmente carentes de ideas heurísticas. Podríais alegar que con soslayar tales lecturas,  bastaría, aunque generalmente no es así, por desgracia.

Resulta casi una norma  que, cuando se seleccionan los miembros de grupos de expertos y el más deplorable concepto de consejos de sabios se apele, en aras del criterio de autoridad a estos denominados venerables científicos”. Y así sumamos ya tres problemas, egos, publicaciones, carencia de ideas y lo, peor censuras hacia casi todas las ideas frescas que realmente necesitamos.  Os expondré seguidamente un ejemplo que me ocurrió hace un año……

(más…)

Etiquetas: , ,

Privatizando el Procomún de las Comunidades Científicas. El Caso de la Edafología (Contestando a Rossiter sobre el “Presunto” Nuevo Mapa Digital de los suelos del Mundo)

Todo esta cambiando en el futuro institucional de la edafología, pero casi nadie parece percatarse de ello. Espero y deseo que este sea el último post sobre el tema que editemos en nuestra bitácora, al menos durante mucho tiempo, pero…. ¡a saber! El sueño de Alex McBratney se ha cumplido, tanto en el plano técnico como en su búsqueda por el poder. El defiende una perspectiva que personalmente detesto en ambas esferas. Ya os comentamos que nuestro post: “Presunto Mapa Global Digital de Suelos del Mundo “GlobalSoilMap.net”, buscan información Edafológica Desesperadamente ha causado malestar a miembros de la nueva cúpula de la IUSS, aunque reitero que desconozco si en el plano institucional o personal. El problema surgido lo comentamos en la siguiente entrega:Blogs de Ciencia: Los Éxitos y sus Problemas Inherentes. Seguidamente os explique, muy  someramente mis críticas en el plano técnico (Sobre el Mapa Digital de los Suelos del Mundo: Contestando a D. G. Rossiter y A. Hartemink). Habría mucho más que añadir pero lo dejaremos estar “de momento”. Ahora bien, con independencia de estas discrepancias científico-técnicas, existe otra de mayor calado que nos afecta a todos los expertos de la ciencia del suelo. Y tal problema fue esbozado ya hace pocos años en el siguiente post: Las Autoridades de la FAO son Recriminadas en una Evaluación Externa por Su Rácana Política en Materia de Suelos. Os preguntaréis que relación existe entre un tema y otro. Resulta que en mi opinión mucha. La FAO ha sido tradicionalmente la Institución Internacional que más ha colaborado con la IUSS y todos nosotros. Pues bien, mientras la edafología en aquella institución muere de inanición, tanto a nivel de recursos humanos como pecuniarios, surge un consorcio de organismos nacionales, en su mayor parte, que pretenden reemplazarla, ¿gracias? a una donación de esa Fundación de los Gates que o no quiere o no desea saber si sus dineros se dispensan para bien o para mal de la ciudadanía global. Hablamos pues de la destrucción del procomún, por cuanto unos  centros nacionales de investigación, con sus lógicos intereses de visibilidad y poder no pueden ni deben reemplazar a un ente internacional que velaba (mejor o peor) sin el menor interés de protagonismo. Resumiendo, se está privatizando, de una forma u otra lo que podía considerarse de todos. Hablamos de nuestro propio “procomún”. Y esta sí resulta ser una tragedia que pagaremos el colectivo de edafólogos, salvo unos pocos que extraerán suculentas ganancias. Veamos de qué hablo.

juanjo-ibanez-protestando-por-el-futuro-de-la-edafologia-institucional  

Juan José Ibáñez protestando metafóricamente por la pérdida del procomún (privatización) del patrimonio de los edafólogos

(más…)

Etiquetas: , ,