Posts etiquetados con ‘seísmos’

Eventos catastróficos: Los terremotos causados por las acciones humanas siguen las leyes de los naturales.

a-terremotos-inmducidos-por-el-hombre

A lo largo de los años, he ido escribiendo varios post, como sobre los seísmos y otros desastres naturales a lo largo de los años. Algunos ejemplos serías: “Terremotos y seísmos causados por las actividades humanas”; Sobre-explotación de Acuíferos, Subsidencia del Terreno y Repercusiones de los Terremotos”; y “¿Desastres Naturales, Catástrofes Ecológicas y Degradación Antrópica?”: En ellos explicaba que, sin la torpe acción humana, muchos de los desastres naturales que sufrimos actualmente serían de menores dimensiones y cuyas consecuencias generarían daños no tan conspicuos como los que actualmente acaecen. A veces la naturaleza trabaja sola, pero muy a menudo la depredación de la biosfera y geosfera inducen mayores consecuencias. Otras veces, resultan ser debidos exclusivamente a nuestro palmario desprecio por el medio ambiente el que las induce, sin más.  Pero hoy nos ceñiremos exclusivamente a los seísmos o terremotos. Eso sí, antes de comenzar la desiderata apuntemos que, implícateme al contenido de esta y la propia noticia, pensar la enorme cantidad de superficie de suelos que es perdida, contaminada o, en su defecto, transmuta a Antrosoles y Tecnosoles.

Algunos meses antes de escribir este post, recibí esta interesante noticia: Los seísmos provocados por humanos aumentan en todo el mundo. La nota de prensa, basada en los resultados de una publicación científica, eran muy alarmantes, tanto más cuando ignoramos las numerosas evidencias que constatan como la avaricia humana causa enormes tragedias, haciendo caso omiso de las mismas: “que se mueran otros”, parece ser el lema de nuestra cultura tecnológica. Como veréis abajo, el estudio especifica los principales impactos antrópicos que causan tales eventos catastróficos, por lo que no abundaré sobre el tema. En ella puede leerse “Tanto la frecuencia de casos, como la mayor fuerza registrada por un terremoto inducido por humanos, han aumentado en los últimos 148 años”. Resulta curioso que tal sentencia nos recuerde a la escala sismológica de Richter, que deriva de la conocida “Ley de Gutenberg-Richter”, concebida para dar cuenta de la magnitud frecuencia de los seísmos exclusivamente naturales. Se trata de una ley potencial que, por cubrir varios órdenes de magnitud, resulta ser fractal, es decir una huella dactilar de los denominados sistemas no lineales y/o complejos, como lo es también el propio sistema climático (ver en Wikipedia los capítulos: Sistemas lineales y no lineales, Sistema no lineal y Sistema complejo). En principio, se me antoja paradójico que nuestra especie que devasta todo lo que encuentra a su paso, al entorpecer el devenir de la dinámica natural sin su presencia, se amolde a las mismas leyes de la naturaleza a la hora de destruirla.  Las causas citadas son las siguientes, como se detalla en la noticia que os exponemos hoy: “construcción de embalses de agua, la extracción de agua subterránea, carbón, minerales, gas, petróleo y fluidos geotérmicos, excavación de túneles, gestión de residuos de industrias extractivas, recuperación asistida de petróleo, fracturación hidráulica, almacenamiento de gas natural y almacenamiento de carbono. Cada año aumentan tales actividades y como corolario los seísmos o terremotos antrópicos. Ahora bien, sin desmerecer el estudio, encuentro una “falla” impropia de una investigación de esta guisa. Me sorprendió su referencia al Terremoto del Nepal que devastó a aquel país en 2015. Busqué por tanto en la bibliografía como en internet  y, efectivamente, el hombre tuvo “algo que ver”. Empero un tema es agravar las consecuencias de un desastre genuinamente natural y otra bien distinta causarla. Por lo tanto, me temo que la aseveración de los autores, deberá ser corroborada cuando separen el grano de la paja. Es decir no podemos incluir en el mismo saco, agravar los resultados que crearlos. ¡Mal muy mal!. Es fantástico advertir de nuestras tropelías en el planeta a los ciudadanos, pero sin hacer trampa. Francamente no es una buena práctica científica, ya que el fin no justifica los medios. Eso sí, los autores nos informan de que aunque: “no se puede estar completamente seguros de la relación de cualquier terremoto con la actividad humana, los datos, las relaciones y coincidencias detectadas en los episodios analizados son suficientemente concluyentes”. Pues sí, estoy completamente de acuerdo, pero en casos como los del Nepal  y otros, que seguramente han contemplado, no debieran haber sido incluidos en el análisis”. ¡Mal hecho!. 

Juan José Ibáñez

Continúa………

Noticias relacionadas.

(más…)

Etiquetas: , , , , , , ,

Científicos a la Guillotina. El Riesgo de Dedicarse a los Modelos Predictivos

Dos miembros de la escuela económica neoliberal de Chicago recibieron el Premio Nobel por desarrollar una teoría que no ha logrado demostrar con exactitud más que su propia “incoherencia”, llevando su aplicación la pobreza a millones y millones de personas. Pero ahí están (cuando no han muerto): ricos y famosos. Tanto farmaindustria como agroindustria nos venden remedios milagrosos,  descubriéndose años después que, con harta frecuencia, resultan ser dañinos e incluso mortales. Empero en todos o casi todos los casos siguen en libertad, lucrándose de las vicisitudes ciudadanas. ¿Y que decir de los banqueros, políticos, y empresarios que nos han arrastrado a la actual crisis económica?  Por otro lado, si encarceláramos a todos los meteorólogos que fracasan en sus predicciones, no habría expertos en la materias (o estarían cumpliendo condena en la Jail (que no jal). ¿Y si cada vez que un ciudadano enferme o muera a causa de un diagnóstico erróneo abriéramos en canal a los galenos de turno? Y así  (…) podríamos seguir ad nausean. En nuestra bitácora venimos denunciando la mala práctica de los plumillas (periodistas) y algunos científicos de dar demasiado valor a los resultados de los modelos de simulación. Si cada vez que fracasaban sus juguetitos a la hora de predecir algo les acusáramos de fraude científico, seguro que todos seríamos investigadores de campo (aunque no estaría de más incrementar el número de estos últimos a costa de los que engordan detrás de un PC). Lo más sorprendente deviene en que para una vez que se toman medidas duras (…), la ¿justicia? acaba de cebarse con expertos de una disciplina, en las que resulta prácticamente imposible” predecir cuando ocurrirá “exactamente” un determinado evento. Hoy hablamos de desastres sísmicos. Pues bien, ¡Si esta vez sí!, debería actuar inmediatamente un  juzgado de guardia, pero en contra de los  que dictaron la sentencia. Los terremotos, tsunamis, erupciones volcánicas, lluvias torrenciales, etc. son fenómenos que se dan en los sistemas naturales denominados complejos. Una de las singularidades de estos últimos estriba en que las predicciones precisas son prácticamente imposibles, a no ser que se tenga el “don de la premonición”. Ya os hemos hablado de tal imposibilidad predictiva en post anteriores.  Se trata de lo que se denomina, por ejemplo, criticalidad autorganizada. Pues bien, como veréis abajo, seis o siete científicos han sido condenados a severas penas de cárcel, por no tener una bola de cristal en la mano, es decir ser adivinos, que no investigadores. Reiteramos que la mala prensa científica es parte del problema. Ahora bien, no la única. Uno de los males de las reacciones sociales viscerales deviene en exigir responsables tras una tragedia, a cualquier precio. ¿Linchamiento?: pues va a ser que sí. Cuando la calamidad no puede ser vaticinada, tales individuos, en este caso inocentes, no son más que meras cabezas de turco que se ofrecen al populacho para paliar su cólera. Este es el problema de una ciudadanía mal informada y peor culturizada. Si realmente buscáramos culpables de nuestros padecimientos, a menudo habría que señalar con el dedo a los poderes políticos, empresariales, legislativos, financieros, militares, etc. Empero como ostentan el poder (…) a ellos mismos les encanta que el vulgo dirija la mirada hacia otra parte y busque sangre inocente. Hoy os mostramos un caso palmario. A tal podredumbre se la denomina sociedad de la información/innovación, la era del conocimiento y de la ciencia, etc…. Que venga Galileo y nos explique su historia, hoy más vigente que nunca. Lógicamente, el problema se solventará y los acusados serán liberados. No puede ser de otra forma. Ahora bien, todo este asunto no hace más que evidenciar la podredummbre de la lamentable sociedad que sufrimos. Pues bien, echemos a la hoguera a todos los expertos que no logren predecir el sitio y momento exacto en el que surgirá un incendio forestal, que también son execrables. ¿Y que decir de los sismólogos que no lograron vaticinar los efectos del terremoto de Lorca?: ¡a la cárcel también!.  Empero ¿como reaccionar ante los sabios de la teoría económica que ha subsumido en el umbral de la pobreza a decenas de millones de habitantes? ¿Y con los de las multinacionales que asolan África y ahora van a por Latinoamérica?. Pues bien, a esos no se les  puede ni tocar. Este tipo de asuntos interesa a algunos, más de los que pudieran pensar muchos lectores. Como ya comentamos, la bobalización (que no globalización) se encuentra campando a sus anchas entre nosotros. No podemos negar que los propios ciudadanos también somos parte del problema. ¿Predicciones en tiempos de crisis? ¡No gracias!. Retornamos a periodos remotos y oscuros en donde la ciencia era demonizada. Si Galileo Galilei levantara la cabeza pensaría que, tras casi 400 años (…), nada ha cambiado. No solo  hemos perdido el estado del bienestar, sino también la cabeza y el ¡juicio!. Así nos quieren los poderes: embrutecidos, ignorantes y coléricos, como nos recordaba Latour ¡Que pase el siguiente: ha comenzado la vista!.

juicio-a-galileo

Juicio a Galileo Galilei: Fuente The Pogues

Juan José Ibáñez

(más…)

Etiquetas: , , ,

Repercusiones de los Seísmos o Terremotos: La Importancia de la Respuesta No Lineal de los Suelos

La Noticia que vamos a abordar hoy nos informa de la gran importancia de los suelos en las repercusiones de un terremoto sobre ciudades, industrias e infraestructuras (en este caso, el devastador acaecido recientemente en Japón y que afectó a la  central nuclear de Fukushima I). De acuerdo a los autores, la respuesta de la superficie terrestre depende de los tipos de suelos y subsuelos. Dependiendo de su naturaleza, el impacto puede llegar a ser más o menos severo. Así por ejemplo, los medios edáficos y regolitos muy porosos y que albergan agua en abundancia resultan ser sumamente peligrosos (hidroedafología). En consecuencia,a la hora de elegir y construir los emplazamientos se requiere conocer muy bien estos recursos naturales, lo cual ayudaría a mitigar los efectos de las catástrofes. No soy experto en el tema, por lo que pensaba que se trataba de una noticia novedosa. De hecho la nota de prensa, defendía tal novedad. Sin embargo, al navegar por Internet me percaté que se trataba de otra falacia, existiendo abundante información al respecto. Otra vez vendiendo viejo vino en nuevas botellas, aunque personalmente desconociera este tipo de investigaciones. Por tanto, nos veremos obligados a abundar en este tema un futuros post (así aprenderé yo también). La única novedad estriba en que los autores analizaron los datos de un seísmo de magnitud nueve, es decir enorme. Punto y final. En cualquier caso, si podemos ofreceros unas cuantas reflexiones como adelanto de lo que escribiremos en un futuro próximo. Una respuesta no-lineal nos indica que en materia de impactos no son proporcionales los flujos o fuerzas, es decir en este caso, la magnitud del terremoto. Dependiendo de las características del suelo y subsuelo serán mayores o menores. Por lo tanto, no es lo mismo construir instalaciones peligrosas en territorios homogéneos que áreas muy heterogéneas. En las últimas las predicciones serán ostensiblemente más difíciles. Por otro lado,la disposición concreta de las capas de materiales edáficos, regolito y depósitos sedimentarios en la zona implicada puede ser tan importante o más que su propia composición. Todo ello requiere un inventario georeferenciado muy preciso en los espacios geográficos que corren altos riesgos sísmicos. Más aun, en función de los factores referidos, la respuesta al temblor puede ser inmediata o dilatarse durante años, lo que dificulta más aun las predicciones o escenarios de los impactos post catástrofes. Dicho de otro modo, en estos casos no se puede asegurar que después de la tempestad venga la calma. Finalmente, cabría precisar que se entiende en estos estudios por suelos, ya que más que hacer referencia a los edafotaxa, tal cual los entendemos hoy, viene a dar cuenta de lo que en su día denominamos la geoderma o zona crítica terrestre. Resumiendo, que la edafología de los desastres naturales resulta ser otra disciplina pendiente (como la que aborda sus repercusiones sobre la salud) en el ámbito de la ciencia del suelo, ahora bien bajo una nueva óptica.

liquefaction-terremotos-universidad-de-sydney

Los Tipos de suelo condicionan los efectos devastadores de los terremotos (liquefacción). Fuente: Universidad de Sydney

(más…)

Etiquetas: , , ,

Los Tipos de Suelos Condicionan las Repercusiones de los Seísmos o Terremotos

Si usted vive en un área con altos riesgos sísmicos, obviamente no podrá evitarlos. Sin embargo, sí pudiera estar en sus manos paliar el efecto sobre la vivienda en la que habita y la vida de sus seres queridos. Con tal propósito, basta elegir el tipo de suelos sobre los que se asentará, así como la posición fisiográfica en la que se edificará. Si los terremotos son bastante imprevisibles, las repercusiones pueden paliarse con mayor precisión, aunque nunca exista certeza absoluta, por supuesto. A ha hora de escribir este post,  hace muy pocos meses que en España se sufrió el terremoto de Lorca (2011) y días atras en la Isla de Hierro (Archipiélago Canario). Por centrarnos en Lorca, no se trató de un evento de gran magnitud. Sin embargo las repercusiones fueron mayores de las que hubiera cabido esperar. La prensa se hizo eco del debate sobre las causas de tal desastre. Obviamente no puede compararse con los que suelen aparecer en la prensa mundial. Sin embargo, retorné por unas pocas horas al tema de la “edafología de los desastres naturales”. Y, para mi sorpresa, detecte abundantísima información en suahili, y prácticamente ninguna en español-castellano. Pues si, la cuestión estriba en que distintos tipos de suelo-regolito responden de forma diferente a los temblores, siendo las repercusiones sobre unos mucho más graves que en otros.  

 loma-prieta-cal-state-la-lomaprietasofsoil

Tipos de Suelos y Terremotos. Fuente Cal State LA.

(más…)

Etiquetas: , , , ,