A propósito del III Congreso Nacional de Vías Pecuarias

Si los plazos se cumplen y las fechas se respetan durante el año 2015 debería de realizarse el III Congreso Nacional de Vías Pecuarias. En estos días varios colegas nos preguntan por el asunto, lamentamos no disponer de una respuesta concreta.  Desde el Ministerio ni confirman ni desmienten la información que apunta a que en la segunda mitad del año la Universidad de Alicante se encargaría de su organización. Al parecer la financiación es la clave, ojalá se pueda solucionar.

Nos encontramos en un año de elecciones y políticos de diferentes partidos incluyen en sus programas iniciativas que afectan de forma directa o indirecta a este dominio público, que al final es un patrimonio cultural de todos. Por diferentes razones no se detectan con claridad los interlocutores cualificados para esta temática, pareciera como que siempre estamos empezando.

Se acaban de cumplir 20 años desde la entrada en vigor de la última Ley de Vías Pecuarias (3/1995) de carácter estatal. No estaría de más hacer un repaso de lo conseguido, de las faltas y carencias si es que las ha habido, pero sobre todo, qué es lo que se debiera hacer en esta materia en los próximos años. Para ayudar a responder a estas y otras cuestiones añadimos a continuación las conclusiones que se acordaron en los anteriores congresos de 2005 y 2010.

 

Congreso Nacional de Vías Pecuarias

conclusiones del I Congreso

Conclusiones Congreso Madrid

 

VVPP

CONCLUSIONES DEL II CONGRESO NACIONAL DE VIAS PECUARIAS EN CACERES

El II Congreso Nacional de Vías Pecuarias marcó en sus conclusiones, al igual que se hizo en el I Congreso Nacional celebrado en Madrid en 2005, los propósitos a cumplir en los próximos cinco años.

Se trata de un decálogo fruto del análisis de las diversas ponencias y comunicaciones celebradas a lo largo de esta importante cita técnica y científica celebrada en Cáceres, que presentaron en el acto de clausura María Teresa Toro, jefa de Servicio de Desarrollo Rural de la Consejería de Agricultura y Desarrollo Rural y Antonio Guiberteau Cabanillas, director general de Desarrollo Rural.

Las conclusiones son las siguientes:

1. Se constata la plena vigencia de la trashumancia y la utilidad de las vías pecuarias como corredores, necesarios para mantener la biodiversidad y la riqueza ecológica de nuestro territorio nacional.

2. Completar el marco normativo por parte de las administraciones públicas competentes den vías pecuarias.

3. Urgir a las administraciones la tramitación de los procedimientos de defensa de las vías pecuarias (clasificación, deslinde, amojonamiento y señalización).

4. Fortalecer la posición de los órganos gestores de vías pecuarias en la planificación territorial.

5. Fomentar la cooperación entre los distintos estamentos y agentes sociales, con el objeto de conservar este recurso y favorecer el mantenimiento de sus funciones.

6. Fomento de herramientas que agilicen el reflejo en la cartografía catastral de los deslindes practicados, como paso previo a cumplir con el imperativo legal de la inmatriculación de los bienes de dominio público pecuario.

7. Impulsar la plurifuncionalidad de las vías pecuarias como garantía de su conservación.

8. Desarrollar estrategias que fomenten la complicidad de los actores sociales con la actividad de la administración, como garante de este patrimonio demanial.

9. Impulsar la normalización en la aplicación de técnicas SIG, así como la geovisualización de procesos digitales relacionados y su implementación en la red.

10. Instar a la celebración del III Congreso Nacional de Vías Pecuarias.

Etiquetas:

Si te gustó esta entrada anímate a escribir un comentario o suscribirte al feed y obtener los artículos futuros en tu lector de feeds.

Comentarios

[...] esta línea conviene recordar las conclusiones, se pueden ver en el anterior post de este mismo blog, la intención es valorar la evolución que han seguido las [...]

Escribe un comentario

(requerido)

(requerido)


*