Noticias


Blog del día: Biología y pensamiento. La Selección Natural se opone al diseño

Habíamos leído unos fragmentos del libro titulado "What is darwinism?" de Charles Hodge (Princeton, 1870) viendo la ambigüedad que domina en el texto de Darwin. La lectura permite avanzar hasta encontrar un contenido más preciso que la descripción de tan total ambigüedad y así podremos responder a la pregunta allí planteada que era esta:
¿Cuál es, entonces, la aportación de Darwin?...


FUENTE | madri+d
17/11/2009
 
Comenarios Enviar a alguien Imprimir
Imprimir en blanco y negro
Compartir noticia

Delicious  Digg  Yahoo meneame


Sigamos leyendo a Hodge :

From what has been said, it appears that Darwinism includes three distinct elements.

First, evolution; or the assumption that all organic forms, vegetable and animal, have been evolved or developed from one, or a few, primordial living germs; second, that this evolution has been effected by natural selection, or the survival of the fittest; and third, and by far the most important and only distinctive element of his theory, that this natural selection is without design, being conducted by unintelligent physical causes. Neither the first nor the second of these elements constitute Darwinism; nor do the two combined.


De lo que se ha dicho, vemos que el darwinismo incluye tres elementos distintos.

En primer lugar, la evolución, o la suposición de que todas las formas orgánicas, vegetales y animales, han evolucionado o se han desarrollado a partir de uno o unos pocos gérmenes de vida primordial; en segundo lugar, que esta evolución se ha llevado a cabo por la selección natural o la supervivencia del más apto, y tercero, con mucho el más importante y el único elemento distintivo de su teoría, que esta selección natural ocurre sin diseño, conducida por causas físicas no inteligentes. Ni el primero ni el segundo de estos elementos constituyen el darwinismo, ni tampoco los dos juntos.

Lea el mensaje completo en: weblogs.madrimasd.org/biologia_pensamiento





9 comentarios



  9
   Emilio Cervantes | 16/09/2010
 
Señor Lahoz-Beltrá,
A la hora de poner un nombre, por ejemplo a un algoritmo, cada autor es libre de elegir el que más le guste. No obstante el autor debería tener en cuenta que el nombre utilizado puede tener ya un uso anterior. El termino selección natural tiene originalmente un uso generalizado en la interpretación de los fenómenos naturales. En el siglo XIX y antes de Darwin se empleaba ampliamente para designar una 'criba' en las especies en contra de indivíduos desfavorecidos. Evidentemente, esto no explica nada acerca de la formación de las especies. Llegó Darwin y le dió la vuelta, interpretando que la dicha 'criba' podría también funcionar al revés, es decir, escogiendo a los más favorecidos. En cualquiera de los dos casos, es decir como criba negativa (en el sentido de la obra Vestiges of Creation de Chambers, muy popular antes de Darwin) o como criba positiva ( En el sentido de Darwin), el término Selección Natural no tiene el valor de un algoritmo para explicar la evolución de los seres vivos.
Si con posterioridad a Darwin y seguramente aprovechando el tirón, algún matemático o informatico ha puesto a un algoritmo el nombre de Selección Natural, me permito indicarle que no me parece adecuado.
Primero porque el Término Selección Natural ya existía y se aplicaba a la Naturaleza con bastante éxito en cuanto a popularidad pero bastante escaso en cuanto a facilitar su comprensión. Por el contrario, en lugar de facilitar su comprensión, el término ha generado una enorme confusión por su ambigüedad.
Segundo porque viene a darse un caso como el presente en el que cuando, refiriéndome a la evolución de las especies, yo mantengo que la Selección Natural no es un algoritmo, porque en Biología no existe algoritmo alguno que permita predecir qué nueva especie surgirá en un momento dado, entonces viene usted y me indica que estoy equivocado porque sí que existe un algoritmo que se llama selección natural.
Pues bien, ese algoritmo que se llama selección natural no tiene nada que ver con el concepto de evolución de las especies. No ayuda para nada a un biólogo a entender en qué consiste la formación de una especie y por el contrario, como todos y cada uno de los usos del término selección natural desde su origen, sirve para aumentar la confusión, mantener l aambigüedad e impedir la comprensión de la naturaleza. Lo cual es lo que se defiende en la entrada original del blog como habría usted entendido de haberla leido.
Inicio

  8
   linda martel | 10/09/2010   lima, peru
 
muchos personas piensan q uno debe ser importante, tan solo por tener una profecion o terner algo de mas en la vida . pero yo no pienso eso  a mi edad de 16 años me doy cuenta
en este mundo hace mucha falta el cristianismo y la hermesnda .
y tambien me doy q muy pocas oportunidades , pero lo q no saben es q hay muchas personas rogando por esa oportunidad pero no la dan.
mi ejemplo es. yo tube una oportunidad de grabar un disco y lo desprecie. tambien pude escribir un libro y no lo hice . lo q yo nquier es ayudar a muchas personas y tambien salvar el planeta de la contaminacion. yo no deseo ser alguien importante solo quiero ser yo.
pienso q entenderan mi mensaje.pero yo si lo entiendo
y el q lo entienda le agradezco mucho.
    chau y gracias

Añadir un comentario

  7
   Rafael Lahoz-Beltra | 03/12/2009
 
Estimado Sr. Cervantes,
Mucho me temo que ya no puedo seguirle en su razonamiento. Concretamente ¿por qué dice usted que lo que yo afirmo al decir que la selección natural es un algoritmo, es un disparate mayúsculo? El disparate, en mi opinión es lo que usted afirma 'La selección natural es una tautología que nada aporta a la ciencia'. Pero ¿entiende usted realmente lo que dice la selección natural? Honestamente ¿ha leido usted algo sobre evolución por selección natural de Darwin? ¿cuál es su 'formación'?¿la biología, la inteligencia artificial, la filosofia? Hay que ser humildes Sr. Cervantes pese a tan ilustre apellido para poder hacer afirmaciones como usted parace hacer.  Le sugiero busque con Google, en inglés si puede ser, EVOLUTIONARY COMPUTATION, y luego dígame si la selección natural es o no un algoritmo. Reciba un cordial saludo,
Rafael Lahoz-Beltra
Inicio

  6
   Emilio Cervantes | 26/11/2009
 
Señor boticario,
Sus predicciones se quedan muy cortas y nos quedamos sin saber qué especies sucederán a las presentes. Su ayuda en este aspecto ha sido escasa y, desde luego, no demuestra para nada que la selección natural sea un algoritmo. Puede que, como usted dice, sea un hecho. Pero ahí hemos tocado un aspecto importante. Veamos cuál:
Nadie discute (por lo menos no este tertuliano) que la seleccción natural sea un hecho. Lo que se supone que debiera ser, o al menos eso se nos viene contando, no es un hecho, sino una teoría científica. Llevo varias entradas del blog Biología y pensamiento dedicadas al análisis del curioso fenómeno que Richard Lewontin llamó la 'Máquina incapaz de distinguir' y que consiste en que, desde Darwin, los estudiosos de la evolución han sido incapaces de distinguir Hecho de Teoría. Teclee en Google 'máquina incapaz de distinguir' si tiene curiosidad por este apasionante tema.
Saludos

Añadir un comentario

  5
   Boticario | 26/11/2009
 
Como respuesta al respetable contertuliano Emilio Cervantes | 17/11/2009
Es evidente que el darwinismo NO es una creencia, ni que la selección natural un dogma de esta nueva fe.
Al contrario es fruto de la observación y de la reflexión.
Porque los marsupiales están sobre todo en Australia? Porque allí no tenían enemigos y en otros continentes fueron exterminados (la selección natural es un HECHO, no un dogma).
Si el diseño funcionara habrían aparecido al mismo tiempo Todas las especies; sin embargo se han ido “apoyando unas sobre otras” y eso se ve en que hay partes de genoma comunes y partes diferentes. Las divergencias nos dan información de la distancia o separación entre especies.
Pregunta Ud por “¿Podría por favor indicar el conjunto de operaciones que nos permitirá deducir qué especies irán surgiendo a partir de las presentes?”
Esto se ha repetido en varias intervenciones:
1. crossover y/o la mutación; haran aparecer nuevas oportunidades
2. El medio: nutrientes, enemigos T·, etc.; dirá las que sobrevivan
Todo ello dentro de millones de años, si el mundo no se acaba en el año 2012

Inicio

  4
   Emilio Cervantes | 25/11/2009   Salamanca
 
Señor Lahoz-Beltrá,
Los seres vivos no son máquinas y una de las nefastas características del darwinismo y de la teoría de evolución por selección natural es que ignora este importante aspecto.
Un avión sirve para desplazarse en el aire y transportar mercancia o pasajeros y tiene una clara finalidad. Resulta muy atrevido decir lo mismo de un cormorán o de una gaviota, es decir que tengan finalidad alguna; pero curiosamente también resulta atrevido lo contrario, es decir que no la tenga. El concepto de finalidad aplicado a la naturaleza se queda corto.
Decir que la selección natural es un algoritmo es un disparate mayúsculo.  La selección natural es una tautología que nada aporta a la ciencia. Decir que la evolución se puede explicar mediante planes contenidos en el genoma y un simple algoritmo, que es la selección natural indica una enorme confusión relativamente frecuente como consecuencia de los planteamientos de una educación darwinista.

¿Podría por favor indicar el conjunto de operaciones que nos permitirá deducir qué especies irán surgiendo a partir de las presentes?


Añadir un comentario

  3
   Rafael Lahoz-Beltra | 24/11/2009   Madrid, España
 
Selección natural y bauplans: Darwin, Leonardo y los hermanos Wright
La evolución no necesita de un diseño previo, pero si de unos aprioris o reglas de construcción (ahorro materiales, ergonomia, leyes físicas como la gravedad, etc.) que vienen dados simplemente por la 'Fisica' del planeta Tierra, resultando finalmente una forma o estructura que es la solución óptima o cuasi-óptima (ojo humano, tetrápodo, anélido, motor flagelar de E.coli, etc.). Esta solución óptima es el diseño o 'bauplan'. La idea es muy parecida a lo que ocurre en mecánica cuántica, hay varios estados posibles, siendo un número finito, lo que en biología vendria especificado por el tamaño del genoma del que dependería el número de diseños  posibles. Finalmente, entre todos los diseños posibles, unos son más probables que otros -dada su mayor eficiencia funcional y adaptativa-, que serían aquellos diseños que la selección natural junto con mecanismos genéticos como el crossover y/o la mutación finalmente 'casi seguro' encuentra. Por tanto la selección natural de Darwin no es más que un simple algoritmo o procedimiento para evaluar diseños que se irian obteniendo por crossover y/o mutación, generación tars generación, hasta encontrar uno óptimo o cuasi-óptimo. Un coche, un barco o un avión, tienen los diseños o 'bauplan' que tienen porque no hay otros que sean mejores. Son los más probables y por eso el ser humano, los ingenieros (que hacen el papel de la selección natural) los han encontrado tras mucho tiempo de búsqueda, y si no ¿cuánto tiempo paso desde que Leonardo conciviese los primeros artilugios para poder volar hasta el prototipo de avión de los hermanos Wright?¿podríamos imaginar otro diseño de avión distinto del actual? Yo creo que no. No hay tantas opciones de diseño por lo que al evolución funcionaria con mecanismos genéticos de naturaleza aleatoria, por ej,. la mutación, si bien su resultado final sería por el contrario de naturaleza determinística. Dadas una s condiciones ambientales siempre llegaremos al mismo diseño final. Esto es lo que pienso, lo que no quiere decir que este en lo cierto aunque a mi personalmente me parece factible.

Laboratorio de Bioinformatica
Departamento de Matematica Aplicada (Biomatematica)
Facultad de Biologia
c/ Jose Antonio Novais, 2
Universidad Complutense, 28040-Madrid


Inicio

  2
   Emilio Cervantes | 17/11/2009
 
Usted lo ha dicho de manera clara y contundente, de manera espectacular para tratarse de un primer comentario y por eso voy a repetir aqui sus palabras:
'Creo que la evolución va diseñando con la selección natural (y mas ) el ojo a lo largo de los siglos con éxitos y fracasos. Van quedando los ojos que son prácticos y tienen éxito en su función dentro del ser que lo posee.'
Subrayaría bien si pudiese hacerlo la primera palabra: Creo. Por ella, su frase demuestra que el darwinismo es una creencia, la selección natural un dogma de esta nueva fe. Por esto Dodge indica que la selección natural se opone al diseño. El dogma viene a ponerse en su lugar  reemplazando a otros dogmas. La nueva fe ocupa el lugar de otras anteriores.
Saludos cordiales
Saludos

Añadir un comentario

  1
   Boticario | 17/11/2009
 
Es evidente que la evolución no necesita el Diseño previo, como por ejemplo para hacer un reloj que se necesitan los planos ya diseñados.
Si esto fuera así no habría sido necesario tantos millones de años para que el ojo emergiera, ni habría tantos tipos de ojos diferentes.
Creo que la evolución va diseñando con la selección natural (y mas ) el ojo a lo largo de los siglos con éxitos y fracasos. Van quedando los ojos que son prácticos y tienen éxito en su función dentro del ser que lo posee.
Como las obras de arte que el artista crea retocándolas y que algunas tienen éxito y sobreviven y otras se pierden en la noche de los tiempos.
Si pudiéramos volver atrás en el tiempo hace 400 millones de años en la tierra , no habríamos encontrado muchas especies (mamíferos por ejemplo).
Si se hubiera partido de un diseño no tiene sentido que la cebolla tenga mas genes que el ser humano. La cebolla ha ido guardando como una urraca los genes que recibió de muchos antecesores; mientras que el hombre lo ha hecho de forma mas selectiva.
Saludos  cordiales

Inicio


Añada un comentario a esta noticia


Los comentarios de esta noticia han sido cerrados.


 




Texto a buscar:
Tema:
Desde:
Hasta:


 


Nube de tags







Boletín informativo 'diariodeSol'
------- ------------