Identificación de usuarios

Noticias


Un descubrimiento de icnitas provoca la reevaluación de la prehistoria

Investigadores polacos y suecos han descubierto icnitas de los primeros animales terrestres vertebrados que podrían retrasar en al menos 18 millones de años la fecha en la que los animales abandonaron el medio acuático para habitar la tierra. El estudio, publicado en el último número de la revista Nature, informa sobre los descubrimientos realizados en la Sierra de Santa Cruz en el sureste de Polonia.


FUENTE | CORDIS: Servicio de Información en I+D Comunitario
12/01/2010
 
Comenarios Enviar a alguien Imprimir
Imprimir en blanco y negro
Compartir noticia

Delicious  Digg  Yahoo meneame


Hasta ahora, no existía unanimidad sobre la datación y el origen de icnitas anteriores a restos fósiles comprobados del propio cuerpo de los tetrápodos. Éstos eran animales vertebrados de cuatro pies, patas o apéndices similares de los que existen restos pertenecientes al Devónico (hace entre 408 y 360 millones de años) pero cuyo origen no ha sido todavía esclarecido.

«Estos resultados nos obligan a reconsiderar al completo nuestra hipótesis sobre la transición de pez a animal terrestre», afirmó el profesor Per Ahlberg de la Universidad de Uppsala (Suecia), uno de los dos autores principales del estudio.

Durante décadas, la comunidad paleontológica ha recorrido el planeta en busca de huesos y esqueletos fósiles de los primeros vertebrados terrestres, los verdaderos progenitores de todos los anfibios, reptiles, aves y mamíferos posteriores. Los descubrimientos realizados hasta ahora sugieren que los primeros tetrápodos evolucionaron de forma relativamente rápida a partir de peces de aletas lobuladas, pasando por una breve fase intermedia representada por los «elpistostégidos» hace unos 380 millones de años. No obstante, existe otra posible fuente de información adicional sobre los primeros tetrápodos: las icnitas que dejaron tras de sí.

Los investigadores polacos y suecos describen en su artículo varios rastros de distintos tamaños y características, así como una serie de huellas aisladas de hasta 26 centímetros de ancho, lo que indica que pertenecían a animales que medían cerca de 2,5 metros de largo. Las huellas muestran marcas distintivas de «pies» y «manos» y no de un cuerpo reptante. Los hallazgos pueden datarse con seguridad en el principio del Devónico Medio, hace unos 395 millones de años.

«[Los resultados de este estudio indican] que no sólo los tetrápodos sino también los elpistostégidos tienen su origen mucho antes de lo que se pensaba hasta ahora, ya que no se cuestiona que éstos últimos sean precursores evolutivos de los tetrápodos, y por consiguiente su origen debe remontarse al menos a la misma época», continuó el profesor Ahlberg. «En su lugar, nuestros ancestros lejanos debieron haber abandonado el medio acuático para alimentarse de la vida marina que quedaba varada en la costa tras la bajada de la marea.»

El hecho de que estas huellas se encuentren en costas de un antiguo mar también resulta sorprendente, pues casi todas las hipótesis anteriores sobre el origen de los tetrápodos planteaban un escenario de agua dulce ligado al desarrollo de la flora y el ecosistema terrestres.



   Enlaces de interés
 
Weblog madri+d: Medio Ambiente y Ciencia
Weblog madri+d: Conservación y Restauración de la Biodiversidad
Weblog madri+d: El fracaso de la Historia


   Noticias relacionadas
 
El «hombre» que pudo ser el eslabón perdido
Hallan en Francia las herramientas humanas más antiguas de Europa
Los humanos primitivos comían cereales procesados hace 100.000 años en África



1 comentario



  1
   Manuel Alfonseca | 13/01/2010   Madrid, España
 
Dos correcciones:
a) Según la definición del diccionario, prehistoria es el 'Periodo de las sociedades humanas que comprende desde la aparición del hombre hasta la de los primeros documentos escritos'. El término del titular está, por tanto, mal aplicado, pues el artículo habla de un tiempo millones de años anterior a la aparición del hombre.
b) El resumen inicial dice que 'podrían retrasar en al menos 18 millones de años la fecha en la que los animales abandonaron el medio acuático para habitar la tierra'. El texto consiguiente afirma que 'tienen su origen mucho antes de lo que se pensaba', por lo que el término 'retrasar' es incorrecto, de hecho opuesto. Lo que habrá que hacer es 'adelantar' dicha fecha.

Inicio


Añada un comentario a esta noticia


Los comentarios de esta noticia han sido cerrados.


 




Texto a buscar:
Tema:
Desde:
Hasta:


 


Nube de tags


Curso teórico-práctico en caracterización de módulos fotovoltaicos Curso teórico-práctico en caracterización de módulos...

CIEMAT-Centro de Investigaciones...




Boletín informativo 'diariodeSol'
------- ------------