Monitorizan gaviotas con GPS para medir el riesgo de transmisión de bacterias y virus

Son portadoras de la «Salmonella« y la «Campylobacter», bacterias causantes de más de 340.000 infecciones en Europa en 2016

Científicos del Instituto de Ciencias del Mar de Barcelona (ICM-CSIC) y de la Estación Biológica de Doñana (EBD-CSIC), han estudiado los movimientos espaciales en diferentes individuos de gaviotas patiamarillas («Larus michahellis») en el sur de la Península Ibérica, ya que estas pueden llegar a afectar a la salud pública en humanos al ser portadoras de patógenos (bacterias y virus). El modo en que estas especies los diseminan se desconocía hasta ahora.

Para ello, se han seguido ejemplares de gaviota que eran portadores de, al menos, una de las tres principales bacterias zoonóticas monitorizadas dentro de los planes de vigilancia epidemiológica en Europa («Salmonella», «Campylobacter» y «Chlamydia»).

El trabajo, que se publica en Scientific Reports, logra obtener nuevos datos a escala regional combinando metodologías de diagnóstico epidemiológico convencionales con el seguimiento en tiempo real con GPS.

Según destaca el CSIC, la incidencia de estas bacterias es creciente. Las infecciones por «Salmonella» y «Campylobacter» supusieron entre 94.530 y 246.307 casos en Europa en 2016.

El líder de la investigación, Joan Navarro, investigador del ICM-CSIC, explica que la gaviota patiamarilla es un buen vector, dado que actúa como portadora de diferentes patógenos que pueden ser fuente de enfermedades para el ser humano y que ha aprendido a explotar recursos asociados a la actividad humana. No obstante, asegura que la metodología se podría aplicar en otras especies portadoras que coexisten con el ser humano, como las palomas o pequeños mamíferos.

Evaluar el riesgo en zonas urbanas
Los resultados revelaron que el mayor riesgo de propagación bacteriana se produce cerca de las zonas de reproducción de las gaviotas estudiadas. Sin embargo, se detectaron algunos individuos infectados que viajaron de España a Portugal, lo que, según afirman los autores, «incide en la relevancia de las regulaciones sanitarias a nivel internacional y la necesidad de cooperación en el control de enfermedades que pueden ser transmitidas por especies salvajes, especialmente en casos de zoonosis más virulentas, como el virus del Nilo o la gripe aviar».

Los científicos observaron que las áreas de riesgo de propagación se superponen con hábitats relacionados con la actividad humana, como estanques de agua, puertos pesqueros o playas turísticas, situación que aumentaría el riesgo de transmisión directa e indirecta de enfermedades hacia y desde los seres humanos.

A pesar de haberse centrado en tres bacterias específicas, la metodología se podría emplear para cualquier otro patógeno en los que los animales son portadores. El estudio abre las posibilidades de investigación al combinar técnicas de análisis clásico en epidemiología junto a seguimiento en tiempo real de los movimientos de una especie portadora de patógenos para definir áreas de riesgo de infección.

El próximo paso es desarrollar mapas de riesgo de dispersión de patógenos en zonas urbanas a una escala muy fina. Esta información espacial se podría utilizar en los planes de prevención epidemiológica, al poder identificar puntos sensibles dentro de zonas urbanas y recomendar medidas de gestión en esas áreas.

El enfoque se podría ampliar para construir una red internacional que, mediante la utilización de gaviotas y otros vectores potenciales de patógeno, lograra una vigilancia zoonótica a gran escala para implementar medidas de prevención en hábitats sensibles para el ser humano.

Añadir nuevo comentario

Para el envío de comentarios, Ud. deberá rellenar todos los campos solicitados. Así mismo, le informamos que su nombre aparecerá publicado junto con su comentario, por lo que en caso que no quiera que se publique, le sugerimos introduzca un alias.

    Normas de uso:  
  • Las opiniones vertidas serán responsabilidad de su autor y en ningún caso de www.madrimasd.org  
  • No se admitirán comentarios contrarios a las leyes españolas o buen uso.  
  • El administrador podrá eliminar comentarios no apropiados, intentando respetar siempre el derecho a la libertad de expresión.  


CAPTCHA de imagen
Introduzca los caracteres mostrados en la imagen.
Los datos personales recogidos en este formulario serán tratados de conformidad con el nuevo Reglamento Europeo (UE) 2016/679 de Protección de Datos. La información relativa a los destinatarios de los datos, la finalidad y las medidas de seguridad, así como cualquier información adicional relativa a la protección de sus datos personales podrá consultarla en el siguientes enlace www.madrid.org/protecciondedatos. Ante el responsable del tratamiento podrá ejercer, entre otros, sus derechos de acceso, rectificación, supresión, oposición y limitación de tratamiento.