Certificación de eficiencia energética de edificios

Autora: Carmen Martos-Universidad Rey Juan Carlos

Fuente: Ministerio de Industria, Energía y Turismo

Desde el pasado 1 de junio, es obligatorio la aplicación del Real Decreto 235/2013 por el que se aprueba el procedimiento básico para la certificación energética de edificios y que deroga y completa el Real Decreto 47/2007 que establecía el procedimiento básico para la certificación energética de edificios de nueva construcción.

Esta nueva disposición, afecta no sólo a los edificios de nueva construcción (que ya se regulaba en el decreto derogado) si no que incluye a los edificios ya construidos.

A partir de esta fecha, la certificación energética de los edificios o parte de los mismos debe estar disponible para compradores o usuarios, siendo el propietario el que está obligado a solicitar y renovar, en su caso, dicha certificación. El objetivo es favorecer aquellos edificios con mayor eficiencia y de esta manera promover las inversiones para mejorar la eficiencia energética de las mismas. Esta norma también obliga a que aquellos edificios o parte de los mismos en los que una autoridad pública ocupe una superficie útil de más de 500 m2 y sea frecuentada por el público, tenga y exhiba la correspondiente etiqueta energética.

El certificado de eficiencia energética debe contener información sobre el procedimiento utilizado para obtener la calificación energética, la normativa de eficiencia energética aplicable en el momento de la construcción, descripción de las características energéticas del edificio, recomendaciones para la mejora de la eficiencia energética del mismo, y la correspondiente etiqueta energética.

Esta etiqueta energética debe incluirse en toda oferta, promoción y publicidad que tenga como objetivo la venta de un edificio o parte del mismo (locales, viviendas, …). En ella se incluyen los datos del edificio, así como la calificación energética obtenida (de la A, más eficiente, a la G, menos eficiente). También se indicarán los consumos medios anuales de energía y las emisiones medias anuales de CO2.

 

Etiquetas:

Si te gustó esta entrada anímate a escribir un comentario o suscribirte al feed y obtener los artículos futuros en tu lector de feeds.

Comentarios

Existe un listado de empresas dedicadas a auditorias energeticas?

Creo que el breve, los ciudadanos se acostumbraran al uso de los conceptos ahorro de energía y eficiencia energética, y de esa generalización surgirá una mayor conciencia medioambiental.

Mucha gente aun piensa que los certificados no son mas que un sacaperras, pero no se dan cuenta aun de que lamentalidad esta cambiando: ahora ese concepto de eficiencia está calando, y en pocos años sera algo comun preocuparse por la eficiencia energetica de una vivienda, maxime despues de esta crisis en la que se ha notado mucho el coste de la energia en los hogares, el problema de la pobreza energetica, etc.

(requerido)

(requerido)


*