Vacunas CoVid 19. ¿Qué tenemos que saber?¿Por qué no deberíamos preocuparnos?

A medida que más personas reciben una vacuna contra el coronavirus, muchos se preguntan qué efectos secundarios deben esperar y si existen diferencias entre los efectos secundarios de las diferentes vacunas. La respuesta a ambas preguntas es afirmativa, aunque cualquier incomodidad o duda debería desaparecer en comparación con el peligro de padecer Covid-19.

¿Cuáles son los efectos secundarios comunes?

Para todas las vacunas, los efectos secundarios más comunes incluyen:

Dolor en el lugar donde se inyecta la vacuna.

Fatiga.

Dolor de cabeza y dolor muscular.

Los efectos secundarios menos comunes también pueden incluir náuseas, escalofríos y fiebre. La gran mayoría de los síntomas provocan malestar, pero no dificultan el desarrollo de su tarea cotidiana.

¿Son seguras las vacunas Covid-19?

. Su seguridad se prueba en grandes ensayos de decenas de miles de personas, luego la FDA y los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) continúan recogiendo datos sobre la seguridad de las vacunas, incluidos los efectos secundarios, después de que se autorizan. Estos a veces se denominan ensayos de fase IV. Ese seguimiento va de la mano con la presentación de informes a través de varios registros de seguridad de vacunas.

Estos estudios en curso pueden ayudar a identificar los efectos secundarios más raros e identificar a las personas que pueden tener sensibilidades especiales a la vacuna, como una reacción alérgica.

Uno de los números clave incluidos en los gráficos que se incluyen a continuación es la tasa de personas que experimentaron efectos secundarios después de recibir un “placebo” o una inyección de solución salina en lugar de la vacuna. Las personas que participaron en los ensayos no sabían si habían recibido la vacuna o no. Esto ayuda a los investigadores a comprender la línea de referencia de estos efectos secundarios en la población.

Efectos secundarios de la vacuna Moderna

Formalmente llamada mRNA-1273, esta vacuna fue desarrollada por Moderna en asociación con Niaid, pero la mayoría de la gente simplemente la conoce como la vacuna Moderna, que se administra como dos dosis espaciadas por 28 días.

El ensayo clínico involucró a más de 30,000 participantes en 99 lugares en los EE. UU. Se determinó que la vacuna era segura y efectiva, y protegió a las personas contra Covid un 94,1%. Entre los participantes del ensayo, 15.168 personas recibieron la vacuna y el resto recibió un placebo.

Moderna primera dosis efectos secundarios

Usando los resultados de los ensayos de la vacuna para describir qué tan probable es que las personas de 18 a 64 años experimenten un efecto secundario determinado dentro de una semana de una dosis de la vacuna. En promedio, estos síntomas desaparecieron en tres días y, a menudo, menos.

Moderna segunda dosis efectos secundarios

Una característica clave en esta vacuna de dos dosis es que es más probable que las personas experimenten efectos secundarios después de la segunda dosis.

 

Efectos secundarios de la vacuna Pfizer

Una vacuna desarrollada por Pfizer con el nombre farmacéutico BNT162B2 utiliza tecnología de ARNm, muy similar a la vacuna de Moderna.

Su ensayo se desarrolló en 152 lugares en todo el mundo. Si bien la mayoría (130) estaban en los EE. UU., Los sitios de prueba también se ubicaron en Brasil, Argentina y Sudáfrica. Más de 43.000 personas participaron en el ensayo. Se encontró que la vacuna es 95% efectiva para prevenir Covid-19.

La vacuna de Pfizer utiliza un régimen de dos dosis con 21 días de diferencia.

Efectos secundarios de la primera dosis de Pfizer

A diferencia de Moderna, Pfizer estudió los efectos secundarios en dos grupos de edad separados: personas entre 16 y 55 años y personas mayores de 55. Debido a que las personas mayores de 55 años tienen menos probabilidades de experimentar efectos secundarios, el grupo más joven se presenta aquí.

Segunda dosis de Pfizer efectos secundarios

Al igual que la vacuna Moderna, algunos efectos secundarios fueron más comunes después de la segunda dosis.

Efectos secundarios de Johnson & Johnson

La vacuna más recientemente autorizada en los EE. UU. Es de la subsidiaria de Johnson & Johnson, Janssen.

El ensayo de Johnson & Johnson incluyó a más de 40.000 personas en 19 regiones geográficas. Es importante destacar que esto incluyó a Sudáfrica, donde se descubrió que la vacuna era un poco menos efectiva contra la variante B1351. La FDA descubrió que esta vacuna es más del 66% efectiva para prevenir el Covid-19 de moderado a grave.

Si bien esta tasa de eficacia es más baja que las dos vacunas discutidas anteriormente, aún brinda una protección casi perfecta contra la hospitalización y la muerte, y brinda ventajas en la lucha contra la pandemia.

El 13 de abril, la FDA y los CDC recomendaron que los estados detuvieran la administración de la vacuna Johnson & Johnson después de informes de que seis mujeres desarrollaron coágulos sanguíneos raros y graves, similares a los observados en un pequeño número de personas que recibieron la vacuna AstraZeneca en otros lugares de el mundo. Si se establece un vínculo con la vacuna J&J, estos casos, aunque graves, sugerirían un efecto secundario extremadamente raro. Se administraron más de 6,8 millones de dosis a nivel nacional cuando se anunció la pausa.

Efectos secundarios de Johnson & Johnson

La vacuna de Johnson & Johnson requiere solo una dosis, generalmente tiene una tasa más baja de efectos secundarios.

¿Qué causa los efectos secundarios?

Los efectos secundarios son una señal de que la vacuna está lanzando a su cuerpo a generar una respuesta inmunitaria. Pueden ser incómodos, pero también pueden ser una señal de que la vacuna está funcionando según lo previsto.

Los efectos secundarios son causados por la liberación de sustancias químicas en el cuerpo que le indican al sistema inmunológico que es hora de montar una respuesta. Estos productos químicos de origen natural se denominan citocinas y quimiocinas. Aunque no existe una correlación uno a uno entre los efectos secundarios y una respuesta inmunitaria, los efectos secundarios son una parte esperada del proceso.

¿Por qué debería confiar en estos datos?

En la ciencia de las vacunas, estos efectos secundarios a menudo leves se describen como “eventos adversos”. En los estudios de la vacuna Covid-19, los investigadores recopilaron información sobre todo, desde fracturas de cadera hasta ataques cardíacos, para monitorear la seguridad de estas vacunas.

Es importante destacar que la gran mayoría de estos efectos secundarios no están relacionados con las vacunas, pero, sin embargo, están documentados para garantizar que no haya un patrón y para verificar la seguridad de una de las únicas intervenciones médicas administradas a personas sanas.

Después, la FDA y la EMA desarrollan su propio análisis de los ensayos de vacunas y los datos se presentan a un panel independiente de expertos, quienes los revisan y hacen una recomendación sobre si autorizar las vacunas en función de los resultados. Los análisis de la FDA presentados al comité son públicos y se pueden ver aquí, al igual que las reuniones de este panel de expertos.

¿Por qué fallecen personas después de ser vacunados?

De momento, a pesar de los millones de vacunas dispensados en todo el mundo, no se ha podido establecer una relación entre la vacunación y los fallecimiento registrados después de la vacunación. Se produjeron después, no a causa de.

- Los funcionarios noruegos fueron los primeros en informar de la muerte de personas después de ser vacunados. A mediados de enero [2021] 33 personas de 75 años y mayores habían muerto poco tiempo después de recibir la vacuna COVID-19, desarrollada por Pfizer Inc. y BioNTech SE. Después de una revisión de los datos, un comité de la Organización Mundial de la Salud dijo que las muertes estaban “en consonancia con las tasas esperadas de mortalidad por todas las causas y las causas de muerte en la subpoblación de ancianos frágiles “. El comité concluyó que el balance beneficio-riesgo de la vacuna “sigue siendo favorable a emplear estas vacunas en ancianos “.

-La Agencia Reguladora de Medicamentos y Productos Sanitarios del Reino Unido informó que, hasta el [28 de febrero de 2021], hubo 227 muertes poco después de inyecciones con la vacuna Pfizer-BioNTech, 275 después de la AstraZeneca, y 4 en los que no se especificó la marca. Las muertes fueron principalmente en personas mayores o con enfermedades subyacentes, y según la Agencia no hay nada que sugiera de que las vacunas jugasen un papel en los fallecimientos.

- En Alemania, fuentes del Instituto Paul Ehrlich tras una investigación declaró que la muerte de 7 ancianos poco después de recibir la vacuna Pfizer-BioNTech probablemente se debió a la enfermedad subyacente de los pacientes.

- En EE. UU., que utiliza vacunas de Pfizer-BioNTech, Moderna Inc., y Johnson & Johnson, los Centros para el Control de Enfermedades y Prevención afirmaron que a partir del 15 de marzo de 2021, se registraron 1913 muertes entre las personas vacunadas, una tasa del 0,002% y sin evidencia que sugiera una relación entre la vacunación y los fallecimientos.

- Las autoridades de Hong Kong, que en su mayoría ha utilizado una vacuna de China Sinovac Biotech Ltd., ha informado de 6 muertes entre más de 150 000 personas vacunadas. Ningún caso se ha relacionado con las vacunas.

Fuentes:

Covid vaccine side-effects: what to know and why you shouldn’t worry. Jessica Glenza y Alvin Chang. The Guardian. Fuente principal. Fuente de ls ilustraciones

What to Know About Blood Clots, Anaphylaxis and Other Vaccine Fears. Fuente principal. John Lauerman y Jason Gale. Bloomberg

The CDC’s Morbidity and mortality weekly reports

The curse of the incidental illness: Seen as side effects to Covid vaccinations, ailments may have little to do with them

 

Etiquetas:

Si te gustó esta entrada anímate a escribir un comentario o suscribirte al feed y obtener los artículos futuros en tu lector de feeds.

Comentarios

Aún no hay comentarios.

(requerido)

(requerido)


*

Responsable del tratamiento: FUNDACIÓN PARA EL CONOCIMIENTO MADRIMASD con domicilio en C/ Maestro Ángel Llorca 6, 3ª planta 28003 Madrid. Puede contactar con el delegado de protección de datos en dpd@madrimasd.org. Finalidad: Contestar a su solicitud. Por qué puede hacerlo: Por el interés legítimo de la Fundación por contestarle al haberse dirigido a nosotros. Comunicación de datos: Sus datos no se facilitan a terceros. Derechos: Acceso, rectificación, supresión, oposición y limitación del tratamiento. Puede presentar una reclamación ante la Agencia Española de Protección de datos (AEPD). Más información: En el enlace Política de Privacidad..