Posidonia, una planta marina, el ser vivo más longevo

¿Se acuerdan de las medusas inmortales?  El mar está lleno de sorpresas. Un equipo de investigadores del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) ha hallado en la isla de Formentera un clon de Posidonia oceanica, una especie marina amenazada y endémica del Mediterráneo, con 100.000 años de edad. Los resultados, que se han publicado en el último número de la revista PLoS ONE, convierten a esta especie en la más longeva de la biosfera. Para los que tengan dudas, las sequoias pueden vivir entre los 2.000 y los 3.000 años. La persona que ha vivido más tiempo, científicamente documentada, fue  Jeanne Calment (1875-1997) que vivió exactamente 122 años y 164 días.

La Posidonia oceanica es una planta acuática, endémica del Mediterráneo,. Es una planta con flores, no es un alga. Tiene características similares a las plantas terrestres, como raíces, tallo y hojas con forma de cinta de hasta un metro de largo. Florece en otoño y produce en primavera frutos flotantes conocidos vulgarmente en Italia como “olive di mare” (olivas de mar).

Forma praderas submarinas que tienen una notable importancia ecológica. Al igual que la Zostera, Posidonia suele formar praderas muy características en la zona infralitoral proporcionando un habitat adecuado para otras plantas y animales marinos como el camarón y la sepia. Las hojas rotas de estas plantas cuando se mezclan con granos de arena y son arrastradas por el oleaje pueden formar unas pelotas parduscas blandas. Se la considera un buen bioindicador de la calidad de las aguas marinas costeras.

 

La clave de su edad está en el crecimiento clonal, un proceso que Posidonia comparte con otras plantas marinas. Está basado en la división constante de las zonas donde producen nuevas células, y del crecimiento extremadamente lento de sus tallos, denominados rizomas. Los científicos han descubierto que los rizomas crecen de un centímetro cada año y ocupan lentamente el espacio hasta extenderse varios kilómetros produciendo millones de plantas a partir de un mismo clon.

Los investigadores han tomado muestras en una cincuentena de praderas de Posidonia del mar Mediterráneo, desde Chipre hasta Almería. Tras secuenciar el ADN de las plantas detectaron que muchos clones estaban en praderas separadas por hasta 10 kilómetros de distancia.

Sophie Arnaud‐Haond, Carlos M. Duarte, Elena Díaz‐Almela, Núria Marbà, Tomás Sintes, Ester A. Serrão. “Implication of extreme life span in clonal organisms: millenary clones in meadows of the threatened seagrass Posidonia oceanic”. PLoS ONE. DOI: 0030454.

Imagen de previsualización de YouTube

 

Etiquetas:

Si te gustó esta entrada anímate a escribir un comentario o suscribirte al feed y obtener los artículos futuros en tu lector de feeds.

Comentarios

EXELENTE DOCUNTALES

Me ha parecido muy interesante su reportaje, donde yo vivo en El Campello, Alicante hay praderas de posidonias y mis hijos me han preguntado de donde viene el nombre de Posidonea. Muchas gracias por su respuesta

[...] llevamos media docena de cositas que, quizás, no sabíais

(requerido)

(requerido)


*