Una mañana de domingo en el Museo del Prado


Con las calles semidesiertas, tan solo frecuentas por algún corredor de fondo, descubro un Madrid muy diferente al que habito cada día. Hasta la parada del bus está solitaria. Y en el tiempo de esperar, casi no pasan coches. Domingo por la mañana, cerca de las 8 y sin gente en los bares para desayunar.

Camino por el Paseo de la Castellana y pronto me identifico en uno de los territorios del arte, porque mirándose uno al otro están dos de los grandes museos de Madrid. Esta vez me tocaba visitar la margen izquierda, el glorioso Museo del Prado. Llegué de los primeros, apenas había cuatro personas en la fila de espera. Pude saborear el constante caminar de ciudadanos, de varias razas y con diferentes fisonomías, que en su visita a esta ciudad no querían perderse el encuentro con la historia de Europa y la de este país, también.

Un extraño fenómeno que se está convirtiendo en rutina llamó poderosamente mi atención. Cada vez hay más grupos y más ciudadanos que toman sus entradas por Internet y no se bien porqué tienen preferencia sobre quienes esperamos más tiempo en la cola de entrada. Mientras avanzábamos me fijé en los acentos que emitían los que estaban delante de mi y también detrás: italiano, varios; inglés ( de Estados Unidos) muchos; de las islas, también se escuchaba; francés, sobre todo mujeres y niños; ruso, chino, por supuesto y otros que ni sabría decir.

Al final, a las 10,02 minutos estaba en la taquilla. Mi excusa: “El Bosco. La exposición del V Centenario”. Desde que se anunció quería verla. Es un tiempo trampa, porque si no lo haces antes del verano, te quedas sin verla; a no ser que se amplíe a última hora. La cita es para las 11:30 horas, quienes han reservado en grupo o sacado por Internet han tomado las horas iniciales. “Puede ver la exposición permanente mientras tanto”, me dice una joven y sonriente vendedora de entradas.

Como muchos otros, como cientos de amantes de la pintura, soy un admirador de Jheronimus van Arken, en España conocido como “el Bosco”. Me armé de valor. Visité un par de salas de pintores del Siglo XVI y me fui a esperar mi entrada a la Exposición del V Centenario.
Durante casi dos horas disfruté como nunca del arte. A pesar de que hay un reparto de tiempos, mucha gente se agolpa frente a las pinturas más conocidas. Se trata de 53 obras del maestro o de algunos de sus discípulos. Comienza con un cuadro que refleja la vida de entonces. El pintor pudo observar desde su ventana el Mercado de Telas en ´s-Hertogenbosch y así lo describió, y finaliza con El Entierro de Cristo. En medio, una serie de dibujos, pinturas, trípticos y trípticos convertidos en pinturas solitarias.

No soy crítico de arte. Ni me atrevería a dibujar algo que no fuera mi propia experiencia con los museos. Lo cierto es que una mañana de domingo, con largas colas a la entrada y a la salida, el Museo del Prado es el único lugar de Madrid que te puede llevar al final de la Edad Media y parte del Renacimiento. Que lo disfruten.

El Bosco. La exposición del V Centenario.

31 de mayo-11 septiembre.

Museo del Prado

www.museodelprado.es

34902107077

Etiquetas:
Categorias: Cultura, Museos

Iniciativas a favor del libro y la lectura en el mes de abril


Aunque la mayoría de los lectores piensan en el verano como tiempo de lectura, lo cierto es que el mes de abril es el que más actividades ofrece, aprovechando la fiesta del libro y la entrega del Premio Cervantes. Así, desde comienzos de mes se lanzó una campaña desde el Observatorio de la Lectura y el Libro, perteneciente a la Subdirección General de Promoción del Libro, la Lectura y las Letras Españolas del Ministerio de Educación, Cultura y Deporte: “23 Días ‘de libro’”.

Se trata de una iniciativa que tiene como objetivo remarcar la importancia de los libros y contribuir a la conmemoración del Día del Libro, que se celebra cada año el 23 de abril. La campaña, que podrá seguirse en Twitter con el hashtag #23díasdelibro, supone la puesta en marcha de diversas actividades entre los días 1 y 23 de abril. Entre otras, el lanzamiento de un concurso en Twitter y la publicación de diversos contenidos especiales relacionados con el libro, la lectura y los 40 años del Premio Cervantes.

Uno de los primeros contenidos especiales que se publicarán será una actualización del informe Los libros infantiles y juveniles en España, elaborado por el Observatorio de la Lectura y el Libro, con motivo de la celebración, el 2 de abril, del Día Internacional del Libro Infantil y Juvenil.

Por otra parte, hay datos optimistas que avalan avances en la lectura tal y como se constata en: “El sector del libro en España 2013-2015”. Madrid: Ministerio de Educación, Cultura y Deporte, 2016. En el siguiente gráfico un resumen de los principales datos.

Fuente:
http://www.mecd.gob.es/cultura-mecd/areas-cultura/libro/mc/observatoriolect/redirige/destacados/2016/marzo/observatorio/23diasdelibro.html

Etiquetas:

Escuela Complutense Latinoamericana


TÍTULO: Investigar la comunicación política mediante técnicas documentales de cobertura periodística y publicitaria de campaña en medios digitales

DIRECTORES: Juan Carlos Marcos Recio (UCM) y Verónica Martínez Guzmán (UJTL)

FECHAS Y HORARIO DEL CURSO: Del 6 al 17 de junio de 2016. Tardes de 16:00 a 21:00 horas, de lunes a viernes

PERFIL DEL ALUMNADO: Alumnos con formación en Maestría y/o superiores. Alumnos de doctorado, en concreto, en las áreas afines al curso. Profesionales de los medios que tengan al menos una experiencia práctica de 5 años en los medios tradicionales y 2 en los digitales

INTERÉS: Una parte importante de la información que circula por el espacio público está relacionada con el ámbito de lo político y lo hace en entornos virtuales y de redes sociales. En particular, ambos se han convertido en vehículos de difusión de información periodística y publicitaria acerca de gobiernos y elecciones. No obstante, la profusión de canales, contenidos, hipertextos y la densidad general de la red dificulta para el profesional e investigador el recorte, acopio, jerarquización y organización de un corpus representativo de análisis. En función de ello, los estudiantes requieren del dominio de técnicas de documentación específicamente adaptadas a los entornos virtuales, que les permitan miradas de conjunto sistemáticas acerca de las corrientes de opinión que se están gestando en dichos espacios

OBJETIVOS: Este curso persigue adentrarse en la comunicación política en tiempos de las redes sociales. Frente a la televisión del siglo XX, donde el debate final decidía una parte importante de los votos; en la actualidad, son las redes sociales las que mueven la información. Además, los alumnos accederán a otro tipo de conocimientos:

PROGRAMA:

El apoyo periodístico y publicitario a través de las redes sociales: uso y aplicaciones.

Movimientos Sociales Urbanos y la Comunicación Política en Colombia

Los flujos de la comunicación política: cobertura periodística y publicidad política

La imagen en la comunicación política. Creación, Información y Documentación

ACTIVIDADES PRÁCTICAS: Se realizarán cuatro prácticas. Dos por cada semana de curso. Taller creativo: “Campaña de comunicación basada en la imagen”.  Explorar determinados sitios (publicitarios y periodísticos) a partir de los cuales se establezcan las necesidades de información y documentación en base a una propuesta concreta de actualidad.  Aportaciones a la comunicación política en algunas redes sociales. El papel de los grandes periodistas.  Identificación de fuentes de información periodística y académica, su funcionalidad y utilidad en el contexto de la actividad política.

PROFESORADO:  Juan Carlos Marcos Recio, UCM.  Juan Miguel Sánchez Vigil, UCM.  Verónica Martínez Guzmán, UJTL.  Jose Penso Arcieri, UJTL.

Matrícula: http://www.ucm.es/ecl/matricula-on-line-latino

Información sobre normas generales: http://www.ucm.es/ecl/normas-generales

Etiquetas: , , ,

Presentación de la plataforma Lectora futura


La  Lectora futura es una aplicación informativa para el sector del libro, que aúna creadores, profesionales de la edición (editores, traductores, correctores, ilustradores, diseñadores, etc.), agentes literarios, distribuidores, libreros, bibliotecarios, periodistas especializados y lectores

Para más información: http://www.lalectorafutura.com

Etiquetas: , , , , ,

Palabras olvidadas, en desuso, huérfanas, recuperadas por Proximity


JC. Marcos Recio

Con frecuencia se habla mal de la Publicidad. Es algo que estorba, entorpece y no deja ver el final de la película. Eso en los medios tradicionales. En internet, en el móvil, en la tablet, en todas partes está la publicidad. Y son muchos los que la odian. No se acuerdan que cuando un país va mal y la publicidad fomenta el consumo y ayuda a mover la economía. No recuerdan que las promociones que se ofrecen a través de la publicidad son otra manera de beneficio para los consumidores. Y, por si acaso, otra razón más, cada vez que necesitamos un producto nos viene bien estar informados. Pues bien, la publicidad además de informar sobre productos, contribuye a mejorar la sociedad.
Se lo muestro con un ejemplo. Acabo de publicar este post en el Centro Documental para la Conservación del Patrimonio Publicitario Español (Publidocnet) www.publidocnet.com Se trata de una campaña que ha lanzado Proximity para recuperar palabras en desuso. En la Tienda de #PalabrasOlvidadas las palabras no se pagan con dinero, se pagan compartiéndolas en Twitter, Facebook o Pinterest.  Gracias a Laura Carillo os comparto esta información.

La Tienda de Palabras Olvidadas ha sido lanzada la semana del 25 de enero, coincidiendo con el Día del Profesor, el Día del Periodista y el Día de la Publicidad, tres áreas muy implicadas en defender nuestro idioma. Y, tal y como afirman sus responsables, se trata de un proyecto vivo que se irá nutriendo con nuevas palabras y colecciones especiales, como la que ya se prepara para San Valentín con palabras de amor en desuso.  Y como señalan en Proximity profesor, periodista y publicidad tienen algo en común: el uso de las palabras, incluidas las olvidadas.

Os animamos desde este blog a recuperar entre todos, usando las palabras que se están quedado olvidadas, huérfanas, sin apoyo, sin presencia en los medios, sin esencia, casi sin vida.

La iniciativa pretende usar el poder de difusión de las redes sociales para hacer frente al dato de que usamos solo 2.000 palabras de las 94.000 disponibles en el diccionario español.

En 2015, en Twitter la palabra pantomima solo fue usada 250 veces. Amalgama, 331 veces. Picaflor, 75. No son palabras cultas pero, aun así, son palabras en desuso. Los números hablan por sí solos: diferentes estudios afirman que, de las 94.000 palabras que actualmente hay disponibles en el diccionario a diario solemos utilizar, de media, unas 2.000.

La lengua está empobreciendo. Muchos afirman que las redes sociales han sido las culpables, pero muchos más piensan que pueden ser, en mayor medida, la solución. Herramientas que nos ayuden a volver a enriquecer nuestro lenguaje. Y precisamente para aportar su grano de arena a la causa, Proximity ha lanzado una iniciativa conjunta de sus oficinas de Barcelona y Madrid: www.laTiendadePalabrasOlvidadas.com.

Una tienda en la que se pueden comprar palabras que han caído en desuso, tales como pantomima, amalgama o picaflor, no pagando con dinero, sino difundiéndolas a través de las redes sociales. Simplemente, volviéndolas a poner en circulación. Y es que, tal y como comenta Eva Santos, Directora Creativa General de la agencia, “hay palabras aceptadas por la Real Academia Española que hace tiempo no decimos, tuiteamos y posteamos. Palabras olvidadas que no deberían perderse porque son parte de nuestro patrimonio cultural.”

Este sistema de pago social, mediante el cual uno “adquiere” la palabra que desea salvar simplemente compartiéndola en sus redes, se ha elegido para convertir a los medios sociales –y a todo el que quiera “comprar” una palabra- en los “salvadores” de la lengua. En “protectores” de términos únicos como dandi, primor o potosí. Palabras que, sin duda, nuestros abuelos no entenderían por qué desaprovechamos.

Etiquetas:
Categorias: Documentación