Cambio global. ¿Qué está pasando con la corriente del Golfo? ¿Consecuencias?

Los científicos que investigan los cambios del clima han detectado señales de advertencia de desaceleración o incluso colapso de la Corriente del Golfo, uno de los principales factores que pueden producir grandes cambios en el planeta.

La investigación, recientemente publicada, encontró “una pérdida casi completa de estabilidad durante el último siglo” de las corrientes que los investigadores denominan circulación de vuelco meridional del Atlántico (AMOC). Las corrientes ya están en su punto más lento en al menos 1.600 años, pero el nuevo análisis muestra que pueden estar casi cerca de una parada casi total.

Tal evento tendría consecuencias catastróficas en todo el mundo, perturbando severamente las lluvias de las que dependen miles de millones de personas para alimentarse en la India, América del Sur y África Occidental; crecientes tormentas y bajada de temperaturas en Europa; y empujando hacia arriba el nivel del mar en el este de América del Norte. También pondría en peligro aún más la selva amazónica y las capas de hielo de la Antártida.

La complejidad del sistema AMOC y la incertidumbre sobre los niveles de calentamiento global futuro hacen imposible pronosticar la fecha de cualquier colapso por ahora. Podría ser dentro de una década o dos, o varios siglos de distancia. Pero el impacto colosal que tendría significa que habría que intentar que no tuviera lugar.

Podemos emplear la analogía de una silla para explicar cómo los cambios en la temperatura y la salinidad del océano pueden revelar la inestabilidad del AMOC. Empujar una silla altera su posición, pero no afecta su estabilidad si las cuatro patas permanecen en el suelo. Inclinar la silla cambia tanto su posición como su estabilidad.

Ocho conjuntos de datos medidos de forma independiente de temperatura y salinidad que se remontan a 150 años permitieron a los investigadores demostrar que el calentamiento global de hecho está aumentando la inestabilidad de las corrientes, no solo cambiando su patrón de flujo.

El análisis concluye que: “Este declive [del AMOC en las últimas décadas] puede estar asociado con una pérdida casi completa de estabilidad en el transcurso del último siglo, y el AMOC podría estar cerca de una transición crítica a su modo de circulación débil”.

“El método de estudio no puede darnos un momento exacto de un posible colapso, pero el análisis presenta evidencia de que el AMOC ya ha perdido estabilidad, lo que consideran como una advertencia de que podríamos estar más cerca de una transición abrupta a un estado mucho más lento de lo que pensamos “.

¿Estamos ante un cambio irreversible que afectará a la vida en este planeta o es un fenómeno cíclico? Se han registrado fenómenos similares como por ejemplo la pequeña edad de hielo. “La NASA define el término Pequeña Edad del Hielo como un periodo frío entre 1550 y 1850 con tres periodos particularmente fríos: uno comenzando en 1650 (Mínimo de Maunder 1645-1715), otro en 1770 y el último en 1850, cada uno separado por intervalos de ligero calentamiento y, según Martin y Olcina, señalan en España cuatro períodos de sucesos catastróficos (mitad del siglo XV, 1570–1610, 1769–1800 y 1820–1860).” La pequeña Edad de Hielo sucedió a continuación del período cálido medieval, un periodo extraordinariamente caluroso alrededor de 800-1300 d. C., durante el Medievo europeo. en ambos casos hay discrepancias entre investigadores sobre si ambos fenómenos fueron locales o globales.

Estos signos de disminución de la estabilidad son preocupantes. Pero todavía no sabemos si se producirá un colapso o qué tan cerca podríamos estar de él.

Observation-based early-warning signals for a collapse of the Atlantic Meridional Overturning Circulation. Nature.

Artículos cambio global. Blog Ciencia Marina y otros asuntos.

Etiquetas:

Si te gustó esta entrada anímate a escribir un comentario o suscribirte al feed y obtener los artículos futuros en tu lector de feeds.

Comentarios

Una pelicula de hace unos 10 años casi ya planteaba ese problema tal cual lo comenta la nota El dia desp de mañana creo si no me falla la memoria y ahi se pueden ver las consecuencias

(requerido)

(requerido)


*

Responsable del tratamiento: FUNDACIÓN PARA EL CONOCIMIENTO MADRIMASD con domicilio en C/ Maestro Ángel Llorca 6, 3ª planta 28003 Madrid. Puede contactar con el delegado de protección de datos en dpd@madrimasd.org. Finalidad: Contestar a su solicitud. Por qué puede hacerlo: Por el interés legítimo de la Fundación por contestarle al haberse dirigido a nosotros. Comunicación de datos: Sus datos no se facilitan a terceros. Derechos: Acceso, rectificación, supresión, oposición y limitación del tratamiento. Puede presentar una reclamación ante la Agencia Española de Protección de datos (AEPD). Más información: En el enlace Política de Privacidad..