Ese oscuro objeto del deseo (Luis Buñuel, 1977)

Reseña de Francisco Javier Ramírez Carro:

Ese oscuro objeto del deseo, último largometraje de Luis Buñuel es un homenaje a los postulados surrealistas y a las obsesiones del cineasta.

Luis Buñuel fue uno de los grandes directores de la historia del cine, su última obra fue Ese oscuro objeto del deseo. Este film está basado en el libro de Pierre Louÿs, La mujer y el pelele. Podemos decir que en esta historia se reflejan sus obsesiones y su manera de entender la vida. [1]

En la siguiente cita de la obra Los infortunios de la virtud. El presidente burlado, podemos observar la relación entre Buñuel y el Marqués de Sade:

“…aunque el propio Buñuel se haya definido siempre como sadiano o sadista, que no sádico. Al margen de la anécdota e, incluso de las constantes filosóficas comunes a ambos, el parentesco entre Buñuel y Sade existe sobre todo en el terreno del estilo salvadas las distancias que separan las libertades de que podía gozar un escritor del siglo dieciocho y un cineasta del nuestro…” [2]

Buñuel desarrolla esta filosofía sadiana, a través de los protagonistas de su último largometraje, en el que la obsesión y los placeres son la trama de la historia. [3]

La película “Ese oscuro objeto del deseo” narra la historia afectiva entre Mathieu y Conchita. El primero pertenece a una clase social alta y esta acostumbrado a conseguir todo lo que se propone. Sin embargo, Conchita es de una clase social inferior a la de él. Durante toda la película esta joven utiliza todas sus “armas” de mujer para atraer y utilizar a Mathieu. Buñuel presenta en este film a Conchita como una mujer inteligente, la cual piensa que en el momento que mantenga relaciones sexuales con él, este dejará de considerarla. Conchita continuamente le provoca para obtener de Mathieu todos los caprichos, sabiendo que este no se negará, expectante de cumplir su deseo.

Conchita no abandona a Mathieu cuando consigue que este le compre una casa. Ella vuelve hacia él con la intención de mantener una relación afectiva, a la que este se niega, de la misma forma que Conchita a mantener relaciones sexuales. El verdadero objetivo de ella es acabar con el rol  de dominación y tiranía al que Mathieu está acostumbrado debido a su elevada clase social. [4]

En una entrevista hecha al historiador alemán Wolfgang Martin Hamdorf, se compara la figura de Dalí con Buñuel. En ella argumenta que Buñuel no era surrealista, pero que en sus películas si se mostraban ciertas características. En definitiva, lo que sucede a la hora de situar a Buñuel como director desde el punto de vista de Wolfgang, “es un mal entendimiento de la figura y su contexto[5]

Para otras personas, Buñuel era un director surrealista sin discusión alguna. Por ejemplo, Eugenio Sánchez Bravo hace un comentario sobre “Ese oscuro objeto del deseo”. En él se hace referencia a algunos elementos de carácter surrealista que aparecen en este film, como son la repetición del saco asociado al personaje de Mathieu o el usar para un solo papel dos actrices diferentes. Debido al uso constante de este tipo de elementos, la mayoría del  público reconoce a Luis Buñuel como un director surrealista.

Sánchez Bravo hace referencia en el siguiente párrafo a como el director plasma en su último largometraje sus obsesiones e ideas.

…La violencia terrorista y la inseguridad generalizadas ya estaban presentes en La edad de oro y El ángel exterminador….[6]

Con estas palabras Eugenio habla sobre como nuevamente Buñuel, intercala escenas de explosiones, asesinatos y robos que interrumpen la narración y que no sirven absolutamente para nada confiriendo un carácter del todo absurdo a estos hechos. En este caso podemos apreciarlo en “ese oscuro objeto del deseo”.

Jean-Claude Carrière fue guionista y amigo de Luis Buñuel. Colaboró en numerosas películas y es un gran conocedor de todos sus pensamientos y actitudes. En sus memorias hace referencia a multitud de anécdotas, sucesos y procesos que había vivido con él. En su libro “Para matar el recuerdo” nos muestra como se forjo el cine de Buñuel. Hay un párrafo que hace referencia a esto.

…¿De donde salían las ideas primigenias? A menudo de un libro elegido por Luis  (diario de una camarera, ese oscuro objeto del deseo, la mujer y el pelele de Pierre Louÿs, y el monje, de Lewis) o como propuesta de un productor (Belle de jour). [7]

Carrieré, en su libro, muestra que Buñuel en sus películas esta influenciado además de por los postulados filosóficos, el arte o su herencia intelectual, por sus recuerdos, ya que la escena de la película de “Ese oscuro objeto del deseo” en la que Mathieu le tira un cubo de agua a Conchita, conmemora al grupo del “club de los aspersores”, que el propio Buñuel formó cuando militaba en la Residencia de estudiantes de Madrid, cuya actividad principal consistía en echar cubos de agua sobre  la gente.

En “Mi último suspiro”, último libro de Buñuel, se recopila los recuerdos de este director. Esta obra esta escrita con ayuda de su amigo Jean-Claude. En ella encontramos anécdotas, experiencias y pensamientos. Así en el capitulo “ATEO GRACIAS A DIOS”  Buñuel escribe y comienza diciendo:

…”La casualidad es la gran maestra de todas las cosas. La necesidad viene luego. No tiene la misma pureza. Si entre todas mis películas siento una especial ternura hacia el fantasma de la libertad, es, quizá, por abordar este difícil tema”… [8]

Es la explicación para poder entender el cine único y diferente que realizaba Luis Buñuel y que para cada espectador puede tener un significado distinto, ya que el mismo director no sabía dar respuesta al por qué de alguno de los elementos que introducía en algunas escenas.

Dentro de este capitulo se hace referencia a una escena de “Ese oscuro objeto del deseo” en la que Buñuel obligó a Fernando Rey a coger un saco de tramoyista. Nos cuenta que grabó esta escena de dos formas diferentes, con saco y sin él. La escena nos muestra el tipo de surrealismo que usa este director, debido a que si preguntáramos a los espectadores sobre cual es la importancia de ese saco en la película, no sabrían dar respuesta alguna, ya que Buñuel en sus propias memorias narra:

…durante el rodaje de “Ese oscuro objeto del deseo” al final de una escena pedí bruscamente a Fernando rey que cogiera un voluminoso saco de tramoyista que estaba sobre un banco y marchara con él a la espalda…durante la proyección todo el equipo estaba de acuerdo –y yo también- en que la escena quedaba mejor con el saco. ¿Por qué? Imposible decirlo… [9]

El último capítulo del libro Mi último suspiro esta dedicado entre otras ideas a la muerte y la fe. Ambas cuestiones son muy importantes para él. Con estas palabras nos acerca a su forma de pensar, a su condición religiosa y a poder entender el tratamiento que le da a este tema en sus películas.

…”la muerte forma parte de mi vida. Nunca he querido ignorarla ni negarla. Pero no hay gran cosa que decir de la muerte cuando se es ateo como yo”… [10]

Otra cita de Buñuel sobre su vida fue: …”Las dos experiencias que más me han marcado son: mi estancia con los jesuitas -la más grande limitación- y mi ingreso en el grupo surrealista -la libertad más grande-. Mi vida se ha desarrollado a la sombra de ese conflicto”… [11]

Otras palabras de Luis Buñuel, en las que habla sobre qué es el cine, refutan la tesis de que todas sus emociones, sueños e inquietudes estaban plasmados en sus películas.

En la conferencia que impartió en 1958 en la Universidad de México, Buñuel dijo:

“Para mi el cine es un arma maravillosa y peligrosa, si la maneja un espíritu libre. Es el mejor instrumento para expresar el mundo de los sueños, de las emociones, del instinto. El cine parece haberse inventado para expresar la vida subconsciente, que tan profundamente penetra, por sus raíces, la poesía”. [12]

“En ese oscuro objeto del deseo” contiene ciertos rasgos de otros filmes como “El diario de una camarera”, (1964), “Tristana”, y sobre todo en la excelente obra surrealista “Belle de jour” (1967). Ya que en estos filmes, las protagonistas femeninas se mueven entre la ingenuidad y la picaresca, entre la inocencia y la perversión.

Debido a todas las escenas surrealistas, a como se desarrolla el film y la utilización de dos actrices para un mismo papel, entre otras aspectos, podemos afirmar que “Ese oscuro objeto del deseo” es un homenaje a los postulados surrealistas y a las obsesiones de Luis Buñuel.

 

 

 

REFERENCIAS

[1] Fernández Sánchez, Manuel Carlos 2000; Luis Buñuel: trascendiendo el tópico, REVISTA Ámbitos Julio-Diciembre. Página 157-168.

[2] Marqués de Sade, “Los infortunios de la virtud el presidente burlado”, Editor Akal, Edición, 2004 Edición digital, Google Ebooks Traducción de César Santos. Página 20.

[3] Avelina Lésper, 19 de Diciembre 2008; Buñuel o los infortunios de la virtud,  REVISTA Milenio Nº 7.

[4] Blog “Fuego en el cuerpo”, 30 Agosto de 2006; Buñuel o los infortunios de la virtud. Nº1.

[5] Pamela Biénzobas, Entrevista a Wolfgang Martin Hamdorf, “Buñuel no es surrealista”, REVISTA MABUSE Revista de cine. Consultado, 30/12/12 .

[6] Aula de Filosofía de Eugenio Sánchez Bravo, 5 diciembre de 2009; Luis Buñuel: Ese oscuro objeto del deseo (1977), Sección “Cine”.

[7] CARRIERÉ, Jean-CLaude “Para matar el recuerdo” memorias españolas. Editorial Lumen, Barcelona. Edición en formato digital: Octubre de 2011 Capítulo: “En el trabajo”.

[8] BUÑUEL, Luis “Mi ultimo Suspiro” (Memorias), capítulo “Ateo gracias a dios”. Editores PLAZA & JANES, S.A. Abril 1982. Página 168.

[9] BUÑUEL, Luis “Mi ultimo Suspiro” (Memorias), capítulo “Ateo gracias a dios”. Editores PLAZA & JANES, S.A. Abril 1982. Página 172.

[10] BUÑUEL, Luis “Mi ultimo Suspiro” (Memorias), capítulo “Ateo gracias a dios”. Editores PLAZA & JANES, S.A. Abril 1982. Página 249.

[11] Sánchez Vidal, Agustín “El mundo de Luis Buñuel” Página 245.

[12] Conferencia de Luis Buñuel El cine, instrumento de poesía. 1958. Universidad de México. 

 

 

 

 

 

BIBLIOGRAFÍA

BUÑUEL, Luis “Mi ultimo Suspiro” (Memorias). Editores PLAZA & JANES, S.A. Abril 1982.

BUÑUEL, Luis, Escritos de Luis Buñuel, ed. Manuel López Villegas, Madrid, Páginas de espuma, 2000.

CARRIERÉ, Jean-CLaude “Para matar el recuerdo” memorias españolas. Editorial Lumen Barcelona, Edición en formato digital: Octubre de 2011

MARQUÉS de Sade, “Los infortunios de la virtud el presidente burlado”, Akal Editor, Edición, 2004

SÁNCHEZ Vidal, Agustín “Buñuel, Luis: Obra literaria”- Editor, Heraldo de Aragón. Zaragoza, 1982. Edición en formato digital: 9 de Abril de 2008

SÁNCHEZ Vidal, Agustín “El mundo de Luis Buñuel” Editorial Caja de Ahorros de la Inmaculada de Aragón. Año 1993

 

 

WEBGRAFIA

http://cvc.cervantes.es/actcult/bunuel/entrevistas/carriere.htm

http://seronoser.free.fr/donluis/#introduccion

http://www.elpollourbano.net/es/libros/707-122/824-la-importancia-de-bunuel-y-otras-cosas-sin-importancia

http://es.paperblog.com/ese-oscuro-objeto-del-deseo-1977-de-luis-bunuel-el-testamento-de-un-genio-143869/

http://www.elmundo.es/larevista/num190/textos/luis.html

http://www.criticalia.com/pelicula/ese-oscuro-objeto-del-deseo/1445

http://www.alohacriticon.com/elcriticon/article2456.html

http://auladefilosofia.net/2009/12/05/luis-bunuel-ese-oscuro-objeto-del-deseo-1977/

Francisco Ramírez Carro, 2013.

Etiquetas:

Si te gustó esta entrada anímate a escribir un comentario o suscribirte al feed y obtener los artículos futuros en tu lector de feeds.

Comentarios

Aún no hay comentarios.

Escribe un comentario

(requerido)

(requerido)


*