El truco del manco (Santiago A. Zannou, 2008)

Reseña de Flavia Garrigós:

El truco del manco narra la lucha por alcanzar un sueño. Sus protagonistas, un chico con parálisis física residente de la zona pobre de la ciudad, y otro joven afrodescendiente con cierta adicción a las drogas, se encuentran unidos por un objetivo: montar un estudio de música.

No obstante, lo importante de la película relacionada con este escrito no es el argumento, sino la composición de los personajes. De hecho, no del personaje que aparece como primer protagonista, El Cuajo, sino su compañero afrodescendiente, Adolfo, y su padre alcohólico. Dado que estos dos personajes son negros y se introducen en el largometraje de una manera no prototípica ni breve, haremos una comparación entre esta película y la creación de algunos de los personajes respecto a la posición de los actores negros españoles que aparecen, a veces, en largometrajes nacionales.

 

En la película de Santiago Zannou, los personajes de Adolfo y su padre, se ofrecen de manera que no cae en la viciada imagen del personaje negro, esto es, conforman un personaje cualquiera. Esto es algo que en Estados Unidos, por ejemplo, se ha superado en gran parte y en algunos países europeos como Francia. En España, se buscan actores negros por el hecho de ser negros, para un personaje que siempre viene a ser del mismo estilo.

Malcom Sité, que “es uno de los actores negros que más se está moviendo para hacerse un hueco en la escena teatral española”[1], en una entrevista para la Fundación Sur, ofrece su opinión acerca de la posición del actor negro en España. “Ser actor en este país es bastante complejo y ser actor y negro es bastante más complejo todavía porque los papeles que nos dan son limitados y casi siempre son los mismos, de inmigrante ilegal, ladrón…, entonces se restringen mucho los personajes, se agotan los papeles para los actores negros. (…) Para la gente que dirige el mundillo artístico el hecho de tener un actor negro es cuando tienes un personaje negro, no cuando tienes personajes y das un personaje cualquiera a un actor negro, los actores somos actores no somos colores.”[2] Sité conserva la esperanza en que la Asociación de Actores Negros salga adelante.

 

En España esto no es sólo un problema del cine, sino también de la televisión y del teatro. En la televisión sí se encuentran personas negras trabajando, aunque no demasiadas, como Jimmy Castro o Jennifer Rope, que si aparecen en alguna película, como es el segundo caso, es con una mínima intervención. Por poner un ejemplo, Jennifer Rope aparece en la película Oculto. Asimismo, no hay directores negros o afrodescendientes españoles a excepción de Santiago Zannou, que tuve su oportunidad con la película que comentamos en este texto, y que como bien comentó él mismo –con tono burlesco-, en un coloquio tras la exhibición de su película “cuando un director negro en España consigue tres Goyas, parece que cambia de color.”[3]

 

En este sentido y respecto a los actores negros en el cine español, nos encontramos con tres casos: si actúan no son protagonistas y tienen personajes prototípicos o actúan con breves intervenciones que, muchas veces, también siguen el mismo modelo.

En España, podemos encontrar actores negros y/o afrodescendientes como René Muñoz, Mulie Jarju, Emilio Buale o Vicenta Ndongo. En realidad, poca información se puede encontrar de los actores negros españoles, con alguna excepción como Vicenta Ndongo o Emilio Buale, que parece ser uno de los actores negros de los que más se ha hablado. Sin embargo, en la película por la que estuvo nominado al Goya como actor revelación, Bwana, su personaje era de un inmigrante que no sabe hablar español. Una breve anotación ante esta película. Bien es cierto que España no tuvo la concepción de colono como la pudo haber tenido Inglaterra o Francia. También es cierto, que muchas veces, un actor de un país, pongamos el ejemplo de Argentina, ha de hacer de español o a la inversa. En esta película ocurre como en muchas otras, el inmigrante negro africano, tan sólo es inmigrante dando igual de dónde sea excepto por el hecho de que es negro. Además de que el personaje sea prototípico, parece dar igual el país de donde proviene. Sin introducirnos demasiado en el tema: la palabra “bwana” –como se titula la película- proviene del swahili, lengua que no se habla en Guinea Ecuatorial, de donde es este actor, puesto que en este país se habla el español, además de sus respectivas lenguas étnicas oficiales y dialectos. La escasa referencia a las culturas africanas y afrodescendientes recreada en las películas españolas es, en su mayor parte, inventiva.

 

Lo mismo sucede con la actriz afrodescendiente Micaela Nevárez, que por cierto, no ha hecho mucho más en el cine español que su personaje en Princesas como prostituta inmigrante.

En Las cartas de Alou encontramos a Mulie Jarju, procedente de Senegal, que también actúa de inmigrante. No obstante, en esta película se denuncia el racismo y su personaje sí es protagonista. A tener en cuenta: en el año 1990, cuando se creó esta película, como bien recalca él en una entrevista realizada para El país por esa fecha, ya había bastantes senegaleses en España. Este texto está escrito en el año 2012 –veintidós años después-. Hay muchos más inmigrantes, pero la perspectiva no ha variado demasiado.

 

Para entender la importancia de la normalidad de los personajes de El truco del manco, se necesitaba conocer el resto de historia relacionada con personajes del cine interpretados por actores negros, puesto que, como ya se dijo al principio, Adolfo –Ovoco Candela- y su padre son personajes comunes que podría haber hecho cualquier actor, fuera cual fuese su color. De hecho, en esta película tampoco se cae en la perspectiva por la cual se denuncia la discriminación hacia los negros, así como tampoco se denota ninguna referencia a esto ni a su procedencia en los personajes. El fin es que se comprenda la nueva integración, la integración real, del actor negro en el cine español, cuyo mejor ejemplo es la creación de Santiago Zannou.

 

 

Sitios Web:

 

AFRICANÍA. <<Entrevista con Malcom Sité: “Los actores negros solo puede hacer de inmigrantes o ladrones.”>> [en línea]. Revista Fundación Sur. 25 de octubre 2011. http://www.africafundacion.org/spip.php?article9970 [consulta: 17 abril  2012].

 

ZANNOU, SANTIAGO. <<I Muestra de Cine Afro. Charla-Coloquio: “Los Africanos y Afrodescendientes y la búsqueda de su espacio en el cine español.” En: I Semana Internacional de la Afrodescendencia. DIASPORA’S (Madrid, 23  octubre  2011).

 

VV.AA. “Jennifer Rope” [en línea]. Wikipedia. 18 enero 2012. http://es.wikipedia.org/wiki/Jennifer_Rope [consulta: 17 abril 2012].

 

VV.AA. “Emilio Buale” [en línea]. Wikipedia. 5 septiembre  2011. http://es.wikipedia.org/wiki/Emilio_Buale [consulta: 17 abril 2012].

 

VVAA. “Vicenta Ndongo” [en línea]. Wikipedia. 10 noviembre 2011. http://es.wikipedia.org/wiki/Vicenta_Ndongo [consulta: 17 abril 2012].

 

VV.AA. “Micaela Nevárez” [en línea]. Wikipedia. 17 febrero 2012. http://es.wikipedia.org/wiki/Micaela_Nev%C3%A1rez [consulta: 17 abril 2012].

 

VV.AA. “Las cartas de Alou” [en línea]. Wikipedia. 18 febrero 2012. http://es.wikipedia.org/wiki/Las_cartas_de_Alou [consulta: 17 abril 2012].

 

VV.AA. “Bwana” [en línea]. Wikipedia. 29 noviembre 2011. http://es.wikipedia.org/wiki/Bwana [consulta: 17 abril 2012].

 

MUÑÓZ, Diego. “Mulie Jarju” [en línea] El País Digital. 26 septiembre 1990. http://elpais.com/diario/1990/09/26/ultima/654300003_850215.html [consulta: 17 abril 2012].

 

“Ovono Candela” [en línea] Mucho Arte Management. 2008. http://www.muchoartemanagement.com/mostrar_actor.php?var1=151 [consulta: 17 abril 2012].

 


[1] Revista Fundación Sur: http://www.africafundacion.org/spip.php?article9970 (Última consulta 17/04/2012)

[2] Revista Fundación Sur: http://www.africafundacion.org/spip.php?article9970 (Última consulta 17/04/2012)

 

[3] Zannou (23/10/2011).


Reseña de Flavia Garrigós, abril 2012.

 

 

 

 

Etiquetas:

Si te gustó esta entrada anímate a escribir un comentario o suscribirte al feed y obtener los artículos futuros en tu lector de feeds.

Comentarios

Aún no hay comentarios.

(requerido)

(requerido)


*

Responsable del tratamiento: FUNDACIÓN PARA EL CONOCIMIENTO MADRIMASD con domicilio en C/ Maestro Ángel Llorca 6, 3ª planta 28003 Madrid. Puede contactar con el delegado de protección de datos en dpd@madrimasd.org. Finalidad: Contestar a su solicitud. Por qué puede hacerlo: Por el interés legítimo de la Fundación por contestarle al haberse dirigido a nosotros. Comunicación de datos: Sus datos no se facilitan a terceros. Derechos: Acceso, rectificación, supresión, oposición y limitación del tratamiento. Puede presentar una reclamación ante la Agencia Española de Protección de datos (AEPD). Más información: En el enlace Política de Privacidad..