El virus que cambió el clima

Son pequeñitos. Harían falta muchos miles de ellos, puestos uno al lado del otro, para que ocuparan apenas un milímetro. Pero, no lo podemos negar, los virus son una de nuestras peores pesadillas evolutivas. Nos han acompañado desde antes de habernos erguido –y erigidos- como especie, dominante o no. Evolucionan con nosotros, se adaptan a nuestras defensas y, aunque menos conocidos, también nos han hecho evolucionar. Por si no lo sabías, se piensa que la aparición de algo tan diferencial de los mamíferos como la placenta, fue posible gracias a unos retrovirus que se quedaron a vivir en nuestro genoma… Pero hoy quería hablar de la influencia de los virus no como organismos individuales, sino, en su conjunto, como moduladores de algo tan comentado en los últimos tiempos como el clima…

Tal y como se comenta en un editorial de Science, los virus, los que viven en los océanos infectando bacterias, podrían haber jugado un papel muy importante en el clima de la Tierra. Un nuevo estudio, al parecer, revela que estos patógenos, no considerados seres vivos, le robarían, al infectarla, energía a las bacterias oceánicas, impidiendo que absorban el dióxido de carbono y, por lo tanto, permitiendo la emisión de miles de millones de toneladas de dicho dióxido de carbono extra a la atmósfera. No obstante, y aunque parece bastante escandaloso, el impacto de esta emisión sobre el ambiente sigue valorándose…

Pasan casi desapercibidos para la mayoría de los mortales, pero microorganismos como cianobacterias, entre otros microbios procariotas o incluso algo más complejos, fijan –secuestran según señala el editorial- cerca de la mitad del dióxido de carbono de nuestro planeta. ¡Grandioso!

Por ello, cuando un virus infecta uno de estos organismos esenciales, secuestran la maquinaria metabólica y de síntesis de proteínas convirtiendo al hospedador en una factoría de nuevos virus, modificando el modo que tenía la célula, ahora zombie, de procesar el carbono.

Sea como fuere, para verificar esta hipótesis de trabajo, científicos de la Universidad de Warwick, en Coventry, Reino Unido, infectaron uno de los microorganismos fotosintéticos más pequeños, pero abundantes, del planeta, los Synechococcus, con cianófagos –virus específicos- procedentes de lugares diversos que van desde el Canal de la Mancha hasta el Mar Rojo. Utilizando un marcador rico en carbono, como el bicarbonato sódico, entre otros, los investigadores analizaron la capacidad de estas bacterias de fijar este compuesto.

Según se acaba de publicar en la revista Current Biology, tras varias horas de infección, las bacterias empezaron a fijar entre 2.3 y 4.8 veces menos carbono. Curiosamente, durante la fase solar, cuando estas bacterias fotosintéticas utilizan la luz –como hacen las plantas- para obtener energía, no se observó ningún efecto entre células infectadas o no. Fue en la fase oscura, cuando se utiliza la energía para fijar el carbono en moléculas más complejas como los azúcares, cuando se produjo la interferencia viral.

Por ello, dicen los autores, estos virus estarían impidiendo la fijación entre 20 millones y 5400 millones de toneladas métricas de carbono al año, algo así como el 10% del carbono fijado cada año por los océanos o el 5% del carbono fijado globalmente. Ahora, una cuestión a responder en futuros trabajos será evaluar cómo afectan los virus a otras especies de cianobacterias, no vaya a ser que la extrapolación acabe siendo algo… frívola…

Según Dave Scanlan, un microbiólogo de la universidad mencionada anteriormente, los virus son seres egoístas. Vaya, parece haber descubierto, a estas alturas, la sopa… de ajo.

JAL (DCC-CBMSO)

 DIVULGACIÓN CIENTÍFICA DEL 27 DE JUNIO DE 2016

Esta semana mi+dtv trata sobre un nuevo estudio sobre los peligros de las pseudoterapias; las cualidades positivas de las isoflavonas de soja y las características distintivas de la leche materna.

Miércoles 00:05 h en Radio 5

Somos conscientes del importante papel que juega, o debería jugar, la divulgación científica en nuestras aulas. Si además, esa divulgación se lleva a cabo con una colección de más de 21 especies de cráneos fósiles, como la que tiene Andrés Armendáriz Sanz, divulgador experto en evolución humana, la divulgación se convierte en un lujo. De evolución, con Armendáriz, hablaremos esta noche. También aprovecharemos para hacer dos denuncias desde las páginas de Nature: a la ciencia y pseudociencia, ¡faltaría más!

El LAB de JALL,X y V a las 10:05h en Radio 5

 …

MADRI+D TV (Divulgación científica con cara, e imágenes, en 3 minutos)

ENTRE PROBETAS (25 minutos de intensa y entretenida ciencia). Radio 5

EL LABORATORIO DE JAL (Píldoras científicas en 3 minutos). Radio 5

MARCA ESPAÑA (A CIENCIA CIERTA) Radio Exterior de España

A HOMBROS DE GIGANTES RNE

UNEDtv

FACEBOOK (José Antonio López-Guerrero)

FACEBOOK (Departamento de Cultura Científica -Centro de Biología Molecular)

TWITTER (JALGUERRERO)

TWITTER (DCCientificaCBM)

LINKED-IN (Jal Guerrero)

Etiquetas: , , , ,

Si te gustó esta entrada anímate a escribir un comentario o suscribirte al feed y obtener los artículos futuros en tu lector de feeds.

Comentarios

Aún no hay comentarios.

(requerido)

(requerido)


*