El control de la comunicación científica, ¿censura o manipulación?

Sin ciencia no hay futuro. Esto es mucho más que un eslogan para gritarlo en tiempo de vacas flacas. Es una realidad de avance social en cualquier país que quiera seguir al tren imparable del progreso. La comunicación social de la ciencia es, además de un derecho, una necesidad. Por desgracia, Ni los medios de comunicación ni los gobiernos parecen darse cuenta…

En su momento, la censura del gobierno norteamericano sobre un artículo científico que describía las mutaciones necesarias para convertir a un virus de ave en mortal para humanos, levantó la liebre de la polémica sobre el control de la comunicación científica. Ahora, el Gobierno Británico es el que se sitúa en el punto de vista de la controversia previo a las elecciones del próximo 7 de mayo. El motivo: el posible futuro control a las declaraciones que los científicos que trabajen con dinero público puedan hacer a los medios de comunicación…

Desde un editorial de la revista Nature del pasado primero de abril se conmina a los científicos a que, tal y como hicieron en 2010, luchen y alcen sus voces en defensa de la inversión pública para la ciencia y, por supuesto, por la libertad de comunicación social. Mientras tanto, una nueva reglamentación publicada el 16 de marzo del presente año establecía que todos los funcionarios públicos de Reino Unido requerían la autorización ministerial para cualquier contacto con los medios de comunicación. Los comunicados deberán ser aprobados por los Gabinetes de Prensa. No está muy claro a quienes o qué organismos se les aplicaría esta nueva ley, pero muchos científicos ya han cancelado declaraciones con la prensa y, entre otros, el servicio de meteorología podría tener problemas en breve. Al parecer, algo parecido ocurriría en Canadá.

De momento, una carta enviada al gobierno británico por los jefes del Centro de Prensa Científica –organización influyente que conecta a los científicos con la prensa- y la Asociación de Escritores Científicos Británicos, entre otras, exponen su oposición a estos controles exhaustivos y advierten de que dicho cambio en las reglas desalentarían a muchos científicos de hablar con los medios de comunicación.

Para algunos llueve sobre mojado, porque incluso antes de esta nueva propuesta de cambio de reglamentación, muchos científicos solicitaban la aprobación de las oficinas de prensa antes de hacer declaraciones a los medios. Sin embargo, ahora, incluso figuras tan importantes como Chris Smith, jefe de la Agencia de Medioambiente, quien hizo graves críticas a su gobierno tras las graves inundaciones que en 2014 sufrió RU, podría tener problemas que dificultaran sus derechos a realizar declaraciones. Por otro lado, también se conocen los nombres de científicos que han cancelado declaraciones previstas a la prensa. El impacto real de esta normativa será difícil de evaluar… Y mientras tanto, en un estudio llevado a cabo por Nature entre los principales partidos políticos –y aquellos pequeños que podrían decantar la balanza, como los Verdes, los Independentistas o el partido Nacional Escocés- parece percibirse que la ciencia no está en el calendario de las principales prioridades, por lo que el dinero que finalmente fluirá hacia los científicos, o sus libertades de comunicación, de momento, siguen sobre la mesa…

¿Cómo está la situación en España? Sobre la pérdida y la grave crisis que atenaza nuestra soberanía científica, ya he hablado en este y otros medios. Sobre las libertades de comunicación, sinceramente, creo que no hay una normativa muy precisa. Soy científico público y colaboro con prácticamente todos los medios de comunicación. Nunca he recibido la menor directriz sobre lo que podía o no podía comunicar, incluso en temas tan delicados como transgénicos, los recortes presupuestarios o la última crisis nacional del Ebola…

Mientras tanto, hay que repetirlo: “Sin ciencia no hay futuro y lo que dejemos por decir los científicos lo harán los charlatanes”.

JAL (DCC-CBMSO)

DIVULGACIÓN CIENTÍFICA DEL 10 DE ABRIL DE 2015

Esta semana mi+dtv trata sobre unos nuevos estudios que afirman que no siempre es positivo la ayuda de los progenitores con los deberes de los hijos; cambios microbiológicas tras la erupción submarina de la isla de El Hierro y una nueva inyección económica en EE.UU. para el estudio de la placenta humana.

¿Cómo surgió la vida en la Tierra? ¿Qué papel jugó Júpiter?; Cátedra Julio Palacios y SFC-SQM

MADRI+D TV (Divulgación científica con cara, e imágenes, en 3 minutos)

ENTRE PROBETAS (25 minutos de intensa y entretenida ciencia). Radio 5

EL LABORATORIO DE JAL (Píldoras científicas en 3 minutos). Radio 5

MARCA ESPAÑA (A CIENCIA CIERTA) Radio Exterior de España

A HOMBROS DE GIGANTES RNE

UNEDtv

FACEBOOK (José Antonio López-Guerrero)

FACEBOOK (Departamento de Cultura Científica -Centro de Biología Molecular)

TWITTER (JALGUERRERO)

TWITTER (DCCientificaCBM)

LINKED-IN (Jal Guerrero)

Etiquetas: , ,

Si te gustó esta entrada anímate a escribir un comentario o suscribirte al feed y obtener los artículos futuros en tu lector de feeds.

Comentarios

Aún no hay comentarios.

(requerido)

(requerido)


*