Epidemiología de la Difteria

Desde hace muchos años, exactamente desde 1986, no se han producido casos de difteria en España. Sin embargo están apareciendo casos en la llamada Europa del Este, esto junto con la disminución de la inmunidad que se produce a medida que nos alejamos de la última dosis de la vacunación y la poca implantación del calendario de vacunación del adulto hace que nos planteemos recordar esta enfermedad porque en cualquier momento puede encontrar un hueco para manifestarse y hay siempre que tenerla en mente al hacer el diagnóstico de una faringoamigdalitis.

Como siempre veamos lo que nos dice nuestro manual de cabecera: El Control de las enfermedades transmisibles en el hombre. 18º edición. American Public Health Association, 2004

 

Enfermedad bacteriana aguda que afecta de modo principal a las amígdalas, faringe, laringe, nariz y en ocasiones a otras membranas mucosas o de la piel incluidas las conjuntivas o la vagina.

La lesión característica, causada por la liberación de una citotóxica específica, consiste en  una membrana blanco grisácea adherente asimétrica, con reacción inflamatoria alrededor.

Las  3 formas de presentación más frecuentes son:

La toxina provoca miocarditis y una semana después de iniciar su ataque puede aparecer bloqueo cardíaco e insuficiencia cardiaca congestiva progresiva.

Otras manifestaciones tardías de la difteria son las neuropatías semejantes al Síndrome de Guillain-Barré.

 

La tasa de letalidad de la difteria no cutánea es del 5 al 10%.

Las lesiones de la difteria cutánea son variables y pueden ser indistinguibles de las del impétigo o pueden ser parte de ellas, normalmente no se advierten los efectos periféricos de la neurotoxina.

El diagnóstico diferencial de la faringitis bacteriana ha de hacerse, básicamente, con la angina estreptocócica y la vírica, angina de Vincent, mononucleosis infecciosa, sífilis y candidiasis bucal y sospechar siempre de una posible difteria.

El diagnóstico de presunción se basa en la visualización de una membrana blanco grisácea asimétrica, que abarca la úvula y el paladar blando junto con faringitis, amigdalitis, o linfadenopatía cervical o con una secreción nasal serosanguinolenta. El diagnóstico se confirma por el examen bacteriológico de las lesiones. Si la sospecha de difteria es muy fuerte ha de iniciarse el tratamiento específico con antibióticos y antitoxina mientras se reciben los resultados del laboratorio. Este tratamiento se ha de continuar aunque se descarte el diagnóstico de difteria.

 

Agente infeccioso

Corynebacterium diphtheriae, bacilo aerobio gram-positivo, biotipos gravis, mitis e intermedius. Para que una cepa sea toxigénica debe estar infectada por un corinebacteriófago, que contiene el gen tox. La introducción de una cepa toxigénica de Corynebacterium diphtheriae en una comunidad puede iniciar un brote de difteria al transferir el bacteriófago a cepas no toxigénicas. Las cepas no toxigénicas rara vez producen lesiones locales, sin embargo pueden producir endocarditis infecciosas.


Corynebacterium


Toxoide diftérico


Distribución

Esta enfermedad aparece en los meses más fríos en las zonas templadas. Afecta a niños menores de 15 años no inmunizados; puede presentarse en grupos de adultos no inmunizados.  

En España la vacunación frente a la difteria se introdujo en 1944. Durante los años de la guerra civil se produce una epidemia y posteriormente la incidencia de la enfermedad experimenta un descenso brusco seguido de un descenso paulatino. En el año 1965 se introduce la vacuna frente a difteria-tétanos y tos ferina (DTP), en forma de campañas de vacunación, alcanzándose coberturas próximas al 70%. Esto provocó una importante disminución en la incidencia de la enfermedad a partir de esos años. El último caso registrado de difteria en nuestro país fue en 1986. En la actualidad las coberturas de vacunación están en un  90%.

 

Reservorio

El hombre es el único reservorio del Corynebacterium diphtheriae.

 

Modo de transmisión

Contacto con un paciente o portador por vía aérea, a través de gotitas respiratorias, y, en el caso de la difteria cutánea, por contacto con artículos contaminados con las secreciones de las personas infectadas. Generalmente se requiere un contacto cerrado con el caso o portador, para que la transmisión ocurra. Los fómites pueden jugar un papel en la transmisión y se han producido epidemias por leche contaminada.

El estado de portador asintomático es importante para perpetuar la difteria endémica o epidémica. La inmunización disminuye la probabilidad de que un individuo sea portador.

 

Período de incubación

De 2 a 5 días; ocasionalmente puede ser más largo.

 

Período de transmisibilidad

Es variable. los pacientes no tratados son infecciosos durante 2-3 semanas. Dura hasta que bacilos virulentos desaparecen de las secreciones o lesiones, generalmente menos de dos semanas y pocas veces más de unas 4 semanas, el tratamiento antibiótico elimina rápidamente la expulsión de microorganismos. Los portadores crónicos, que son raros, pueden expulsar microorganismos durante 6 meses o más.

 

Susceptibilidad

Los hijos de madres inmunes son relativamente inmunes, esta inmunidad pasiva se mantiene durante unos 6 meses. La inmunidad también puede ser consecuencia de una enfermedad inaparente. La inmunidad activa de duración prolongada, aunque no permanente, puede  ser inducida por la aplicación de un toxoide. La protección inducida por la vacunación disminuye con el transcurso del tiempo aunque permanece una cierta memoria inmunológica que se reactiva cuando la persona entra en contacto con un caso

 

Métodos de control

El único medio de control eficaz es la vacunación con toxoide diftérico.

La vacuna utilizada contra la difteria es el toxoide diftérico, producido por el crecimiento del Corynebacterium diphtheriae. en medio líquido.

En España, en el calendario de vacunación infantil se introducen las 3 dosis de Difteria, Tétanos y Tosferina (DTP) a los 2-4-6 meses de edad, con refuerzos a los 18 meses y a los 4 años y un refuerzo de Difteria tipo adulto y tétanos (Td), sin tos ferina, a los 14 años de edad. A partir de los 14 años se recomienda un refuerzo de Tétanos+ Difteria tipo adulto (Td) cada 10 años. Los niveles de antitoxina disminuyen con el tiempo.

La eficacia clínica del toxoide diftérico ha sido estimada en 97%.

 

Control del paciente:

1.- Tratamiento

Deberán instaurarse de forma inmediata las medidas de aislamiento y tratamiento del paciente, mediante antitoxina y antibiótico. Las dosis de antitoxina serán las recomendadas por la O.M.S, para los distintos tipos de difteria

 

Tratamiento antibiótico es indispensable para eliminar el organismo y prevenir su difusión, pero no es sustituto de la antitoxina.

El antibiótico de elección es la eritromicina o penicilina, preferiblemente penicilina G procaína o

-Eritromicina parenteral

El tratamiento con penicilina G procaína debe mantenerse hasta que el paciente pueda tragar bien. Después puede ser sustituido por eritromicina. El tratamiento antibiótico deberá continuarse durante 14 días.

 

2.- Aislamiento

El paciente deberá ser aislado hasta que se negativicen los cultivos de las muestras de garganta y nasofaringe. Si no se pueden obtener cultivos el aislamiento se mantendrá hasta 14 días después de  finalizado el tratamiento antibiótico adecuado. Todos los artículos en contacto directo con el paciente deberán ser desinfectados mientras permanezca en aislamiento.

La difteria clínica no confiere inmunidad natural. Los pacientes con difteria deberán ser vacunados antes de abandonar el hospital. Aquellos previamente no vacunados deberán recibir inmediatamente una dosis de toxoide diftérico Td y completar después la pauta de tres dosis.

 

Control de contactos:

Se definirá como contacto a cualquier persona que haya estado en contacto próximo con un caso de difteria causado por una cepa toxigénica de Corynebacterium diphtheriae en los 7 días precedentes, y deberá ser considerada a riesgo.

Se consideraran contactos a: familiares; amigos, parientes y cuidadores que visiten el domicilio regularmente; contactos íntimos/sexuales; contactos de la misma clase en el colegio; personas que comparten el mismo despacho en el trabajo; y personal sanitario expuesto a las secreciones orofaríngeas del caso. Todos los contactos definidos anteriormente deberán ser vigilados clínicamente, de forma diaria durante los siete días consecutivos al último contacto con el caso.

A todos los contactos próximos, fundamentalmente miembros familiares y personas que estén directamente expuestas a las secreciones orales del paciente, se les realizará un cultivo de muestra nasal y faríngea e inmediatamente después de realizada la toma se instaurará la profilaxis de antibióticos y , si lo requiere, de toxoide diftérico.

 

La pauta recomendada de quimioprofilaxis para los contactos es:

 

Dada la situación epidemiológica actual en nuestro país, la existencia de un solo caso de difteria requiere inmediatas medidas de control, tales como tratamiento y aislamiento del caso, vacunación y profilaxis de los contactos y será considerado como brote..

 

Control ante una situación epidémica de difteria:

 

 

Consuelo Ibáñez Martí, médico salubrista

 

Etiquetas:

Si te gustó esta entrada anímate a escribir un comentario o suscribirte al feed y obtener los artículos futuros en tu lector de feeds.

Comentarios

quisiera saber el modo de transmision y contagio de difteria,evolucion,modo de prevencion,vacunas,situacion en argentina solo eso es para hacer un trabajo practico por favor

Hola Alcira,

todo lo que preguntas está descrito en el post.

Un cordial saludo

Saludos, quisiera saber ¿cual es la tasa de ataque de la difteria en no vacunados?

cual es el portador

Buenos dias quisiera pedirles de favor si pueden proporcionarme la informacion sobre las lesiones bucales que se originan por la enfermedad de difteria,gracias

buenos dias quicierea saber cuales son las neuropatias

puertas principales de entrada y salida de difteria

Hola Luz,
Las puertas de entrada y salida de la difteria vienen en el texto.
Un cordial saludo

por favor quisiera saber los niveles de atencion, de prevencion y estadios clinico subclinico

muchas gracias, por su informacion solo aci pude
terminar mi tarea…..

Escribe un comentario

(requerido)

(requerido)


*