FISIOTERAPIA, ¿MERECE LA PENA?


La pregunta que se hace cualquier bachiller es qué es lo que le conviene o le gustaría estudiar a la hora de acceder a la universidad. Los criterios que rigen la elección son distintos y variados. Desde nuestra posición de profesionales veteranos nos planteamos cuál sería nuestra respuesta a la pregunta del título de esta entrada.

Nos ha picado la curiosidad al leer las diversas opiniones vertidas en sentidos muy diferentes en foros de la internet. No los tenemos como un método exhaustivo de conocer lo que piensan estudiantes y profesionales pero sí son un instrumento accesible para ver por dónde van los tiros.

Vaya por delante que, en lo personal, estudiar Fisioterapia fue una de las decisiones más trascendentales y acertadas de nuestra vida. Sin embargo, las condiciones del mundo laboral de la fisioterapia han cambiado mucho en los últimos veinte años. La carrera, en la década de los noventa, estaba en expansión apoyada en una demanda social creciente, en un aumento de las instalaciones sanitarias y sociosanitarias y en el advenimiento de las universidades privadas. La oferta de empleo público absorbió muchos de los nuevos profesionales y tampoco faltaba oferta en la sanidad privada.

Sin embargo, no hay que esquivar la realidad de la profesión en la actualidad. Desconocemos las cifras de desempleo, pero las multitud de universidades donde se imparte la carrera genera tal cantidad de titulados que seguro satura el mercado. La sanidad pública, en contexto restrictivo, no oferta nuevos puestos de trabajo. En el ámbito privado la disponibilidad masiva de profesionales no facilitará unas condiciones laborales acordes, a nuestro entender, con la titulación. Si esto se enfrenta a unas expectativas de empleo y sueldo elevadas las piezas no encajan, y generan la frustración  que se vuelca en los foros antes aludidos. Y, aunque para cualquier estudiante y familia el estudio de una carrera puede suponer un esfuerzo considerable, si se ha desembolsado un cantidad importante para sufragar los estudios, la frustración puede ser mayor.

Por otro lado, Fisioterapia es una de las carreras con una nota de acceso de las más altas de la universidad pública. A priori ello supone que los aspirantes a fisioterapeuta son de los mejor preparados y que, entre ellos, los habrá con potencial intelectual y de conocimiento suficiente para estudiar cualquier carrera con garantías  de éxito. En definitiva, pueden ser un capital humano que no parecería aconsejable desaprovechar. La reflexión es, para nosotros, si estos estudiantes son conscientes de su elección y de lo que ello conlleva, y si nuestro sistema educativo está empleando recursos para formar personas de elevado potencial que no van a ser rentables.

La situación actual de los profesionales, aquella que pueda servir de modelo para los que pretenden ser fisioterapeutas, es diversa, aunque en las opiniones de los foros destaquen las de los desencantados. Efectivamente muchos de los salarios parecen poco dignos (como seguramente pasará en otras disciplinas), las condiciones para otros son de seudoexplotación,  las posibilidades de promoción inexistentes y el intrusismo perjudica nuestro trabajo. En el sector público, y en el privado por cuenta ajena, se dan situaciones paradójicas como una jerarquización, y a veces sumisión, que impide el ejercicio de las habilidades y el despliegue de conocimientos que, curiosamente,  la sociedad ha procurado al profesional con una inversión considerable de recursos.

Pero, a pesar de lo dicho y de la realidad actual, con todas sus variantes y matices, los problemas de la Fisioterapia son seguramente los mismos, muy parecidos o incluso menores que en otras disciplinas. Frente a esto, preferimos pensar, no sin fundamento, que la Fisioterapia es una profesión dinámica y con un futuro prometedor. Quizás el exponente más inmediato de ese futuro es la nueva titulación de Grado, que equipara todos estudios universitarios, eliminando las diferencia entre diplomaturas y licenciaturas que podía establecer para muchos diferentes categorías profesionales. Con este cambio se hace posible el doctorado para cualquier fisioterapeuta, la más alta cota en la escala universitaria, y la opción de la investigación como forma de ejercer la fisioterapia. Estos avances son compartidos con otras disciplinas. En el terreno práctico, en el día a día, es de esperar que tengan consecuencias en la labor y la consideración del fisioterapeuta.

Pero, además, poco a poco se producen avances en el quehacer cotidiano del ejercicio de la fisioterapia. Se instauran nuevas técnicas y procedimientos en el marco del método científico, aparecen distintas formas de gestión que otorgan mayor autonomía al fisioterapeuta, se desarrolla cada vez más la investigación y se tiene acceso a los avances del exterior, como no podía ser menos en un mundo globalizado. Fruto de  la ósmosis propia de esa globalización podemos pensar en cambios de futuro, por los que habrá que trabajar, como el acceso directo de cualquier ciudadano al fisioterapeuta (ahora más y mejor preparado para el reto), también el la sanidad pública.

Ante la pregunta del principio podríamos responder simplemente que si gusta la Fisioterapia  sería suficiente motivo para estudiarla. Mucho más que las consideraciones salariales o de empleo. Siempre habrá condicionamientos en contra.

Desde nuestra humilde y algo experimentada opinión, la Fisioterapia es una profesión apasionante, en la que queda mucho por hacer. Si, sabiendo esto, se opta por ella finalmente, estaremos ante una segura aportación para el crecimiento de la misma.

LEER MÁS FISIOTERAPIA.

Related Posts

No related posts.

Etiquetas:

Si te gustó esta entrada anímate a escribir un comentario o suscribirte al feed y obtener los artículos futuros en tu lector de feeds.

Comentarios

[...] blogs madri+d Master Site Feed [...]

Pues todo aquel que halla estudiado una carrera sabrá que hay muchisimas titulaciones que se saben que no tienen ninguna salida, pero yo recomiendo a todo el mundo, que estudie lo que realmente le guste. Si es Fisioterapia bien, pero si es cualquier otra carrera también.
Después de 8 años de haber terminado la carrera de Economicas estoy harto de encontrarme a gente que ha estudiado lo mismo que yo y decirme que no le gusta nada trabajar en lo que ha estudiado. Si hay trabajo, pero para que sirve un trabajo que no te llena?

Acabo de empezar mi primer año de grado en fisioterapia. Apenas llevo 3 semanas y estoy muy feliz, he leído muchísimo durante el bachillerato acerca de las técnicas empleadas y de los nuevos avances, lo cierto es que me apasiona esta ciencia, y en cuanto al desarrollo profesional es cierto que me asusta por lo negro que lo pintan, pero bueno yo desde mi juventud de los 18 años tengo la esperanza de ser una excelente profesional y obtener un trabajo gratificante en este área.
¿Cómo ven ustedes las salidas profesionales en países como Inglaterra y Francia? he leído muchos foros y en más de uno comentan que son una excelente opción tras acabar los estudios.

Hay una carta atribuída a Esculapio a su hijo que quiere ser médico. No hay una versión para fisioterapeutas, pero algunas partes se podrían aplicar y pienso que merece la pena leerla.
Si alquien escribiera una carta así para explicar si merece la pena ser fisioterapeuta seria de mucha utilidad.

____________________________________________
¿ Quieres ser medico? Hijo mio.

Aspiración es esta de un alma generosa, de un espíritu ávido de ciencia. ¿Deseas que los hombres te tengan por un Dios que alivia sus males y aleja su espanto?

¿Has pensado bien lo que va a ser de tu vida? Tendrás que renunciar a tu vida privada; mientras la mayoría de los ciudadanos pueden, una vez terminada su tarea, aislarse lejos del infortunio, tu puerta deberá estar abierta a todos. A toda hora del día o de la noche vendrán a tumbar tu descanso, tus placeres, tu meditación. Ya no tendrás horas que dedicarle a tu familia, a los amigos o al estudio. Ya no te pertenecerás. Los pobres acostumbrados a padecer no te llamarán sino en caso de urgencia, pero los ricos te tratarán como su esclavo, encargado de remediar sus excesos, sea por una indigestión o por un catarro.

¿Eras estricto en escoger a tus amigos, buscabas la sociedad con hombres de talento, con artistas, de almas delicadas?.En adelante no podrás desechar a los fastidiosos o a los escasos de inteligencia, a los despreciables. El malhechor tendrá tanto derecho a tu asistencia como el honrado. Prolongarás la vida de nefastos y el secreto de tu profesión te prohibirá impedir crímenes de los que seas testigo.

¿Tienes fe en tu trabajo para conquistarte una reputación?. Ten en cuenta que te juzgarán no por tu ciencia, sino por casualidades del destino, por el corte de tus ropas, por la apariencia de tu casa, por el número de tus criados, por la atención que dediques a las charlas y por los gustos de tu clientela. Los habrá quienes desconfíen de t si no usas barba, si no vienes de Asia, si crees en Dioses, otros si no crees en ellos.
¿Te gusta la sencillez?. Habrás de adoptar la actitud de un augur. Eres activo, sabes lo que vale el tiempo, no habrás de mostrar fastidio ni impaciencia, tendrás que soportar relatos que arrancan desde el principio de los tiempos para explicar un cólico, ociosos te consultarán solo por el placer de charlar, serás el vertedero de las nimias vanidades.
Sientes placer por la verdad, ya no podrás decirla tendrás que ocultar a algunos la gravedad se su mal, a otros la insignificancia pues les molestaría. Habrás de ocultar secretos que posees, consentir en parecer burlado, ignorante o cómplice.
No cuentes con agradecimiento cuando el enfermo sana, la curación es debida a su robustez, si muere, tu serás el que lo ha matado. Mientras está en peligro, te tratará como a un Dios, te suplica, te promete, te colma de halagos. No bien está en convalecencia, ya le estorbas. Cuando se trata de pagar los cuidos que le has prodigado, ya se enfada y ya te denigra.. Cuanto mas egoístas son los Hombres, mas solicitud exigen.
No cuentes con que este oficio penoso te haga rico,. Te lo he dicho: esto es un sacerdocio. Te compadezco si sientes afán por la belleza; verás lo mas feo y repugnante que hay en la especie humana, todos tus sentidos serán maltratados. Habrás de pegar tu oído contra el sudor de pechos sucios, respirar el olor de nauseabundas viviendas, los perfumes subidos de las cortesanas .palpar tumores, curar llagas verdes de pus, contemplar orines, escudriñar esputos, meter el dedo en muchos sitios.
Cuantas veces un día hermoso, soleado y perfumado, al salir de un banquete te llamarán por un hombre que molestado por dolores de vientre te presentará un bacín nauseabundo diciéndote satisfecho: Gracias a Dios que he tenido la precaución de no tirarlo. Recuerda entonces que habrá de parecerte interesante aquélla deyección hasta la belleza misma de las mujeres, consuelo del hombre se desvanecerá para ti. Las verás por la mañana, desgreñadas y desencajadas desprovistas de bellos colores, olvidando sobre los muebles parte de sus atractivos. Cesaran de ser Diosas para convertirse en pobres seres afligidos por la desgracia. Sentirás por ellas menos deseos que compasión.
Tu oficio será para ti una túnica de Neso. En la calle, en los banquetes, en los teatros en tu misma casa los desconocidos, tus amigos, tus allegados te hablarán de sus males para pedirte un remedio. El mundo te parecerá un vasto Hospital, una asamblea de individuos que se quejan.
Te verás solo en tus tristezas, solo en tus estudios. La conciencia de aliviar males te sostendrá en tus fatigas, pero dudarás si es acertado hacer que sigan viviendo hombres atacados por un mal incurable, niños enfermizos que ninguna probabilidad tienes de ser felices.
Cuando ha costa de mucho esfuerzo hallas logrado que la existencia de algunos se prolongue, vendrá una guerra que lo destruirá todo.
Piénsalo bien mientras estés a tiempo. Pero si indiferente a la ingratitud, si sabiendo que te verás solo entre las fieras humanas, tienes un alma lo bastante estoica para satisfacerse del deber cumplido sin ilusiones, si te juzgas pagado lo bastante con la dicha de una madre, con la cara que sonríe porque ya no padece, con la paz de un moribundo a quien ocultas la llegada de la muerte; Si ansías conocer al hombre, penetrar a todo lo trágico de su destino, entonces , “hazte médico, hijo mío”.

Gracias Samuel por la aportación!. La despedida de Esculapio es un baño de realidad. Conozco pocos fisios, especialmente los estudiantes, que disfruten simplemente estando con el paciente, sin invadirlo con nuestra “voluntad terapéutica”, acompañandolo en su proceso haciéndole protagonista del mismo, mientras saben estar en un segundo plano sin buscar recompensa alguna. Es curioso que lo que nos atrae mas en general, sobre todo al principio cuando uno comienza su andadura profesional, es la fisioterapia deportiva, el uso de técnicas milagrosas, la lisonja fácil…..y nos decepciona encontrarnos con el trabajo en una residencia de tercera edad o de discapacitados crónicos…..
Nuestra profesión es,afortunadamente, muy humana. Uno antes que fisio debe ser persona, tratar de alcanzar una madured personal que sirva para acompañar al paciente a encontrar un nuevo equilibrio en su vida, mas saludable. Para ello debo saber com-padecernos con él, para saber con los múltiples recursos de que dispone la fisioterapia, actuar en cada caso.
El escenario laboral es complicado, pero si uno tiene claro el sentido y el por qué de su vocación a la fisioterapia, sabrá ir transformando su entorno poco a poco hacia este estado óptimo de trabajo.

Hola.

Tengo varias dudas sobre los orígenes de la carrera y me gustaría me ayudaran a clarificarlas, ya que siempre he pensado que la carrera como tal lleva poco tiempo y que antes eran cursos de especialización, pero me temo que pueda estar equivocada y discuto sin motivo.

En concreto, tengo las siguientes preguntas:
¿Cuántos años lleva impartiéndose como carrera?
¿Qué universidades fueron las primeras?
¿La duración era de 4 años como ahora?

Muchas gracias.

Un saludo.

Muy buena informacion

hola.. quiero estudiar la carrera de fisioterapia…. aneriormente estudie enfermeria tecnica…. pero quieroo ayudar a als personass a mejorar y creo que en fisoiterapia haces mas k enfemeria??? estoy ekivocada ….. diganmee

Yo aconsejaría a cualquier estudiante que este pensando estudiar fisioterapia que lo haga solo si le apasiona y sabiendo que encontrar empleo será más que complicado y difícilmente se gana más de mil euros.
Recomendaría estudiar antes enfermería que fisioterapia.Tengo colegas doctorados en cada carrera y por lo que me han contado esta mejor la situación de los enfermeros

yo aconsejaria estudiar fisioterapia ace unos meses me operaron de la rodilla y estuve en una clinica y cada hora habia 8 personas distintas y trabajanban tan solo dos personas cobran 20€ la sesion ya me direis a cuanto sale al final de mes el sueldo si trabajan 8h al dia 5 dias a la semana. puede ser dificil encontrar trabajo. pero si te lo montas bien puedes tener un buen sueldo. ellos tienen tanto trabajo por que hacen muy bien su trabajo, aparte de recuperarte fisicamente, te hacen sentirte como en casa y pasartelo bien y se convierten en tus amigos.. si te lo montas asi encuntras trabajo seguro

Hola!! Bueno estoy en segundo de bachiller, y aun no se que hacer de mi vida, y estoy un poco (muchiiiisimo) agobiada. Cogí ciencias puras para tener mas caminos abiertos,pensando que algún día me decidiría, pero nada oye aquí sigo! Bueno, voy al grano: soy muy sociable y habladora, por lo que mucha gente me anima con la rama de la salud para ayudar a la gente a sentirse mejor, y, lo cierto, si me meto en una carrera cuyo futuro sea estar día si y día también en una oficina, me muero del aburrimiento. Operar no seria capaz,por lo tanto mi pregunta es: si me dicidiese por la carrera de fisio sin vocación, lo más probable es que me arrepienta verdad?

Hola Lorena:

Dar una respuesta taxativa sería muy atrevido, más cuando estamos hablando de tu futuro (vital). Personalmente estudiar Fisioterapia, tras 21 años, ha sido una decisión trascendental y positiva. Quizás algún día me canse.
Elegir cuando se tienen dudas es aún más difícil. Se puede empezar sin vocación y descubrirla luego. O no. Así que no voy a elocubrar más. Te quedan unos días para elegir. Me gustaría poder ayudar pero…has de ser tú.
Un saludo y feliz vida.

Muchas gracias me ha gustado mucho tu respuesta!! Ya me aclarare algún día de estes! Feliz vida a ti también. :)

Yo personalmente creo que sí merece la pena. De hecho, hice un curso de auxiliar de fisioterapia online y hace poco me llamaron para trabajar.

Me parece un artículo fantástico, muy bien expuesto. Yo creo que la Fisioterapia es un sector en auge y que siempre da oportunidades de trabajo.

(requerido)

(requerido)


*