30 años

 

La paliza que nos van a dar, que nos están ya dando, con el treinta aniversario de la muerte de quien fue el anterior Jefe del Estado, según obliga a decir la corrección política. Los medios de comunicación viven de lo que en el argot se llama la “percha” informativa; y si no la hay, se inventa. ¿Qué significan 30 años? En puridad nada: es una fecha arbitraria, azarosa, conjetural. Este país no tiene que olvidar, pero sí dejar de estar todo el día mirando al retrovisor. Cuanto menos se reflejen los paisajes conflictivos, mejor para todos. Hay que mirar hacia adelante, incluyendo en esa mirada la invitación a Santiago Carrillo para que se esté en casa tranquilito y comiendo las migas, que tan buenas están y deje de fatigar las cadenas radiofónicas y televisivas. Es, como mínimo, un hombre de otra época, buen estalinista y que practicó un férreo autoritarismo, que al final le costó su salida del PC. Muy agradecidos por su moderación en la fase inaugural de la transición, pero quédese en casa y no recuerde demasiado a sus camaradas sevillanos, como el noble y desdichado José Díaz, que fue Secretario del PC, pero a quien Stalin le caía mal y así le fue.

 

MIGUEL GARCÍA-POSADA

Etiquetas:

Si te gustó esta entrada anímate a escribir un comentario o suscribirte al feed y obtener los artículos futuros en tu lector de feeds.

Comentarios

Aún no hay comentarios.

Escribe un comentario

(requerido)

(requerido)


*