Día mundial del agua

El día 22 de marzo se celebra el Día Mundial del Agua, cuyo objetivo primordial para el año 2009 va a ser llamar la atención acerca de los recursos hídricos que cruzan fronteras y unen a los habitantes del planeta.

Hay más de 31 países en el mundo con graves problemas de escasez de agua y son más de 1.000 millones de personas las que nos tienen agua potable para beber.

En este sentido, es importante seguir fomentando las oportunidades de cooperación que la gestión de los recursos hídricos transfronterizos puede proporcionar.

 

[CyPS-UCM-Grupo de Catálisis y Procesos de Separación]

El día 22 de marzo se celebra el Día Mundial del Agua. Con este motivo se han organizado diversos eventos a nivel mundial para llamar la atención acerca de los recursos hídricos que cruzan fronteras y unen a los habitantes del planeta, objetivo primordial del dia mundial del agua de este año.

UNESCO organizará una Mesa Redonda de alto nivel con el apoyo de la Comisión Económica de las Naciones Unidas para Europa (CEPE) y la secretaría de ONU-Agua. El tema de la mesa redonda es “Adaptándose al Cambio Climático en Cuencas Transfronterizas”. El objetivo de esta mesa redonda es el de aumentar la toma de conciencia y mejorar el enfoque político requerido para una mayor cooperación en torno a los recursos hídricos compartidos. Ministros y otros participantes de alto nivel abordarán temas de adaptación y gestión de desafíos y cambios globales dentro del contexto de recursos hídricos transfronterizos.

Así mismo, los medios de comunicación van a presentar editoriales y una programación especial sobre dichos eventos, así como documentales sobre los ríos más importantes del planeta, tales como el Amazonas, el Nilo y el Ganges, mediante 3 series producidas por la BBC.

A través de estos documentales, se muestra el extenso curso de estos ríos, las tierras que atraviesan y los paisajes que han modelado desde sus orígenes, pero también las civilizaciones a las que han dado lugar y las personas que viven en el hábitat que los rodea y que, a día de hoy, se encuentra cada vez más amenazadas.

La alta concentración de población en las orillas de los grandes ríos del mundo y la contaminación han puesto en peligro la conservación y la gestión correcta de las aguas.

De esta forma el objetivo de la UNESCO para este año es llamar la atención sobre la necesidad del agua como fuente de vida y, más específicamente, sobre los recursos hídricos que atraviesan fronteras y  su impacto sobre los seres humanos de diferentes zonas geográficas del mundo.

De acuerdo con la UNESCO, las cuencas y lagos transfronterizos se extienden a lo largo de 145 países y cubren casi la mitad  de la superficie de la Tierra pero, sin embargo, los recursos no están distribuidos equitativamente y muchos países se enfrentan continuamente a problemas de escasez de agua. Por este motivo, resulta crucial fomentar la idea de cooperación que la gestión de los recursos hídricos puede proporcionar.

Como recordó el Secretario General de la ONU, Ban Ki-moon, en un acto de la Exposición Internacional Zaragoza 2008, más de mil millones de personas aún no tienen acceso a agua potable y los avances para alcanzar los Objetivos del Milenio sobre saneamiento y agua no son suficientes. Desde 1990 se ha mejorado el acceso al agua potable. Sin embargo, el rápido crecimiento poblacional, apenas ha hecho disminuir ese número de personas. “La Comunidad Internacional, los Gobiernos nacionales y el sector privado tienen mucho trabajo por hacer desde ahora hasta 2015,  fecha acordada para alcanzar las metas del Milenio”, apuntó.

Se piensa que las reservas de agua dulce son ilimitadas y el agua se utiliza como si nunca se fuera a terminar. Hay que tener en cuenta que sólo un 1% del total del agua del planeta es agua dulce, el resto es agua de mar, está almacenada en el subsuelo o está en forma de hielo. Además, existen varias amenazas sobre el agua, como por ejemplo que la población para el año 2.025 será de unos 9.000 millones de habitantes, que la industria consume casi el 25% de las reservas, que la urbanización con la consiguiente deforestación produce una reducción de las precipitaciones y que la agricultura insostenible consume ingentes cantidades de agua entre otroa.

Hay más de 31 países en el mundo con graves problemas de escasez de agua y son más de 1.000 millones de personas las que nos tienen agua potable para beber. Además, lo más grave es que el 80 % de las enfermedades que afectan a los habitantes de los países del tercer mundo se adquieren al beber agua no apta para el consumo.

De hecho a lo largo del siglo XX se han construido cerca de 1 millón de presas en el mundo, pero no servirán de mucho si no se llenan por una lluvia cada vez más escasa.  

No obstante hay que conocer el aspecto positivo de que en la actualidad hay suficiente agua dulce para satisfacer las necesidades de todos, aunque los recursos hídricos no están equitativamente distribuidos y, a menudo, no son gestionados de manera adecuada. Al día de hoy, muchos países enfrentan problemas de escasez de agua. En algunas zonas, la disponibilidad de agua dulce de buena calidad se ha reducido significativamente debido a la contaminación producida por los desechos generados por los humanos, la industria y la agricultura. Desde 1900, la mitad de los humedales del mundo, es decir, nuestra principal fuente de agua dulce renovable, se han perdido.

Ya que todos los países tratarán de satisfacer sus necesidades de agua en un contexto de recursos hídricos limitados, algunos prevén un futuro lleno de conflictos. Sin embargo, la historia nos ha enseñado que la cooperación y no el conflicto, es la respuesta más común frente a las cuestiones relacionadas con la gestión de los recursos hídricos transfronterizos. Durante los últimos 60 años se han concertado más de 300 acuerdos internacionales relacionados con el agua, y tan sólo se han denunciado 37 casos de uso de la violencia entre los Estados, en cuestiones relativas a los recursos hídricos.

En este sentido, es importante seguir fomentando las oportunidades de cooperación que la gestión de los recursos hídricos transfronterizos puede proporcionar. Todos compartimos la responsabilidad de la gestión de los recursos hídricos para las generaciones actuales y futuras.

Etiquetas:

Si te gustó esta entrada anímate a escribir un comentario o suscribirte al feed y obtener los artículos futuros en tu lector de feeds.

(requerido)

(requerido)


*