Contaminación del agua por arsénico en Bangladesh: El mayor envenenamiento masivo de la historia

En los años ´70 se inició en Bangladesh un programa basado en ayuda internación para la perforación de pozos que mejorase el acceso de la población a un suministro de agua de calidad. La falta de control sobre la calidad de las aguas extraídas hizo pasar desapercibido el problema generalizado de contaminación por arsénico que aqueja a las aguas subterráneas del país. Se estima que entre 35 y 77 millones de habitantes, de una población total de 125 millones, beben un agua que sobrepasa el límite de salubridad, fijado en 10 microgramos de arsénico por litro de agua. Los problemas de salud de la población son evidentes, lo que constituye según la Organización Mundial de la Salud el mayor envenenamiento masivo de la historia. Un nuevo y extenso estudio hace una primera cuantificación de las consecuencias del envenenamiento por arsénico, al que se responsabiliza de uno de cada cinco fallecimientos en Bangladesh.

[Grupo de Procesos y Sistemas de Ingeniería Ambiental, Universidad Autónoma de Madrid]

En la década de los ´70 comenzó en Bangladesh un programa impulsado por ayuda internacional de mejora del acceso de la población a agua de calidad, con el objetivo de reducir la incidencia de enfermedades asociadas al consumo de agua contaminada por las actividades humanas, que según el Banco Mundial provocaban anualmente la muerte de más de 250.000 niños al año. El programa se apoyó en la construcción masiva de pozos para aprovechar las aguas subterráneas, lo que permitió aumentar la disponibilidad de agua de forma radical.

El programa de captación de agua mediante pozos no se acompaño de medidas adecuadas de vigilancia de la calidad de las aguas extraídas. En concreto, no se detectó que las aguas extraídas presentaban de forma generalizada una alta concentración de arsénico debido a la composición geoquímica de los aluviones que mayoritariamente constituyen el subsuelo del país. La mayor parte de los pozos extraen agua a profundidades de entre 20 y 100 metros. Los menos profundos son lo que presentan una menor concentración de arsénico, debido a la reposición que realiza el agua de lluvia. Las estimaciones indican que de 35 a 77 millones de bangladeshíes beben un agua que sobrepasa el límite de salubridad, fijado en 10 microgramos de arsénico por litro de agua.

Los primeros indicios de problemas de salud pública se dieron a conocer en 1988 por investigadores que realizaron reconocimientos a la población y toma de muestras en aldeas con gran incidencia de casos de envenenamiento. En 1992 los estudios realizados ponían de manifiesto la generalización del problema a todo el territorio y su magnitud catastrófica. El gobierno de Bangladesh sostiene que sólo fue informado de los primeros casos de envenenamiento en 1993 y que dos años más tarde llegó a la conclusión de que se trataba de una intoxicación masiva cuya causa eran probablemente los pozos. Pero según trabajadores del hospital municipal de Dacca, capital de Bangladesh, las autoridades estaban al corriente del problema desde 1985, cuando se diagnosticaron los primeros casos de envenenamiento con arsénico entre los bangladeshíes instalados en la India, en Bengala Occidental. El Banco Mundial declara que la concentración de arsénico de los acuíferos nunca se midió antes de 1993. Sin embargo, miembros de la consultora Mott MacDonald, que colaboró con las organizaciones internacionales en el proyecto de los pozos tubulares, afirma que descubrió arsénico en las aguas subterráneas a fines de los ochenta y que los datos se hicieron públicos en 1990. En cualquier caso, los ejemplos anteriores ponen de manifiesto la confusión y tardía reacción ante lo que la Organización Mundial de la Salud ha denominado el caso como el mayor envenenamiento masivo de la historia.

Las causas del envenamiento colectivo son evidentes, siendo más difícil la evaluación en toda su extensión del alcance y consecuencias. Un nuevo estudio publicado en el último número de la revista médica The Lancet por un equipo de investigadores de la Universidad de Columbia y la Universidad de Chicago proporciona la imagen más completa y detallada hasta la fecha de la elevada tasa de mortalidad en Bangladesh asociada a la contaminación por arsénico. Entre los resultados del estudio destacan los siguientes:

-         Una de cada cinco muertes en Bangladesh, donde la población es de 125 millones de habitantes, se asocia con la exposición al agua de los pozos con concentraciones de arsénico superiores a 10 microgramos por litro.

-         La exposición al arsénico se asocia a una mayor mortalidad en los casos de pacientes con enfermedades del corazón y otras enfermedades crónicas. Los individuos con exposición a las mayores concentraciones de arsénico (150 a 864 microgramos / litro) presentan una aumento de hasta el 70% en la mortalidad. El aumento de mortalidad se produce incluso a niveles bajos de arsénico, incluidos los estándares de seguridad de Bangladesh (50 microgramos / litro) y la recomendación de la OMS (10 microgramos / litro).
La exposición se vincula a una mayor incidencia de lesiones de la piel, cánceres de la piel, vejiga y e pulmón.

En la realización del estudio el equipo de investigación realizó un extenso muestreo por el país entrevistando a 12.000 individuos, tomando muestras de orina cada dos años y analizando sus estilos de vida. Asimismo, se analizó la concentración de arsénico en el agua de cerca de 6.000 pozos. 

Etiquetas:

Si te gustó esta entrada anímate a escribir un comentario o suscribirte al feed y obtener los artículos futuros en tu lector de feeds.

Comentarios

Lo primero que me gustaría saber, es si se estudiaron las características hidrogeológicas e hidroquímicas tanto a escala regional como de detalle y que otro tipo de estudios previos se realizaron. Para posteriormente, ubicar los sondeos exploratorios del subsuelo y en base a ello,como se diseñaron el proyecto de las perforaciones de explotación, él cual debía estar acorde a las características del subsuelo y del/ o /los acuíferos a explotar. Teniendo en cuenta para ello, todas las Normas que rigen a nivel Internacional y del País de origen para tales fines.
Y por último dadas las circunstancias, de la presencia de arsénico en las aguas subterráneas; los interrogantes que me planteo son:
- ¿se estudio el origen del mismo?
- ¿se presenta en acuíferos de distintas profundidades?
- ¿se llevaron acabo los ensayos de bombeo, con las extracción de muestras de agua? A los, fines de conocer el régimen de bombeo que debería someterse el pozo y la variabilidad de los parámetros físico-químicos del agua y con ello,silos mismos que respetan los niveles guía de la OMS.
- etc
Porque la publicación que se hace,es desde un punto de vista médico, pero también es importante saber, si se hicieron bien los estudios previos a la ejecución de las perforaciones, si fue adecuado su diseño, ejecución y tanto más el origen dela presencia del arsénico para encontrar una solución al problema. Sin ello se hace difícil, dar una merecida y acabada opinión sobre tal problemática.

lo mejor es no tirar basura en los rio y lagos

me gusta porque se trata lo que esta pasando en el mundo sobre la contaminacion del agua para uno sobre saber de lo que esta sucediendo

¿cómo eliminar arsénico del ambiente? ¿donde el arsénico sí es seguro? en el suelo? si es a consecuencia del imtemperismo que las aguas subterraneas se contaminaron, en el agua? es peligroso, en el aire? es peligrosísimo donde? entonces

DESDE ZONA DE EXPERTOS .
Como laboratorio de desarrollos de soluciones que modifiquen hacia mejor los encuentros y convivencias con las energías en la arquitectura
Y concentrados en el SUELO .este plano hasta ahora desestimado por su complejidad operativa HEMOS rescatado a TRAVES de la SOLUCION del STC y APLICADA esta COMO EJE SUPERIOR se ha plasmado en una alianza TECNICA que ha iniciado trabajos junto a la empresa alemana ALAPE
El fin tratar los servicios de agua con nuevos aparatos y formas que por su constitución nomprecisen de paredes para su existencia .
PROMETEMOS UNA NUEVA FORMA DE USAR AGUA A TRAVAS DE UNA ARQUITECTURA SIN FRONTERAS .
La capacidad de control del recorrido de nuestras aguas ya es un avance.
NOS SUMAMOS A CUALQUIERNACTIVIDAD QUEBESTEVDIRIGIDA EN ESA DIRECCION.

(requerido)

(requerido)


*

Responsable del tratamiento: FUNDACIÓN PARA EL CONOCIMIENTO MADRIMASD con domicilio en C/ Maestro Ángel Llorca 6, 3ª planta 28003 Madrid. Puede contactar con el delegado de protección de datos en dpd@madrimasd.org. Finalidad: Contestar a su solicitud. Por qué puede hacerlo: Por el interés legítimo de la Fundación por contestarle al haberse dirigido a nosotros. Comunicación de datos: Sus datos no se facilitan a terceros. Derechos: Acceso, rectificación, supresión, oposición y limitación del tratamiento. Puede presentar una reclamación ante la Agencia Española de Protección de datos (AEPD). Más información: En el enlace Política de Privacidad..