Archivo de autor

Día Mundial de la Biodiversidad del Suelo (Los Movimientos Ecologistas y el Suelo)

dia-mundial-de-la-biodiversidad-2017

Fuente: Ecologistas en Acción.

Hace ya unos 40 años que comencé a integrarme en los movimientos ecologistas. Aún no había terminado la carrera universitaria y la sangre hervía  por mis venas. Sin embargo tres años después me desligué de tales iniciativas, bastante decepcionado. Los movimientos ecologistas, al menos en Europa, tan solo han intervenido en asuntos relacionados con los suelos cuando algún tema de moda los mencionaba, mostrando más que todo su interés por aparecer en los medios de comunicación, pero sin atisbo de atesorar una perspectiva propia sobre este recurso natural. Y sí las ciencias del suelo sufrieron una decadencia progresiva hasta prácticamente desaparecer de la denominadabig science” y/o “main stream” de la literatura científica. Desde luego no han sido partícipes, sino más bien todo lo contrario” de la concienciación ciudadana sobre la alarmante degradación de los suelos en todo el mundo. Ahora ya es demasiado tarde, aunque también pudiera alegarse que “más vale tarde que nunca”.  Todo depende del cristal con que se mire, ¿verdad?

Por ejemplo, en España, y más concretamente en mi Institución, no he visto protestar a ninguno de ellos por la  paulatina aunque inexorable extinción/desaparición del más de una decena de los antiguos centros de edafología, uno a uno durante tres décadas. Desde que comenzamos la andadura en esta bitácora, tampoco he logrado alcanzar más que escasísimas noticias de interés en sus comunicados, artículos y notas de prensa. De hecho, para mi consternación les hemos tenido que criticar, más que alabar, en diversos post.

Sin embargo, ante la degradación y pérdida irreversible de este recurso natural, la comunidad internacional fue despertando de su letargo, casi a golpes de realidad, hasta que en los últimos años han comenzado a publicarse artículos de edafología en las revistas más prestigiosas del mundo, mientras que la ONU y la FAO lanzaban el Año Internacional de los Suelos. Eso sí, ha sido tal el desprecio por esta ciencia, como para que las plantillas de expertos fueran languideciendo, por falta de plazas, envejecimiento y jubilación.  Como corolario, el renacimiento de la edafología ha venido lastrado por  los sempiternos científicos oportunistas que publican sobre los temas de moda, mostrando un paupérrimo bagaje del objeto de estudio que tienen entre sus manos, aspecto que hemos denunciado hasta la saciedad en esta bitácora.

Los movimientos ecologistas son imprescindibles con vistas a remover el patio político, y concienciar a los ciudadanos de los males que afectan a la biosfera. Personalmente desearía que tuvieran más personalidad y unos objetivos claros en lugar de buscar aparecer constantemente en la prensa con aquellos temas que despiertan interés mediático en un momento dado. No citaré aquí más que el ejemplo de como muchos de ellos apostaron por la bioenergética/ biocombustibles de primera generación, colaborando indirectamente en la degradación del recurso que ahora desean defender. Y este es tan solo un caso entre otros muchos. No estaría de más que un día propiciaran un evento/congreso de reflexión sobre los múltiples errores que cometieron en el pasado y extrajeran conclusiones al objeto de  evitar recaer en los mismos males de siempre: “el protagonismo en los medios de comunicación de masas”.  No hay que salir tan solo en la foto, sino denunciar aquello que en el futuro nos explotará en las manos aunque actualmente no despierte interés. Se trata de hacer camino, no de transitar por los más trillados.  En cualquier caso, mi amigo Juan Botella, me ha enviado esta nota de prensa: “Suelos vivos para conservar la biodiversidad”. Nosotros llevamos 12 años bastante solos, sin el auxilio y colaboración de aquellos que deben ayudar-concienciar-colaborar a políticos y ciudadanos con vistas a reservar nuestro planeta. Abajo os dejo el contenido de su nota de prensa, con la esperanza de que no vuelvan a olvidarse una vez más, recayendo en sus viejos sesgos y vicios.

Juan José Ibáñez

Continúa………

(más…)

Etiquetas: , ,

Los Suelos como filtros vivos: depuración de aguas con contaminantes emergentes (residuales)

 filtros-vivos-contaminantes-emergentes

Filtros vivos: Fuente Colaje Google imágenes

Hoy abordo un tema, en principio, muy fácil de entender si no fuera por la maldita manía de vender vino viejo en nuevas botellas, a la par que embotellar el mismo bajo distintas denominaciones de origen.  Todo ello se traduce en que buscas por un vocablo y te surgen en Internet procedimientos distintos y viceversa. Vamos, que esto es la ceremonia de la confusión. Y así, en lugar de gastar un par de horas en escribir un post te puedes eternizar. La noticia que os expongo abajo, aunque también añado material de otras fuentes, nos informa de que los denominados filtros vivos sirven para depurar los denominados contaminantes emergentes, si bien también son muy útiles para los restantes en comunidades rurales pequeñas, ya que se trata de una metodología fácil de implementar, barata y “relativamente sustentable” Pero reitero que existen diversos modos de proceder. Veamos pues como le hinco el diente (no se trata de los filtros vegetativos de los que hablamos en otra ocasión y en cuya redacción tuve los mismos quebraderos de cabeza debido a idénticos problemas “de contaminación verbal” o verborrea científica). Así pues, comencemos con una frase de  ciertos investigadores de la Universidad de Pensilvania (aunque retocada con alguna ironía por mi parte, siempre entre comillas), que da cuenta justamente el procedimiento empleado en la nota de prensa:

 Todas las aguas residuales(…) después de pasar a través de la planta de tratamiento de aguas residuales, se rocían sobre los campos agrícolas y los sitios arbolados, dejando el filtro natural de plantas, suelos y rocas con vistas a purificar “ese líquido y sucio fluido” antes de volver a usarlo para su consumo (“¿potable?: no lo veo claro”). El filtro resulta ser una estructura rica en soluciones innovadoras al objeto de la “abducir” sustentablemente los contaminantes de las mentadas aguas residuales. Además, las aguas residuales rociadas sobre cultivos (herbáceos o arbolados) y pastos también contribuyen al crecimiento de los campos agrícolas, proporcionando nutrientes (“¿y contaminantes?”) con vistas al el crecimiento de cosechas, pasturas y árboles de zonas repobladas (“¿ex profeso?”) Como solución innovadora, la sostenibilidad del proceso merece ser examinada e investigada para asegurar que no se produzcan problemas ambientales derivados de la aspersión de aguas residuales en un ecosistema.

Como veremos después la “variante Pensilvania” hace uso preferentemente de la capacidad descontaminante de los suelos. Y este modo de proceder no difiere “en principio” excesivamente de lo que puede leerse en el siguiente párrafo de una contribución del ITGE al que han venido en denominar malamente Geodepuración (ya que debiera ser re-conceptualizado como ¿edafopuración?):

 Se expone la idea de utilizar el suelo como medio purificador de las aguas residuales, como un sistema de eliminación de aguas residuales urbanas que garantiza una depuración suficiente de bajo costo de instalación y mantenimiento, orientadas a pequeños municipios. Así mismo se expone la experiencia de un modelo experimental a escala real en (…)

 En cualquier caso, escogemos esta definición descrita en un documento elaborado por investigadores de la Universidad de Zaragoza, sobre cuyo documento abundaremos más adelante:

 Se denomina Filtro Verde a una Tecnología de Bajo coste y explotación que aprovecha la capacidad física, química y biológica del suelo para depurar las aguas residuales. Os ofrecemos más detalles abajo.

 En otros casos, al hablar de filtros verdes o filtros vegetativos se construyen pequeños humedales artificiales, como en este documento, y este otro, pero debe haberlos de varias clases, como en los que en esta página web denominan filtros verdesTambién se explican los filtros verdes en este video de YouTube., subido a la Web por la propia Universidad de Pensilvania.

 Los Investigadores de la Institución académica mentada (Pensilvania) rociaban cultivos con aguas residuales que al filtrarse en el suelo se descontaminaba de ciertos “emergentes”, en gran medida, lo cual podía constarse en las aguas subterráneas subyacentes: Acetaminofeno, ampicilina, cafeína, naproxeno, ofloxacina, sulfametoxazol y trimetoprim. Por tanto, tampoco puede asegurarse que algún otro veneno emergente no funcionaran bien. Obviamente no se limpia toda la carga tóxica, aunque al parecer se reducen considerablemente las concentraciones de (¿todas, algunas?) de esas sustancias peligrosas hasta que son muy bajas. Sin embargo, cabe recordar lo que son realmente los contaminantes emergentes, como nos explica Damiá Barceló:

 Como contaminante emergente se entiende todo contaminante previamente desconocido o no reconocido como tal, cuya presencia en el medio ambiente no es necesariamente nueva, pero sí la preocupación por las posibles consecuencias de la misma. La detección de estos contaminantes en el medio ha sido posible sólo recientemente gracias al desarrollo de nuevas y más sensibles tecnologías analíticas. Entre los contaminantes emergentes presentes en el agua cabe destacar fármacos, compuestos perfluorados, hormonas, drogas de abuso, y productos de cuidado y de higiene personal. En los últimos 5-7 años se ha tomado también conciencia de una nueva clase de contaminantes emergentes: los nanomateriales. La industria asociada a la producción de nanomateriales tanto basados en carbono (fullerenos y nanotubos) como basados en metales (nanopartículas de plata y oro y óxidos metálicos) ha experimentado un gran crecimiento en los últimos años, y este tipo de compuestos se han detectado en agua residual de origen doméstico. Un nuevo problema, asociado al anteriormente descrito, lo constituyen los microplásticos. El impacto de los microplásticos era ya conocido en el medio marino, pero recientemente se ha publicado su potencial impacto en el sistema endocrino de peces de río.

 Pues bien, gran parte de los contaminantes emergentes, son expulsados al ambiente a través de las aguas residuales. Pero el ser humano resulta ser el la especie más sucia de todo el planeta ya que para limpiarse, embellecerse, comer y moverse, contamina toda la biosfera poniendo en peligro otros millones de ellas. Y en estos menesteres debemos tener una imaginación galáctica, ya que inventamos nuevos  “emergentes” a diario.

 No cabe duda que tal estudio y otros afines constatan el potencial del suelo como descontaminante, empero como no sabemos todas las sustancias presentes, ni en que concentraciones son tóxicas, por cuanto no existe “a ciencia cierta” ningún modo de saber la calidad del agua que bebemos. Eso sí, unos tóxicos son más dañinos que otros, pero teniendo en cuenta siempre sus respectivas concentraciones. Digamos finalmente que algunos de estos tóxicos (como los que utilizamos en nuestra higiene ¿¿??) serán degradados, aunque otros simplemente retenidos. ¿Hasta qué punto el suelo se contamina, conforme el agua se limpia?.  ¿Hasta qué punto el agua rociada y luego absorbida por las plantas no contamina alimentos?. ¿Podemos asegurar que  después de varios ciclos no debamos descontaminar el propio suelo generando otro problema?. Pero hay más (…) y para informaros por favor leer abajo. Comienzo con lo básico, terminando con la nota de prensa en suajili, traduciendo al castellano casi todo su contenido).

 Juan José Ibáñez

Continúa……. 

  (más…)

Etiquetas: , , , , , ,

La excelencia Científica y la Publicación de Artículos de Investigación: Entre la meritocracia, el rigor, el politiqueo y la serendipia.

 la-meritiocracia-de-la-ciencia-y-sus-vicios

Meritocracia Científica

En 2010 envié un artículo a una revista denominada Applied Soil Ecology, siendo rechazado 18 meses después tras múltiples modificaciones y un sinfín de críticas. Los coautores me comentaron remitirlo a una revista de menor impacto.  Sin embargo como ya entiendo de que va todo este asunto, le di una parada hacia arriba, que no hacia abajo, por lo que pase a considerar una revista de mucho mayor impacto, es decir Applied Ecology. En 10 días fue aceptado con todo tipo de parabienes. ¿era tan malo o era buenísimo”? ¡A saber!

El día Siete de Julio de 2017 Simine Vazire, profesora de psicología en la Universidad de Davis (California), envió una atrevida y valiente carta a la famosa revista Nature, poniendo en tela de juicio, todos los vicios y chanchulleos existentes en el mundillo científico acerca de la diseminación de resultados, premios, concesión de subvenciones etc. Breve, concisa y rotunda.  Abajo os la traduzco, eliminando el texto original en inglés que, de cualquier modo, se encuentra en acceso abierto, por lo que podéis y leerlo pinchando sobre el título: Our obsession with eminence warps research (Nuestra obsesión por la eminencia/excelencia deforma la investigación científica).

Hoy no voy a repetirme, ya que en nuestra categoría Fraude y mala praxis científica), hemos hablado del asunto hasta la saciedad. Simplemente os ruego que comparéis mis argumentaciones, con las de Simine, incluidas nuestras múltiples referencias a la ley o “Efecto San Mateo”.  ¿Qué hubiera ocurrido de enviar yo la carta a Nature?. Con toda seguridad rechazo rápido y sin comentarios.  Ni soy un resentido, ni un científico frustrado, he publicado muchos papers. No es ese el problema. Lo que me hastía son esos colegas que defienden que la ciencia es objetividad pura y van paseando sus flácidos cuerpos cubiertos de una Sotana Blanca. Hablamos de los hipócritas que piensan que son ¡Sacerdotes de la Ciencia!. ¡Amen!. Digamos a los ciudadanos lo que ocurre. ¡Basta ya de tanta arrogancia y autocomplacencia. Vivimos en una comunidad tan turbia como cualquier otra.  

Os dejo sin más dilaciones con la traducción de la carta de 2017 Simine Vazire.

Juan José Ibáñez

Continua……..

(más…)

Etiquetas: , , ,

El carbono lábil/soluble de los suelos y sedimentos de las llanuras de inundación y otros hábitats encharcados como marismas y manglares

llanura-inudacion-colombia

Llanura de Inundación en la región Caribeña de Colombia. Fuente en el propio enlace

 Hoy me voy e sumergir en terrenos pantanosos desde dos puntos de vista. El primero deviene en que la nota de prensa que vamos a “¿explicar?” en este post nos informa acerca de la dinámica del carbono de suelos y sedimentos que por estar encharcados ralentizan la descomposición de la materia orgánica que contienen, por los que suele acumularse allí, en donde el azufre desempeña una función importante o vital para el metabolismo microbiano. Se trata de ambientes en los que a menudo abundan los denominados Fluvisoles tiónicos: Suelos Ácido Sulfatados. Mi segunda ciénaga, ya muy personal, estriba en que la bioquímica del suelo que utilicé en mi paleolítico científico (inicios de la carrera profesional), ha pasado a ser patrimonio histórico de la ciencia. Pero si me atrevo a decir que el estudio en cuestión compete a lo que se denomina carbono soluble, más o menos equivalente al lábil, si bien algunos expertos no estarán de acuerdo. No obstante el Dr. Humus así me lo ha hecho saber.  En consecuencia seré breve con vistas a no divagar y hundirme, más aun si cabe, en el fango de la ignominia científica.

 Científicos de la Universidad de Stanford han llevado a cabo un estudio sobre la dinámica del carbono en llanuras de inundación como hábitats representativos de los ambientes encharcados, con escasa o nula concentraciones de oxígeno. Es bien sabido que en estos ambientes la actividad microbiana es baja y la descomposición de la materia orgánica lenta, por lo que los suelos tienden a actuar como sumideros o secuestradores de carbono. Para tales sitios, en conocido desde hace mucho tiempo que la actividad microbiana, a falta de oxígeno, echa mano del azufre, lo cual es advertido en el terreno por la presencia de minerales ricos en este elemento químico. Empero según estos bioquímicos y microbiólogos: “tal carbono subterráneo no permanece necesariamente bajo tierra a largo plazo. Al ser soluble en agua, el carbono puede filtrarse en las vías fluviales ricas en oxígeno, donde los microbios lo consumen fácilmente”. En otras alabras, al parecer, los materiales orgánicos solubles y no utilizados pueden migrar fácilmente a una vía acuática oxigenada en donde fluyen, y se descomponen ya más fácilmente, desencadenando floraciones de algas y otros problemas relacionados con la calidad de las aguas, finalizando en la atmósfera. En otras palabras lo que nos ¿desvelan? Los autores del estudio es que, en hábitats encharcados de esta clase, el secuestro de carbono es menor que el que se pensaba, relacionándolo inmediatamente con el cambio climático, como suele ser habitual, venga o no venga a cuento. Os dejo pues con la noticia traducida (por Google, esta vez sin mi ¡sabia! revisión, por lo que podéis taparos las narices, como cuando estáis delante de los ambientes en cuestión en donde os deleita ese hediondo hedor que desprenden los  denominados Fluvisoles tiónicos (Suelos Ácido Sulfatados). Os añado otros fragmentos de textos de libre acceso en Internet, que pueden ayudaros a entender los tipos de carbono involucrados y algunas cosillas que os aliviaran a la hora de interpretar el texto, si atesoráis los mismos precarios conocimientos que este impresentable bloguero (poco, o nada). La razón es que me acaban de operar ce cataratas en los ojos, por lo que además de perder neuronas también visión.

Juan José Ibáñez

Continua…….

(más…)

Etiquetas: , , , , , ,

Divulgación emocional del mundo de los suelos (Ponga suelos en su vida, salud y espíritu)

suelo-libro-de-divilgacion-entrevista 

Paul Bogard, caratula de su libro de divulgación de suelos y entrevista en National Geographic

Adelanto que no voy a hablar hoy de temas tan ¡filosóficos y espirituales!. Se trata de un artículo periodístico de “National Geographic” en el que se realiza una entrevista al escritor Paul Bogard, que acaba de publicar un libro de divulgación que lleva por título The Ground Beneath Us (La Tierra Bajo Nosotros), en la que el autor habla sobre el recurso suelo. Personalmente considero que los expertos en ciencia del suelo no acabamos de alcanzar una estrategia eficiente con vistas a divulgar al gran público la importancia de este recurso. Por un lado me congratulo de que en los últimos años, “National Geographic” publique material sobre edafología, algo totalmente inusual en el pasado. Posiblemente la preparación y lanzamiento del Año Mundial del Suelo, el Día de los Suelos o la “Década de los Suelos 2015-2024” ,hayan logrado calar a Nivel Internacional (desde luego en España nada en absoluto). También se han publicado algunos artículos centíficos en Nature o Science. ¡Algo es algo!. Pero vamos al grano. No me extrañaría que un profano convertido en Neófito,  con toda su ingenuidad, pero también libre de sesgos profesionales, logre transmitir mejor que nosotros que es un suelo y la necesidad de preservarlo. Paul Bogard, ya ha escrito varios libros sobre otros temas y quizás lo logre. De hecho, para empezar ha despertado el interés deNational Geographic.

 Tampoco podemos soslayar que anglosajones y latinos tenemos distintas formas de ver las cosas, de entender el mundo, por lo que un escrito dirigido a los lectores de una lengua, que les resulte atractivo, no implica necesariamente que cale de igual manera en otras. Pero tras leer la entrevista hay algunos puntos sobre los que cabría que reflexionáramos todos. Y en especial, lo que cabría llamar educación/divulgación emocional. Se trata de explicar un tema, no solamente sustentándonos en argumentos racionales, sino emocionales y porque no, espirituales. Paul Bogard, como veréis más abajo, introduce elementos subjetivos interesantes para ir atrayendo al lector, como lo son la falta de contacto de los urbanitas con el medio natural: “Se estima que los niños ahora pasan menos tiempo en el exterior de los edificios que un preso de promedio”; “el adulto estadounidense promedio gasta el 93 por ciento de su vida en el interior de las construcciones”(…); “tal enclaustramiento podría tener efectos devastadores: los niños necesitan estar expuestos a los microbios del suelo para construir sus defensas contra las enfermedades que pueden atacarles más tarde. Pero no se trata sólo hijos (…).”; “mi perro, que había estado conmigo durante 15 años. Cuando enterré a mi amigo no me di cuenta de que esta es mi tierra sagrada (…)  yo quería que fuera allí para siempre. Es el lugar en el que me sostiene, espiritualmente”. “Tierra sagrada se encuentra disponible para nosotros en (…) lugares”.

 Empero me ha llamado especialmente la atención que Paul Bogard, de mucha importancia a lo sagrado y la espiritualidad. Otra cuestión es como él las entienda (lo desconozco; no he leído el libro). También acertadamente, al informarse sobre el tema, se dio cuenta (como he intentado mostrar a los lectores en los post previos que he redactado sobre este tema) de que, de un modo u otro, ha sido así a lo largo de la historia en la mayoría de las religiones, como por ejemplo Pachamama en el acervo cultural latinoamericano, del que ha hablado en varias ocasiones el propio Papa Francisco.

 Una buena parte de la humanidad es creyente y sacraliza “de algún modo” el mundo natural.  Apelar por tanto a lo sagrado no se me antoja descabellado, con indfependencia del credo de cada cual”. Y si el libro resulta ser atractivo (…..).  Cuando el lector ya ha entrado en materia, puede entender que para el autor hasta el lugar de reposo de su mejor amigo…. “como no” el perro, cambiara de significado, antes y después de redactar su obra. Y tal juego puede conmover al ciudadano. Habría que seguir  el devenir de las ventas de esta narrativa literaria.

Muchos de nosotros somos “escribidores” que no “literatos”. Sin embargo puede que tenganos algunos talentos ocultos en nuestra comunidad. Quizás algunos pudieran redactar una obra hermosa. Otra alternativa sería que lográramos “ganar para la causa” a un afamado escritor y luego convencerle de la importancia de que su pluma se pusiera al servicio de los suelos. Solo son ideas, pero deberíamos reflexionar acerca de ellas.  Ya os comente decepcionado como la edición en castellano deNational Geographicno suele traducir los artículos sobre suelos que aparecen en la versión original en inglés, lo cual se me antoja muy “latinamente lamentable”. En el mundo hispanoparlante no recibimos la colaboración ni de la prensa, ni de las revistas destinadas al gran público, por no hablar de políticos, etc. Por todo ello, he traducido “a mi manera”, unos pocos párrafos; algunos los que se me antojaron más interesantes. Obviamente no puedo reproduciros aquí el artículo original bajo copyright. Por lo tanto, al menos para los que conozcáis algo la lengua del Imperio ya sabéis el suajili),  os animaría a adquirir el número y examinar el artículo en profundidad, ya que lo aquí expuesto, no deja de ser más que un botón de muestra.

Juan José Ibáñez

 Continua………

(más…)

Etiquetas: , , , , , , ,

Geografía del Ecuador ayer y hoy (libro de acceso abierto en Internet)

geografia-ecuador

Dedicado a mi amiga, antigua alumna y mejor profesional: Loly.

Desde el interesantísimo sitio Web de José Ignacio Sánchez (Nosolosig, revista de Información Geográfica y Geotecnologías) se envían boletines semanales gratuitos sobre la actualidad en materia de geografía y sistemas de información geográfica que conciernen tanto a España como a Iberoamérica.  A primeros de mayo de 2017, José Ignacio nos informaba de la publicación en acceso abierto del Atlas Rural del Ecuador. Ya os explicaba en nuestro post Los Paisajes Culturales: Ecología del Paisaje y Geografía Regional que resulta muy difícil, por no decir imposible, interpretar los cambios territoriales sin entender el manejo presente y especialmente pasado de los usos del suelo en un territorio concreto. El hombre ha ido modificando pertinazmente los paisajes de todo el globo, hasta tal punto que cualquier estudio ecológico, agrario, edafológico o de cambio climático puede incurrir en graves errores si se despecia este tipo de información, práctica por desgracia harto frecuente. Y así se ven publicados en revistas de elevado prestigio artículos repletos de imprecisiones, cuando no barbaridades y sandeces que los autores podían haberse ahorrado de acudir a este tipo de lecturas. Pero la arrogancia de los científicos actuales se me antoja casi infinita (la ignorancia es muy atrevida). Yo aprendí así a interpretar el paisaje cuando realizaba mi tesis doctoral, ya que la teoría ecológica, por sí sola no puede dar cuenta de lo que actualmente observamos, aunque nos parezca un bosque genuinamente prístino.  Debemos agradecer al Gobierno de Ecuador y a José Ignacio esta información. Abajo os expongo ciertos párrafos, así como los enlaces para que adquiráis gratuitamente una versión digital de esta obra, recientemente publicada. Ojalá en un futuro cada país hispanoparlante cuente con una información de tal índole. Reitero que se trata de documentación imprescindible, en cualquier estudio agrario, medioambiental y ecológico.

Todos los países debiéramos tener este tipo de monografías y actualizarlas según los avances científicos nos regalen nuevas perspectivas del pasado e informen de cambios recientes en los usos de la tierra. Esperemos que cunda el ejemplo.

Juan José Ibáñez

Continua…….

(más…)

Etiquetas: , , , , ,

El Impacto de embalses y represas sobre el cambio climático, los suelos y el ciclo del carbono

embalses-y-secuetro-de-carbono

Embalses o reservorios y su ciclo de vida: Colaje Google Imágenes

 Esas malditas hidroeléctricas van a alterar el clima… ¿Y qué no?.

 Ya que el sistema climático no deja de ser, tal como lo entendemos y a menudo estudiamos, más que el propio sistema biogeosférico, cualquier actividad del hombre que altere la superficie terrestre y su biota, afecta como corolario al clima. Y así, ciertos investigadores a provechan el más mínimo resquicio y/o hueco entre los granos de arena, aun no visitado en su relación con el clima, para advertirnos que se ha soslayado, esto, aquello y lo de más allá, siendo ¡graviiiisimo!. ¡Es que no acertamos nunca!. ¡Siempre se nos olvida algo!. ¡Los científicos somos un desastre! Y este es el caso de la noticia que os ofrecemos hoy. De todos es conocido que las presas son trampas de suelos y sedimentos erosionados cabeceras arriba, al margen de las aguas que trascurren por sus cuencas de drenaje, a menudo contaminadas. Estos muros ecológicos alteran la dinámica fluvial de diversas maneras, como se muestra en una segunda noticia, expuesta tras la primera, y que os he traducido del suajili al español castellano, si bien ya la han traducido otros mejor que yo (ver al final del post). Y así se modifican todos los suelos y sistemas superficiales terrestres aguas abajo, y especialmente en la desembocadura de los ríos en los que el balance entre la erosión costera inducida por las aguas marinas y aporte de sedimentos se mantiene en un equilibrio metaestable. Por ejemplo, los deltas (tierras muy productivas) van perdiendo extensión y muchos humedales también. Pero todo esto es tan viejo como para ser conocido por Matusalén. El único dato digno de mención, que aun ¡debe ser corroborado!, deviene de que también secuestran casi el 20% del carbono que transportan estas redes de drenaje, y que de este modo, queda atrapado por esas malditas construcciones, tan artificiales como vitales para el hombre. Lo mismo lógicamente ocurre con parte de su carga de nutrientes. Eso sí, una porción  aún desconocida de carbono será emitida directamente desde el reservorio a la atmósfera, aunque se desconoce en que cuantía. Por otro lado, al ir colmatándose o rellenándose con los materiales atrapados, los sedimentos allí almacenados, ¡muy a su pesar!, deben ser extraídos con vistas a que el volumen de almacenaje de agua mengue en la menor medida posible. Es la operación a la que denominamos dragado. De este modo, los sedimentos son expuestos de nuevo a las inclemencias de ese clima que tanto nos inquieta y parte de su carbono irá también a la atmósfera, que no al mar. Y así el dato dice algo, aunque no mucho, a pesar de la relevancia que dan los autores a una cifra por corroborar. No olvidemos que la nota de prensa no informa de la proporción del carbono que es realmente edáfico, respecto al que procede de otras fuentes, como la hojarasca, el desprendido por aguas residuales y bla, bla, bla. Más grave aún, en mi opinión, como señala la segunda noticia, es la fragmentación draconiana de un sistema que conforma necesariamente un continuo, destrozando finalmente mucho más que la dinámica natural del propio curso fluvial: gran parte del paisaje. Hace ya una década que editamos en el blog el post titulado El Sistema Cardiovascular de Gaia: La Manifestación de un Planeta Enfermo.

 Por tanto, sí, efectivamente, casi todo afecta al clima, que resulta ser un niño muy sensible, frágil y rabioso, al que todo le daña. Y los científicos lo miran por todos los lados, empero como “expertos” que aun distan de reconocer plenamente su anatomía, fisiología y patología, como su propia ignorancia. Y ya sabéis, si tenéis una ocurrencia de este tipo relacionada con el clima, a poco que redactéis bien el texto, puede ser publicado en alguna de las revistas científicas de prestigio, que comienzan aparecerse a la prensa rosa, como mínimo en este tema.

 Os dejo pues con las dos notas de prensa que os hemos mencionado.

Juan José Ibáñez …..

……en fase de somnolencia.  (más…)

Etiquetas: , , ,

¿Jaque al Fraude Científico?. La Respuesta radical del gobierno chino

fraude-cientifico-por-paises

Ranking del fraude Científico por países (2012-2016)

¡Qué bárbaro!. Esto es lo que podría calificarse como la adopción de medidas contumaces contra el fraude científico. Y en el caso de que tales tecnologías novedosamente mortales basadas en resultados fraudulentos causaran víctimas, los defraudadores pueden ser condenados a pena de muerte.  ¿Sí?. ¿De verdad?. De ser el caso, que tiemblen muchas multinacionales farmacéuticas, así como las agroalimentarias que  producen pesticidas. ¡A la hogera!

Al gobierno chino le disgusta la imagen que ofrece al mundo su actividad científica, dado que aparece en el top 1 del fraude. Según la noticia Se estima que el 40 % de las investigaciones científicas realizadas en China han sido afectadas por algún tipo de mala conducta” (y reitero que conforme a la nota de prensa). Es decir no muy lejos de la mitad de sus indagaciones son tramposas “de algún modo”. Y aquí nos topamos con la primera corroboración sobre un hecho sobre el que hemos insistido durante “más de decenio” (ver nuestra categoría: Fraude y mala praxis científica). La excesiva presión de esa maldita política de “publica o perece” se encuentra dañando no solo la imagen de le ciencia, sino que atenta contra su esencia: el progreso del conocimiento. ¡Y esta vez no lo digo yo!, sino las autoridades chinas.

Pero maticemos lo que acaece en China, que el problema resulta ser mucho más complejo de lo que parece.  

Os extrañará que se hable de pena de muerte cuando tales indagaciones dan lugar a procedimientos y tecnologías que finalmente acarrean la pérdida de vidas humanas.  ¿Verdad? Cuando se lee asiduamente las notas de prensa de los boletines de noticias, uno puede percatarse de que allí, se han publicado varios casos de médicos e investigadores que “decían haber hallado formulas milagrosas para curar tal o cual enfermedad”. Los pacientes desesperados acudieron a sus clínicas y terapias, falleciendo después en demasiadas ocasiones: “el remedio era peor que la enfermedad”. Ahora nos vamos entendiendo, ¿verdad?. El título de la noticia original que analizamos hoy resulta ser el siguiente: “ China sugiere pena de muerte a investigadores científicos que cometan fraude”. La nota viene acompañada de un gráfico que hemos sustituido por el que encabeza este post basándose en los datos que proporcionaba tal ciberdocumento.

Como se puede observar, los países del SE asiático se lleva la palma con un 75% de los casos detectados. Y si sumamos los estados de la región, como La India y Paquistán…… daría lugar a pensar a que la ciencia producida por los dragones asalticos es lamentablemente engañosa.   Empero, la presencia de Irán en tercera posición es como para reflexionar seriamente. Del mismo modo, extraña por ejemplo que en USA tan solo se detectara un caso en cuatro años. En el libro la Anatomía del Fraude Científico, escrito por el historiador de la ciencia norteamericano Horace Freeland Judson, se ofrece un paisaje en USA muy alejado del idílico que se infiere de la lectura de la  noticia. Y es que como nos informa Horacio, el número de fraudes detectados no refleja la realidad, “sea cual sea”. Las cloacas de la ciencia son mucho más tenebrosas que una simple tabla. Cuanto más luche un gobierno contra la mala conducta científica, tantos más casos saldrán a flote. Y al contrario, cuanto más lo intenten ocultar los mandatarios, mejor parado saldrán en las estadísticas del momento. Sin embargo la bomba, tarde o temprano les explotará en las manos. Luego deben buscarse las fuentes consultadas para elaborar el ranquin, ya que hay verdades, mentiras y estadísticas.

Con vistas a ofrecer una imagen más clara del fraude por países, contar tan solo con el número de publicaciones, resulta ser la mejor manera de ofrecer los peores resultados. ¿Por qué no el porcentaje de fraudes por papers publicados? Uno debe tener en cuenta el número de los artículos científicos de cada país, el número total de investigadores y él de estos por 100.000 habitantes. Si se introducen todos estos datos en la ecuación, el ranking puede verse alterado por completo. De ser “serios” los datos, entonces probablemente mostrarían que Irán podría encabezar el ranking, pero es solo una conjetura que debe ser corroborada antes de acusar a un país entero.

Más aún, existen factores culturales, sociológicos, cognitivos y lingüísticos que, del mismo modo, debieran que tenerse muy presentes.

No solo a los españoles, sino a los franceses y alemanes, entre otros pueblos, nos costó sangre (en su momento) la obligación de publicar en Suajili. El proceso de aprendizaje colectivo resulta ser largo. El lenguaje determina el pensamiento, según nos informan desde las fronteras de la neurociencia. Empero nosotros expresamos nuestros pensamientos científicos con el lenguaje natural, gustos y estilos culturales y valores en los que hemos sido “cultivados”. Todo ello se pone de manifiesto a la hora de redactar un buen paper y mostrarlo con coherencia en otra lengua. Dicho de otro modo, el problema no reside tan solo en el manejo del inglés, sino en la forma que se expresan las mentes anglosajonas. He leído un buen número de artículos redactados en el idioma del imperio por los chinos con la ayuda de coautores cuya lengua madre resulta ser la de la Pérfida Albión (el inglés). En varias ocasiones he sido uno de los revisores elegidos por la revista en los que pretendían publicar. La diferencia de un artículo en cuya investigación intervinieron tanto chinos, como angloparlantes, de aquellos en los que los últimos solo tradujeron e intentaron dar algo de coherencia al “producto” los últimos es manifiestamente palmaria.  La mentalidad china es totalmente distinta de la occidental. Y así, los artículos cuyos borradores debieron ser escritos en esta lengua nos parecen a nosotros extraños y escasamente coherentes. Nos topamos, en mi modesta opinión, con el meollo de la cuestión. El lenguaje nos ayuda a protegernos (si lo dominamos a la perfección) o delatarnos (si no lo manejamos con fluidez y atesoramos conocimientos de su lógica subyacente), según sea el caso. Por lo tanto, sostengo que,  posiblemente, el fraude sea más fácilmente detectado cuanto menos se domine la lengua del imperio. Eso sí, no dudo que las diferencias culturales respecto a lo que se considera mala praxis y lo que no, también influyan. Y puedo asevéralo tras un par de conversaciones con colegas de esa nacionalidad y una estancia de varios de ellos con mi antiguo equipo de investigación. 

También debemos recordar por enésima vez que la mala conducta no concierne tan solo al fraude científico sino también a otros muchos aspectos de la indagación científica, de los que ya hemos hablado, por lo que no nos repetiremos. Tan solo os dejemos los enlaces de los dos últimos redactados poco antes de escribir este post.

Los Jóvenes Edafólogos y su Indignación (¿legítimas reclamaciones o xenofobia bajo el suelo?).

Los Cárteles de la Ciencia, Malas Conductas Científicas y la Revisión por Iguales (Un caso Reciente en las Ciencias del Suelo)

Respecto a la cárcel y la pena de muerte, me conformo con advertir que reglas o decisiones sencillas pueden generar resultados muy complejos e inesperados, como nos muestran las ciencias de la complejidad. Cuidado con el resultado y más aún cuando ciertos investigadores denunciados por fraude no lo hicieron, al contrario que los denunciantes.

Supongo que es la imagen del país lo que irrita a las autoridades Chinas. Pero como ellos mismos reconocen, y nosotros defendemos, el exceso de competitividad y su manifestación en el lema del “publica o perece” es un mal a erradicar. La ciencia necesita calidad, no cantidad que deviene en contaminación de la literatura científica. No atisbamos más que a vislumbrar la punta del Iceberg de los males a los que nos conduce el sistema actual de diseminación de los resultados científicos.

Os dejamos pues con esta justiciera noticia….. Continua…….

Juan José Ibáñez

(más…)

Etiquetas: , , ,

El ‘Soil Survey Manual’ del USDA ha sido actualizado (2017) Manual de Reconocimiento de Suelos (2017)

soil-survey-manual-2017

El ‘Soil Survey Manual’ de la USDA ha sido actualizado (2017). Y como era de esperar, la noticia ha corrido como la pólvora por Internet. Desafortunadamente, aún no ha sido traducida al español, castellano. Habrá que esperar, pero ya os tendré informados.  No voy aquí a realizar un análisis de los nuevos contenidos.  Tan solo mentar que, en la nueva versión se incluyen por primera vez novedades metodológicas de gran interés, como la cartografía digital de suelos, obtención de información por sensores remotos, procesamiento de datos, normas para la  elaboración de modernos sistemas de información de suelos, etc.  Os dejó abajo con una síntesis de los correos electrónicos recibidos y las variadas formas de acceder al Manual de Reconocimiento de suelos de la USDA en su nueva versión. Espero que sea de interés, para aquellos que aún no tuvierais noticias de esta nueva versión, que sospecho que no seréis muchos. Como veréis también se añade la dirección para todos aquellos que deseen obtener el Manual en formato Papel

Juan José Ibáñez

Continua……..

(más…)

Etiquetas: , , , ,

Riadas e Inundaciones relámpago: Video Impresionantemente Ilustrativo

riadas

Riada de otoño 2016 en la rambla de Venta Varana, Vinaros Valencia. Pinchar aquí o en el enlace directo al final del post.

Nuestro amigo Juan Botella envió este interesante video sobre una Riada (Riua en valenciano) o Avenida que muestra en dos o tres minutos como se puede generar una inundación relámpago. Estas fueron muy frecuentes en la zona domingo. El video me fue enviado el 18 de diciembre de 2016 a las 21:01. Le solicité a Juan el nombre de los autores para ponerlo en los créditos. Sin embargo no puedo contactar con ellos aunque me mentó que no habría problema para que lo cargara. Si tenemos noticias dl nombre de los que filmaron esta pequeña joya los añadiremos inmediatamente. Cauces secos llamados ramblas, de vez en cuando pueden producir desastres naturales Monumentales. En esta caso el “rio seco era de pequeñas dimensiones. Imagínense lo que ocurre ven los de mayores dimensiones. Se trata los famosos “flash floods” en suajili. Estos eventos son comunes en las zonas áridas y semiáridas. En el Sudeste de España son altamente frecuentes y devastadores bajo los eventos meteorológicos denominados de “Gota Fría”. Como podréis observar por la rapidez con que se producen son además extremadamente peligrosos.  El sitio en concreto resulta ser una rambla en Venta Varana, Vinaros CS. Cerca riu  Servol. Muchísimas gracias a Juan Botella y en especial a los paisanos que filmaron el evento a la espera de poder añadir sus nombres. Que lo disfrutéis. Lamentablemente intenté incrustar el video en este post pero no recibí ayuda del sistema mi+d.

Lamentamos mucho no poder enlazarlo para que pincharais en la pantalla . Sin embargo conviene que lo visualicéis por los enlaces. El tema estriba en que el video casero se ha grabado en tiempo real, por lo que se observa como a cauce seco, aparentemente inofensivo, va llegando el agua hasta desbordarse en cuestión de muy pocos minutos. Nada puede avisar, y menos aun prever, a los ciudadanos. Fijaros que un vehículo para. Son muchos los automovilistas que creen poder pasar una lámina de agua si es fina. Grave error.  Una percepción ingenuamente muy peligrosa. En España, por ejemplo, son muchos los coches arrastrados por esta causa. La fuerza de esas láminas de agua turbulentas es impresionante. Tener mucho cuidado.

Juan José Ibáñez

Enlace Original:

https://www.facebook.com/juan.j.marti.14/videos/10213120081017608/UzpfSTEyNjE2OTc4OTY6MTAyMTMxMjAxMTQzNzg0NDI/

 

Etiquetas: , , , , , ,