¿Por qué no Biogeosfera en lugar de Sistema Climático?


el-gordo-y-el-flaco-pequena

La Biogeosfera: Entre el Gordo y el Flaco. Fuente: Colaje Imágenes Google

¿Entre el Gordo y el Flaco? ¡Pues va a ser que sí! ¿De qué hablo? Sencillamente de lo que la inmensa mayoría de los mortales denominan el cambio climático. Desde la década de los años noventa del siglo pasado blasfemo cada vez que se confunde calentamiento del clima y sistema climático. Con el tiempo se fue afianzando con el más ambiguo, aunque menos equivoco término de cambio global. Y es así, cambiamos todo, es global, pero ¿qué es global? ¡Pues eso todo! Llevo treinta años reclamando que decir sistema biogeosférico resulta científicamente más apropiado. Pero también ¿Porque Decir Cambio Climático y no Degradación Ambiental?. Un sistema es más que la suma de las partes, que interaccionan entre sí y, como corolario, al perturbar uno se altera todo, todito todo.  Mala elección la del vocablo cambio climático. No se trata de que el  calentamiento climático afecte a los restantes subsistemas de GAIA, sino que el ser humano se encuentra degradando todo lo que encuentra a su paso. Somos como el Caballo de Atila, por donde pisamos no vuelve a crecer la hierba.  El ciudadano profano aún cree que podemos paliar el calentamiento de la atmósfera, sin hacerlo en casi todo lo demás, incluidas nuestras estructuras sociales y economía liberal. ¡Falso!. Creamos Internet para conectarnos todos globalmente, pero también lo hicimos en otros aspectos sin reflexionar en las posibles consecuencias. Y desafortunadamente, la Pandemia de ese coronavirus COVID-19 (hace poco más de un año ni sabíamos que significaba, mientras que a 28 de mayo de 2019 había alxananzado en Google la insignificante cifra de “5.510.000.000 resultados”. También cambia el clima epidemiológico, ¿O no? Ya os hablamos de él casi al principio de la Pandemia (Epidemias, Coronavirus, Ruta de la Seda y Globalización (Lecciones de la Historia), Epidemias, Viralidad, Globalización, Conectividad, Redes Complejas, Mundos Pequeños y Coronavirus ). Como señalamos este último hachazo que sufrimos es fruto de la codicia de la dictadura financiera, así como de la indolencia e ingorancia de los ciudadanos, que no reaccionamos, aunque nos metan los puño en los ojos. La Pandemia de Coronavirus no es más que otra de las consecuencias. Y no se trata de una ocurrencia de este bloguero, sino que por fin se ha aceptado casi por la totalidad de los “negacionistas del todo, o negacionistas de nada, que da igual. Ya os comenté que el dinero es sordo, ciego y mudo y quien lo tiene tan solo quiere más y más. No os debe extrañar por tanto que adelante la siguiente frase de la noticia de hoy que tiene sus fuentes en el IPCC: “Dos mil millones de adultos están clasificados como obesos o con sobrepeso, mientras que al menos 820 millones de personas se acuestan con hambre todas las noches”. En medio quedan los flacos, ya que los 820 millones son desgraciadamente famélicos. ¿El gordo y el flaco?. Siempre acabamos llegando a la Ley o efecto de San Mateo: “efecto Mateo, donde más es más y menos es menos, y tanto el éxito como el reconocimiento queda relegado siempre a la misma minoría privilegiada

 Pero a lo que vamos, porque hoy si me he despatarrado con tanta desiderata, aunque el mensaje es sencillo. Pero os recuerdo que también anticipamos que COP 25 ¿Qué cabe esperar?. ¡Nada!, ¡Nada de Nada!. El título de la noticia que os frecemos hoy traducida del suajili al  español castellano viene a decir “Tierra y clima: problemas, soluciones inextricablemente unidas”. Otro error, tanto terminológico como conceptual, ya que la Tierra incluye al clima. ¿Y si se refiriera a tierra, es decir superficie emergida? Pues más de lo mismo. El Sistema Tierra incluye todos sus subsistemas, por lo que no resulta acertado separar de la ecuación al clima. Sin embargo, al ir leyendo la nota de prensa que os incluyo abajo, observaréis que nos vienen a decir lo que yo personalmente defiendo. En otras palabras, que con vistas a solucionar el calentamiento del clima debemos intervenir en todas las causas involucradas, ya que si no cualquier esperanza deviene en utopía. Más aún, se reconoce implícitamente que uno de los problemas subyacentes resulta ser, como no, la pérdida, degradación y contaminación del suelo. Óbvienme existen otros factores, casi todos inextricablemente unidos. Se está tardando demasiado, en llegar a esta conclusión elemental, cuando por decirlo de alguna manera, este no es más que un asunto de “aritmética básica”: 2 + 2 = 4. Y hasta que no lo entendamos todos palmariamente, seguiremos dando palos de ciego. ¿Nos falta algún tornillo?.

Juan José Ibáñez

Continúa…….


Seguir leyendo »

Etiquetas: , , ,
Categorias: Curso básico de ciencia para jovenes universitarios y tecnólogos, Degradación de Suelos: Contaminación, Degradación de Suelos: Salinización y Acidificación, Ecología y Biogeografía post posteriores a agosto de 2009, Pérdida de los Recursos Edáficos: El Sellado del Suelo, Pérdida de los Recursos Edáficos: La Erosión, Procesos Superficiales terrestres: Relieve, Geomorfología y Cuencas de Drenaje:, Suelos y Cambio Climático

Geotropismo, gravitropismo: En los albores del nacimiento de los suelos “modernos”


gerotropismo-gravitropismo

Tropismo: Fuente: Grezzi

El crecimiento de las plantas se encuentra condicionado por la búsqueda de los elementos esenciales para su desarrollo, mediando la fuerza de la gravedad. Mientras las partes aéreas lo hacen rehuyendo su efecto, lo contrario puede decirse de las raíces. ¿Lógico no? La fotosíntesis demanda luz  mientras que los sistemas radicales agua y nutrientes. Por eso suele hablarse de geotropismo negativo en los órganos verdes y positivo en los de anclaje al suelo. Geotropismo era el término que yo recordaba aunque ahora también se usa el de gravitropismo.

Nadie interesado en el mundo de los suelos dudará que sin la tarea mecánica y biogeoquímica de las raíces los suelos serían mucho más someros, es decir muy poco profundos, a la par que geoquímicamente pobres (nutrientes). El trabajo de los sistemas radiculares en lo concerniente a la alteración biogeoquímica de rocas y minerales, es formidable, incrementado su superficie efectiva y permitiendo que las plantas superiores  puedan explorar un área enormemente más extensa a la caza de nutrimentos, favoreciendo el desarrollo de la vida sobre la tierra emergida. ¿Cuándo el geotropismo surgió en la historia de la Tierra?. Esta es justamente la pregunta a la que intenta responder el estudio que ha dado lugar a la nota de prensa que os mostramos en este post. No obstante, la respuesta es trivial, aunque bien está ir intentando corroborar hechos ya asumidos (pero no exahustivamente corroborados) en la literatura científica, aunque en esta caso……   La investigación original incide en los mecanismos biológicos que tuvieron que desarrollar las plantas, y aunque estos no sean de especial interés para los contenidos de nuestro blog, el texto sí aporta de paso información relevante.

Ya hablamos en nuestra entrega: “La invasión de la tierra emergida por las plantas (musgos y hepáticas) generó la atmósfera actual rica en oxígeno y los primeros suelos o protosuelosde lo acaecido con los taxones más primitivos del reino vegetal terrestre/emergido. Esas conclusiones siguen en pie, por cuanto se trata de taxones cuyos sistemas radiculares son someros, y arcaicos y sin apenas geotropismo, ya que serían preferentemente como un mero anclaje. Empero tal hecho no significa que también poseen acciones biogeoquímicas sobre las rocas que así liberan nutrientes en los escasísimos centímetros de contacto. Fueron pues las plantas superiores, como coníferas y angiospermas, en las que la evolución dio lugar a un fuerte geotropismo negativo. ¿Cuando acaeció tal hecho?. Al parecer hará unos 350 millones de años, en la era Paleozoica y aproximadamente en la transición entre el devónico y el carbonífero. Será pues durante este último cuando los suelos y la edafosfera en general comenzarán a parecerse a las actuales, realizando las mentadas funciones del suelo.  No os olvidéis tampoco del hidrotropismo, que, como su nombre indica, tiene como misión la detección de agua….

Eso sí, adelanto la frase que más me ha impactado de la noticia y que he suscrito desde hace decenios: “”La naturaleza es mucho más inteligente que nosotros

Os dejo ya con la nota de prensa original y su traducción al español-castellano. Tener en cuenta que los enlaces para entender ciertos términos los he colocado exclusivamente por motivos divulgativos, no apareciendo, obviamente en la nota de prensa en Suajili.

Juan José Ibáñez

Continúa……


Seguir leyendo »

Etiquetas: , , , , , , ,
Categorias: Biología y Ecología del Suelo, Biomasa y Necromasa en los Suelos: Raíces y Materia Orgánica, Carpeta sobre Paisajes de Suelos y los Suelos en el Paisaje, Componentes, Estructuras y Procesos en los Suelos, Ecología y Biogeografía post posteriores a agosto de 2009, Fertilidad de Suelos y Nutrición Vegetal, Historia de la Tierra y de los Suelos., La Calidad y Las Funciones del Suelo, Los Suelos las Plantas y la Vegetación, Procesos Superficiales terrestres: Relieve, Geomorfología y Cuencas de Drenaje:

El Hombre en su exploración del espacio (Brainstorming)


explorando-el-espacio-grande

Ciudades y cultivos bajo el suelo. Fuente: Colaje Imágenes Google

Ya sabéis que el ser humano busca explorar nuevos mundos, y una vez que su biosfera es relativamente conocida, la imaginería popular nos impele a mirar al cielo, o como algunos dicen “más allá de las estrellas”. ¡Estrellados! nos quedaríamos con la tecnología actual. ¿Pero hemos explorado toda la biosfera terrestre?. ¡Pero sin ni tan siquiera conocemos los fondos oceánicos!. Aunque tampoco debiéramos bajar tanto para entender nuestra ignorancia. Ya os hemos hablado en numerosas ocasiones de la posibilidad de construir ciudades bajo el suelo e incluso obtener alimentos De hecho os explicamos el caso de Capadocia (ver relación de entregas previas abajo), aunque se han dado otros a lo largo de la historia. Y lo mismo podría decirse en los fondos marinos/coteros, es decir bajo el mar. La construcción de ciudades junto a la producción de alimentos en o bajo el suelo, fue llevada a cabo hace millones de años por insectos sociales.

 Como nos informa la nota de prensa sobre la que se basa el post de hoy, la civilización busca nuevos espacios, para seguir medrando. Empero como se encuentra enjaulada en el Planeta Tierra y no podremos realizar una desbandada en masa hasta que en un futuro muy, pero que muy lejano se construya un tipo de Stargate, “que a ciencia cierta” ¿¿??,  encontremos planetas habitables, etc., debemos apelar a la sabiduría y buscarla en el seno de este desolado Planeta, antaño “azul & verde” y hoy camino de la devastación total. Ciertamente la noticia no se equivoca en lo concerniente a falta de espacio, ya que hemos destruido tantos suelos fértiles y crecemos tanto demográficamente, como para predecir con cierta seguridad que no existe espacio, ni podemos asegurar en el futuro nuestra supervivencia, y menos aún el de la soberanía alimentaria. Necesitamos nuevas ideas, nuevos  horizontes. Pues bien, cuando se carece de ideas lo mejor es crear  un Consejo de sabios, para que se lleven el dinero sin que al fin de cuentas extraigamos conclusiones reveladoras. Eso es lo que se denomina un Brainstorm es decir “idea genial”. ¿Y que son los “brainstorming… “ideas geniales”. Conforme a   Wikipedia vendría a significar “La lluvia de ideas, también denominada tormenta de ideas, es una herramienta de trabajo grupal que facilita el surgimiento de nuevas ideas sobre un tema o problema determinado. La lluvia de ideas es una técnica de grupo para generar ideas originales en un ambiente relajado”. Eso dice la teoría porque en la práctica suelen espetar muchas sandeces, y en el mejor de los casos sugerencias espurias. Alguna “idea genial” habrá surgido de un Consejo de Sabios, no lo dudo, pero actualmente “a cuenta gotas”. Eso sí, pueden empezar unos locos iluminados, pero terminar convirtiéndose en un ente más consolidado. Y este debe ser el caso del  “ITACUS international underground space committee”. Sin embargo, si a la nota de prensa me remito, basta con la lectura de este blog, por cuanto aunque no somos sabios, toda su genialidad (la que realmente lo es)  de este humilde mortal ya la compartido con vosotros. Del mismo modo, las ideas geniales que devienen en demenciales, también han sido denunciadas desde esta modesta bitácora. Las espurias también han sido explicitadas aquí en post anteriores, y en lo concerniente a los disparates de la sublime inteligencia de tal colectivo, al estilo de los reiterados “consejos de sabios”, más de lo mismo.

Pues bien, en su traducción al castellano, el más que ambiguo título de la noticia sería: El único camino es hacia abajo: necesidad de la supervivencia subterránea”. Y todo para asegurar que o nos metemos dentro del suelo y vivimos allí con nuestros cultivos o “no hay salida.  No obstante si explican más o menos acertadamente las razones, de tal “brainstorming, es decir las “ideas geniales” de este colectivo son para partirse de risa.

 Ya os hemos hablado de “Civilizaciones Bajo el Suelo”, pero en la relación de post que os expongo al final de este, podréis observar la inviabilidad absoluta de ciertas de sus propuestas, junto a otras que se antojan de mentes creativas decimonónicas.

Veamos algunos ejemplos, el subsuelo de nuestras ciudades, al menos las metrópolis de mayor extensión, se encuentran ya excesivamente cableadas y ahuecadas por nuestros suministros de agua potable, vertidos de aguas sucias, electricidad, fibra óptica, suburbanos o metros, parkings, túneles para la circulación vial, etc., etc., por lo que la idea se me antoja descabellada, al menos en numerosas urbes. En otras ocasiones y soslayando los riesgos del colapso de tal  entramado/ahuecado (el que debiera construirse de tipo “ascensores/elevadores y más ascensores/elevadores”), existen riesgos sísmicos muy severos que podrían dar lugar a tragedias locales pero descomunales en numerosos espacios geográficos. Del mismo modo, resulta inverosímil que reclamen  acciones que ya están en marcha desde hace decenios. Personalmente vivo en Madrid (España), por lo que veo todas estas novedosas ideas a diario, es decir nada nuevo: ¡nada de nada!.

Obviamente se pueden construir lugares para la producción de alimentos con luz artificial, pero también es una práctica al uso. En fin ,que este Consejo se Sabios nos espeta una serie de propuestas descabelladas, con algunos detalles de “color”.  Yo les propondría ante tanta originalidad una aventura al estilo de Julio Verne, con vistas a que su próxima genialidad la disfruten bien calentitos… así pues ¿un viaje al fundo de la Tierra? dejémosle ir a ver si al calentárseles las neuronas……. alcanzan la gloria de espetar una idea genial al ¡fin! (lástima que no se pueda). Tan solo señalar que, aunque en varios de los post relacionados abajo no parezca que hablamos de los humanos y sus desdichas, su lectura sí lo hace, o en el peor de los casos resultará palmariamente entendible y extrapolable al contexto de la nota de prensa sobre la que versa el post de hoy.

PD. Pero si ni siquiera citan los champiñones y ciertos quesos, como en España del de Cabrales, la Torta del casar, o los franceses del tipo Rokefort o azul….. En fin sin más comentarios.

Juan José Ibáñez

Continúa…….


Seguir leyendo »

Etiquetas: , , , ,
Categorias: Degradación de Suelos: Contaminación, Filosofía, Historia y Sociología de la Edafología, Notas Breves de Prensa, Pérdida de los Recursos Edáficos: El Sellado del Suelo, Pérdida de los Recursos Edáficos: La Erosión, Procesos Superficiales terrestres: Relieve, Geomorfología y Cuencas de Drenaje:, Suelos y ambientes urbanos: las Ciudades

Joseph Alfred Zinck In memorian: Fundador de la Geopedología moderna y mucho más


alfred-zink-in-memorian

Aclaraciones del Dr. Alfred Zinck subido a Youtube por Carlos Enrique Castro Méndez. El doctor Alfred Zinck se reencuentra con funcionarios del IGAC en Colombia luego de 26 años de ausencia y contesta preguntas de nuevas figuras del levantamiento de suelos. Allfred Zinck en medio, acompañado de Cecilio Oyonarte (izda,) y otro compañero de la Univ. De Almería. Foto: cedida por C. Oyonarte. Fuente: Suelos y Fisiografía: La Perspectiva de Alfred Zinck (Monografía de Libre Acceso en Internet)

Joseph Alfred Zinck: amor por Latinoamérica.

Pocos meses después de terminar mi tesis doctoral, allá por el verano de 1986, me encontraba en Hamburgo durante un Congreso Mundial del Suelo. Platicando con mi entrañable colega y amigo Juan Gallardo Díaz, él se paró y observó a otro asistente, comentándome: “mira ese tipo de ahí se llama Alfredo, es francés, muy buen edafólogo y habla español perfectamente: ¿te lo presento? Asentí con la cabeza dirigiéndonos hacia él. Afablemente, Alfredo saludó a Juan y después a mí. Comenzamos a charlar durante un buen rato. Inmediatamente me percaté que sus ideas y las mías se encontraban en resonancia, si bien yo era un reciente “posdoc” y él ya un maduro y veterano edafólogo, archiconocido en Latinoamérica.  Hablaba con amabilidad un perfecto español, pero con un fuerte acento francés al que, en mi opinión, no renunció durante su vida para que los demás reconociéramos su procedencia. Posteriormente me fue narrando también su historia personal, nacimiento, viaje a Latinoamérica, asentamiento en Venezuela, reciclado en una afamada Universidad de EE.UU y finalmente su reciente regreso Europa, por cuanto el clima social en Venezuela, patria de su esposa y en donde nacieron sus hijos, comenzaba a inquietarle. Yo le pregunté: ¿Y entonces que haces ahora?. Respuesta sin cortapisas: “Estoy en paro, no tengo trabajo. Me presento pronto a una plaza como responsable del servicio de suelos del ITC o algo así”. Le pregunte quien iba a ser su contrincante más duro. Me espetó su nombre y pensé “ufffff ese tipo tiene un CV enorme”. A la par yo le iba contando mi trayectoria y situación. Una vez terminada la Tesis, tenía que pedir una beca posdoctoral y si no me la daban al paro, es decir a buscar trabajo. La única diferencia estribaba en las edades. Alfred era 17 años mayor que yo. Cierto es que yo también me presentaba a una oposición para incorporarme al staff del CSIC, pero apenas tenía posibilidades ya que era muy joven, inmaduro y ecólogo del paisaje, que no edafólogo y cartógrafo de suelos. Empero para él hubo justicia y barrió al afamado edafólogo inglés, mientras que a mí simplemente me tocó la lotería aprobando una oposición cinco meses después de presentar la Tesis en una especialidad científica que era la mía, no la que se ofertaba en la oposición al staff del CSIC. Considero que aprobé más por deméritos ajenos que por méritos propios en el ámbito de la morfología, génesis y clasificación de suelos. Resumiendo, Alfredo y este servidor que les escribe tuvimos una gran cosecha ese año.

Ya en 1987, le escribí con vistas a realizar una estancia de varios meses en su nuevo centro de trabajo (ITC, Enschede Holanda), así como en la Universidad de Wageningen,  y el ISRIC. Una beca de la Universidad de Utrecht sufragó tal estancia. Poco después comenzamos a colaborar y publicar diversos capítulos de libro, artículos, etc. El ITC realizaba las prácticas de campo de algunos de sus cursos en Extremadura y años después en Andalucía (Antequera). Tal actividad permitió que sus viajes a España pudieran ser anuales. Con posterioridad adquirió una casa de vacaciones en Mojácar (Almería, Andalucía). Poco a poco le fui presentando a colegas españoles, a la par que envié una joven becaria varios añospara que se formara con Alfredo en el ITC. Hablamos de Asunción Saldaña, hoy en la Universidad de Alcalá de Henares (Madrid) y a la que finalmente dirigió su tesis doctoral. Obviamente al veranear en Almería, le presenté a un entrañable colega de esa Universidad, es decir Cecilio Oyonarte, haciéndose muy amigos. Gran parte de las fotos que arriba os mostramos, a modo de colaje, nos las ha enviado Cecilio. A Alfredo, no parecía gustarle posar ante la cámara.

alfred-zinck-in-memorian

Pero permitirnos que antes de continuar nuestra desiderata añada la información que la International Union of Soil Sciences nos hizo llegar a todos los socios:

Alfred Zinck IUSS Alert

Joseph Alfred Zinck (1938-2021)

It is with great regret that we inform you that last Saturday, June 19, 2021, Dr. Joseph Alfred Zinck passed away in the Netherlands. His last post was Professor Emeritus at the University of Twente, Faculty of Earth Observation and Geoinformation Sciences (ITC), Enschede, the Netherlands. Born near Strasbourg (France), he was trained at the Tricart school, so his landscape-soil approach does not come as a surprise. His expertise was formed within Geopedology, Geomorphology, Ethnopedology, Land Degradation and Soil Surveys. He started his family in Venezuela, a country for which he held great affection, as well as the rest of Latin America. He wanted to publish the first edition of Geopedology in Spanish, to honour this affection. He taught countless researchers around the world. A brilliant scientist, he had a serene temperament, and although demanding of his disciples, he was a human and sensitive teacher. Today the scientific community has lost one of the greats. But his legacy will endure, not only in his numerous publications, but also in each of those who had the opportunity to meet him and train alongside him.

Lamentamos mucho informarles que el pasado sábado 19 de junio de 2021 falleció en los Países Bajos el Dr. Joseph Alfred Zinck. Su último puesto fue profesor emérito en la Universidad de Twente, Facultad de Ciencias de la Observación de la Tierra y Geoinformación (ITC), Enschede, Países Bajos. Nacido cerca de Estrasburgo (Francia), se formó en la escuela Tricart, por lo que su enfoque paisaje-suelo no sorprende. Su experiencia se formó en Geopedología, Geomorfología, Etnopedología, Degradación de la tierra y Estudios de suelos. Inició su familia en Venezuela, país al que le tenía un gran afecto, así como el resto de Latinoamérica. Quería publicar la primera edición de Geopedología en español, para honrar este cariño. Enseñó a innumerables investigadores de todo el mundo. Un científico brillante, tenía un temperamento sereno y, aunque exigente con sus discípulos, era un maestro humano y sensible. Hoy la comunidad científica ha perdido a uno de los grandes. Pero su legado perdurará, no solo en sus numerosas publicaciones, sino también en cada uno de los que tuvieron la oportunidad de conocerlo y entrenar junto a él.

Pues bien, hablar de Alfredo es hablar de edafología y geopedología o geoedafología, pero también de mucho más. Sus estudios de etnoedafología en Europa fueron pioneros, mientras que sus viajes más remotos le hicieron conocer prácticamente todos los paisajes y suelos del mundo. Jamás he visto delante de mí  discutir a nadie sobre morfología y génesis de suelos en el campo que no saliera escocido por su atrevimiento. Le daba igual quien le llevara la contraria.  Como me comentó Richard Arnold, otra figura legendaria de la edafología, Alfredo era “terrific, terrific, terrific”.

Entre esos viajes aún recuerdo, y podéis constatarlo, la publicación de un libro sobre los suelos y flora de los Tepuyes del escudo Guayanés en enclaves jamás visitados por otros humanos que él, el coautor de la obra y el conductor del helicóptero. ¿Y cuándo narraba que en algunos enclaves de la cuenca del Orinoco, etnias indígenas lanzaban flechas y lanzas al ver que se les avecinaba aquél gran pájaro de metal (indígenas no contactados).  Realmente Alfredo podría haber redactado también un libro de aventuras al estilo de los grandes exploradores.

Días de luto para las ciencias del suelo en Latinoamérica. Amaba el continente sus paisajes y paisanajes, como ya se muestra en la nota de la IUSS. Posiblemente haya hecho mucho más por el bien de las ciencias del suelo en LA, que mayor parte de nosotros. De hecho es su caso se hablaba el castellano, al menos durante muchos años. Su esposa era venezolana, al igual que sus hijos.

Nos ha dejado, pero también legado su maravilloso y enriquecedor acervo cultural y profesional. Animo a ahondar en sus perspectivas, un tributo mayor que repetirlas. No os hablaremos de la geopedología, ya que esta bitácora ya lo hizo en varias ocasiones. Abajo os dejo material abundante así como unas pocas páginas de la introducción a su libro de geopedología en lengua española que, al pinchar en el hipervínculo, podéis obtenerlo gratuitamente.  Nuestras condolencias a toda su familia por esta enorme pérdida.

Día triste para esta bitácora.

Juan José Ibáñez

Asunción Saldaña

Cecilio Oyonarte.

Geopedología: Geopedología. Elementos de geomorfología para estudios de suelos y de riesgos naturales. December 2012

Publisher: ITC, Enschede, The NetherlandsISBN: 90-6164-339-2.

El Dr. Alfred Zinck en Colombia (Video). Geopedología 1

El Dr. Alfred Zinck en Colombia (Video). Geopedología 2

 Continúa…….
Seguir leyendo »

Etiquetas:
Categorias: Biología y Ecología del Suelo

Plantas micoheterótrofas y micorrizas


orquideas-micorrizas-suelos2

Orquídeas y Micorrizas, pero no suelos: Fuente Imágenes Google

Mis conocimientos de botánica se encuentran ya obsoletos, y mucho más de lo que pensaba.  Al seleccionar la nota de prensa sobre micorrizas sobre la que pivota el post de hoy, entendía que hablaríamos de suelos, y en parte es así aunque colateralmente. ¡Craso error! Existen varios tipos de micorrizas al margen de la clásica clasificación de endomicorrizas y ectomicorrizas del medio edáfico, de las que tanto os hemos hablado en este blog. Y es que el término micorriza se aplica a la relación simbiótica entre las raíces de las plantas y ciertos hongos. Sin embargo existen especies epifitas que crecen sobre otros sustratos no edáficos (madera, fragmentos de roca, etc.), que también las atesoran, como esas maravillosas orquídeas y bromelias. Al ir leyendo la noticia he ido topando con términos  como plantas heterotróficas, plantas micoheterótrofas, plantas epifitas o epifíticas, hemiepífita primarias, hemiepífitas secundarias, parásitas epirrizas, etc. Empero además en la noticia de abajo se menta: “Las especies micoheterotróficas que explotan hongos ectomicorrícicos deberían tomar fotosinatos recientemente sintetizados, mientras que las plantas micoheterotróficas que dependen de hongos saprotróficos deben obtener carbono de fuentes más antiguas, es decir, como la madera muerta (…) las plantas micoheterotróficas pueden explotar los hongos micorrícicos y saprotróficos (….) Además, a pesar de que el término “micoheterótrofo” ha reemplazado el término mal utilizado “saprófito”, ¡algunas plantas micoheterotróficas son indirectamente saprotróficas! . Uffff. Los científicos buscamos definiciones científicas y clasificaciones tan claras y directas como sea posible. Sin embargo, conforme nuestros conocimientos avanzan, el árbol de la vida se va transformando en casi una intrincada red de relaciones difíciles de ordenar e incluso de visualizar gráficamente. Las micorrizas son hongos que amplían la prospección por las plantas (u otros sustratos)  en las que se anclan y obtienen su alimento, o parte del mismo. Su red de ramificaciones genera un incremento enorme en la exploración de la superficie de sus  hábitats, por lo que no debería haberme extrañado que cuando no sea el suelo, lo sea el substrato vital que conforma su hábitat.

La grandiosa belleza de la vida y la naturaleza no suele permitir que la reduzcamos de forma sencilla, generándose momentos de la historia un tanto complejos. Puede ser frustrante para un científico, pero no deja de asombrarnos y maravillarnos. Un buen día un investigador, o grupo de ellos, logra imponer algo de orden con nuevas indagaciones, empero tarde o temprano, otros encuentran anomalías en los constructos teóricos de la época y volvemos a empezar a intentar simplificar la nueva maraña, en la medida de lo posible, por cuanto tanta complejidad…..

Me asombra también que sigamos hablando de darwinismo a secas, cuando la evolución de la vida constata, una y otra vez esas, que esas asociaciones entre unas formas de vida y otras es un motor tan potente como las desdichadas frases del “pez grande se come al chico” o “sólo sobreviven los más aptos”. “La unión hace la fuerza” tiene tanto peso como la descarnada perspectiva ofrecida por Darwin.  Es decir el lamarckismo y el darwinismo son dos fuerzas, del tipo del Yin y del Yang, o dicho de otro modo, las dos caras de una mismo moneda, léase aquí la vida. Pero sobre estos temas ya hablamos sobradamente en nuestra bitácora hace mucho tiempo.

Os dejo con el material que he recopilado para que vosotros mismos os hagáis vuestra composición de lugar sobre estos temas. Hoy tengo la mente un tanto confusa e igual reitero otro “craso error”.

Juan José Ibáñez

 Continúa…..


Seguir leyendo »

Etiquetas:
Categorias: Biología y Ecología del Suelo

Agricultura Ecológica contra la pérdida “global” de biodiversidad y el calentamiento climático?


agricultura-ecologica-tropical-y-biodiversidad

Agricultura ecológica tropical y Biodiversidad. Fuente: Colaje Imágenes Google

Como hoy veremos, mediante una nota de prensa y el material del artículo original, junto con otro de la misma guisa, en materia de suelos, los estudios relacionados con el calentamiento climático siguen mareando la perdiz sin llegar a ningún resultado con sustancia. Pero hay más, partir de escenarios “virtuales”  y añadiendo la metralla de las modelizaciones numéricas, no pueden obtenerse conclusiones corroborarles dignas de mención. ¿Porque entonces presté la atención a este estudio?. Simplemente porque raramente se incluían tanta variables edáficas en artículos de tal naturaleza.  Empero si lo resultados no se pueden testar o corroborar, todo el esfuerzo deviene en un ejercicio que se perderá pronto en la espesura de las decenas de miles de publicaciones de este tipo, que no nos conducen a nada. Este es un mero ejemplo. Quizás la siguiente sentencia extraída del material que abajo os proporcionamos sea clarificadora: “Si los líderes mundiales, los administradores de tierras y otros diseñadores de políticas pueden encontrar una manera de limitar el calentamiento global a menos de 2 grados centígrados y conservar un tercio de la tierra en los trópicos, la pérdida global de especies podría reducirse a la mitad…… Los investigadores involucrados esperan que su trabajo guíe los planes para los esfuerzos de conservación global en el Foro Mundial de Biodiversidad….Por lo tanto, los estudios que ignoran las restricciones edáficas sobre las respuestas al cambio climático pueden dar lugar a resultados engañosos”. Pues que esperen, que esperen, pero sentados, o mejor hibernando.  Obviamente la última frase si la firmaría, pero da igual, visto el objetivo subyacente del estudio.

 Veamos, creo que fue Francesco di Castri (1930 – 2005), aunque no puedo asegurarlo, el que advirtió, hace varias décadas, que el medio edáfico podría albergar taxones muy antiguos y especialmente en los horizontes profundos,  debido a que los superficiales actúan como tampón frente a los cambios del clima, entre otras variables. Y en efecto así ocurre, ya que, como hemos reiterado en otros post, las variaciones de temperatura y en algunos casos de humedad, se amortiguan rápidamente al descender a lo largo del perfil edáfico. Recordemos que la atmósfera del suelo, además es mucho más rica en CO2 que la que nosotros respiramos, es decir, que un incremento de este gas de invernadero en el aire no les debería afectar mucho. Del mismo modo, existen tipos de suelos y especialmente en aquellos edafotaxa poco evolucionados, en los que el material parental o litológico atesora unas propiedades poco propicias para la vida de muchos organismos aéreos y sub-aéreos, dan lugar a comunidades muy idiosincrásicas como ocurre con serpentinas y yesos, por ejemplo. Así pues comparado con la parte aérea de los ecosistemas terrestres, el medio edáfico, en ausencia de perturbaciones que lo afecten directamente, puede llegar a ser más resiliente que la aérea. A tales hábitats especiales los autores del estudio las denominan “islas edáficas”.

 Los investigadores que llevaron a cabo el estudio, citan otro publicado el mismo año en el que más o menos puede leerse (Corlett y Tomlinson 2020): “Los modelos de distribución de especies utilizados para predecir las respuestas al cambio climático pueden incluir factores edáficos, pero estos rara vez se mapean en un espacio con la suficientemente resolución. Usando análisis espaciales de baja resolución en lo concerniente a las variables edáficas probablemente obtengamos predicciones engañosas” o poco fiables…. Muchas islas edáficas se encuentran actualmente amenazadas por otros impactos humanos, incluyendo minería, deposición de nitrógeno y especies invasivas.” ¡Vale!,  hasta aquí todo perfecto ya que es bien conocido desde la década de los años 60 del siglo pasado.  ¿Y? Me quedo con cavilando… Dudo mucho que lograremos no sobrepasar el deseado  ascenso de temperatura de 2º Del mismo modo,  conservar un tercio de la tierra en los trópicos bajo medidas de protección se me antoja ilusorio bajo la dictadura financiara global. Tanto hoy como en el futuro, actúan y/o aparecerán muchos iluminados del tipo de Jair Bolsonaro, que se encargarán de destrozar cualquier figura e iniciativa proteccionista. De hecho ocurre diariamente, empero no aparecen en la prensa por ser menos estridentes que el dirigente aludido.

 Más adelante, en el material que os proporciono puede leerse “La agricultura de base ecológica es altamente productiva, y este enfoque puede complementar los tipos tradicionales de conservación” (…). “Necesitamos hacer una transición rápida de los desiertos agrícolas verdes a los oasis verdes que combinan la productividad económica con el movimiento y el hábitat de las especies afectadas por el cambio climático”. Sí, sí sí, vale, vale, vale, se ha dicho una y mil veces y todo para nada. ¿En qué mundo viven?.  Pues en eso consiste la ciencia en acción, como diría Bruno Latour.

¿Qué significa todo esto?. 

  Antes de las Convenciones como la aludida que versa sobre biodiversidad, y a la que yo fui invitado a asistir personalmente (aunque no lo hice, como al final del post dejo constancia), ciertas revistas publican este tipo de ¿indagaciones?. Se trata de una especie de tutifruti (mezcla de cosas o asuntos enormemente heterogéneos), en las que muchos los científicos, se aglutinan en grupos de presión, publicando con mayor o menor fortuna documentos con vistas a tomar posición y ver qué beneficios pueden extraer (dinero, influencias, poder) durante tales eventos. Y así terminan con sentencias como ésta: “Comprender la forma en que estos problemas apremiantes están interconectados resulta ser clave para implementar soluciones efectivas de conservación antes de que sea demasiado tarde“. Pero si hasta la ONU nos dice que ¡ya es demasiado tarde!. ¿No se han enterado?. Por supuesto que sí, pero estos cárteles actúan para deleitar a los políticos/dirigentes y extraer tajada en beneficio propio. Si se pronuncia “demasiado tarde”, los que ostentan el poder responderían, lógicamente, que (…) entonces “no hay pasta”. Lo mismo ocurrió hace unos meses (a la hora de escribir este post), con el COP25. Nada nuevo bajo el sol. ¡Política y oportunismo!.

 En fin me callo y os dejo con el material recopilado, que es mucho.

Juan José Ibáñez


Seguir leyendo »

Etiquetas: , , , , ,
Categorias: Biología y Ecología del Suelo, Biomasa y Necromasa en los Suelos: Raíces y Materia Orgánica, Degradación de Suelos: Contaminación, Degradación de Suelos: Salinización y Acidificación, Diversidad, Complejidad y Fractales, Ecología y Biogeografía post posteriores a agosto de 2009, Edafología y Política, Etnoedafología y Conocimiento Campesino, Fertilidad de Suelos y Nutrición Vegetal, Filosofía, Historia y Sociología de la Edafología, La Calidad y Las Funciones del Suelo, La Crisis de la Edafología, Los Suelos las Plantas y la Vegetación, Pérdida de los Recursos Edáficos: El Sellado del Suelo, Pérdida de los Recursos Edáficos: La Erosión, Prensa y Política Científica

El terror de la Neurociencias en el mundo de la Tecnociencia


neurociencia-tecnociencia

Colaje imagenes Google

El 12 de febrero de 2020, Rafael Yuste, neurocientífico español y catedrático de la Universidad de Columbia (EE UU), ofreció una escalofriante exclusiva al Rotativo El País, digna de la mejor película de terror-ciencia ficción. Y como veréis, por la autoridad que atesora y el proyecto al que dio vida, nadie puede dudar del riesgo que corremos los ciudadanos en este mundo dominado por la Tecnociencia encabezada por los lobbies,  que caracterizan a la dictadura financiara que sufrimos. Prácticamente no necesito añadir o puntualizar nada, ya que el texto es meridiano y transparente.  La profecía de George Orwell en su obra maestra 1984 está ya entre nosotros, según Rafael Juste. El Gran Hermano de Orwell vive. Leí este libro de joven y me dejó impresionado, como también me ocurrió con su obra “Mi guerra Civil Española”, que le marco durante su intensa aunque breve vida.

Ya os comenté que la ciencia no tiene moral, mientras que su utilidad depende del uso que le dan los que atesoran el poder, y de los que aún confían en él. No se trata de vilipendiar uno de los mayores logros del ser humano, pero tampoco negar quelas dos caras de la ciencia jamás deben soslayarse. Y aquí está el problema. Como señala el título de un libro del filósofo de la tecnociencia Javier Echeverría, se puede hablar de “Ciencia del bien y el Mal”. Por lo tanto, si la balanza se inclina del lado de los poderosamente avariciosos, estamos perdidos. Ellos no desean ciudadanos libres. Primero nos convirtieron en consumidores y ahora se preparan para anular nuestras mentes, y la postre disfrutar manipulándonos como zombis. Y reitero no es la ciencia, sino la condición humana. El Gran Hermano de Orwell vive y ya habita entre nosotros. Y este discurso casi apocalíptico no es mío sino que lo comparte, y con mayor conocimiento de causa Rafael Yuste, como podréis leer más abajo.

Si retornamos a la sinopsis del mentado libro de Echeverría os muestro una frase de que ofrece la editorial:

“Hay bienes y males físicos, mentales, económicos, sociales, ecológicos, políticos, jurídicos, militares, religiosos y morales. La mayoría son específicamente humanos y otros son comunes a los diversos animales y seres vivos. Así, las ciencias, las tecnologías y las artes también generan sus propios bienes y males. Este libro afirma la posibilidad de una ciencia del bien y el mal que tenga en cuenta esta pluralidad y afronta cuestiones éticas yendo más allá de la ética. Los bienes y los males dependen de los valores, al igual que las virtudes y los vicios. La ciencia del bien y el mal es una axiología que se aplica a diversos tipos y sistemas de valores y puede ser investigada en los ámbitos privados y públicos, pero también en la biosfera, la literatura y la medicina. En este libro no se parte del bien ni mucho menos de la Idea del Bien, sino de los males. El mal es ubicuo, omnipresente y plural mientras que el bien es escaso………

De aquí que el Profesor Yuste nos hable de los neurólogos firmen un juramento tecnocrático, a modo de código deontológico, y se desarrolle en serio una Neuroética. También incide en la necesidad de tecnoderechos y neuroderechos ciudadanos que debieran incluirse en la Carta de los Derechos Humanos. La Neurotecnología, avanza rápidamente y en especial de la mano de las empresas tecnológicas y militares. Yuste no evade el duro tema que nos ocupa citando empresas que todos utilizamos diariamente en nuestros PC, portátiles y especialmente teléfonos móviles., ap., etc. Pero mejor que leáis el texto por  vosotros mismos. Nuestras libertades e incluso individualidades corren peligros y las amenazas ya están aquí, entre nosotros.  Si no movilizamos, como contra el cambio global, podemos decir que solo falta un empujoncito para que caigamos por el precipicio. Hay que tomar partido: ¿“Ciencia del bien o del Mal?. Os dejo en esta entradilla algunas frases si bien el texto completo y abiertamente sincero lo leeréis al final.

A corto plazo, el peligro más inminente es la pérdida de privacidad mental”. “La privacidad máxima de una persona es lo que piensa, pero ahora ya empieza a ser posible descifrarlo”. “La neurotecnología, ya es capaz de ver y hacer en nuestras mentes”. “Se puede usar para crear soldados con supercapacidades (Darpa). ““Las compañías tecnológicas se están metiendo en esto de cabeza porque piensan, de manera acertada, que el nuevo iPhone va a ser una interfaz cerebro-computadora no invasiva”. “A corto plazo, el peligro más inminente es la pérdida de privacidad mental”..

Tan solo recordaros que WhatsApp ya es usado por más de 2.000 millones de personas, habiéndose demostrado su mala praxis. Y podría seguir citando firmas empresariales…..

Juan José Ibáñez

Por qué hay que prohibir que nos manipulen el cerebro antes de que sea posible

 Continúa…….


Seguir leyendo »

Etiquetas: , , , , ,
Categorias: Curso básico de ciencia para jovenes universitarios y tecnólogos, Curso Básico sobre Filosofía de la Tecnociencia, Curso Básico Sobre Filosofía y Sociología de la Ciencia, Documentos sobre Edafología + Instituciones + Enlaces, Fraude y Mala Praxis Científica, Prensa y Política Científica

Suelos Manufacturados, Emprendimiento, y mediocridad: (O como convencernos de que las empresas salvarán la seguridad alimentaria)


 suelos-manufacturados

Suelos Manufacturados. Fuente: Colaje Imágenes Google

¿Qué que son los suelos manufacturados?. Hoy lo sabréis, si no habíais escuchado este palabro con anterioridad. No se trata de nada nuevo, sino de otro vocablo carente de significado procedente de esa hibridación entre ciencia, tecnología y mercado, producto de la tecnociencia, que no puede calificarse más que como una posverdad. ¿Objetivo?: Puramente empresarial, como un nombre indica.

Da igual lo que hagamos los humanos, más o menos honestos por defender el medio ambiente y la seguridad alimentaria, entre otros nobles objetivos, por cuanto siempre existen los que intentan extraer provecho ante cualquier oportunidad, intentando vendernos basura aderezada a precio de oro. ¡Y nunca mejor dicho! Ha pasado más de una década desde que comencé a hablar del biochar y siguen con la misma cantinela. ¡La imaginación al poder! ¿¿??.  La mediocridad medra como un virus pandémico, invadiéndolo todo. No he contado todos los post que he redactado sobre el biochar, pero sobrepasan la veintena con creces. Creo haber demostrado, que quizás algún día logremos emular aquel producto detectado en las selvas amazónicas y elaborado artesanalmente, pero  a día de hoy no.

Definición procelosa de suelos manufacturados extraída de internet: Los suelos manufacturados a menudo comprenden compost verde y/o derivado de alimentos mezclado con suelos in situ o importados; y dependiendo de las circunstancias, se pueden incorporar otros materiales orgánicos e inorgánicos, tales como migajas de molinos de papel, biosólidos y/o suelos de desecho.

Generalmente las culturas ancestrales y campesinas aprovechaban todo lo reutilizable. Y así por ejemplo, al menos en España, echábamos los residuos orgánicos a una cochinera en donde criábamos los cerdos a muy bajo costo, eliminando de paso la inmundicia. Para muchos aquella carne consistía en todo el alimento animal que se consumía durante un año, al margen de alguna gallina y algo de caza. Empero también los abonos orgánicos tradicionales sosteniblemente recicladores. Hoy echamos esos restos a la basura, contaminamos el medio ambiente, y a la postre lo compramos a precio de oro.

Pues bien, la noticia de hoy intenta convencernos de que un poco de biochar añadido a residuos orgánicos y minerales va a ofrecernos suelos y alimentos de alta calidad y saludables. Y así, sin mayor dificultad, salvaremos el mundo. Discurso falaz, típico de un mal anuncio televisivo. Año a año, post tras post, he ido intentando desmitificar la patraña del biochar que se comercializa. Otra cosa bien distinta, reitero, sería si nos vendieran, los procedimientos artesanales perdidos allá en la espesura de la salva y del tiempo, en los que habitaron ciertos indígenas amazónicos.  Empero somos tan torpes que no sabemos cómo, tan arrogantes para alardear de la destrucción del Planeta (léase Antropoceno), y tan mentirosos que nuestra nariz de pinocho alcanzaría la constelación de Orión.  Al final, a aquellos valientes que lleguen a terminar la lectura de este post descubrirán la verdad. El milagroso producto milagroso estribará en unos sacos a lo que por Madrid (España) llamamos tierra vegetal aderezada, que se vende en floristerías, tiendas para acondicionar jardines y, como no, esos locales comerciales chinos  que parecen mini supermercados y tienen de todo. En el mejor de los casos serán productos un poco mejores que los existentes, mientrasque en el peor, pagaremos más y recibiremos más de lo mismo. Eso sí, con lo de la agricultura urbana (ya os explique sus riesgos, que no son pocos) e igual hasta engañan a más gente.

Con vistas, no ya a conseguir paliar la soberanía alimentaria (jajajaja), sino a que las propias empresas obtengan ganancias, deberán gastarse muchos más millones en publicidad que en investigación y vender ingentes cantidades, al objeto de rentabilizar la recolección de esos “minerales preciosos” y esos “super-productos orgánicos milagrosos”. Y es que no conocemos el secreto del genuino biochar indígena. ¿Beneficios para el medio ambiente?: poco o ninguno. Reitero que debemos eliminar los residuos orgánicos e inorgánicos sí o sí, empero engañar a los consumidores ya es otro asunto. En la parte superior derecha de esta bitácora encontrareis una lupita indicada por “búsqueda en el blog”, teclear allí biochar y  comprobareis lo que digo.  Cuando los científicos se alían con la depredación empresarial y la dictadura financiara, recibiendo una millonada de financiaciones, desgraciadamente este tipo de productos y estrategias suele ser el resultado. ¡Qué lástima de mundo!. No comentaré el contenido por cuanto ya lo hice y el material reproducido es engañoso, espurio o banal, A veces me siento avergonzado de ser científico, visto lo visto. Os dejo pues con la basura de oro, los científicos que hacen prestidigitación y las “malas compañías” que se alborozan amasando dinero a costa de nuestra tontuna. Y bajo el lema “salvemos el mundo”, démosle a estos desgraciados más objetos engañosos, que los compren y generen algo de alimentos para el autoconsumo, ya que si se mueren no seguirán comprando. Se me olvidaba se trata de abonos y sustratos, que no de suelos.

Juan José Ibáñez Iracundo.

Continúa…….


Seguir leyendo »

Etiquetas: , , , , ,
Categorias: Componentes, Estructuras y Procesos en los Suelos, Degradación de Suelos: Contaminación, Edafología y Política, El Concepto de Suelo y Sus Representaciones, Fertilidad de Suelos y Nutrición Vegetal, Filosofía, Historia y Sociología de la Edafología, Los Suelos las Plantas y la Vegetación, Suelos y ambientes urbanos: las Ciudades

Los suelos de los manglares y su fertilidad ante los huracanes y el ascenso del nivel del mar


 manglares-fertilidad-del-suelo-y-huracanes

Los Manglares y los autores del estudio: Fuente: Colaje Imágenes Google.

 Los ecosistemas litorales, generalmente muy dinámicos, protegen la costa de las adversidades causadas por los desastres naturales. Empero la naturaleza es sabia y el hombre no. Por talmotivo, las legislaciones con vistas proteger a ambos brillan por su ausencia o resultan ser muy deficientes. El papel de manglares y otras comunidades costeras, a menudo pantanosas, resultan ser la primera línea de defensa ante la erosión y desastres naturales que provienen de los mares y océanos. También lo serían ante el previsible aumento del nivel del mar frente al calentamiento climático. Empero deseamos disfrutar de la orillita del mar destrozándola, y con el transcurso del tiempo primero nos lamentamos, para a la postre volver a tropezar en la misma piedra. Y así, se estima que “La cobertura mundial de manglares se ha reducido a la mitad en un periodo de cuarenta años”. Erradicamos estas comunidades como si fueran malas hierbas. para a la postre llorar como plañideras de los estragos originados por los “desastres naturales”, que como veis no lo son tantoNosotros ocupamos actualmente el primer puesto en el ranquin de los eventos catastróficos.

 Pues bien, la noticia sobre la que versará el post que os mostramos hoy (en inglés y español-castellano) demuestra que, “seguramente” los suelos de los manglares y los ecosistemas que sobre ellos se asientan se necesitan mutuamente.  Ya hablemos de huracanes y tifones, aunque posiblemente también de tsunamis, estos eventos les proporcionan nutrientes imprescindibles como lo son el nitrógeno y el fósforo, entre otros. Del mismo modo, allí depositan sedimentos y los redistribuyen a la par que elevan las zonas afectadas sobre el nivel del mar, evitando la erosión costera, y el mentado ascenso de las aguas marinas. Tal aporte de nutrientes y materiales ayuda a restaurar o a la recuperación espontánea del ecosistema natural, obviamente si no existen otras obras humanas en sus alrededores que alteren tal dinámica natural, física y químicamente. De no ser así, pueden ocurrir los hechos que comenta la segunda entrevistada en la nota de prensa que podéis leer abajo, a la que no responderé aquí ya que tendría que explayarme en demasía. Tan solo diré que efectivamente puede haber huracanes tan devastadores como para dañar los manglares irreversiblemente, aunque para saberlo hay que dar tiempo al tiempo, ya que podrán tarderse varios decenios. También es cierto que pudieran generar floraciones algales. Sin embargo, los materiales marinos no atesoran ingentes cantidades de fósforo y nitrógeno, al contrario de lo que puede suceder a causa de nuestras que nuestras actividades y los residuos que allí se depositan. No se puede desear todo, ya que la naturaleza sigue su curso, al contrario que con harta frecuencia nuestros deseos y codicia.

 Interesante ejemplo de la importancia de los suelos en la auto-restauración de los ecosistemas tras padecer eventos catastróficos y causados por las manazas del ser humano.

 Juan José Ibáñez

 Continúa…..


Seguir leyendo »

Etiquetas: , ,
Categorias: Carpeta sobre Paisajes de Suelos y los Suelos en el Paisaje, Ecología y Biogeografía post posteriores a agosto de 2009, Fertilidad de Suelos y Nutrición Vegetal, Los Suelos las Plantas y la Vegetación, Pérdida de los Recursos Edáficos: La Erosión, Procesos Superficiales terrestres: Relieve, Geomorfología y Cuencas de Drenaje:

Rebeliones agrarias campesinas contra las multinacionales del agronegocio


sistema-intensivo-del-cultivo-de-arroz-sri

Sistema Intensivo del Cultivo de arroz o SRI. Fuente: Colaje Imágenes Google

Hoy os informamos de otra noticia que da cuenta cómo se las gastan las multinacionales, en este caso del agronegocio, con los productores (y consumidores, por supuesto). Tanto unos como otros somos víctimas de la dictadura financiera y sus secuaces, que mienten como bellacos. Y como comienza a ser norma en la mayoría de los países, nuestros gobiernos nos dejan desamparados, cuando no ponen la mano aceptando la corrupción de estas empresas del agrocidio, por llamarlas algo. Ellas se llevan las guanacias no sembrando más que vegetales trangénicos, pobreza, enfermedad, así como degradación ambiental. No insistiré, no deseo repertirme, ya que he redactado centenares de post sobre el tema, como los archivados en estas categorías de la bitácora, aunque también en otras: “Fertilidad de Suelos y Nutrición vegetal”, “Etnoedafología y conocimiento campesino” y “Fraude y Mala praxis científica”. Pues bien, en muchos lares del globo, el campesinado arto de tanta esclavitud ha decidido buscar otras alternativas que alivien esas gravísimas penurias.   Por ejemplo, en diciembre de 2019 recibí la noticia que os proporciono hoy en inglés y traducida al español-castellano. En ella se constata el paso dado por muchos agricultores de arroz de aquel país (Tailandia), que ante tanto desmán han adoptado el “Sistema Intensivo del Cultivo de arroz o SRI”, mucho más amigable con el medio ambiente, sin o con escasos agroquímicos, y escasamente despilfarrador de recursos hídricos, sustentable, saludable (tanto en lo que concierne a los agricultoras y productores) y liberador. Del mismo modo, la nota de prensa constata que (i) otros muchos países se encuentran en situaciones similares adoptando las mismas medidas y (ii) como se las gastan estos amantes del “dinero para mí, y el veneno para los demás”.

Y la técnica la desarrolló un clérigo, que no un científico. Ósea que mientras muchos colegas colaboran con la nauseabunda y filibustera tecnociencia, hombres y mujeres de buen corazón hacen parte del trabajo que deberíamos estar abordando “todos” nosotros. ¡Materia de reflexión, que no de confesión”.  No he leído lo suficiente como para aseverar a “ciencia cierta” si el “Sistema Intensivo del Cultivo de arroz o SRI”, puede considerarse ecológico. Sin embargo, lo que no da lugar a dudas deviene en que es, “como mínimo” palmariamente menos dañino que los agro-negociantes manipuladores sostenidos para la cacareada dictadura financiera. ¡Este es el camino!. Ojalá los gobiernos de todo el mundo realizaran el trabajo que les corresponden, y así no debiéramos esperar interminables años o décadas a que se tomen las medidas oportunas para el bien de la biosfera y la humanidad. Abajo os dejo también información sobre este sistema de cultivo de arroz es decir el SRI”.

Juan José Ibáñez

Continua…..


Seguir leyendo »

Etiquetas: , , , ,
Categorias: Biomasa y Necromasa en los Suelos: Raíces y Materia Orgánica, Degradación de Suelos: Contaminación, Edafología y Política, Etnoedafología y Conocimiento Campesino, Fertilidad de Suelos y Nutrición Vegetal, Filosofía, Historia y Sociología de la Edafología, Los Suelos y la Salud