Posts etiquetados con ‘resistencia antibióticos’

Los minerales de arilla contra bacterias multiresistentes o superbacterias (Geomedicina)

arcilla-contra-superbacterias

Fuente: Colaje Googloe imágenes

Veamos. El artículo que deseo mostraros hoy dice haber demostrado que ciertos tipos de arcilla erradican, al menos muchas de esas denominadas bacterias multirresistentes o superbacterias. De ser corroborada tal conclusión, se trataría de un notición ante esa epidemia de microbios que resisten a los antibióticos conocidos, siendo un grave problema para la salud pública mundial. La autora dice haber tenido inspiración en prácticas folk y/o etnomédicas que aun no han sido corroboradas.   Se trata de una publicación de 2019 que ha vió la luz en la revista EOS Earth & Space Science News, y que lleva por título: “Healing Power of Clay? Not as Off-the-Wall as You Might Think”. Yo la he leído en acceso abierto y espero que vosotros podáis hacerlo también. El documento tiene derechos de autor, por lo que no  puedo reproducirlo aquí. ¡Lástima que un blog que tan solo intenta publicitar el estudio publicado, despertando interés por el mismo, se vea obligado a cumplir con  este tipo de limitaciones. Por lo tanto utilizaremos otra estrategia, ya que acudiré a fuentes alternativas y tan solo traduzco aquí, vía google (sin revisión), algunos de los párrafos más interesantes y de carácter general, que no técnico.

Sin embargo, ciertos comentarios se me antojan un tanto absurdos. Alegar que a penas la ciencia ha mostrado interés por los remedios populares, tan solo constata la estupidez dimanante de la arrogancia científica. Muchos remedios folk han salvado y siguen salvando millones de vidas. Y de este tema hemos hablado varias veces, incluida de la propia geomedicina, en algunos post que están almacenados en nuestra categoría “Etnoedafología y Conocimiento Campesino”. Así, por ejemplo, en las siguientes entregas: “Nanomundos, Nanominerales, Ciencias de la Tierra, Biosfera, Suelos y Nanoedafología”  y “Arcillas, Suelo y Salud”, hablamos de la susodicha geomedicina, el poder curativo de las arcillas y el carácter “nano” de muchas las mismas”. Empero la autora parece olvidar de que ya existe una industria cosmética y de herbolarios que vende tales remedios naturales, así como que muchos dermatólogos recomiendan su uso. Personalmente, gracias a mi hermana, que era médico, he utilizado esas arcillas verdes para sanar varias veces granos en la cara y eccemas, con gran éxito. Lamentablemente, la tecnociencia médica que padecemos se encuentra más interesada en vender, y si el producto es caro aunque asequible por los consumidores tanto mejor.

Menos problemas tendría la humanidad si la ciencia se hubiese interesado por estudiar los poderes de la etnomedicina, incluso en la alimentación (Geofagia: Ingestión de los Elementos Minerales del Suelo en la Alimentación y Salud Humana a Través de la Historia).

Si utilizáis vuestro buscador y añadís vocablos como arcillas curación, poder antibacteriano, etc. encontrareis miles de páginas de todo tipo (de excelentes a paupérrimas), sobre el tema.

Me preocupa de este artículo una frase de la autora: “Quiero entender el mecanismo para que podamos fabricar arcilla sintética”. Seamos claros, hay ingentes cantidades de arcilla sobre la superficie terrestre y que se usan con fines terapeúticos, industriales, etc. ¿Por qué pues obtener una arcilla sintética? ¿No se buscará pues una patente ante todo? Me huele a Tecnociencia.

Por tanto, abajo os muestro cierto material, sobre las propiedades de cada tipo de arcilla en función de su color, para a renglón seguido dejaros los párrafos que he traducido de ese “importante artículo publicado” que, de ser cierto, sería más que bien venido. Habrá que esperar a ver si es corroborado por otros laboratorios, o si como muchas publicaciones no resulta ser más que otro de la plétora de que podrían calificarse como “fake science”. Por nuestro bien, ojalá no sea así. Un año despues (Febrero de 2020), de momento ninguna reacción en la rensa científica.

¿Qué?.

¿Nos damos una sesión de Fangoterapia?

¡Vale!.

Juan José Ibáñez

Continúa……

(más…)

Etiquetas: , , , , ,

Nuevos procedimientos para el aislamiento de bacterias y fármacos del suelo

ichip-cazando-antibioticos

I-chip y Eleftheria terrae: Fuente: colaje de imágenes Google.

Muchos científicos calculan que en el laboratorio solo crecen y se pueden identificar el 1% de las especies que habitan en una muestra de suelo. No dudo que la mayor parte de los microorganismos no puedan crecer en medios de cultivo,  lo que impide su identificación y clasificación. Ahora bien, este tipo de generalizaciones se me antoja tan prosaica y seguramente falaz como alegar que un centímetro de suelo tarda mil años en formarse, cuando en realidad tal espesor variará necesariamente en función del tipo de material parental, clima, etc. Pero corramos un “estúpido velo” acerca de este tipo de cifras, que cuando más inverosímiles son tanto más se extienden viralmente hasta impregnar la literatura científica.

Gran parte de los antibióticos que usamos y han salvado cientos de millones de vidas habitan en el medio edáfico. Sabemos que si no se han obtenido más fármacos, en parte es debido a la dificultad de cultivar y aislarlos en los medios de cultivo in vitro tradicionales. En consecuencia cualquier procedimiento que nos permita identificar y aislar tales microorganismos edáficos, al margen de ampliar la gama de sustancias que ofrece el suelo en beneficio de la humanidad, también ayudará a ampliar el espectro de especies conocidas, mejorando nuestra comprensión de la biodiversidad edáfica y su papel en el funcionamiento de los ecosistemas.

La noticia y material adicional que os mostramos hoy divulga que se ha desarrollado un nuevo instrumento, aparentemente muy simple, que nos ayudará a solventar los obstáculos aludidos, y que “en cierta medida” combina los métodos in situ y ex situ. Se trata del denominado i-chip. Mediante tal aparato ya se vaticina un tanto prematuramente que se ha encontrado un antibiótico de propiedades fabulosas.

La principal particularidad del i-chip y la aludida droga detectada por el mismo, estriba en que no se ha obtenido por los procedimientos habituales, sino mediante un dispositivo que permite romper con las constricciones de los cultivos en placas Petri, es decir en el laboratorio. Se trata de  unas pequeñas cámaras denominadas iChip que según la propaganda permite cultivar, y analizar la posible producción de nuevos antibióticos, de bacterias “no cultivables previamente ”, las cuales, por otra parte, suponen el 99% de todas las especies que habitan en el suelo. Dicho dispositivo permite separar bacterias no cultivables hasta ahora del mismo –conocidas colectivamente como “materia negra”- (burda palabra que emula la de la materia oscura que abunda en el cosmos) en las pequeñas cámaras individuales que contiene un iChip. De este modo, podrían aislarse e identificarse muchas más bacterias y sus potenciales fármacos, hasta ahora imposibles de aislar en los laboratorios. Llevando a cabo una traducción libre del contenido de la Wikipedia inglesa, podemos sintetizar las presuntas bondades del i-chip del siguiente modo.

El chip de aislamiento (o ichip) es un método de cultivo bacteriano que…….

Juan José Ibáñez

(más…)

Etiquetas: , , , ,

Los Suelos Antibióticos: Sudeste asiático, Epidemias humanas y Ganadería Industrial

Si se analiza la historia de Europa resulta fácil de demostrar cómo, durante siglos, las grandes pandemias que la asolaron, una y otra vez, provenían de China y el resto del SE asiático. Y como podéis comprobar con los azotes de las gripes aviares, parece ser que tratamos con una de las regularidades más contundentes de la historia.  El devenir de China, el imperio más antiguo del mundo, aun es mal comprendido. Posiblemente un territorio densamente poblado, junto con la cohabitación muy estrecha entre animales y humanos, convirtiera a esta región en el imperio de los gérmenes patógenos nacientes. Vaya por delante que no intento exponer manifestación xenofóbica alguna, por cuanto sus habitantes fueron los primeros en sufrir las consecuencias. Hablamos de hechos. Involuntariamente aquellos países inventaron la guerra biológica contra occidente, hace más de mil años.

 Con el advenimiento de la agricultura industrial globalizada, ya hemos comentado en algunos post (ver relación abajo) como el dar antibióticos a los animales de las granjas, que padecen la más soberana esclavitud, termina generando vía sus excretas que la biota edáfica adquiera una  enorme resistencia a los antibióticos.  Ya os hemos narrado las consecuencias en algunos post anteriores (ver de nuevo más abajo).

manure-overflow

Estanques de residuos de producciones porcinas partes delas cuales a menudo se echan en suelos agrícolas como fertilizantes Fuente Whole 9

 Habría que comenzar a reflexionar que la WRB (Clasificación mundial de Suelos de la FAO y IUSS) debería comenzar a incluir una categoría denominadatecnosoles antibióticos” o “antrosoles antibióticos”, según proceda en sus esquemas clasificatorios. Y el problema actual reside en que esta historia interminable, en lugar de amainar, arrecia por cuanto aumentamos la cantidad de leña que echamos al fuego (o enfermedades potenciales al suelo). La noticia de hoy da cuenta de un estudio del que se ha hecho eco el blog “Not in my Food’. Eso sí, la noticia en castellano la ofreció el sistema mi+d (canales IDI) hipervinculada en la noticia que os ofrezco abajo.

(más…)

Etiquetas: , , , ,