El Inquietante Futuro de la Edafología: Los Comentarios de Raoul Dudal

En las dos últimas semanas, escribí un artículo en dos partes sobre el futuro de la edafología. Se trataba de una nota extensa redactada por encargo de la IUSS para el Congreso Mundial de Suelos de Filadelfia. Envié este documento a algunos colegas. La versión final, de 1000 palabras ya ha sido enviada, tras la inestimable ayuda de mis amigos Alfred Zinck (ITC Holanda) Y Dick Arnold (USDA-USA). Ambos no sólo me han editado el texto en un inglés inmejorable, sino que lo han reducido a menos de la mitad, dada mi incapacidad para ser sintético (gravísimo defecto profesional que padezco). El sábado 25 de marzo recibí la contestación de Rudi Dudal. ¿Quién es este prestigioso edafólogo de talla internacional? ¿Qué nos dice sobre el futuro de la edafología? Veámoslo (.)

Las contribuciones previas en las que expuse mi opinión sobre el futuro de la edafología fueron las siguientes.

 

El Futuro de las Ciencias del Suelo en 2500 palabras. II. Sobre las Estrategias a Seguir

 

El Futuro de las Ciencias del Suelo en 2500 palabras: I. Sobre el Progreso en el Conocimiento de la edafosfera

 

Rudi” o Raoul Dudal, es uno de los edafólogos más respetados del mundo. Aparte de sus muchas aportaciones científicas, se le recordará por ser uno de los principales arquitectos de la ideología inherente al inventario de un recurso natural más importante jamás realizado. Se trata del Mapa de Suelos del Mundo de la FAO-UNESCO a escala 1:4.000.000, en el que intervinieron centenares de expertos. He colocado su foto en la Galería de Autores Famosos (fundadores de la Edafología), muy incompleta todavía. 

 

Persona  jovial, amena y atenta donde las halla, se trata de ese tipo de personajes cada vez más raros en la ciencia contemporánea: los que sacrifican su vanidad personal por labores altruistas. Viajero y colaborador incansable de la FAO, probablemente sea uno de los expertos que más suelos ha descrito alrededor de todo el mundo. Profesor ya retirado de la Universidad Católica de Lovaina, se le requiere en todos lo eventos en donde se hable del inventario y clasificación del recurso suelo. Le conozco bien, desde que me incorporé al Buro Europeo de Suelos de 1992.

 

Como veréis seguidamente, el también fue requerido para escribir un texto sobre el futuro de la edafología en 1000 palabras. Sin embargo, no lo ha escrito (al menos por ahora). Para mí fue un honor, para él este tipo de invitaciones es algo normal.  Veamos lo que nos dice. Subrayo los párrafos que he considerado más importantes. Permitirme que deje el texto original en inglés y luego escriba unos breves comentarios.

 

 

Dear JuanJo,


Thank you very much for sending me copy of your 1000 words about the future of soil science. Hartemink had also asked me a contribution. I have not done it so far since I am at loss at what to predict. I fully agree with your analysis, we have to enlarge the agronomic paradigm, we have to reassess the existing ‘universal classifications’, we need a ‘cambio conceptual’, we need to adjust to the new technologies of measuring and surveying, we need to open new horizons of application, we need new and more field work. The main issue is how we are going to achieve these changes. I see that many soil institutions have been abolished, that support for soils work is vanishing and that teaching in soil science is very disperse and more and more merged with other disciplines such as geography, planning, forestry, environment… I wonder where we can still expect the delivery of ‘soil scientists’ as a well identified discipline. I wish I could have a long talk with you as I do not have answers of my own. Your paper is very well constructed and should help to find solutions. I continue to think it over but up till now I only can formulate problems but do not see effective means to solve them.


I very much look forward to keep in touch with you.

Very warm regards,

Rudi

 

Dr Raoul Dudal
Institute for Land and Water Management
Vital Decosterstraat 102
3000
Leuven
BELGIUM

 

Comentarios de Juanjo: Como veis, no dramatizo cuando hablo de la crisis de la edafología. Rudi está de acuerdo, en líneas generales, sobre mis comentarios. Sin embargo, probablemente no escriba nada debido a que no ve futuro a esta disciplina. Como yo, considera que “se la están cargando”. Sé lo que piensa pero, como es una persona diplomática, no seré yo su vocero, ya que más bien soy un bocazas. Rudi ve con tristeza el panorama futuro. Yo escribí lo que me gustaría que fuera mi disciplina en décadas venideras. Rudi ya lo ha dicho en tantas ocasiones que está cansado de repetirlo. Debe ser triste observar como se derrumba una ciencia que alcanzó gran prestigio, debido a las veleidades de los que marcan las prioridades en materia de I + D + i.

 

Lo que yo añado a su comentario, es que los propios edafólogos han sido incapaces de dar el golpe de timón, que esta rama del conocimiento reclama. En un momento en que los responsables de la UE y la UNEP, parecen ser más conscientes que nunca sobre la urgencia de solucionar la galopante degradación de los suelos, nosotros no logramos generar los cambios conceptuales y tecnológicos requeridos. Y somos incapaces porque, por un lado, las peleas internas entre escuelas rivales obstaculizan alcanzar un consenso. Así, tanto los ayatolás del continuo (edafometras de formación geoestadística), como los defensores del paradigma de la calidad del suelo, se dedican injustificadamente a atacar las concepciones ortodoxas sin ofrecer más opciones que puras majaderías.  Como corolario, perjudican más que entorpecen el progreso. Y mientras tanto, en los foros internacionales, los edafólogos mejor formados y más altruistas comienzan a ser reemplazados por los descerebrados “vendemotos“, que sólo cuidan de sus mezquinos intereses, cual pandemia de langostas que devasta todo lo que encuentra a su paso. Todo lo dicho en las contribuciones dedicadas al “mito de la desertificación” también son válidas aquí. Es más fácil decir sandeces y tergiversar datos que dedicarse a resolver problemas con seriedad y rigor: cuesta más y se extraen menos beneficios personales. 

 

La cuestión es que a los modernos “fundiraptores” les basta con llevarse la “pasta”, “aparecer en la foto” y luego “salir por piernas”. Son como el caballo de Atila: tras ellos la hierba no crece porque han esquilmado el “mundo de los suelos” que la alimentaba. Lo que me no acabo a entender es como la honestidad está siendo reemplazada tan impunemente por esta banda de aláteres; porqué no emergen jóvenes investigadores idealistas que quieran cambiar las cosas para alcanzar un mundo más justo. Todo lo contrario, estos últimos parecen ser los delfines de la globalización: “en el amor, la guerra y la ciencia” parece valer todo. Debo estar volviéndome muy viejo. 

 

Rudi jamás dirá nada así. Es un caballero, una excelente persona.

 

Juan José Ibáñez

(con una profunda tristeza; debe ser porque es lunes)

Etiquetas:

Si te gustó esta entrada anímate a escribir un comentario o suscribirte al feed y obtener los artículos futuros en tu lector de feeds.

Comentarios

Querido Juanjo,
Leo tus palabras tras saber del fallecimiento de Rudi Dudal. Me sumo al estado de tristeza por haber perdido una gran persona y un gran edafólogo. Hace unas semanas, Rogee Langohr en Gante hablaba de Guy Smith como uno de los pocos taxónomos de suelos… con la pérdida de Rudi se pierde también toda su base de conocimiento de suelos del mundo, que en definitiva tendría que ser la base de nuestra ciencia del suelo. Descanse en paz.

[...] y charlas informales comenzaron en diciembre de 1992. De hecho, ya hemos hablado de Rudi e incluso expuesto su pensamiento sobre el futuro de la edafología en nuestra Bitácora, así como mostrado un mail que me dirigió personalmente a este [...]

Juanjo conociéndote un poco, tu pesadumbre por el colega que dejo de estar entre nosotros y el futuro de la edafología. Para ser congruentes seguiremos lanza en ristre contra los molinos de viento, desfaciendo los entuertos y combatiendo los endriagos que asolan la edafologia. Creo es el mejor homenaje a su memoria.
Salud por Rudi.

[...]  El Inquietante Futuro de la Edafología: Los Comentarios de … [...]

(requerido)

(requerido)


*

Responsable del tratamiento: FUNDACIÓN PARA EL CONOCIMIENTO MADRIMASD con domicilio en C/ Maestro Ángel Llorca 6, 3ª planta 28003 Madrid. Puede contactar con el delegado de protección de datos en dpd@madrimasd.org. Finalidad: Contestar a su solicitud. Por qué puede hacerlo: Por el interés legítimo de la Fundación por contestarle al haberse dirigido a nosotros. Comunicación de datos: Sus datos no se facilitan a terceros. Derechos: Acceso, rectificación, supresión, oposición y limitación del tratamiento. Puede presentar una reclamación ante la Agencia Española de Protección de datos (AEPD). Más información: En el enlace Política de Privacidad..