¿?. Pues va a ser que si. Es decir, que algunos investigadores sostienen que se puede estimar la biodiversidad del suelo con el auxilio de sensores remotos. Hoy os mostraré una presentación en PPT sobre este tema que se encuentra en acceso abierto. ¿Qué pienso personalmente?. No es necesario, ya que con las premisas de los autores casi lo puede hacer cualquiera desde un avión o mediante viajes al campo. La cuestión parece residir (no en este estudio en concreto, sino también en otros muchos) que: escoja algo obvio, proponga unas premisas triviales y apele al uso de tecnologías sofisticadas para obtener lo mismo, eso sí gastando mucho más dinero y soslayando que se trata de una frivolidad. Todos sabemos ya que los suelos bajo agricultura orgánica mantienen una mayor biodiversidad que bajo otra de tipo convencional. También es archiconocido que bajo los paisajes muy heterogéneos en usos del suelo y/o que mantienen estructuras, como setos o arbolados, la diversidad de organismos del suelo tiende a ser mayor que en los monótonos monocultivos. Lo mismo podemos decir de los medios edáficos ricos en materia orgánica. Más aun, los territorios con una densa cobertura vegetal fotosintéticamente activa (pero teniendo en cuenta que tal variable fluctúa drásticamente según la estación del año en la que se realizan las estimas) debería atesorar más microorganismos del suelo que las que no cumplen tal condición (menor biomasa que retorna al suelo, lo que da lugar a precarios insumos o inputs de materia orgánica, etc.). Bueno, pues mezclemos todo en el mismo saco, agitemos el cóctel con aderezos tecnológicos y ya tenemos un producto “que parece revolucionario” cuando no lo es en absoluto. ¿Y cuantos organismos del suelo detectan?. La respuesta es obvia: ¡ninguno!. Eso si, se puede incluso ir al campo e intentar testar la biodiversidad de “ciertos” grupos taxonómicos y “presuponer” (tras los correspondientes análisis en el laboratorio) que efectivamente nuestro método es ¡cojonudo!. ¿Me reitero la pregunta una vez más? ¿Qué pienso? Sencilla y llanamente que reinventamos la mejor forma de no decir nada nuevo gastándonos las financiaciones públicas de la peor manera posible. Pero parece ser que se trata de la norma imperante en este periodo que nos a tocado padecer de la “bobalización económica, tecnológica, científica y social”.

estimacion-de-la-biodiversidad-del-suelo-mediante-sensores-remotos-fuente-esb

La biodiversidad del suelo bajo territorios con policultivos, agricultura tradiciones y en los puntos calientes. Fuente ESB: “Use of Remote sensing for the Assessment of Farmland Biodiversity”.

El otro día mientras revisaba la página Web del Buro Europeo de Suelos (ESB) me encontré con una presentación en ppt de libre acceso que llevaba por título: Use of Remote sensing for the Assessment of Farmland Biodiversity. Se trata de una conferencia que debieron dar los autores firmantes (Ciro Gardi, Simone Rossi, y Stefan Sommer), bajo el cobijo ESB, en un Workshop de la OCDE (OECD Workshop on Agri-Environmental Indicators; Switzerland 23-Mar-10-26-Mar-10). Podéis bajároslo pinchando aquí: Use of Remote sensing for the Assessment of Farmland Biodiversity.

No pretendo atacar directamente a estos colegas, por cuanto tratan de cumplir con los estúpidos deseos de nuestros gestores en materia de política científica.

Veamos algunos de los datos que muestra este ppt, que puede bajarse libremente pinchando sobre su título:

Estima de la Biodiversidad del suelo Mediante sensores Remotos ESB

Conventional Farmland 70 % of agricultural areas 33 – 35 % EU territory. Needs for the assessment of biodiversity in conventional farmland.

Remote Sensing can be used to assess directly/indirectly the biodiversity status and dynamics:  (lo de directly/indirectly es una mera argucia, ya que no puede estimarse nada concreto al respecto, sino inferir que bajo ciertas condiciones y si las premisas son ciertas, la diversidad debería ser mayor en un lugar que en otro: de cifras nada de nada).

Introducción

Relationships with vegetation and phenology indexes (debe haber alguna relación entre la biodiversidad del suelo la estructura de la vegetación y su fenomenología (algo bastante trivial a “grosso modo”, pero que dista mucho de informarnos correctamente sobre la verdadera biodiversidad edáfica

Variability in the spectral signature of the scene (la variabilidad de las firmas espectrales de los sensores remotos siempre nos informan de “algo”: la variabilidad, claro está, “de lo que se mide”.

Evaluation of landscape structure/complexity (la estructura del paisaje siempre nos informa de algo: si es más o menos complejo, como desde la aridez de un suelo desnudo, la monotonía de los monocultivos, o la diversidad de las áreas más heterogéneas con vegetación natural, y setos y/o arbolado disperso).

Objetivos

-Possibility to adopt appropriate measures to increase biodiversity within conventional farmland: (comprobar si se puede incrementar la biodiversidad edáfica adoptando medidas de acción concretas)

-Conservation of existing biodiversity Hot Spot (conservación de la biodiversidad en puntos calientes)

Enhancement of biodiversity in the remaining area (estimar la biodiversidad en el resto de áreas; no se dice cuales, pero cabe suponer quede los terrenos bajo agricultura convencional)

Metodología propuesta con aqnotaciones personales

Average fAPAR (índice que estima, como nos informa Wikipedia al final de este post, de la activad fotosintética, que debemos recordar que varía ampliamente en los ambientes estacionales de toda Europa, por lo que debería repetirse el procedimiento propuesto secuencialmente varias veces a lo largo de un ciclo anual, así como monitorizar varios años, ya que con uno solo……)

Landscape structure (Edge detection); Alguno de los múltiples índices con vistas a cuantificar la heterogeneidad del terreno haciendo uso de imaginería satelital y modelos digitales del terreno: nada nuevo bajo el suelo)

Spectral complexity (más de lo mismo con otros datos expectrales)

Resultados

Obviamente las áreas más heterogéneas, con mayor actividad biológica y presencia de vegetación natural “deberían” atesorar una mayor biodiversidad de organismos del suelo (de la lectura del ppt no se puede saber si luego tstaron su hipótesis en el laboratorio, poque si no lo hicieron……).

Conventional farmland:

– High variability of biodiversity

– Presence of biodiversity Hot Spots

Conclusiones

Promising potentiality of Remote Sensing for the evaluation of biodiversity and for the detection of Hot Spots.

Mis Conclusiones

La imaginería remota parece ser prometedora a la hora de detectar la biodiversidad de un área, así como de puntos calientes que “pueden atesorarla”. Recordemos que los instrumentos mentados son “indicadores” de “posible indicadores” indirectos de la biodiversidad del suelo. Cualquier grupo de expertos puede hacer lo mismo, por no decir mucho mejor”, sin tanta parafernalia, es decir, desde un avión o con meras prospecciones visuales de campo. No se necesita ningún artilugio tecnológico. Eso sí, en el caso de que comprendiéramos bien los factores que determinan la biodiversidad y funcionamiento del ecosistema edáfico, estas tecnologías podrían ser aptas a la hora de escanear todo un territorio sentaditos en el despacho (luego no debe extrañarnos que aumente el sobrepeso del personal en los países industrializados). Sin embargo, debemos tener presentes que: (i) apenas atesoramos idea de la biodiversidad que alberga el suelo, así como sus relaciones con la heterogeneidad ambiental que podemos capturar con estos sensores; (ii) desconocemos si algún grupo concreto de organismos del suelo puede fehacientemente indicarnos la biodiversidad de los demás, algo que no tiene porqué ocurrir, etc.

Resulta lógico y natural que en medios con agricultura convencional aparezcan bosquetes o algunas granjas que mantengan la agricultura tradicional o implantaran algún tipo de sistema agropecuario orgánico. Que los sensores remotos detecten estos puntos es una obviedad que no necesita de más explicaciones. Ellos y cualquiera con menos parafernalia tecnológica pueden llegar a las mismas conclusiones. De no ser así, para que nos ¿serviría despilfarro de chatarra que contaminaría el espacio orbital terrestre? ¡Faltaría más.

Aquí vale cualquier estrategia, excepto reunir en un solo sitio a todos los expertos necesarios para identificar las especies que alberga un solo suelo. Es decir comenzar la casa por los cimientos, cosa que jamás se ha hecho ni una sola vez en el mundo.

Los lectores más asiduos de esta bitácora saben sobradamente que la heterogeneidad ambiental, materia orgánica del suelo, y algunos factores más, inducen que tienda a incrementarse la biodiversidad del suelo. Y para ello no hemos hecho uso de imaginería satelital, sino de datos de campo (proporcionados por otros estudios) en “sitios concretos”.

Resumiendo: Nada nuevo bajo el sol, ni los sensores remotos, claro está. Seguimos esperando macro-proyectos con iniciativas de campo y nuevas metodologías, mucho más directas, con vistas a ir mejorando nuestro conocimiento sobre la biodiversidad del suelo y su función en los ecosistemas. Lo único interesante de que nos informa este estudio resulta ser que: “como ya hemos reiterado en varias ocasiones”, la homogeneización del agro inducida por la revolcón verde de los años sesenta y mantenida después con nuestra portentosa tecnología, ha devastado tanto la biodiversidad aérea como la sub-aérea. Si uno se fija en los datos expuestos de la presentación en ppt, constará que gran parte de sus aseveraciones son ambiguas, gratuitas o espurias. Reitero, nada nuevo, ¡nada de nada!. Eso sí mucha tecnología maquillante a la espera de los estudios básicos e imprescindibles que vienen dilatándose en ejecutar demasiadas décadas (casi medio siglo).

Juan José Ibáñez

Según Wikipedia

The Fraction of Absorbed Photosynthetically Active Radiation (FAPAR, sometimes also noted fAPAR or fPAR) is the fraction of the incoming solar radiation in the Photosynthetically Active Radiation spectral region that is absorbed by a photosynthetic organism. This biophysical variable is directly related to the primary productivity of photosynthesis and some models use it to estimate the assimilation of carbon dioxide in vegetation.

FAPAR can be derived from space measurements in the solar spectral range and a number of state of the art algorithms have been proposed to estimate this important environmental variable. FAPAR can also be used as an indicator of the state and evolution of the vegetation cover; with this function, it advantageously replaces the Normalized Difference Vegetation Index (NDVI), provided it is itself properly estimated. Currently, there are some remote sensing products of FAPAR, such as AVHRR and MODIS.

FAPAR is one of the Essential Climate Variables recognized by the UN Global Climate Observing System (GCOS) as necessary to characterize the climate of the Earth. GCOS has issued specific recommendations to monitor this variable systematically, both through a reanalysis of existing databases and in the future with current and forthcoming instruments.

http://eusoils.jrc.ec.europa.eu/events/Conferences/2010/OECD_Gardi.pdf

Compartir:

Un comentario

Deja un comentario