Bill Gates y su preocupación por los suelos para más gloria de Rattan Lal

bill-gates-rattan-lal-y-suelos 

Bill Gates y Rattan Lal. Fuente: Google imágenes

Rattan Lal fue hasta hace, más o menos, dos años Presidente de la IUSS. Durante su mandato, solía escribir en cada boletín de la mentada sociedad un tipo de carta editorial “From the Desk(es decir, “desde el escritorio”) en las que nos mostraba sus opiniones. ¡Vale!. No soy partidario de que los que ostentan el poder se encuentren constantemente haciendo un uso abusivo del mismo con vistas que todos conozcamos sus doctas opiniones. Se trata de prebendas un tanto anacrónicas, y que la prudencia indica que debieran utilizarse exclusivamente en situaciones especiales y concretas. Otra cuestión distinta estribaría en que de vez en cuando el redactara alguno, invitando a otros afamados expertos  a que siguiesen su ejemplo. Dicho de otro modo, tal exceso de autoestima no es de mi agrado. Reitero que se trata de un juicio de valor muy personal. Sin embargo, no opinaré personalmente sobre él porque apenas le conozco y por tanto tampoco su idiosincrasia. Eso sí, mantuve un intercambio de mails con Lal, debido a un más que desagradable asunto que afectaba a otros colegas y… ¡me callo!.

Pocos días antes de la semana Santa de 2019, recibí una alerta de la SECS en la que se indicaba que habían recibido un correo de Lal, remitiendo a la nota de prensa que os muestro hoy. Aunque no me encontraba muy interesado en volver a leer este tipo de escritos, me llamó la atención la importancia que el archiconocido multimillonario Billy Gates comenzaba a dar al recurso suelo. Creí que podía ser del interés de algunos de vosotros y me puse a traducirlo. Rápidamente entendí que Bill era el reclamo y Lal el verdadero héroe de la narración, para su mayor gloria “once again”. ¿Y qué comentaban Bill y Rattan?. ¡Más de lo mismo! Ese discurso repetido hasta la saciedad durante demasiados años, cuando no décadas, que ya se me antoja muy cansino y aburrido.   Entiendo perfectamente Bill Gates no se saque nada novedoso de su chistera. Ahora bien Rattan….

En cualquier caso, abajo os dejo el documento con alguna advertencia. La nota de prensa escrita por un tal ¿Bruce Y. Lee? (si, sé que os suena este nombre y apellido) juega mucho con las palabras, y posiblemente yo no lograra traducir adecuadamente el texto.  Por ejemplo, “dirt” suele traducirse como “sucio, asqueroso, verde, cochino, guarro, asesino, etc.” pero también se apela mucho a este vocablo en materia de divulgación científica a la hora de explicar el papel de los suelos entre la ciudadanía. Pero al margen de este caso, que ya conozco, existen otros palabros o juegos de ellos que se escapan a mis cortas entendederas. Os dejo pues con la opinión de Bill Gates y especialmente las de Rattan, al que tanto le gusta aparecer en los “mass media”.

Bastante decepcionado

Juan José Ibáñez

Continúa…..

Here Is A Major Soil Problem That Will Affect Health. Recivido de Lal via SECS 16 abril 2019Bruce Y. Lee; Contributor; Healthcare

Do we need to better soil ourselves?

Billionaire philanthropist Bill Gates wrote about something dirty in his March 26, 2019, edition of his Gates Notes. It didn’t focus on cow farts, as he began the piece with “I’m done with cow farts.” Instead, the dirty thing that he focused on is how our society is not paying enough attention to soil and what we are doing to it. The dirt on soil is that it may be playing a major role in climate change, food security, and thus human health.

For years, Rattan Lal, PhD, Distinguished University Professor of Soil Science at the Ohio State University, has been trying to raise awareness on how soil management affects food and the environment. He has pioneered ways to better manage and conserve soil, literally “groundbreaking” work which just earned him the very prestigious 2019 Japan Prize, one of the top science and technology prizes in the world.

¿Necesitamos un mejor suelo a nosotros mismos?

El filántropo multimillonario Bill Gates escribió algo sobre suelos en su edición del 26 de marzo de 2019 de sus Gates Notes. No se centró en los pedos de las vacas, ya que comenzó la pieza con “He terminado con los pedos de las vacas”. En cambio, a lo que más prestó su atención fue en cómo nuestra sociedad no está prestando suficiente atención al suelo y lo que le estamos haciendo. El suelo puede estar desempeñando un papel importante en el cambio climático, la seguridad alimentaria y, por lo tanto, la salud humana.

Durante años, Rattan Lal, PhD, Profesor Distinguido de Ciencias del Suelo de la Universidad Estatal de Ohio, ha estado tratando de crear conciencia sobre cómo la gestión del suelo afecta a los alimentos y al medio ambiente. Ha sido pionero en formas de administrar y conservar mejor el suelo, literalmente un trabajo “innovador” que le valió el prestigioso Premio Japón 2019, uno de los premios de ciencia y tecnología más importantes del mundo.

If you think you have nothing to lose when you disrupt soil, you’d be wrong. What you’d lose would be a lot of carbon into the air. That’s because soil has tons of carbon in it. Actually, more than tons. Gates mentions a fact that “there’s more carbon in soil than in the atmosphere and all plant life combined.” More carbon in the air can then contribute to the Greenhouse Effect, where more heat is trapped around the Earth, warming the whole Earth like an Easy-Bake Oven. In turn, such global warming and climate change can have numerous negative health effects, which is why the World Health Organization (WHO) listed climate change as one of the top 10 global health threats in 2019.

Si crees que no tienes nada que perder cuando alteras el suelo, estarías equivocado. Lo que perderías sería una gran cantidad de carbono en el aire. Eso es porque el suelo tiene toneladas de carbono. En realidad, más de toneladas. Gates menciona el hecho de que “hay más carbono en el suelo que en la atmósfera y toda la vida vegetal combinada“. Más carbono en el aire puede contribuir al efecto invernadero, donde más calor queda atrapado alrededor de la Tierra, calentando a toda la Tierra como un horno de fácil horneado. A su vez, ese calentamiento global y el cambio climático pueden tener numerosos efectos negativos para la salud, por lo que la Organización Mundial de la Salud (OMS) ha incluido al cambio climático como una de las 10 principales amenazas mundiales para la salud en 2019.

Aquí hay un problema importante del suelo que afectará la salud.

Lal cited the following statistic, “between 1750 and 2017, the amount of carbon dioxide emitted into the atmosphere in carbon equivalents was 235 gigatons, plus or minus 95 gigatons. This is almost half the amount emitted by fossil fuel burning and cement production, which was 430 gigatons, plus or minus 20 gigatons.”

Poor soil management could also cost us the ability to produce enough food for the growing world population. As Michael Drake, MD, President of The Ohio State University, pointed out to emphasize the importance of Lal’s work, “70% of the Earth is ocean. If you then remove the parts where you already can’t grow crops such as mountains, desserts, and places that are built up, that doesn’t leave much.” He added that “food insecurity is a serious global problem. It is important to think about how the world will be sustained moving forward and be thoughtful of how use scarce resources.” Lal emphasized that “soil erosion takes away the best part of the soil. It picks up the organic matter and then leaves stone and other materials that don’t support crop growth.” More people and less soil to grow on doesn’t add up to a good situation.

How do we keep ourselves properly soiled? Lal won the Japan Prize in part for his adaptation of the “no-tillage cultivation method,” which tries to minimize disruption of soil while growing crops. This includes the following steps when converting a wooded area to farmland:

Lal citó la siguiente estadística: “entre 1750 y 2017, la cantidad de dióxido de carbono emitido a la atmósfera en equivalentes de carbono fue de 235 gigatones, más o menos 95 gigatones. Esto es casi la mitad de la cantidad emitida por la quema de combustibles fósiles y la producción de cemento, que fue de 430 gigatones, más o menos 20 gigatones “.

La mala gestión del suelo también podría costarnos la capacidad de producir alimentos suficientes para la creciente población mundial. Como Michael Drake, MD, presidente de la Universidad Estatal de Ohio, destacó la importancia del trabajo de Lal, “el 70% de la Tierra es océano. Si luego elimina las partes donde ya no puede cultivar cultivos como las montañas, Los postres, y los lugares que se construyen, que no dejan mucho”. Añadió que “la inseguridad alimentaria es un problema mundial grave. Es importante pensar cómo se mantendrá el mundo en el futuro y utilizar un reruso tan escaso como los suelos fértiles”. Lal enfatizó que “la erosión del suelo erradica la mejor parte del mismo, la más fértil y productiva. Recoge la materia orgánica y luego deja piedra y otros materiales que no apoyan el crecimiento de los cultivos“. Más personas y menos tierra para crecer no contribuyen son una nefasta combinación.

¿Cómo nos mantenemos debidamente sucios (nota del bloguero: dirt puede traducirse coloquialmente como suelo, pero también como barro y suciedad)? Lal ganó el Premio Japón en parte por su adaptación del “método de cultivo sin labranza”, que intenta minimizar la interrupción del suelo mientras cultiva. Esto incluye los siguientes

Pasos al convertir un área boscosa en tierras de cultivo:

1.   While cutting trees, leave their stumps and roots, which can help protect the soil.

2.   After the trees are cut, immediately plant and grow “cover crops” that can protect the soil from the wind and other things that may disrupt and erode the soil.

3.   Avoid ploughing.

4.   Instead, after the cover crops have died, plant seeds of your target crop in these locations. The dead cover crops can serve as mulch for target crops.

Hiroshi Komiyama, PhD, President of The Japan Prize Foundation, said that “an important criteria for selecting a Japan Prize Laureate is the betterment of the human condition.” In advancing these soil management approaches that have been adopted in different parts of the world, “Dr. Lal’s work has already contributed to the prosperity of humanity,” said Komiyama. Nonetheless, Lal is interested in seeing such approaches even more widely adopted.

There are other things that can be done to better manage soil. One, of course, is to not use as much soil to grow crops. This would entail not cutting down trees to create more farmland and instead being more efficient with the existing farmland and wasting less food. Wasted food is essentially wasted soil. Another is to find ways to produce crops that don’t involve soil. A third way is to develop new methods to prevent soil erosion and keep carbon from being released into the air, such as crops with longer roots or other ways to cover the soil.

1. Al cortar árboles, debemos dejar sus tocones y raíces, para que pueden ayudar a proteger el suelo.

2. Después de cortar los árboles, se necesita plantar y sembrar inmediatamente “cultivos de cobertura” que puedan proteger el suelo del viento y otros procesos que fomenten evitar la pérdida de suelo por erosión.

3. Evitar el uso del arado.

4. En cambio, después de que los cultivos de cobertura hayan muerto, se siembran las semillas del cultivo que se desee en estos lugares. Los cultivos de cobertura muerta pueden servir como mantillo para los cultivos objetivo.

Hiroshi Komiyama, PhD, presidente de The Japan Prize Foundation, dijo que “un criterio importante para seleccionar a un galardonado con el premio de Japón es el mejoramiento de la condición humana“. Al avanzar en estos enfoques de manejo de suelos que se han adoptado en diferentes partes del mundo, “el trabajo del Dr. Lal ya ha contribuido a la prosperidad de la humanidad”, dijo Komiyama. No obstante, Lal está interesado en ver tales enfoques aún más ampliamente adoptados.

Hay otras cosas que se pueden hacer para manejar mejor el suelo. Una, por supuesto, es no usar tanta tierra para cultivar. Esto implicaría no cortar árboles para crear más tierras de cultivo y, en cambio, ser más eficiente con las tierras de cultivo existentes y desperdiciar menos alimentos. La comida desperdiciada es esencialmente un suelo desperdiciado. Otra es encontrar formas de producir cultivos que no involucren suelo. Una tercera forma es desarrollar nuevos métodos para prevenir la erosión del suelo y evitar que el carbono se libere en el aire, como cultivos con raíces más largas u otras formas de cubrir el suelo.

US philanthropist and Microsoft co-founder Bill Gates recently wrote about soil. (Photo: SIMON MAINA/AFP/Getty Images)

Getty

Gates in his Gates Notes also mentioned fertilizers being a problem. He said that synthetic fertilizers can produce greenhouse gases when broken down by microbes in the soil. Natural fertilizers such as manure can be poopy as well, releasing greenhouse gases when they decompose. Something else to consider before purchasing a manure tuxedo or dress.

Lal has been actively pushing for more policies to change what is being done with soil. Lal believes that farmers need financial incentives to implement various needed soil management and conservation practices. To bring more attention to soil issues, he helped spark the following resolution introduced by Senator Sherrod Brown (D-OH): S.Res.440 – A resolution recognizing soil as an essential natural resource, and soils professionals as playing a critical role in managing our Nation’s soil resources. But there is still a ways to go to make people more aware of this problem. As Lal indicated, “most people don’t know about soil science or think about going into it as a career.”

Drake felt that Lal’s winning the Japan Prize could help bring much more attention to soil science: “The Japan Prize is a wonderful world honor that doesn’t happen every day. It’s the culmination of a lifetime of work and will get more people to pay attention.”

Gates en sus publicación Notas de Gates también mencionó que los fertilizantes son un problema. Dijo que los fertilizantes sintéticos pueden producir gases de efecto invernadero cuando son degradados por los microrganismos del el suelo. Los fertilizantes naturales, como el estiércol, también pueden ser poopy (semillas de amapolas o amapolas), liberando gases de efecto invernadero cuando se descomponen. Algo más a considerar antes de comprar un esmoquin o vestido de estiércol.

Lal ha estado presionando activamente por más políticas para cambiar lo que se está haciendo con el suelo. Lal cree que los agricultores necesitan incentivos financieros para implementar varias prácticas necesarias de manejo y conservación del suelo. Para atraer más atención a los problemas del suelo, ayudó a generar la siguiente resolución introducida por la Senadora Sherrod Brown (D-OH): S.Res.440 – Una resolución que reconoce al suelo como un recurso natural esencial, y los profesionales de los suelos desempeñan un papel fundamental en gestionando los recursos de suelo de nuestra nación. Pero todavía queda mucho camino por recorrer para que las personas sean más conscientes de este problema. Como indicó Lal, “la mayoría de las personas no saben acerca de la ciencia del suelo o piensan en estudiarla como una carrera.

Drake sintió que ganar el Premio de Japón de Lal podría ayudar a atraer mucha más atención a la ciencia del suelo: “El Premio de Japón es un maravilloso honor mundial que no ocurre todos los días. Es la culminación de toda una vida de trabajo y hará que más personas presten atención.”

A prominent figure like Gates writing about soil can’t hurt either. If you were a big fan of cow farts or at least talking about them, the March 26 edition of his Gates Notes may have disappointed you somewhat. Nonetheless, he and Lal are bringing more light to an important problem. It is a problem that, if not properly addressed, may end up soiling a lot of our world’s plans in the near future.

Una figura prominente como Gates que escribe sobre el suelo tampoco puede hacer daño. Si usted era un gran fanático de los vacas locas o al menos hablaba de ellas, la edición del 26 de marzo de Gates Notes puede haberle decepcionado un poco. No obstante, él y Lal están trayendo más luz a un problema importante. Es un problema que, si no se aborda adecuadamente, puede terminar ensuciando muchos de los planes de nuestro mundo en un futuro próximo.

Follow me on Twitter @bruce_y_lee and visit our Global Obesity Prevention Center (GOPC) at the Johns Hopkins Bloomberg School of Public Health. Read my other Forbes pieces here

Bruce Y. Lee

Contributor

My career has spanned the worlds of digital and computational health, business, academia, medicine, global health, and writing. Currently, I am the Executive Director of…

Read More

Mi carrera ha abarcado el mundo de la salud digital y computacional, los negocios, el mundo académico, la medicina, la salud global y la escritura. Actualmente, soy el Director Ejecutivo de …

Lee mas…..

Etiquetas: ,

Si te gustó esta entrada anímate a escribir un comentario o suscribirte al feed y obtener los artículos futuros en tu lector de feeds.

Comentarios

Aún no hay comentarios.

(requerido)

(requerido)


*

Responsable del tratamiento: FUNDACIÓN PARA EL CONOCIMIENTO MADRIMASD con domicilio en C/ Maestro Ángel Llorca 6, 3ª planta 28003 Madrid. Puede contactar con el delegado de protección de datos en dpd@madrimasd.org. Finalidad: Contestar a su solicitud. Por qué puede hacerlo: Por el interés legítimo de la Fundación por contestarle al haberse dirigido a nosotros. Comunicación de datos: Sus datos no se facilitan a terceros. Derechos: Acceso, rectificación, supresión, oposición y limitación del tratamiento. Puede presentar una reclamación ante la Agencia Española de Protección de datos (AEPD). Más información: En el enlace Política de Privacidad..